1. Cerrar X
    octubre 20, 2014 - 7:25 PM

    Creo que si fuera solo económico sería un impacto relativamente pequeño, al menos en México. Tal como están las cosas, sin embargo, si como algunos creen reducirá la inversión extranjera que espera el gobierno evidentemente tendrá un impacto negativo mas bien en la imagen del régimen, que ha hecho una apuesta importante a la llegada de inversión extranjera a la industria energética.

    El caso venezolano es otro: si el impacto los hunde, como dice la pregunta, el problema será también para los países centroamericanos y del Caribe, que dependen de Petrocaribe.

    CALIFÍCA ESTE SUBTÍTULO:
    GD Star Rating
    a WordPress rating system
  2. Cerrar X
    octubre 20, 2014 - 3:07 PM

    Creo ya se dijo, que es aún prematuro evaluar el impacto que tendrá la caída en los precios del petróleo.

    Aún no se sabe si el descenso será sólo temporal o permanente. Tampoco si seguirán cayendo los precios o si se estabilizarán en el nivel actual.

    Suponiendo que la caída fuese permanente y mayor a la actual (a los precios actuales Merrill Lynch parece tener razón) el impacto negativo, como mencionó Luis Carlos Ugalde y otros, podría llegar por dos vías:

    1) menores inversiones privadas en el sector energético por la apertura de esa industria a los capitales privados. Si el crudo y el gas caen más es probable que algunos proyectos de exploración y extracción de esos combustibles no sean ya rentables. Por lo general, esos proyectos se calculan con precios mucho más bajos a los que cotizan las materias primas en los mercados internacionales. En los niveles actuales, pocos analistas del sector creen que dejarán de llegar capitales a México por la reforma Energética. (http://www.sentidocomun.com.mx/articulo.phtml?id=14351)

    2) menores ingresos para el gobierno. En este caso el impacto no sería, aún si se cumpliesen las dos condiciones anteriores, tan relevante hoy como ayer por el pobre desempeño del sector energético estatal. Los beneficios que ha extraído México por precios del crudo incluso superiores a 100 dólares el barril son hoy menores en términos del producto interno bruto que hace 10 años (1.6 vs 0.8% de acuerdo con Morgan Stanley). Esto porque hoy el país produce menos crudo y combustibles e importa más gasolina, diesel y gas natural. Además, como México hoy tiene precios de combustibles a niveles internacionales, la pérdida de ingresos por un menor precio del crudo la podría compensar el gobierno gracias a los altos precios de esos combustibles.
    http://www.sentidocomun.com.mx/articulo.phtml?id=14571

    Observación a comentarios de coberturas: Este año México aún no lograr al parecer cerrar todas las coberturas petroleras. De acuerdo a Financial Times, sólo ha logrado cubrir la mitad del monto total esperado de exportación de crudo. El gobierno no lo ha logrado por diversas circunstancias, entre ellas una mayor transparencia en la divulgación de esos contratos que ha encarecido las coberturas para el país y el mismo descenso de los precios. Ante la caída reciente de los precios es difícil que el gobierno logré cubrir el resto del monto de exportación esperado del país al precio de 81 dólares que fijó la Cámara de Diputados para el presupuesto de este año. Quizás más adelante si el precio repunta lo pudiera hacer a un precio razonable, pero tal vez para entonces no valga la pena comprar esas coberturas.

    Respuesta a Luis de la Calle: El saldo actual del Fondo de Estabilización de Ingresos Petroleros es de 48,200 millones de pesos (3,570 millones de dólares), de acuerdo al subsecretario de Hacienda Fernando Aportela en un conferencia de prensa esta mañana.

    Saludos

    CALIFÍCA ESTE SUBTÍTULO:
    GD Star Rating
    a WordPress rating system
  3. Cerrar X
    octubre 20, 2014 - 1:24 PM

    En efecto, hay una gran diferencia en el efecto que la baja en los precios del petróleo puede tener en países como Venezuela y Argentina, e incluso Brasil o Colombia, en comparación con México. Antes que nada, precisamente por la conformación de nuestra base exportadora, que a diferencia de tales países no depende casi en forma exclusiva de productos petrolíferos o materias primas, sino que está conformada en un muy alto grado por bienes manufacturados. Pero, además, hay otro factor de diferenciación clave. Y es que nosotros hemos logrado una ventaja comparativa indudable al sacar adelante en el Congreso de la Unión una serie de reformas transformativas que fortalecerán nuestra competitividad económica, incluyendo por supuesto las reformas energética y hacendaria.

