¿Quieres saber qué tan contaminada está tu ciudad? Esta app te lo dice

Un grupo de jóvenes especializados en áreas como ingeniería, programación y diseño creó una app con la cual se puede saber el nivel de contaminación en cada ciudad en tiempo real, y hacer comparaciones entre los niveles registrados en diferentes países.

app
Un dispositivo personal capta las partículas contaminantes Especial

Ojos llorosos, tos, asma o crisis alérgicas pueden ser provocadas por la mala calidad del aire. Por eso es tan importante conocer la concentración de partículas contaminantes en cada zona y saber qué tipo de actividades se pueden realizar al aire libre sin que afecte la salud. Aunque existe un monitoreo oficial, su difusión no es tan efectiva.

Ante ese problema, un grupo de jóvenes especializados en áreas como ingeniería, programación y diseño crearon la app llamada Plume https://plumelabs.com/en/ con la cual se puede saber el nivel de contaminación en cada ciudad en tiempo real, y hasta compararla con el resto del mundo.

La app te indica el nivel de contaminación a través de siete escalas que van desde el aire perfecto, hasta el “apocalipsis”. Las primeras dos (en las que México pocas veces está) son aire puro y moderada polución, que permitirían hacer actividades al aire libre.

Las restantes, son más dañinas: alta polución (aire muy contaminado, por encima de las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud), muy alta polución (cualquier persona puede sufrir efectos más severos en la salud), polución excesiva (nivel de contaminación crítico), polución extrema (efectos nocivos incluso en corta exposición) y airpocalypse (toda la población debería evitar actividades al aire libre; existe un grave riesgo para la salud).

¿Para qué sirve conocer la calidad del aire? Para cuidar tu salud. Basándose en los índices de contaminación, Plume muestra iconos con las recomendaciones para saber qué tan recomendable es realizar algunas acciones como: actividades al aire libre, bicicleta, salir a la calle con niños o correr.

La app es prácticamente como tener un termómetro de contaminación, construido con base en el indicador de calidad del aire llamado Air Quality Index (AQI), y la norma internacional desarrollada por la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA).

Este proyecto lo iniciaron jóvenes de diferentes nacionalidades en París, Francia, pero no se quedaron sólo en la app, también desarrollaron un dispositivo personal que capta las partículas contaminantes y que junto con la app pueden saber con exactitud el nivel de contaminación en cada lugar de una ciudad.

El dispositivo se llama Flow, y fue presentado en la feria de tecnología CES en enero pasado en Las Vegas, donde recibió un reconocimiento por innovación.

Uno de los fundadores de la compañía desarrolladora Plumelabs, David Lissmyr, explica que tardaron dos años en concretar este proyecto, cuya intención es abordar la crisis de contaminación que enfrenta el mundo para prevenir daños en la salud.

El dispositivo personal es un sensor que capta las partículas PM2.5, volátiles, óxidos de nitrógeno, ozono, volátiles (VOCs) y humedad. Esa información es enviada a la gran base de datos de la empresa y así se construye un mapa preciso de la calidad del aire en una ciudad.

Aunque existe el monitoreo general de la contaminación en las ciudades, Flow daría información precisa. “Los usuarios contribuyen a hacer el mapa con los puntos conflictivos para que el resto los pueda evitar”, afirma Lissmyr. De momento el dispositivo sólo estará disponible en ciudades europeas, aunque aspiran a llegar a más lugares en el mundo.

El megaproyecto

Plumelabs es una compañía que podría tener cabida en uno de los proyectos más importantes en Europa: Station F, el espacio más grande de innovación digital que albergará a más de 3 mil empresas digitales, cuya inversión asciende a más de dos millones de euros.

El espacio de 34 mil metros cuadrados era una antigua estación de tren en París, pero ahora pretende convertirse en una pequeña ciudad de tecnología y en la referencia francesa para el desarrollo de startups.

Pretenden que en Station F sea un receptor de todos los actores involucrados para el desarrollo de startups, trabajen en mismo sitio de manera coordinada y creen el ecosistema de tecnología que impulse más y mejores proyectos de innovación, asegura, Roxane Varza, directora de Station F.

Entre los participantes estará Facebook o HEC París, además de empresas de apoyo a nuevas startups internacionales. El espacio también incluye salas de juntas, un restaurante, cuatro comedores, una cafetería, un bar y hasta cancha de tenis. Todo estará listo este año.

Esto forma parte de los proyectos con los que Francia pretende ser una referencia mundial en innovación, pero sobre todo abrir nuevos campos para crecer económicamente como país.

Close
Comentarios