4 de cada 10 mexicanos no permitiría que un homosexual viviera en su casa
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

4 de cada 10 mexicanos no permitiría que un homosexual viviera en su casa

Por José Merino
12 de abril, 2011
Comparte

Marcha del Orgullo Gay en Reforma.//FOTO: Cuartoscuro

Cuatro de cada 10 mexicanos no permitiría que una lesbiana o un homosexual vivieran en su casa. Éste es el grupo con una proporción de rechazo más alta, seguidos por quienes tienen VIH o sida (35.9%), y las personas extranjeras (26.6%). Esto, de acuerdo con la Encuesta Nacional sobre Discriminación en México (Enadis 2010), publicada este 12 de abril por el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred).

Es un porcentaje alto de rechazo, pero una lectura parcial. El otro lado obvio, es decir que para todos los grupos vulnerables, más de la mitad de los mexicanos aceptaría (“sí” o “sí, en parte”) que vivieran en su hogar. Por ejemplo, en los grupos más rechazados, lesbianas y homosexuales, el 52.2% y 53.7%, respectivamente, estarían dispuestos a permitir que alguno de ellos viviera en sus hogares.

Otro ángulo posible. Respecto a 2005, la proporción de rechazo se redujo en todos los grupos que fueron medidos también en 2010. En la encuesta de 2005 no se separó a lesbianas y homosexuales, y la proporción de rechazo a “homosexuales” fue de 48.4%, casi cinco puntos porcentuales más alta que en 2010; ello a pesar de la intensa presencia en medios de ambos grupos dada la aprobación en la Ciudad de México de los matrimonios entre personas del mismo sexo.

La caída es aún más dramática en los demás grupos: entre extranjeros pasó de 42.1% a 26.6%; gente con ideas políticas diferentes de 38.3% a 25.9%; otras religiones de 36.2% a 24.2%; y de otras razas de 31.8% a 23.3%. Como en 2005, en 2010 las personas con discapacidad son las menos rechazadas, 12.5% de los entrevistados manifestaron no estar dispuestos a que alguien de este grupo viviera en su casa.

No, no es que no sepamos que algunos grupos son excluidos del ejercicio pleno de sus derechos. Notoriamente, para ningún grupo más de la mitad de los entrevistados consideró que sus derechos se respetaran “mucho”. Es curioso, no obstante, que sólo 19.5% considerara que se respetan los derechos de homosexuales, y al mismo tiempo cuatro de cada 10 se negara a que alguien de este grupo viviera en su casa.

Después de los homosexuales, los grupos en los que se percibe un respeto más bajo a sus derechos fueron: migrantes; indígenas; y trabajadoras del hogar.

A cinco de cada 10 mexicanos les parece justificable hablar a la policía si hay muchos jóvenes reunidos en la esquina. Éste es, por mucho, el rubro de mayor justificación. Curiosamente, sólo 28% consideró justificable oponerse a que dos personas del mismo sexo contraigan matrimonio. La conclusión pareciera ser: se violan sus derechos, no debo oponerme a que los tengan, pero eso no implica que los quiera bajo mi techo.

A uno de cada cuatro entrevistados les pareció justificable darle de comer las sobras de la comida a la trabajadora del hogar y/o pegarle a un niño o niña para que obedezca. Hay por supuesto, signos positivos, a menos del 15% de los mexicanos les parece justificable: expulsar a alguien de una comunidad por tener una religión distinta de la mayoría; no permitir que las personas practiquen sus tradiciones por ser distintas a las mexicanas; pegarle a una mujer; o insultar a alguien por su color de piel.

¿Y tú, de qué color eres?

Ocurre que las mujeres tienden a autoidentificarse con tonos de piel más claros que los hombres, cuando se les presentan distintas opciones:

Pero en el agregado, 64.6% de los mexicanos se definió como “moreno”, y únicamente 10.9% como “blanco”; y claramente, estamos a gusto con nuestro tono de piel (9.4 en una escala del 0 al 10). Ahora bien, apenas 40.4% consideró que el tono de piel no implica tratos desiguales; mientras que 28% manifestó que a distintos tonos de piel hay tratos desiguales; y 29.3% tratos iguales o desiguales “en parte”.

Los grupos vulnerables en tres números

La Enadi 2010 contiene además los resultados de cuestionarios específicos aplicados a diez grupos vulnerables, aquí te presentamos los que nos parecieron los tres números más sintomáticos de cada uno de ellos.

Diversidad sexual

–         52% de lesbianas, homosexuales o bisexuales manifestaron espontáneamente que el principal problema de su grupo es la discriminación.

–         La proporción sube a 58.5% en el nivel socioeconómico muy bajo, y cae a 37.4% en el nivel socioeconómico medio alto y alto.

–         Los dos grupos percibidos por este grupo como menos tolerantes fueron “la gente de su iglesia” con 24.1% y la policía con 22.7%.

