Redes sociales y política

Qué tan eficaces son las redes sociales para hacer llegar a las audiencias la información o los mensajes que los políticos y sus gobiernos quieren trasmitir y fijar.

Las redes sociales se han convertido en un instrumento fundamental de la comunicación de los políticos y de sus gobiernos. Es una manera de entrar en relación directa con las audiencias sin mediarse a través de los medios tradicionales.

Los políticos y sus gobiernos por las redes sociales pueden decir prácticamente lo que quieran. En los hechos no están sujetos a ningún tipo de restricción. Los mensajes que trasmitan pueden ser noticias verdaderas, pero también falsas.

Empieza a cambiar una de las características fundamentales de las sociedades democráticas que ha sido que los mensajes de los políticos y de sus gobiernos llegan a las audiencias mediados siempre por los medios.

En ese marco la pregunta es qué tan eficaces son las redes sociales, para que lleguen a las audiencias la información o los mensajes que los políticos y sus gobiernos quieren trasmitir y fijar.

El 63 % de la población en México es internauta, según datos que da a conocer la Asociación de Internet en el XIII Estudio sobre los Hábitos de los Internautas en México, que corresponde a 2017. Del estudio se deriva que:

  • El 63 % de los interanutas podría tener acceso a las redes sociales donde los políticos y sus gobiernos trasmiten su información o mensajes y el 37 % no tendría acceso a ellas.
  • El 95 % de los internautas accede a las redes sociales por el Facebook, le sigue WhatsApp con 93 %, YouTube con 72 %, Twitter con 66 % e Instagram con 59 %.
  • El 78 % de los internautas usa las redes sociales, para enviar y recibir correos, el 77 % para enviar y recibir mensajes instantáneos y el 74 % para buscar información.

Todavía no hay información suficientemente sólida, para sostener cuál es la verdadera influencia de la información o los mensajes que los políticos y sus gobiernos difunden en el sector que tiene acceso a las redes sociales.

Las preguntas son muchas: ¿los supuestos seguidores que tienen los políticos en sus redes son reales? ¿Llega la información o los mensajes a las audiencias? ¿Estos les influyen y hacen que mejore la imagen del político y su gobierno?

La influencia de las redes sociales no puede sobreestimarse y tampoco minimizarse. Se debe ser muy objetivo a la hora de valorar su impacto real. Es claro que las nuevas tecnologías seguirán avanzando y cada vez serán más accesibles a la ciudadanía. No hay marcha atrás.

 

@RubenAguilar

Close
Comentarios