Integrantes de Las Abejas en Chiapas son liberados ante demandas sociales

Las nueve personas que fueron detenidos por habitantes de su propia comunidad, denunciaron actos de tortura en su contra mientras estuvieron presos; mujeres tzotziles y organizaciones civiles lograron que los dejaran en libertad.

abejas
Archivo/Cuartoscuro.

Los nueve integrantes de la Organización Civil Las Abejas de Acteal, que fueron detenidos por habitantes de su propio municipio y trasladados desde el pasado fin de semana a la cárcel comunitaria de Río Jordán, en Los Chorros, Chiapas; obtuvieron su libertad.

Las Abejas de Acteal es un grupo conformado por personas tzotziles pacifistas, surgido en Chenalhó, durante 1992. El 22 de diciembre de 1997, durante la matanza de Acteal, Las Abjeas sufrieron la pérdida de 45 de sus miembros.

A partir de entonces, sus integrantes viven bajo el principio de: no recibir proyectos o ayudas gubernamentales, pues los consideran “una burla a su dignidad, además de ser una estrategia para desbaratar el tejido social en las comunidades indígenas” que apoyan al Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN). Pero dicha ideología ha ocasionado que sean rechazados y reprimidos por aquellos vecinos que no pertenecen a Las Abejas.

Por este motivo, es que nueve de sus integrantes –uno el sábado y ocho más el domingo- fueron detenidos por grupos paramilitares de la comunidad Río Jordán, en Los Chorros, Chenalhó. El motivo de la detención de la primera persona (José Vázquez Entzin) fue por utilizar un camino que no debía usar por negarse a participar en los programas sociales del gobierno; mientras que los otros ocho resultaron detenidos “por solidarizarse” con su compañero.

El pasado martes 9 de enero, Las Abejas de Acteal emitieron un comunicado por medio de su blog, donde denunciaban actos de tortura en contra de los 9 compañeros que se encontraban detenidos.

“Llevamos tres días encarcelados injustamente, ayer nos privaron de la libertad de ir al baño, nos prohibieron introducir alimentos, estamos viviendo problemas de salud. Hemos sufrido amenazas y estamos sufriendo amenazas de quema de casas. Exigimos la intervención inmediata de los tres niveles de gobierno”, se leía en el texto.

Ese mismo día a las 8 de la noche, los nueve integrantes de Las Abejas fueron puestos en libertad tras diversas acciones pacíficas, como la peregrinación de 22 mujeres (quienes forman parte de la organización), pidiendo por la libertad de sus compañeros; así como la intervención del Concejo Nacional Indígena y del Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de Las Casas.

Los integrantes de Las Abejas llevan años denunciando este tipo de acciones en su contra ante los gobiernos local y federal, sin embargo no han sido escuchados. Mientras tanto, grupos paramilitares, conformados por habitantes que se oponen a ellos, crecen y los reprimen con acciones violentas como ésta.

Según miembros de Las Abejas, este conflicto interno en Río Jordán se agravó más desde 2015 a consecuencia de diferencias políticas y sociales, sin que las autoridades hagan algo para contrarrestarlo. “Aunque ya estén libres nuestros 9 compañeros, no se ha arreglado la raíz de este problema, que ha costado la libertad y armonía de nuestras compañeras y compañeros”, se lee al final del comunicado difundido por la organización donde confirman la liberación de sus integrantes.

Close
Comentarios