    El precio del petróleo siempre ha sido una variable sujeta a fluctuaciones muy marcadas. De hecho, la estabilidad observada en los últimos dos o tres años, ha sido más la excepción que la regla en este volátil terreno. Por ello, desde hace ya tiempo el gobierno mexicano ha desarrollado un mecanismo innovador a través de la cobertura de riesgos a futuro en caso de que el precio baje de un determinado nivel. Este mecanismo es un indicador fundamental del compromiso de Estado con la estabilidad macroeconómica que se ha logrado mantener a lo largo de diversas administraciones sexenales, así como un factor clave para explicar la mejoría en la calificación de riesgo-país registrada por parte de las principales firmas especializadas en esta materia.

    Ahora, ante la conjunción de una serie de factores coyunturales y estructurales —incluyendo, por un lado, el aumento en la producción de crudo en Estados Unidos y otros países exportadores, y, por el otro, la baja en la demanda debido a la contracción económica en algunos de los principales mercados emergentes, incluyendo a China— la reciente disminución en el precio del petróleo ha hecho que algunos especialistas auguren el regreso de una etapa caracterizada por una marcada volatilidad, al menos en el corto a mediano plazos.

    Afortunadamente, en México hemos dado pasos decisivos para estar preparados ante este tipo de escenarios dinámicos. En especial, no sólo al mantener mecanismos que propicien la estabilidad macroeconómica antes señalada, sino también al concretar una reforma energética que le dará viabilidad a nuestro sector en el largo plazo, al igual que una reforma hacendaria que nos permitirá enfrentar en mejores condiciones la coyuntura.

    Si bien es cierto que existe una gran incertidumbre respecto al precio “base” del petróleo para determinar la rentabilidad sostenida de la exploración y explotación de recursos petrolíferos “no convencionales”, en particular el petróleo y el gas “shale” o de lutitas, es un hecho que la reforma energética en México puede contribuir en un horizonte de tiempo relativamente breve a optimizar el aprovechamiento de los recursos convencionales probados con que ya contamos, abriendo con ello la posibilidad de que en breve se revierta la tendencia a la baja en nuestra actual plataforma de producción. De esta forma, aún considerando que la tendencia del precio del barril de crudo se mantuviera a la baja o se estabilizara en niveles cercanos a los actuales, el aumento de nuestra producción podría compensar dicha disminución.

    Pero, además, como mencioné anteriormente la reforma hacendaria también nos permitirá encarar en mejores condiciones la situación coyuntural. Gracias a ésta, se estima que en 2015 los ingresos tributarios lograrán incrementarse en un 9.3%, en buena medida porque los que provienen del sector hidrocarburos se podrán recaudar ya no sólo mediante la venta de las gasolinas y el diesel, sino también del Impuesto Sobre la Renta que causen las actividades de exploración y extracción.

    En suma, México está bien preparado para responder a la baja en los precios del petróleo en el plazo inmediato y, lo más importante de todo, para fortalecer en forma estructural tanto nuestro sector energético y competitividad económica, como nuestras finanzas públicas.

    CALIFÍCA ESTE SUBTÍTULO:
    GD Star Rating
    a WordPress rating system
  4. Cerrar X
    octubre 20, 2014 - 9:53 AM

    Preguntas alternativas serían: ¿qué hicieron los países de América Latina para aprovechar el largo periodo de muy altos precios de materias primas? ¿qué países lo hicieron bien? ¿cuánto ahorraron para los años de vacas flacas? ¿cuál es el saldo del fondo de estabilización de México? ¿cuándo empezará a acumular recursos el nuevo Fondo Mexicano del Petróleo?

    CALIFÍCA ESTE SUBTÍTULO:
    GD Star Rating
    a WordPress rating system
  5. Cerrar X
    octubre 20, 2014 - 7:56 AM

    Como dice Luis Carlos, el petróleo no están relevante por su peso en las exportaciones como en su contribución a las finanzas públicas. En caso de que el precio caiga por debajo de lo estimado, las consecuencias no serían catastróficas debido a las coberturas y a los fondos de estabilización. No así en las finanzas estatales, ya que no se trata de ingresos participables. Sin embargo, si la caída fuera sostenida por varios años, por el incremento de la producción en Estados Unidos y la recuperación de la producción de países como Libia, la administración Peña tendrá que replantearse los niveles de gasto o buscar nuevas fuentes de ingreso. La verdad es que nadie se atreve a predecir que la caída de precios se mantendrá, ya que existen una multitud de factores involucrados, como si Arabia Saudita retomara su política de recortes de producción.

    CALIFÍCA ESTE SUBTÍTULO:
    GD Star Rating
    a WordPress rating system
  6. Cerrar X
    octubre 20, 2014 - 7:53 AM

    Aunque el petróleo representa solo 12% de las exportaciones mexicanas , constituye la tercera parte de los ingresos públicos, por lo que una caída del precio de la mezcla mexicana por debajo de 81 dólares –el estimado en la Ley de Ingresos aprobada por los diputados– sí constituye un riesgo para las finanzas públicas.

