Así era Milo Vela, el periodista asesinado en Veracruz
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Así era Milo Vela,
el periodista asesinado en Veracruz

Por Francisco Sandoval Alarcón
21 de junio, 2011
Comparte

El entorno laboral, familiar y personal son al menos tres de las líneas de investigación que tendrán que analizar en la Procuraduría General de Justicia de Veracruz para tratar de esclarecer el crimen del periodista Miguel Ángel López Velasco, así como el de su esposa Agustina Sola y su hijo Agustín.

Reportero y editor de nota roja por 30 años, así como columnista y subdirector del periódico Notiver, en el puerto de Veracruz, Milo Vela, mote que utilizaba para firmar sus columnas, fue asesinado en su casa alrededor de las 6 de la mañana del lunes.

El asesino también acribilló a su esposa e hijo de 21 años, quien comenzaba una carrera como fotógrafo en el mismo medio en el que laboraba su padre.

Hasta el momento no se cree que se haya tratado de un asalto o robo porque todas sus pertenencias fueron encontradas en la casa.

Hoy el diario Notiver decidió suspender su circulación por un día “en señal de duelo y como forma de protesta silenciosa” por la muerte del periodista “Milo Vela”.

Reportero de “nota roja”

En sus notas periodísticas, Milo Vela se caracterizaba por informar de los hechos procurando no emitir opiniones. Además, siempre publicaba la versión oficial de las autoridades policiacas.

Apenas el pasado 18 mayo, el periodista  publicó una nota en la que informó de la captura de 12 secuestradores que mantenían privadas de la libertad a dos personas.

Textualmente publicó: “Elementos de la Secretaría de Seguridad Pública, bajo el mando de Jesús Aiza Kaluf, subdirector de operaciones de la SSP, capturaron a 12 delincuentes que forman parte de dos peligrosas bandas de secuestradores que operaban en los municipios de Emiliano Zapata y Vega de Alatorre, entre los detenidos figura un excomandante de la policía municipal de Misantla y una reportera”.

Columnista político.

Como columnista, sin embargo, López Velasco tenía un estilo muy particular para tratar distintos temas,  desde denuncias ciudadanas hasta cuestiones políticas.

Una vez que informaba del hecho o la denuncia, finalizaba con algún comentario personal. Algunas veces a favor o en contra. Otras veces sólo para orientar al ciudadano.

Además, según el periódico Reforma, la columna de Milo Vela, llamada “Va de Nuez”,  en “reiteradas ocasiones abordó el tema del narcotráfico y la forma en que comenzó a inundar el escenario veracruzano, además de otros asuntos como el problema que enfrentó la periodista Lydia Cacho frente al grupo de empresarios y gobernadores acusados de participar en casos de pederastia”.

Agudo con las decisiones del gobierno.

Otra particularidad en sus columnas, es que el periodista criticaba abiertamente algunas decisiones del gobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa.

En lo que significó su última columna, publicada el lunes, criticó la decisión del gobernador Duarte de imponer a Harry Jackson Sosa, un colaborador del exgobernador Fidel Herrera, como coordinador del Programa “Adelante”.

“De este programa parten las directrices de cada una de las dependencias que conforman la administración estatal y que tienen como finalidad prioritaria combatir de manera atinada y eficaz la pobreza… Por eso no se entiende aún por qué con toda su accidentada trayectoria y resultados que han quedado bajo sospecha, se entregue a Harry Jackson Sosa la coordinación de este programa que impulsa el gobernador Duarte”, escribió el periodista.

Más agresiones

El 8 de abril de 2005 fue asesinado Raúl Gibb Guerrero, dueño y director general del periódico La Opinión de Poza Rica, Veracruz, especializado en temas de crimen organizado.

Los informes indican que a Gibb Guerrero lo emboscaron cuatro personas, quienes le dispararon al menos 15 balazos mientras conducía en dirección a su casa en Papantla.

