La Tlacuila

Códices Geek

Perfil Margarita Warnholtz Locht (la tlacuila) es etnóloga egresada de la ENAH. Trabajó muchos años con organizaciones indígenas en cuestiones de comunicación, entre otras, coordinó un proyecto de incorporación de organizaciones indígenas a internet a finales de los 90, proyecto con el cual se convirtió en fellow de Ashoka (red internacional de emprendedores sociales). En los últimos años se ha dedicado a difundir información de los pueblos indígenas en la prensa escrita, colaborando con diarios como Excélsior en 2006 y Milenio de 2007 a 2010.

Ver Más

Un regalo de Navidad

Irma Pineda es escritora zapoteca, originaria de Juchitán, Oaxaca. En estos días anda por Seattle grabando un disco de poesía en zapoteco y en inglés, y desde allá me envió un poema inédito para compartirlo con ustedes, como regalo de Navidad. Pero antes de dejarlos con la poesía, van unas palabras de la propia Irma presentándose:

“Soy binnizá porque nací en Juchitán, Oaxaca, aunque invento historias desde que aprendí a hablar,  es en los últimos 20 años que he desarrollado de manera más sistemática mi trabajo como  poeta, ensayista  y traductora en mis dos lenguas maternas que son el diidxazá y el español, sobre todo cuando me di cuenta de que con las letras también podía contar historias del pueblo binnizá, por eso he escrito libros de poesía bilingüe (diidxazá/zapoteco – español), publicados por instancias como la SEP, CDI, ELIAC (Escritores en Lenguas Indígenas, A.C.),  donde hablo del ciclo vital de los binnizá, de sus discursos y rituales, de la migración, de los abusos de los soldados en comunidades indígenas, del amor y la nostalgia.

“He publicado diversos ensayos sobre literatura indígena, traducción y educación indígena. Asimismo la SEP ha publicado varias de mis traducciones literarias en sus colecciones de Bibliotecas de Aula. Mi propia obra ha sido traducida a idiomas como el inglés, alemán, portugués, italiano, ruso y eslavo. He tenido oportunidad de llevar la palabra de los binnizá a diversos países como Colombia, Ecuador, Venezuela, Italia, Francia, España, Rusia, y de realizar residencias artísticas en el Centro Internacional de Traducción Literaria del Banff Centre  en Canadá y en la Casa de Arte Calles y Sueños en Chicago, E.U.

“Después de vivir y beber por el mundo,  Sebastián (el hijo) y yo estamos de vuelta en Juchitán para recuperar nuestro ombligo. Actualmente trabajo en la Universidad Pedagógica Nacional,  con maestros de educación indígena, además de dar talleres de literatura a niños y jóvenes.  Para el 2013, junto con Pluralia Ediciones estamos preparando la publicación de un libro que lleva por título tentativo “Guie’ ni zinebe –“La Flor que se llevó”, que es sobre los soldados y las comunidades indígenas. También en el 2013 ingreso como Creadora Artística al Sistema Nacional de Creadores de Arte  (FONCA-Conaculta) donde estoy a comprometida a escribir una trilogía sobre temas como la violencia hacia las mujeres indígenas”.

A Irma le faltó decir, entre otras cosas,  que es licenciada en comunicación, que fue presidenta de Escritores en Lenguas Indígenas, A. C., y que es una mujer absolutamente comprometida con su pueblo y con su cultura, además de una gran amiga. Les comparto primero el poema que nos envió de regalo y después uno de mis favoritos. Ambos en español y zapoteco.

