No más flautas mágicas

Ni Obama hizo tanto ni Trump podrá hacer lo que se le pegue la gana. Mejor hagamos cambios en nuestras posturas privadas en todo lo que se pueda mejorar.

Se caldean los ánimos cuando critico a Obama.

Se me ponen los amigos y hasta el significant other bien punks porque no toleran que se afirme que Obama en muchas cosas no dio el ancho. Pero lo siento mucho querides amigues, a las pruebas me remito.

Oséase que menos flauta/más acción es el tema central de mis alegatos y van más o menos así:

#ElMister o mejor conocido como Deporter In Chief (como le dicen sus cuairas) retiró a más de 2,5 millones de personas a través de órdenes de inmigración, solamente entre 2009 y 2015, lo que no incluye el número de personas que se “deportaron” o fueron rechazadas y/o devueltas a su país de origen por la Aduana de los Estados Unidos y Protección Fronteriza.

Según datos gubernamentales, la administración Obama deportó a más personas que cualquier otra administración presidencial en la historia. De hecho, han deportado a más gente que la suma de todos los presidentes del siglo XX. La administración del presidente George W. Bush deportó un poco más de dos millones durante su mandato; y eso que los números de Obama no reflejan su último año en el cargo…

Si a eso le sumas que Obama no pudo detener el Estado Islámico.

Obama no pudo cerrar la Bahía de Guantánamo, Cuba.

No pudo entregar la reforma migratoria o el control de armas.

No pudo hacer casi nada por el cambio climático.

No pudo hacer nada por la agresión del presidente ruso Vladimir Putin en Ucrania y Siria.

No creen que pueda impedir que Irán obtenga armas nucleares.

No pudo traer trabajos bien pagados.

En cuanto a la reforma de la salud #ObamaCare la mayoría de los gringos nunca lo apoyaron.

Sus críticos ven a Obama como ineficaz. El ciudadano de a pie, mira a Washington, y ve un pedote. Esperan que su presidente haga las cosas y no les siga saliendo con la cantaleta de “el Congreso no me da champú”.

Obama sin duda consiguió hacer cosas: el rescate de la industria automotriz estadounidense, la reforma de la salud, la recuperación económica cuando el país se tambaleaba al borde de otra Gran Depresión, la reforma de Wall Street, la eliminación de Osama Bin Laden…

Tampoco es tanto la neta.

Perdón, pero son hechos comprobables sin el punch motivacional que le imprime a sus apariciones/explicaciones.

Oye, yo no digo que a mí no me haya conmovido hasta las tiernas y húmedas lágrimas en más de una ocasión, osea claro que sí, pero ese es justo el punto; a más chido el speech, más llegador, más bondadoso e inteligente el mensaje, más a favor de mis argumentos…

Disculpen, pero líderes meros cabrones como Lyndon B Johnson y Ronald Reagan podían conseguir lo que se les hinchaba la gana del Congreso haciendo manita de puerco y poniéndole encanto al mix.

Conseguían acuerdos, en lugar de andar de quejique curándose en salud…

Obama ocupaba ser más presidente y menos motivational coach. O igual de bueno con el hacer que con el decir #Pontú.

La actitud positiva de la que contagiaba a su auditorio no le multiplicó jamás los panes a nadie, ni les ayudó con sus mortgages, y es justamente por eso que ganó las elecciones Trump…

La gente versus Washington (lo puse en mis redes el día que ganó) esa es la verdad.

Un pinche megalómano les vendió la idea de que es un doer, precisamente porque esa ha sido su experiencia. El dude vende y la gente compra. El dice que va a construir, y construye. La cuestión es que un país no se puede administrar de la forma en que un entrepreneur administra su changarro…

A mí en lo personal me tiene en el ácido el tema de nuestros paisanos indocumentados sí, pero también y no sé si hasta mucho más, la insensatez de los tweets y los slogans con la pésima postura ante el cambio climático; ahí sí ba-bye mundo y al carajo TODES…

Los Estados Unidos tienen gracias a #Dior una salvaguarda contra este megalómano y es el sistema constitucional, pero de todas formas, el panorama no es alentador pues mantienen mayoría en el congreso y uno de los temas que más preocupa a nivel global es –justamente- el cambio climático pues EEUU es el segundo país del mundo en emisiones de gases de efecto invernadero con un 15,6% del total, por debajo de China (22,7%) pero delante de la Unión Europea (10,9%). Preocupa que el nuevo gobierno podría abandonar un acuerdo ya firmado y ratificado (implementación de los compromisos de París)

El climatólogo de la Universidad de Zurich Reto Knutti dice que desde un punto de vista legal Trump no puede salirse así nomás, pero sí podría ignorarlo y no hacer lo que su nación prometió sin que hayan mecanismos para impedirlo.

Está cabrón porque si esto continúa durante cuatro años, las posibilidades de que el mundo cumpla el objetivo de los 2ºC pasarán de modestas a muy pequeñas y si ya –de plano- dura ocho, serán cercanas a cero.

Del culo panorama si tenemos en cuenta que el objetivo de 2ºC ya fue criticado en su día por el propio Knutti como “insuficiente”.

El control del Senado y la Cámara de Representantes permite a los republicanos también tener mayor peso en los procesos de designación de muchos de los altos funcionarios del gobierno y los jueces de la Corte Suprema, tema crucial en Estados Unidos en tanto el máximo tribunal establece la dirección en los grandes temas sociales.

La última vez que los americanos eligieron a un presidente sin experiencia política fue el general Dwight D. Eisenhower en 1952 y Harry S. Truman, su predecesor, predijo que lo encontraría frustrante.

Opino que también será frustrante para este dude; la cosa es que cuando se emberrincha, arremete contra lo que se le ponga enfrente.

Demostró todo el tiempo tener la mecha corta y la cabeza caliente y eso sí está de miedo cabrón.

Los hombrecitos de mecha corta no tienen control sobre sus emociones; en ese terreno #ElMister se merece #AplausosDeFocaCirquera; en el caso de #LaTropetilla no contar con esa virtud, nos mantendrá como planeta con el estómago hecho un nudo por lo impredecibles que son estos seres.

Hija de padre impredecible con tintes bipolares y 16 años en matrimonio ídem, en verdad os digo tiemblen y no escuchen a los lelos que quieren darle el beneficio de la duda a este locazo…

Hagamos lo propio y aprovechemos para fortalecer la economía local consumiendo lo más posible productos hechos en México por manos mexicanas. Dejemos de fortalecer a las grandes corporaciones y trasnacionales que en nada contribuyen al bienestar y a la soberanía nacional.

Pero sobretodo, aprendamos a poner atención suprema NO en lo que DICE la gente SINO en lo que HACEN.

#NOMáSFLAUTASMáGICAS

Un mundo imperialista y loco requiere de cambios en nuestra posturas privadas en todos los rubros que se puedan mejorar, para que tome su lugar un proceso global de mayor integridad.

Si pensamos en temas humanos UNIVERSALES dejamos de lado pensar en el YO y cuando logremos eso, comenzará a gestarse un cambio REAL que beneficie a TODES.

He dicho.

 

@marthacristiana

Close
Comentarios