PRI abre la puerta a candidatos externos para 2018; pero deja a militantes sin voto para elegirlo

El PRI podrá tener una candidatura ciudadana siempre y cuando el prestigio y la fama del ciudadano pongan al partido en condición para ganar. Aunque los militantes no tendrán voto para elegir al candidato.

PRI
La Comisión Política Permanente del PRI serà la encargada de aprobar la participación de ciudadanos en el proceso de postulación de candidatos. @PRI_Nacional

El PRI abrió la puerta a la posibilidad de postular a un ciudadano como su candidato para la Presidencia de la República en las elecciones del próximo año, siempre y cuando el prestigio y la fama del ciudadano elegido pongan al partido en condición competitiva para ganar.

Sin embargo, los priistas rechazaron la propuesta de que la elección del candidato presidencial sea a través de una consulta abierta a la militancia y simpatizantes.

Los delegados del PRI aprobaron la propuesta de José Ramón Martell de reformar el Artículo 166 del predictamen para abrir “el candado” a fin de poder postular un candidato ciudadano.

La propuesta de Martell es que el militante o ciudadano simpatizante del PRI que pretenda ser postulado como candidato a un cargo de elección popular deberá cumplir con los requisitos que establecen los Estatutos de ese partido

“A qué me refiero: que si nosotros nos abrimos a una candidatura a un ciudadano éste debe comprometerse con nuestra Declaración de Principios y con nuestro Programa de Acción como una alternativa para poder lograr ser gobierno.

“Sí a los candidatos ciudadanos simpatizantes para poder seguir sumando en causas ciudadanas para acceder al poder”, señaló el priista.

En contra de la propuesta, Ulises Ruiz exgobernador de Oaxaca advirtió que la decisión hace realidad los riesgos advertidos por Manlio Fabio Beltrones: “nos volvemos un taxi que puede llevar a cualquiera sin compromiso”, acusó antes de hacer una llamado a los delegados priistas para que no se prestaran a una Asamblea a modo.

“La militancia está hasta la madre de la imposición, de que no se le respete y ahora quieren quitar los requisitos para abrir el partido ¿A quién? Si tenemos militantes que pueden ser nuestros candidatos”, reclamó.

Lee: Morena supera al PAN en preferencias rumbo al 2018; un 80% ya no quiere al PRI: encuesta.

Al final, el reclamo de Ulises Ruiz no tuvo efecto y la nueva redacción del artículo 181 establece que la Comisión Política Permanente será la facultada de aprobar la participación de los ciudadanos en el proceso de postulación de candidatos.

Ello cuando su prestigio y fama pública señale que se encuentran en un nivel de reconocimiento y aceptación y, en consecuencia, en condición competitiva para ganar.

Otra de las propuestas que fueron rechazadas durante la realización de la Mesa de Estatutos de la XXII Asamblea Nacional del PRI fue la de diputada con licencia Ivonne Ortega, quien buscaba que la militancia tuviera voz y voto en la elección del abanderado presidencial del PRI para 2018.

Ortega señaló que esta propuesta ayudaría al partido a practicar la democracia interna. Sin embargo, la mayoría de los delegados lo rechazaron por considerar que es una decisión que corresponde al Consejo Político Nacional.

Los delegados del Partido Revolucionario Institucional (PRI) consideraron que esa propuesta es abrir la puerta a la división interna.

La Mesa de Estatutos también aprobó la asignación del 30% de candidaturas para los jóvenes; se prohibió la reelección inmediata de legisladores que llegaron a ese cargo por la vía plurinominal.

Y se creó una Secretaría Anticorrupción, que será un enlace directo con el Sistema Nacional Anticorrupción y hará a los candidatos priistas corresponsables con su partido en la transparencia y rendición de cuentas.

Con información de Notimex.

Close
Comentarios