Trabajar o rescatar víctimas del 19S: Jerónimo eligió ayudar y se quedó sin empleo y equipo

Jerónimo no pertenece a ningún equipo de rescatistas, ni estaba respaldado por una brigada, pero así fue como ayudó durante la emergencia por el sismo en México.

Jerónimo Rodríguez, rescatista del 19S
Jerónimo perdió su trabajo pero se dice satisfecho por haber ayudado tras el sismo. Foto: Rodrigo Arteaga

Jerónimo Rodríguez Betancourt aprendió de su bisabuelo técnicas de rescate y supervivencia desde que tenía nueve años. El 19 de septiembre pasado tuvo dos opciones: mantener su empleo en un laboratorio o salir a ayudar a las víctimas del sismo. Hoy está sin trabajo pero logró sacar siete cuerpos y a una persona con vida de los edificios colapsados.

Tiene apenas 20 años, los últimos dos viviendo en la Ciudad de México. Trabajaba en los Laboratorios Tornel, dedicados a la fabricación de medicamentos para animales.

Al escuchar sobre el colapso de varios edificios, Jerónimo pidió permiso para salir a ayudar.

“O te quedas a trabajar y a acabar tu día o ya no te aparezcas”, fue la respuesta de su jefe, pero asegura que no tuvo nada qué pensar, así que se dirigió a la esquina de Laredo y Ámsterdam, en la Colonia Condesa, donde ayudó a sacar a tres personas, solo una de ellas con vida, tras dos días de labores.

Jerónimo no pertenece a ningún equipo de rescatistas, ni estaba respaldado por una brigada, por lo que tuvo dificultades para que las autoridades los dejaran entrar en las zonas de labores.

Gracias a que un compañero lo reconoció, pudo entrar a ayudar en Álvaro Obregón 286, donde sacó siete cuerpos de los 49 que registraron las autoridades.

“Hay algo que hace que no pueda dormir bien porque hubo una familia que me enseñó la foto de su sobrina y me dijo: ‘Prométeme que la vas a sacar con vida’. Yo solo dije: haré todo lo posible para sacarla”, cuenta Jerónimo ante de limpiarse un par de lágrimas.

“Ese rescate fue doloroso, la losa le vino abajo a otras cinco personas, y a los tres días eran irreconocibles”, dice el joven que tras quedarse sin empleo ha logrado subsistir trabajando de ‘cerillito’ en tiendas departamentales, recolectando latas o distribuyendo volantes.


Rodríguez Betancourt tuvo que salir casi inconsciente de las labores de rescate para que le suministraran suero pues asegura que no durmió y casi no comió en tres días.

Tras recobrar energías y darse cuenta que le robaron su equipo de rescate, Jerónimo fue contactado por la Reacción 8.2, un movimiento de ciudadanos y empresas que busca apoyar en las labores de reconstrucción de los zonas más afectadas por los sismos del 7 y 19 de septiembre en México.

Esta iniciativa le propuso crear una red de rescatistas que puedan capacitar a otros voluntarios para cualquier situación de emergencia, con una forma de trabajo similar a la de los cuerpos de bomberos.

Por ahora, Jerónimo solo ha podido crear una página en Facebook llamada Rescatista MexiCuba CDM, con la cual busca ponerse en contacto con organizaciones, empresas o iniciativas que estén dispuestas a impulsar este esfuerzo.

También está recolectando ropa para las personas afectadas en la calle de Cozumel 84, en la colonia Roma, a un lado del Parque España. Pide que quienes quieran contactarlo le escriban al correo electrónico [email protected]

“Yo no quiero fama, yo quiero solución, hay que hacer cursos, hay que implementar, hay que ir a las escuelas, porque nadie sabe. Aquí no solo es un temblor, puede pasar otro desastre y no hay nadie”, comenta emocionado.

También pide que le regresen el equipo que le robaron en las labores de rescate.

Lo que más le importa es su casco, pues se lo regaló su abuelo: “Si lo ven tiene mi nombre, Jerónimo Rodríguez Betancourt”.

Close
Comentarios
  • Raul Soto

    tienen una manera de poder ralizarle un deposito, este chavo se lo a ganado.