EPN dice que hay bullying hacia instituciones de seguridad, pero reconoce alza de la violencia

El presidente Enrique Peña Nieto reconoció que hay regiones donde se habían logrado avances y de nuevo regresó la violencia; María Elena Morera dijo que hay una "emergencia nacional" por la inseguridad.

epn violencia
Facebook de Enrique Peña Nieto

El presidente Enrique Peña Nieto reconoció este lunes que el incremento de la inseguridad es real en “varias regiones del país”, y que los delincuentes han regresado a espacios que se habían recuperado, aunque insistió en que se han hecho esfuerzos que no son reconocidos por los críticos del gobierno.

Durante la clausura del 6to. Foro Nacional Sumemos Causas en el alcázar del Castillo de Chapultepec, el presidente Peña lamentó que “la violencia se ha vuelto algo cotidiano” en varios puntos del país, y que el “enfrentamiento entre integrantes de los grupos armados es un escenario de todos los días” en varias regiones del país.

“En los primeros tres años de esta administración logramos ir reduciendo de forma importante la comisión de varios delitos, pero reconocemos también que 2016 y 2017 han sido años en donde lamentablemente la delincuencia y la inseguridad ha cobrado mayores espacios, y que en donde dejó de haber violencia en el pasado nuevamente la vuele a haber”, sostuvo.

Lo que el presidente rechazó es que la crisis de  seguridad afecte al país entero, e insistió en que se trata de un fenómeno que afecta a varios “puntos” y “regiones”

El mandatario hizo esas declaraciones luego de que la presidenta de la Organización Causa en Común, María Elena Morera, asegurara que se vive una “emergencia nacional”, ya que las propias cifras oficiales muestran un repunte de delitos graves, como el homicidio doloso y los robos con violencia.

Además Morera dijo que los resultados de un estudio hecho por su organización muestran que ni una sola de las corporaciones policiales del país tiene las bases mínimas para un buen desarrollo de sus elementos.

El presidente también insistió, como lo ha hecho en otras ocasiones, en que se han hecho cosas positivas en seguridad, así como en otras áreas (aunque reconoció que recortes presupuestales han afectado programas como el crecimiento de la Gendarmería), y recriminó qué hay críticos que nunca lo reconocen y, al contrario, le hacen “bullying” a las instituciones.

“Lamentablemente a veces se escuchan más las voces que vienen de la propia sociedad civil, que condenan, que critican, y que hacen bullying del trabajo de las instituciones del Estado. Y perdón que lo diga pero queremos actuación responsable de las instituciones a las que todos los días pretendemos desmoronar y descalificar, como ocurre con los integrantes de las corporaciones policiacas”,  indicó el presidente.

Morera, en tanto, criticó que el tema de la inseguridad sea tomado como “bandera política” por legisladores y partidos, y condenó el hecho de que el gobierno federal y los gobiernos de los estados no hayan podido dar los resultados prometidos en esta materia.

La activista le recordó al presidente que, de acuerdo con su programa de gobierno, el objetivo para 2018 era alcanzar una tasa de 12.8 homicidios por cien mil habitantes pero, en cambio, de seguir la tendencia actual terminaremos en 24 homicidios por cien mil habitantes.

En el evento también tuvo una intervención el jefe de gobierno Miguel Ángel Mancera, quien criticó el presupuesto en materia de prevención del delito aprobado por el Congreso de la Unión.

“Llegamos a tener 2 mil millones de pesos para prevención del delito y ahora se aprobaron 300 millones para todo el país. Esos 300 no alcanzan ni para la Ciudad de México”, dijo.

Close
Comentarios