Tras ser impactado por ocho balazos, perdió el control del vehículo y se estrelló. Fue declarado muerto en la escena del crimen.

Un año y medio más tarde, el 21 de noviembre de 2006, Roberto Marcos García, reportero de la revista Testimonio, especializada en temas policiacos, fue asesinado por dos sicarios que le dispararon en más de diez ocasiones.

Los hechos se registraron en la carretera Boca del Río-Antón Lizardo, adelante de la localidad conocida como La Matoza.

Apenas el pasado domingo 19 de junio militares golpearon al reportero veracruzano Cristino Méndez, cuando se dirigía a buscar información con una de sus fuentes en el puerto.

Reportero de la fuente policíaca de una estación de radio de la Máquina Tropical y un semanario policíaco, Méndez fue detenido por los soldados al ver que portaba un radio de comunicación y hablaba por celular.

Tanto los asesinatos de Gibb Guerrero y Marcos García, así como la agresión de Méndez, son temas que no han sido resueltos y castigados por las autoridades ministeriales en Veracruz.

En el caso de Milo Vela de no encontrarse indicios que hagan suponer a la Procuraduría de Justicia de Veracruz que el crimen de López Velasco, su esposa e hijo, fue por un motivo personal o familiar, tendrán que analizar el trabajo escrito por el informador para establecer o descartar alguna posible represalia por lo publicado como reportero de la nota roja o columnista político.

Para conocer el trabajo publicado por el periodista veracruzano, Animal Político te presenta nueve de las últimas notas y columnas escritas por el Milo Vela en el periódico Notiver.

Columnas:

Viene el nuevo a tránsito.

Tiembla el WTC.

Cambios y sorpresas.

Notas:

Un muerto por balacera en La Catalana.

Mueren 3 asfixiados en el “Fea Wave”.

Desmantelan a policías de Xalapa.

Atropella a mamá de abogado y escapa.

Chofer acribillado por banda de asaltantes.

Requisa en Pancho!

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Rusia y Ucrania: la creciente angustia en el refugio de los últimos civiles y militares en Mariúpol

Uno de los últimos combatientes ucranianos que quedan defendiendo la sitiada ciudad de Mariúpol, dijo a la BBC que las condiciones dentro del refugio son extremas pero que no se rendirán.
22 de abril, 2022
Comparte

Uno de los últimos combatientes ucranianos que resisten la toma de Mariúpol dijo a la BBC que el exterior de la sitiada siderúrgica donde están atrincherados está en gran parte destruido y que los civiles están atrapados bajo los edificios colapsados.

El capitán Svyatoslav Palamar, que milita en el polémico regimiento nacionalista Azov, afirmó desde la planta de Azovstal -la única parte de Mariúpol que no está bajo control de las fuerzas rusas- que los defensores habían repelido una oleada de ataques.

“Siempre he dicho que mientras estemos aquí, Mairúpol seguirá bajo control de Ucrania”, declaró.

Con anterioridad, el presidente de Rusia, Vladimir Putin, canceló el planeado asalto a la siderúrgica -que es un laberinto de túneles y talleres- y en cambio exigió a sus tropas cercarla completamente.

“Bloqueen esta zona industrial para que no escape ni una mosca”, ordenó el mandatario.

Gran parte de Mariúpol ha quedado destruida tras semanas de intensos bombardeos rusos y combates calle a calle. La toma de control del puerto sobre el mar de Azov es un objetivo clave de la guerra de Rusia y liberaría más tropas para la ofensiva de Moscú en la oriental región de Donbás.

El capitán Palamar contó que los rusos habían disparado contra la planta metalúrgica desde buques de guerra y lanzado bombas “rompebúnkeres”.

La BBC no ha podido verificar ninguno de los detalles de esa declaración. Sin embargo, coincide con los testimonios dados a comienzos de semana por un comandante de la marina ucraniana que también está dentro de la siderúrgica, quien dijo que los combatientes estaban superados en número y quedándose sin provisiones.