Grupos étnicos

–         Para los indígenas la discriminación es también el principal problema, pero sólo 19.5% lo mencionaron. Seguido de la pobreza, con 9.4% de menciones.

–         La península de Baja California es la región en donde la discriminación tiene más menciones (58.6%), seguida de Chiapas/Guerrero/Oaxaca, con 34.5% de menciones.

–         39.1% de los indígenas consideran que no tienen las mismas oportunidades para conseguir trabajo.

Jóvenes

–         Por mucho, el principal problema identificado por los jóvenes es la falta de oportunidades de empleo y experiencia, con 35.4% de menciones, seguido muy de lejos por las adicciones, con 14.1%.

–         36.5% de los jóvenes atribuyeron a la falta de experiencia que no los aceptaran en algún empleo, pero un 32.7% mencionó su apariencia.

–         De quienes mencionaron la apariencia como el principal impedimento para conseguir un empleo, 53% pertenecen al nivel socioeconómico muy bajo, y 22.8% al bajo.

Minorías religiosas

–         28.7% de quienes pertenecen a una minoría religiosa mencionaron el rechazo y la falta de aceptación como el principal problema; seguido de “burlas, críticas y falta de respeto”, con 28.1%.

–         León, Toluca y Torreón fueron las ciudades en las que el rechazo y la falta de aceptación tuvieron una proporción más alta de menciones; y Querétaro en la que menos.

–         La policía y “la gente de su colonia” fueron los grupos señalados como más intolerantes, con porcentajes de tolerancia de 63.3% y 62.7% respectivamente

Mujeres

–         Tres son los principales problemas identificados por las mujeres en México: falta de empleo (21.2%); inseguridad (14.9%); y abuso, acoso, maltrato y violencia (11.4%).

–         44.9% de las mujeres adultas pide permiso a alguien (pareja o familiar), para salir de noche, y 33.3% para salir sola de día.

–         Por otro lado, 10.9% señaló haber pedido permiso a su pareja para usar anticonceptivos, y 7.7% para decidir por quien votar.

Niñas y niños

–         26.7% de los niños y niñas entrevistados dijeron que entre enero y la fecha de la entrevista les habían pegado en su casa.

–         Toluca, la Ciudad de México, y León fueron las ciudades con proporciones más altas de niños o niñas que declararon haber sido golpeados: 41.5%, 34.5% y 26.8% respectivamente.

–         El acto más reportado en las escuelas, es que les hayan dicho groserías, con 25.3%, seguido de que les hayan escondido sus cosas (22%), y se hayan burlado de ellos (19.1%).

Personas adultas mayores

–         Por mucho, el principal problema en este grupo es la dificultad para encontrar trabajo, con 36% de menciones. Seguido por problemas de salud, con 13.9%.

–         Esto es grave, dado que 56.8% de los entrevistados entre personas adultas mayores señalaron que sus ingresos no son suficientes para cubrir sus necesidades básicas.

–         Puebla-Tlaxcala, es la zona metropolitana con una proporción más alta de insuficiencia de ingresos, con 73.9%.

Personas con discapacidad

–         Desempleo, discriminación y no se autosuficientes son los tres principales problemas identificados por este grupo vulnerable, con 27.5%, 20.4% y 15.7% respectivamente de menciones.

–         38.9% de personas con discapacidad declaró que la mayor parte de sus ingresos proviene de su propio trabajo.

–         La proporción crece a 43.9% entre hombres, y cae a 18.1% entre mujeres.

Personas migrantes

–         ¿Qué tanto creen los migrantes que en México se respetan sus derechos? 58.1% dijo que poco, y 7.2% que nada.

–         En la Ciudad de México la proporción que respondió “poco” o “nada” crece a 90.8%, mientras que en Tapachula es de apenas 12%.

–         23.5% de los migrantes identificó como principal problema el desempleo, pero seguido de cerca (20.5%) por la discriminación.

Personas trabajadoras del hogar

–         El principal problema manifestado por este grupo se refirió a sus ingresos (31.1%), aunque 19.3% mencionó “abuso, maltrato, humillación o discriminación”, y 12.3% la falta de derechos laborales.

–         Toluca, Puebla-Tlaxcala, y Querétaro fueron las ciudades con una mayor mención de abuso, maltrato y discriminación, con 38.8%, 27.8% y 27.4% respectivamente. En contraste con Tijuana (18.4%), la Ciudad de México (18.2%) y Monterrey (14.5%).

–         Sólo 8.5% de las personas trabajadoras del hogar recibe un seguro médico por sus servicios; y apenas a 25.8% le dan vacaciones. En el mismo sentido, sólo 36.3% recibe aguinaldo y 48.2% puede usar el teléfono del hogar donde labora.

