Joven denuncia que no la dejaron donar sangre por ser lesbiana; IMSS dice que solo sigue criterios médicos

Carolina dice que la doctora no le permitió donar tras entrevistarla y conocer sus preferencias sexuales; argumentó su rechazo con una norma de hace 20 años. Conapred analiza el caso.

lesbiana
La joven se manifestó afuera de las instalaciones del IMSS. Facebook.

El pasado 2 de diciembre, Carolina Hernández Tamez de 22 años, acudió al banco de sangre del Hospital General Zona Número 1 del IMSS en Oaxaca, a donar sangre para amigo que se encuentra internado. La joven cuenta que una doctora la rechazó como donante cuando le dijo que era lesbiana, pese a que había pasado todos los exámenes.

Carolina cuenta que cumplió con todos los requisitos para poder donar sangre. Después “me pasaron con la doctora Lizbeth Morales Sánchez para una entrevista de valoración médica, ella me hizo una serie de preguntas sobre cuántas parejas sexuales había tenido en los últimos seis meses y que si había tenido relaciones con personas del mismo sexo; le dije que sí, que era lesbiana y ahí su semblante cambió y me dijo que no era apta para donar”, dice en entrevista.

En un comunicado, el IMSS indicó que la donación altruista de sangre en el Instituto “se realiza únicamente bajo criterios médicos”, sin tomar en cuenta condiciones de género, grupo étnico, creencias religiosas, políticas o preferencias sexuales.

“De acuerdo con la Norma Oficial Mexicana NOM-253-SSA1-2012, a los candidatos a donadores se les toman muestras de sangre con la finalidad de conocer si son aptos para donar. De manera paralela, se les toman dos tubos del líquido hemático para realizar pruebas de serología y descartar enfermedades que se trasmiten a través del uso de sangre, como son VIH, sífilis, enfermedad de Chagas, hepatitis B, brucella y paludismo”, refirió el Instituto.

“Asimismo, la normatividad aplicable para la donación de sangre estima una encuesta sobre enfermedades transmisibles, vida sexual activa en los últimos cinco años, un año y seis meses; antecedente de cirugía o vacunas en el último mes o siete días; ingesta de medicamentos, embarazo y exploración física para descartar enfermedad aguda, lesiones que sean sugerentes de enfermedad y signos vitales para cerciorarse que el donante es apto”, agregó.

Carolina interpuso una queja (con número 03-2018) ante el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), por discriminación con motivos de orientación sexual. La institución informó que la queja se encuentra bajo proceso.

El argumento de la doctora para rechazar la donación, cuenta Carolina, fue que “debido a sus prácticas sexuales, las personas lesbianas y homosexuales no pueden donar sangre” ya que son más propensas a ser portadores de enfermedades con VIH Sida. Incluso le aseguró que existe una norma nacional e internacional que así lo estipula.

Inconforme, la joven indagó sobre la existencia de tal reglamentación y descubrió que la norma referida por la doctora (NOM 003-SSA2), data de hace casi 20 años y sólo prohibía la donación a los homosexuales (hombres) y bisexuales por su “mayor probabilidad de adquirir infecciones como VIH o hepatitis”. Sin embargo, ésta fue modificada en 2012, y sólo se mantiene la restricción a “compañeros de personas infectadas de VIH o Hepatitis”.

Carolina difundió su caso en redes sociales y apoyada por su mamá, familiares y amigos, se manifestó afuera de las instalaciones del IMSS, de donde dice fueron retirados por personal de seguridad privada.

“Yo ya había donado con anterioridad y nunca había tenido problemas por ser lesbiana, es increíble que el personal médico no esté actualizado en cuanto a la información de las normas vigentes y discrimine a las personas tan sólo por sus preferencias sexuales” comenta Carolina.

Ahora la quejosa está a la espera de las medidas que tome la Conapred una vez que hayan analizado su caso. “Espero que con este caso los servidores públicos de instituciones médicas públicas dejen de actuar con actitudes hacia los donantes, pues resultan humillantes para nosotros y no tienen fundamentos”.

Esta publicación fue posible gracias al apoyo de Fundación Kellogg.

Close
Comentarios
  • Cristina Gómez Vega

    Ese no es ningún impedimento. Puede ganar la demanda.