“Todos los edificios en el territorio de Azovstal están prácticamente destruidos. Lanzaron bombas pesadas, bombas rompebúnkeres que causan gran destrucción. Tenemos a heridos y muertos dentro de los búnkeres. Algunos civiles están atrapados debajo de los edificios colapsados”, aseguró Palamar.

El regimiento de Azov fue un grupo neonazi de extrema derecha que luego se incorporó a la Guardia Nacional de Ucrania. Sus combatientes, al lado de la brigada de la marina, guardias fronterizos y policías, son de los últimos defensores ucranianos que quedan en la ciudad.

Imagen aérea de la siderúrgica de Azovstal

Getty Images
Rusia no ha podido tomar control de la siderúrgica de Azovstal.

Cuando se le preguntó cuántos defensores ucranianos quedaban en Mariúpol, el capitán Palamar simplemente respondió “suficientes para repeler ataques”.

Explicó que los civiles estaban un sitios alejados de los combatientes, en sótanos que contienen entre 80 y 100 personas cada uno. Sin embargo, no estaba claro cuántos civiles en total había pues algunos de los edificios están destruidos y los combatientes no podían llegar hasta ellos debido al fuego de artillería.

Las entradas de algunos de los búnkeres están bloqueadas por voluminosas placas de concreto que solo se podrían remover con maquinaria pesada, detalló.

“Nos mantenemos en contacto con los civiles que se quedan en sitios donde podemos llegar. Sabemos que hay niños pequeños, hasta de tres meses de edad”, dijo.

El capitán exhortó a que a los civiles se les dé salvoconducto para evacuar la siderúrgica y pidió que un tercer país o un ente internacional actuara como garante de su seguridad.

“Estas personas ya han pasado por mucho, por crímenes de guerra. No confían en los rusos y están asustadas”, manifestó, añadiendo que temían ser torturadas y asesinadas a manos de las tropas rusas o deportadas a Rusia a través de los llamados campamentos de filtración.

Los civiles ancianos dentro de la siderúrgica necesitaban medicamentos, mientras que también había unos 500 combatientes gravemente heridos que no estaban recibiendo la atención debida -incluyendo cirugías serias como amputaciones.

“Después de 52 días de bloqueo y fuertes combates, nos estamos quedando sin medicamentos. Y también hay cadáveres expuestos de nuestros combatientes que necesitan ser enterrados con dignidad en territorio controlado por Ucrania”, aseveró.

Mapas de Mariúpol

BBC

Palamar dijo que los defensores ucranianos también querían asegurar su propia evacuación, de ser posible -pero que la rendición está descartada.

“En cuanto a la rendición, a cambio del salvoconducto de nuestros civiles, creo que todos sabemos con quién estamos tratando. Definitivamente sabemos que toda garantía, toda declaración de la Federación Rusa no vale nada”.

Manifestó que muchos de los defensores de Azovstal vinieron de Crimea, que Rusia anexó en 2014, así como de las orientales regiones de Dontesk y Luhansk. Él mismo se casó allí y su hijo también nació allí.

“Fui testigo de cómo esta ciudad se desarrollaba. Cómo esta ciudad se convirtió en la perla de Azov, y también es mi ciudad natal”, declaró.

“Rusia no está renovando ni reconstruyendo nada. Su meta es destruir y aterrorizar. Si caemos, esta horda seguirá adelante y todo el mundo civilizado estará en peligro”.

Ucrania ha acusado a las fuerzas rusas de bombardear los refugios civiles y de usar armas prohibidas o restringidas por la ley internacional -incluyendo bombas de fósforo y de racimo– en los ataques contra Azovstal.

Tanto Ucrania como Estados Unidos y Reino Unido han anunciado investigaciones sobre posible uso de armas químicas en Mariúpol, algo que Rusia ha negado. La BBC no pudo confirmar esas acusaciones independientemente.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=TG6s6GRSaAY

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.