    Significa que si el precio cayera a la banda de los 60 dólares en los próximos meses, por ejemplo, el gobierno federal tendría que recortar el gasto o bien aumentar su endeudamiento, ambas malas medicinas. Por ser año electoral, los eventuales recortes ‎seguramente ocurrirían durante el segundo semestre.

    Asimismo, la caída del precio del petróleo puede tener otro impacto muy negativo: disminuir el apetito internacional respecto a la ronda 1 de licitaciones de campos para exploración de hidrocarburos‎. Con un precio más bajo, el atractivo de ciertos proyectos en aguas profundas –cuyo costo de producción es más elevado– se reduce, como lo aseguró el mismo secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell.

    No obstante las malas noticias, es necesario decir que precios tan elevados del oro negro en la última década han tenido un efecto muy nocivo en muchos países productores y, por ello, una eventual reducción –dolorosa como sería– también puede ser una oportunidad para ‎reorientar el modelo de gobernanza en algunos países.

    El alto precio del petróleo estimuló el clientelismo y la corrupción en Venezuela y en México ‎y distrajo la urgencia de construir una gobernabilidad democratica con base en la legalidad y no en las transferencias y los subsidios y los empleos públicos. El “excremento del diablo”, como ha sido llamada la abundancia del petróleo, genera pereza para el desarrollo porque los gobiernos pueden gastar mucho sin cobrar impuestos (rendición de cuentas) y sin prestar demasiada atención a la calidad del gasto público.

    CALIFÍCA ESTE SUBTÍTULO:
    GD Star Rating
    a WordPress rating system
  7. Cerrar X
    octubre 20, 2014 - 7:49 AM

    Dependerá mucho de cuánto duren los precios bajos, efectivamente para México si el plazo es corto las coberturas ayudarán a que el impacto en las finanzas públicas sea menor, aunque no hay que olvidar que se liberará el precio de la gasolina y entonces se recaudará menos por ese medio.

    Lo preocupante para México es ver que se pueden juntar varias cosas; primera, los americanos cada vez importan menos petróleo e incluso en algunos años serán autosuficientes e incluso exportadores netos; segunda, la producción en nuestro país ha ido disminuyendo de manera importante, lo que combinado con un menor precio puede ser muy grave y; tercero, ajeno al petróleo, que las tasas de interés empiecen a subir y con ello el costo del déficit público. Nuestros senadores decidieron bajar el precio a 81 dólares para el cálculo de la ley de ingresos del 2015 y por ende de cuánto se pueden gastar cuando el precio actual está por ahí de los 77 dólares por barril. Otra vez gastando basados en ingresos futuros, ya nos pasó. Nos vamos de vacaciones hoy con el bono del año que entra.

    En el caso de América Latina, especialmente en Venezuela, el impacto será mayor pues no tienen las coberturas que nosotros tenemos y la fragilidad de sus finanzas públicas y de su economía es mucho mayor que la nuestra, así que se ven venir días difíciles para esos populistas que no sólo han mal gastado los recursos de los venezolanos sino que incluso los han regalado a otros países como Cuba a cambio de “apoyo” político.

    CALIFÍCA ESTE SUBTÍTULO:
    GD Star Rating
    a WordPress rating system
  8. Cerrar X
    octubre 20, 2014 - 7:41 AM

    El precio del petróleo ha caído rápidamente en las últimas semanas. La caída casi seguro sería devastadora para Venezuela, país que ya está en crisis y que depende casi un 100% de su ingreso petrolero para conseguir las divisas que usa para pagar desde la comida a la medicina que importa del resto del mundo. Algunos economistas piensan que dada sus deudas y las importaciones que necesita, Venezuela necesita una entrada por barril de $120 para poder navegar la situación. Hoy en día, el precio del barril promedio venezolano anda por los $77 por barril. Para Venezuela, el futuro parece bastante negro.

    No así México. Merrill Lynch dice que una caída limitada tendrá un efecto casi insignificante sobre el país. El petróleo solo es un 12% de las exportaciones del país. Es más, México ha tomado la precaución de adquirir coberturas de riesgo contra fluctuaciones de precio, y a decretado un incremento del impuesto sobre la gasolina que actuaría como un colchón para las finanzas públicas.

    ¿Están de acuerdo con Merrill Lynch? ¿Librará México y sus finanzas públicas la caída del precio del petróleo que pudiera hundir a Venezuela?

    CALIFÍCA ESTE SUBTÍTULO:
    GD Star Rating
    a WordPress rating system