La publicidad invadirá Facebook

Facebook anuncia este jueves un proceso de rediseño visual para reenganchar a los usuarios que se le están escapando… Y para hacer más dinero.

La mayor red social del planeta, quiere imágenes más grandes y anuncios más atractivos, que empezarán a aparecer en la página de noticias, la más importante por ser la primera que el usuario ve cuando se conecta. La compañía ha convocado hoy a la prensa en su campus de California para dar a conocer la noticia oficialmente.

Para Facebook, nada es tan importante como la publicidad, que le supone más del 80% de sus ingresos. Por ello, ha decidido poner todos los huevos en la misma cesta.

Las imágenes de gran tamaño van dirigidas a atraer y retener los anuncios de las grandes marchas y el interés de los usuarios y, a su vez, es una respuesta al cambio de rumbo del mercado hacia plataformas más visuales como Pinterest o Instagram.

“Facebook no tiene su futuro garantizado. La red social necesita mantener activos a sus usuarios y estos se irán en el momento en que sus amigos emigren a otra parte. Con tanta competencia alrededor, a la red social más grande del mundo no le queda otra más que seguir innovando”, cuenta David Cuen, especialista en tecnología de BBC Mundo.

Sin embargo, la necesidad de crecimiento y cambio de Facebook lo hace caminar por una fina línea entre los intereses de la publicidad y la de los internautas que, con el aumento de las imágenes, puede acaparar gran parte de la pantalla y, por tanto, ser más molesto para aquellos que ya están en una huida hacia otras redes.

El año pasado, justo antes de salir a Bolsa, la red social comenzó a mostrar anuncios e “historias patrocinadas” en la página de actualizaciones, de manera que el “me gusta” de un usuario a una marca, aparecía automáticamente en el muro de noticias de todos sus contactos, llenando así el espacio de información probablemente irrelevante.

En un esfuerzo por reunir mayores ingresos, Facebook ofreció a marcas y usuarios la posibilidad de pagar para promocionar una determinada entrada o anuncio en la página de noticias. Los que no pagaran podían esperar que sus noticias llegaran sólo a un tercio de sus amigos de Facebook, según el análisis de la propia empresa.

El criterio, desde 2009, es un algoritmo llamado Edge Rank, que utiliza la red social para filtrar las noticias puede interesarle al usuario, de acuerdo a sus cálculos.

Fuga de usuarios

El cambio en Facebook llega en un momento crucial para la red social que lleva varios meses preocupada por los constantes signos de aburrimiento de sus usuarios.

La saturación de noticias irrelevantes, el excesivo drama, y el tedio son decisivos en la fuga de usuarios, que se están cansando de la red social y, algunos incluso decidieron tomarse “vacaciones de Facebook”.

El pasado mes de febrero, el centro de estudios Pew Internet & American Life Project, aseguró que un 61% de los usuarios de Facebook se han tomado un receso voluntario. Y un 27% planea gastar menos tiempo en la red social este año.

El estudio se realizó en Estados Unidos, donde la red social sigue siendo predominante: dos tercios de los adultos conectados son usuarios de Facebook, con o sin vacaciones.

En particular, los adolescentes, parte imprescindible del futuro de la compañía, pasaron de la adicción a la desidia.

La red sigue siendo popular, sin embargo, las tendencias están cambiando hacia lo visual y es aquí donde Facebook quiere avanzar.

El reto de los celulares

El cambio de rostro llegará también a los celulares. La estrategia de Facebook en este mercado fue desafortunada desde el principio.

La red social llegó a cargar muy lento sus actualizaciones hasta que, recientemente, revisara sus aplicaciones para iPhone y Android, haciéndolas más rápidas de usar.

Mark Zuckerberg, sin embargo, lo tiene claro: el mercado de los celulares son el futuro de la red social. Como comentó en la conferencia de TechCrunch ‘Disrupt San Francisco’, en Estados Unidos, gracias a los celulares “existe el doble de probabilidades de estar seis días a la semana en Facebook”.

Un informe de enero de la compañía comScore, confiaba que entre Facebook e Instagram (la aplicación de fotografía que compró Zuckerberg para agrandar su imperio en línea) suman un 26% del tiempo que pasan los usuarios estadounidenses en aplicaciones móviles.

“Hoy, no hay discusión. Facebook es una compañía móvil“, aseguró el director ejecutivo.

En el puzzle de Facebook, sin embargo, hay una pieza que no sabe todavía cómo encajar: Instagram. La aplicación está absorbiendo gran parte de los usuarios que están dejando de lado a la red social. Mark Zuckenberg incluso llegó a calificarla de “competidor” pese a que forma parte de la misma compañía.

En su nueva estrategia visual de agrandar las imágenes, Instagram es un factor clave, puesto que es una aplicación propia de Facebook.

Surge una pregunta inevitable: ¿y si Instagram se utilizara como herramienta para la publicidad en Facebook? Las imágenes llegarían a ocupar la pantalla completa del celular, si no, gran parte, aumentando así el riesgo de que el usuario abandone definitivamente.

“Facebook necesita generar espacios de publicidad más llamativos, sobre todo en los teléfonos celulares, un mercado en el que no le ha ido muy bien. Pero al hacerlo se enfrenta a un arma de doble filo: por un lado satisface a los anunciantes, pero por otro puede ahuyentar a los usuarios”, asegura el especialista en tecnología de BBC Mundo David Cuen.

Queda esperar a conocer todos los detalles de esta nueva estrategia para una plataforma que no quiere dejar escapar su bien más preciado: mil millones de usuarios.

Related

Deja un comentario