Causa en Común

El blog de Causa en Común

Perfil Causa en Común es una ONG multidisciplinaria de mexicanos trabajando por México que pretende ser al mismo tiempo incómoda y propositiva. Es presidida por María Elena Morera y se dedica a la construcción de ciudadanía, la promoción del Estado de Derecho y a exigir una mayor rendición de cuentas por parte de las autoridades. Síguela en Twitter: @causaencomun.

Ver Más

La geografía de las autodefensas

Por: Víctor Manuel Sánchez Valdés (@victorsanval)

Una de las enseñanzas que se desprenden del enfoque de políticas públicas es que toda intervención gubernamental debe estar soportada en un conocimiento profundo acerca del problema que se busca resolver, ya que de lo contrario está destinada al fracaso. Lamentablemente, México ha tenido que afrontar de emergencia un problema sobre el cual se tienen conocimientos muy escasos: el surgimiento y crecimiento de los grupos de autodefensa.

Es importante que el Gobierno Mexicano atienda de forma inmediata la crisis de seguridad por la cual atraviesa Michoacán, pero es igual de importante que el gobierno y la comunidad académica se encarguen de estudiar el fenómeno de las autodefensas y de producir información que nos ayude a resolver dicho problema. En ese tenor el presente artículo busca hacer una pequeña contribución en la materia y responder a la siguiente pregunta: ¿En qué regiones del país se ha registrado la presencia de los grupos de autodefensa?

Una primer respuesta a dicha interrogante la dio hace unos días la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, al informar que se había registrado la presencia de grupos de autodefensa en al menos 11 entidades de la república. Sin embargo, manejar datos a nivel de entidad puede resultar engañoso en este caso, ya que se crea la falsa impresión de que los grupos de autodefensa ocupan un espacio mayor al que en realidad tienen. Cuando desagregamos los datos a nivel de municipios obtenemos una fotografía más exacta sobre el fenómeno tal y como lo muestra el siguiente mapa:

Mapa 1 autodefensasAutodefensas Municipios

En los últimos seis meses se ha registrado la presencia de grupos de autodefensa o de policías comunitarias en al menos 106 municipios de nuestro país, los cuales ocupan el 5.11% del área total de México. De estos municipios aproximadamente el 77% de ellos se encuentran en tres entidades, Michoacán, Guerrero y Chiapas, mientras que el resto de los casos se distribuyen en una frecuencia muy baja entre Colima, Chihuahua, Estado de México, Guanajuato, Hidalgo, Jalisco, Morelos, Oaxaca, Puebla, Tabasco, Tlaxcala y Veracruz.

Otro dato importante es que la mayor parte de estos municipios tienen una vocación rural e incluso en los pocos municipios predominantemente urbanos en donde se encontró la presencia de grupos de autodefensa como en Acapulco, Salamanca o Cuautla, éstos grupos operaban en las zonas rurales de las demarcaciones y no en las ciudades.

Incluso se puede hacer un poco de estadística espacial al analizar la correlación territorial de los datos a través del uso de una prueba llamada I de Moran que nos permite medir el grado de concentración geográfica de las actividades de las autodefensas, así como identificar la formación de clusters en el mapa tal y como lo muestra la siguiente imagen:

I Moran Autodefensas

La prueba I de Moran arrojó un valor Z de 30.80 lo cual significa que la concentración de eventos que observamos no es producto de la aleatoriedad[1], sino que, por el contrario, la presencia de las autodefensas parece responder a variables propias de un territorio específico. Por ejemplo, el mapa nos muestra tres clusters formados por municipios con valores altos (presencia de autodefensas), rodeados por otros municipios con valores altos los cuales se ubican en el suroeste de Michoacán, sureste de Guerrero y sureste de Chiapas, lo que a su vez nos permite preguntarnos: ¿por qué el 77% de los grupos de autodefensas se ubican en éstas zonas y no en otras?

Una posible respuesta a la pregunta es que la presencia de los grupos de autodefensa responde a la existencia en estos municipios de grupos criminales que han cometido abusos de forma reiterada en contra de la población, lo cual llevó a estos últimos a organizarse para garantizar su seguridad. Sin embargo, este factor no es suficiente para contestar la interrogante que fue planteada en el párrafo anterior, porque en el país existen otras zonas en donde también operan grupos criminales que comenten abusos contra la sociedad y en ellos no han surgido grupos de autodefensa como es el caso de la Laguna, Tamaulipas o el norte de Chihuahua.

Lo anterior me lleva a plantear una hipótesis: no sólo es necesaria la existencia de un grupo criminal que comete abusos recurrentes contra la sociedad para explicar el crecimiento y el surgimiento de las autodefensas en una zona, también se requiere de una actitud permisiva o negligente de los gobiernos de los estados con respecto a estos grupos.

Un análisis más detallado de los tipos de intervenciones de las autodefensas nos ofrece indicios acerca la plausibilidad de dicha hipótesis, en el siguiente mapa vemos como en varios estados como Jalisco, Colima, Hidalgo y Guanajuato se intentó la creación de grupos de autodefensa, pero la rápida intervención de los gobiernos de éstos estados evitó su expansión.

Tipos de grupos de Autodefensas

En el extremo opuesto encontramos a Guerrero, en donde el Gobernador Ángel Aguirre ha promovido la creación de policías comunitarias a través de financiamiento y de reconocimiento legal, tal y como lo ha expresado la Comisión Nacional de Derechos Humanos, y también encontramos Michoacán, donde el gobierno del estado no movió un sólo dedo para proteger a la población de los abusos que cometían los grupos criminales y donde el Gobernador Fausto Vallejo tampoco actuó ante la expansión de los grupos de autodefensas en el suroeste de la entidad.

En síntesis, el análisis que se llevó a cabo en los párrafos precedentes nos da algunas pistas acerca del tipo de intervenciones que la autoridad puede llevar a cabo para contener la expansión de los grupos de autodefensa, las cuales se resumen en los siguientes puntos:

  • La acción o la omisión de los gobiernos de los estados es fundamental para explicar la expansión o la contención de los grupos de autodefensa, por ello es necesario que la sociedad y el gobierno federal le exijan a las entidades que asuman un rol activo en la materia.
  • En el mapa número dos se observan un par de clusters azules que agrupan a municipios sin autodefensas rodeados por municipios con alta presencia de autodefensas, es por ello que el gobierno federal debe implementar una labor preventiva en estas zonas, porque en estos municipios existe una mayor probabilidad de que se registren incursiones de los grupos de autodefensas.
  • Hoy los grupos de autodefensa se encuentra concentrados en tres zonas del país, lo cual permite dirigir intervenciones por zonas, es una oportunidad que no debemos desaprovechar, ya que sí estos grupos comienzan a dispersarse será más complicado atender el problema.

 

* Víctor Manuel Sánchez Valdés es colaborador de Causa en Común, A.C., Alumno del Doctorado en Políticas Publicas del CIDE y especialista en temas de seguridad pública.

 

 

Nota final: los mapas, las bases de datos y las salidas estadísticas que se utilizaron para la elaboración del presente artículo fueron realizadas en los programas ArcGIS y QGIS.

 


[1]     Esto con un nivel de confianza del 99%.

Related

Deja un comentario