*La encuesta será dada a conocer hoy a las 10 de la mañana.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Nayib Bukele anuncia que aspirará a la reelección en El Salvador (aunque expertos dicen que lo prohíbe la Constitución)

El mandatario, que ganó las elecciones en 2019, hizo el anuncio en medio de señalamientos de que no cumpliría con la norma constitucional. Bukele se apoya en una resolución de la Corte Suprema de Justicia del año pasado para hacerlo.
16 de septiembre, 2022
Comparte

El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, anunció que será candidato a la presidencia en las elecciones de 2024, a pesar de que varios analistas del país señalan que la reelección inmediata está prohibida por la Constitución.

“Después de discutirlo con mi esposa Gabriela y mi familia, le anuncio al pueblo salvadoreño que he decidido que seré candidato a la presidencia de la República”, dijo Bukele durante una alocución con motivo de la conmemoración de la independencia de El Salvador.

Bukele, de 40 años, se convirtió en presidente de El Salvador en 2019.

Según señalan varios especialistas, la Constitución salvadoreña tiene al menos seis artículos que prohíben la reelección inmediata del presidente.

Sin embargo, en mayo de 2021, con la colaboración del Congreso -donde el partido de Bukele tiene la mayoría- el mandatario expulsó a cinco jueces de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, la mayor autoridad judicial del país.

Unos meses después, dicha Sala, con mayoría de jueces aliados al mandatario, emitió una resolución que autorizaba la reelección inmediata.

En aquel fallo, los magistrados ordenan al Tribunal Supremo Electoral permitir “que una persona que ejerza la Presidencia de El Salvador y no haya sido presidente en el período inmediato anterior participe en la contienda electoral por una segunda ocasión”.

“Si se registra como candidato, se consumará un burdo fraude electoral”, señaló a través de Twitter el constitucionalista salvadoreño José Marinero.

“Sin frenos al poder político, el anuncio de la reelección es realmente una declaración: ‘Voy a permanecer en el poder porque quiero y porque puedo'”, agregó el analista.

Bukele, quien antes fue alcalde de la capital, San Salvador, ha sido duramente criticado por sus posturas que muchos consideran radicales, aunque él señala que goza del apoyo del pueblo basándose en encuestas como la de Cid Gallup, donde registra un 91% de popularidad.

Sin embargo, distintos gobiernos, entre ellos el de EE.UU., han criticado las medidas que ha tomado Bukele para obtener más poder dentro del país.

El año anterior, cuando intervino en la estructura judicial de El Salvador, el asesor de la Casa Blanca para asuntos occidentales, Juan González, comparó al presidente salvadoreño con el desaparecido líder venezolano Hugo Chávez.

“Al observar muchas de las acciones de Nayib Bukele, yo creo que están llevando a ese país en una dirección mucho más autoritaria que la que vimos a los inicios de los años de Hugo Chávez, y eso es preocupante”.

Qué dicen la Constitución y la nueva Corte Suprema

De acuerdo con Marinero, la constitución de El Salvador tiene al menos seis artículos donde queda explícita la prohibición de la reelección inmediata.

El más claro es el 154, que dice: “El período presidencial será de cinco años y comenzará y terminará el día primero de junio, sin que la persona que haya ejercido la Presidencia pueda continuar en sus funciones ni un día más”.

Los expertos también citan artículos como el 248, donde expresamente se prohíben enmiendas que obstaculicen la alternancia en el poder.

Marcha con afiche sobre Nayib Bukele

Getty Images
Bukele es acusado de tomar medidas radicales que afectan los derechos fundamentales de los habitantes de El Salvador.

“No podrán reformarse en ningún caso los artículos de esta Constitución que se refieren a la forma y sistema de gobierno, al territorio de la República y a la alternabilidad en el ejercicio de la Presidencia de la República”, se puede leer en este apartado.

“Estas normas son una protección que busca evitar que los presidentes permanezcan en el poder más de un período o que esto derive en una dictadura”, le dijo Marinero al diario El Salvador.

Sin embargo, a pesar de la advertencia de expertos, los cinco nuevos magistrados ubicados en la sala constitucional emitieron en septiembre de 2021 una orden en la que permitían la reelección inmediata.

“Atar la voluntad del pueblo a un texto que respondía a necesidades, contextos o circunstancias de hace 20, 30 o 40 años ya no es una interpretación de derechos, sino una restricción excesiva disfrazada de seguridad jurídica”, señaló la Corte en su resolución.

Este cuerpo judicial también permitió, en marzo pasado, la imposición de un estado de excepción que suspendió algunos derechos constitucionales y resultó en miles de arrestos en respuesta a un aumento en los asesinatos de pandillas.

“Estas decisiones también fueron fuertemente criticadas por una parte de la comunidad internacional, pero son precisamente esas decisiones las que finalmente nos han permitido seguridad; son esas decisiones que finalmente nos permitieron la paz”, dijo Bukele durante su alocución de este jueves para explicar las razones detrás de su nueva candidatura.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=56aMhD0Mi28&t

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.