PRINCESA HUAVE

Del corazón de otro pueblo ella vino
Atravesó el mar
Una barcaza de madera la condujo
por las saladas aguas de Santa Teresa
Al pueblo de las flores blancas llegó
con los párpados caídos
con escaso aliento
sostenida en vilo
por dos ancianos de su estirpe
En otro tiempo ella tenía piel marina
y ojos de sirena
Su cabello era la envidia de mujeres jóvenes
Su risa se mecía en el vaivén de las olas
y nunca la luna la miró llorar
Una tarde –cuentan los mareños-
todo brillo se alejó de la princesa huave
Ella no fue más la alegría del mar
Para conocer la razón que su corazón oprimía
ofrendas llevó su madre hasta el altar de los chamanes
de ellos escuchó el llanto de un lagarto atrapado
entre las redes de un pescador de la tierra de las flores
Entonces los ancianos cruzaron la mar
con la princesa huave entre los brazos
para implorar al cazador de lagartos
la libertad de su nahual

Ndaani’ ladxido’ stiguiidxibireebe
Gudidilaagabenisado’
Ti balaagabedanélaabe
nezacanisasidisti’ Xunaxi Teresa
Ra guidxiguie’ quichi’ bedandabe
mananda si lagabe
naabahuiinisicacaabebi
nandabeluná
chupabinnigolaxquidxibe
Biuu dxi guidiladibegucasicanisado’
nebezalubesicasti’ gunaabenda
Ca gunahuiini que racheluca’ guicahiquebe
Xquendaruxidxiberiniibilunisa
nequiñuu dxi ñuuyabeeupabi’nabe
Ti huadxí –nácabinninisa que-
guendaruzaanistibezé
maquinusiechebenisado’
Ti ñanacabe xi nutaaguladxido’be
binniguendayeguuyajñaabe
Ra nuucabinadiagacayuuna ti be’ñe’
nigunaaze ti binniguuzeguidxiguie’
Raquécabinnigolagudidilaagaca’ nisado’
naze naca’ badudxaapahuavi que
tiguinabaca’ xanguiu ni gunaazebe’ñe’
gundaaxquendabadudxaapa que

ME PESA LA SOLEDAD

Me pesa la soledad de las madrugadas
como los párpados a medio sueño
Quiero encontrar tu cuerpo entre los hilos tejidos de la hamaca
Tu ausencia se vuelve un río contenido en mi garganta
Quiero que me nazca un grito
que llegue hasta la nubes
para pedir a mis antiguos padres
que bien guarden la marcha de tus pies
Repito las palabras de mi abuela
frente a la piedra de la memoria
para que recuerdes el camino de vuelta a mi
Te esperaré
sentada en la butaca de la tarde
contando las manchas del jaguar
que esta estirpe me dio como padre
Rascaré las escamas del lagarto
para que te duela la piel cuando intentes olvidarnos
Espinas me nacieron en la piel
Manchas amarillas se postraron en mi cuerpo
No hubo alimento que animara mis ojos
porque me cansé de contar los días de tu ausencia
bicuinináxilase
nganaazedxiichi’ xquendabe
dijeron las ancianas
y para alejarla de mi vida
soplaron sobre mi rostro el anisado
Mi cuerpo cubrieron con hojas de tamarindo
y sangre de tortuga marina me dieron por bebida
Pero la melancolía es una necia que no entiende de razones
y continua su danza de puntillas sobre mí

Nanaaguendariuustubilutelayú
sicasirinaalagabinnigalaabacaanda’
Nuaaguidxela’ lii ladedooguixhe
Rului’ ti guiigu’ ga’chui’ ndaaniyanne’ pa lii quiguinnu’
Nuaaguiale ti ridxi
guedandáranuuza
tiguinaba’ ca ni bisibaninaa
gapachahuiica’ nezazéñeelu’
Caniéstibiequecastiidxa’ jñaa gola
nezaluguiéstiguendabiaani’
tiguzetenala’du’ nezareedaranuaa
Zabeza lii
zubaluxpangu’ huadxi
Cugaba’ ni die’ ladi beedxe
nibidiixpinnenaagaca’ bixhoze’
Zaguñe’ ladi be’ñe’
tiguiuba’ guidiladilu’ pagusiaandulaadu

Y aquí les dejo un video de un recital en Juchitán para los que quieran verla, en el que está acompañada del músico Víctor Robles.

Deja un comentario