Inicia el proceso de desafuero de Alberto Silva, exvocero de Duarte acusado de desviar 4 mil MDP

La Sección Instructora de la Cámara de Diputados aprobó iniciar el proceso de desafuero del diputado priista Alberto Silva, quien tendrá 7 días para defenderse de las acusaciones en su contra por desvío de dinero.

alberto silva
Alberto Silva Ramos se desempeñó como vocero del gobierno de Javier Duarte en Veracruz. Cuartoscuro

La Sección Instructora de la Cámara de Diputados aprobó iniciar el proceso de desafuero en contra del diputado Alberto Silva Ramos, quien se desempeñó como vocero del exgobernador de Veracruz Javier Duarte.

Tras el inicio del proceso de desafuero, el diputado Silva Ramos tiene 7 días para defenderse ante la Sección Instructora y no perder el fuero.

“Por unanimidad acordamos darle trámite a la solicitud de desafuero, estamos ordenando que se le notifique al diputado Alberto Silva Ramos”, indicó el presidente de la Sección Instructora, el diputado del PRI Ricardo Ramírez Nieto, quien agregó que en menos de 60 días deberá estar listo el dictamen de la Sección Instructora para ser discutido en el pleno de la Cámara, donde los diputados votarán a favor o en contra de quitarle el fuero a Alberto Silva.

Ricardo Ramírez señaló que la Sección Instructora volverá a sesionar el próximo martes 15 de agosto, una vez que haya concluido el plazo para que el diputado Silva aporte la documentación que considere pertinente en su defensa.

El pasado 13 de julio, la Fiscalía de Veracruz pidió quitarle el fuero a Alberto Silva para poder proceder en su contra por un presunto desvío de 4 mil millones de pesos, en el que también habría participado otra exvocera de Duarte, Gina Domínguez.

 

La Fiscalía de Veracruz sostiene que desde la coordinación de Comunicación Social de Veracruz, encabezada primero por Gina Domínguez y luego por Alberto Silva, se puso en marcha un mecanismo que permitió el desvío de cuatro mil millones de pesos por lo menos, provenientes de doce dependencias distintas.

Consulta el especial: Las empresas fantasma de Veracruz.

El dinero iba a parar a compañías escogidas directamente por Comunicación Social, sin ningún tipo de proceso de adquisición transparente, y sin rendir cuentas ni al órgano de Fiscalización del Estado, ni a la Contraloría, el Congreso o el Instituto Veracruzano de Acceso a la Información, lo que violaba múltiples disposiciones legales.

La evidencia con la que cuentan las autoridades, entre ellas cientos de facturas, arroja que mediante este mecanismo se desviaron recursos de las secretarías de Seguridad Pública, Turismo, Desarrollo Social, Desarrollo Económico y Portuario, Educación, Salud, Protección Civil, Gobierno, Medio Ambiente, Desarrollo Agropecuario, Comunicaciones y la ex Procuraduría de Justicia del Estado.

Los recursos fueron a parar a compañías fantasma o a empresas con alguna posible relación con los funcionarios. Animal Político publicó en abril pasado por ejemplo, que hubo recursos que llegaron a compañías y medios vinculados directamente con Gina Domínguez.

Desafuero de Tarek, congelado

El caso de Silva Ramos es la segunda vez en el año que la Fiscalía de Veracruz solicita el desafuero de un legislador federal que antes fue exfuncionario del gobierno de Javier Duarte. Previamente la Fiscalía lo hizo con Antonio Tarek Abdalá, también por un presunto caso de desvío de recursos públicos cuando era secretario de Finanzas del Estado.

Por el momento, el proceso de desafuero de Tarek Abdalá se encuentra ‘congelado’, luego de que el pasado mes de abril la Sección Instructora de la Cámara así lo decidiera tras darse a conocer que el diputado cuenta con el amparo de un juez.

“No es procedente emitir dictamen en ningún sentido, y por eso propongo aplazarlo”, dijo en aquel entonces el presidente de la sección instructora, Ricardo Ramírez.

Close
Comentarios