Las respuestas de Calderón a las demandas de Sicilia
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Las respuestas de Calderón a las demandas de Sicilia

Por Paris Martínez
24 de junio, 2011
Comparte

Éstas son algunas de las demandas concretas formuladas ayer por Javier Sicilia, en nombre del Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad, durante el diálogo que las víctimas de la violencia sostuvieron con el titular del Ejecutivo Federal, así como las respuestas y compromisos asumidos por el presidente Felipe Calderón.

1. Exigencia de disculpa presidencial (aceptada parcialmente)

Sicilia: “En primer lugar, venimos hasta aquí a que reconozcan la deuda que el Estado mexicano tiene con las víctimas, sus familias y con la sociedad entera. Por eso, en su calidad de representante del Estado, señor presidente, está obligado a pedir perdón a la nación, en particular a las víctimas”.

Calderón: “Sí he de pedir perdón por las víctimas que murieron y que no pudimos defender, pero no es procedente que pida perdón por haber actuado contra los criminales que están causando esas muertes. En ese sentido todos tenemos una responsabilidad.”

2. Petición de atención urgente a casos emblemáticos (aceptada parcialmente)

Sicilia: “En segundo lugar, exigimos la solución de los casos emblemáticos (que enarbola el Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad), de los cuales se ha ido resolviendo el de mi hijo y el de sus amigos asesinados en Morelos.

¿En qué momento se resolverán los otros, algunos de los cuales llevan años sin resolverse, como el de la familia Lebarón, la familia Reyes Salazar o el de las familias de la guardería ABC, que lleva el sello de las complicidades delictivas que hay en funcionarios de gobierno y en partidos políticos? Ponga usted una fecha, inminente y pronto.”

El presidente le recordó a Julián Lebarón que tres personas presuntamente involucradas en el asesinato de su hermano ya están presas, aunque no por este delito.

A la señora Araceli Rodríguez, madre de uno de los siete policías federales desaparecidos en Michoacán, le prometió que “personalmente revisaré los expedientes que hay y castigar a los responsables”, aunque aclaró que el líder de la banda que opera en la zona ya está preso, aunque no por este delito.

A María Herrera, madre de cuatro artesanos michoacanos desaparecidos en Veracruz y Guerrero, le aseguró que los líderes del cártel que opera en la zona, La Familia Michoacana, ya están detenidos, aunque no por este delito.

A Salvador, representante de la comunidad michoacana de Cherán, en rebeldía desde abril por la acción de talamontes coludidos con autoridades, el presidente le dijo estar de acuerdo en la defensa de los bosques.

A Norma Ledezma, madre de una adolescente raptada y asesinada en Ciudad Juárez, cuyo cadáver fue hallado en un predio denominado Campo Algodonero, le aseguró que “estamos en proceso de cumplimiento (de la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos) del caso del Campo Algodonero”. Cabe destacar que la CIDH ha sancionado la respuesta del gobierno federal ante su sentencia.

En respuesta a estos planteamientos, Julián Lebarón le pidió a Calderón “no insultar la memoria de mi hermano Benjamín, ya que nadie ha sido sentenciado por su asesinato”.

3. Petición de visibilizar y hacer justicia a las víctimas (aceptada)

Sicilia: “Exigimos al poder Ejecutivo federal que se haga valer nuestro derecho a la verdad, a la justicia y a la no repetición de los crímenes, teniendo como base la visibilidad de las víctimas y la reparación de los daños generados por el Estado mexicano (…)

“Exigimos que usted, señor Presidente, proponga la creación de un organismo ciudadano autónomo, una Comisión de la Verdad, la Justicia y la Reconciliación, o una Fiscalía Social de la Paz, cuya función sea establecer y vigilar el cumplimiento por parte de las autoridades de la visibilización de todas las víctimas de la guerra, sean inocentes o culpables; también deberá dar seguimiento de sus casos, lo que incluye los resutlados de las investigaciones y sentencias, así como el combate a las redes de complicidad de la autoridad con el crimen.”

Calderón: “Comparto plenamente la demanda del esclarecimiento preciso de los casos de violencia. Hemos establecido protocolos para que sobre todo caso de persona asesinada se tenga un seguimiento claro y perfecto, porque sabemos que atrás hay un nombre, una familia, una vida, y por eso necesitamos rescatar esa memoria y estoy dispuesto a avanzar en algún mecanismo que haga que la sociedad civil participe en esa memoria.”

4. Petición de una ley de atención a víctimas (aceptada)

Sicilia: “Necesitamos que, en ejercicio de sus atribuciones, señor presidente, proponga una Ley de Atención y Protección a las Víctimas, que debe ser aprobada lo más pronto posible por todos los poderes y todas las entidades federativas. Esta ley generará una política pública, instituciones y normas especializados, así como recursos para la atención, el acompañamiento y la protección de las víctimas de la violencia, mediante un programa que obligue a las autoridades correspondientes a reparar lo que la guerra y la impunidad han causado en miles de familias.

Adicionalmente, es indispensable poner en marcha mecanismos de protección a los defensores de los derechos humanos y a los periodistas, así como métodos de sanción para los funcionarios implicados en redes de complicidad o que cometan delitos por omisión.”

Calderón: “Me interesa mucho lo de la ley de víctimas. La Policía Federal, la PGR, Gobernación, el Ejército, la Marina  tiene un área de atención a víctimas, son varias dependencias cada cual trabajando por su lado, y yo les he hecho tener un protocolo de atención a víctimas, yo había pensado en un Sistema de Atención a Víctimas, pero me parece muy bien pensar en una ley, platiquémosla, diseñémosla, y considerando víctimas a todos, por supuesto con distintos grados de responsabilidad, pero víctimas coincido en que son todos. Y hay que darles nombre, no ocultarlos en una cifra estadística.”

5. Petición de exhibir video de la Caravana en secundarias y preparatorias (ignorada)

Sicilia: “Le pedimos, señor Presidente, que se comprometa a exhibir en todas las secundarias y preparatorias del país el video de los dolores que recogimos durante la Caravana del Consuelo, y que se hagan mesas de análisis y discusión con los alumnos, como parte de la recuperación de la memoria y para ayudar a que esto no se repita nunca.”

Petición sin respuesta del Presidente ni del Secretario de Educación, Alonso Lujambio.

6. Petición de cambio en la estrategia belicista contra el hampa (rechazada)

Sicilia: “Es nuestro derecho como ciudadanos exigir una redefinición de la estrategia de seguridad, para lo cual es necesario terminar con el enfoque militarista de combate al crimen organizado, mediante un en foque más amplio que contenga una estrategia basada en los conceptos de seguridad humana, con énfasis absoluto en los derechos humanos, en vez de en la seguridad de las instituciones, como hasta ahora, por desgracia, se ha venido haciendo. La creación de estrategias alternativas y ciudadanas, congruentes con la realidad de cada estado, que apunten a la reconstrucción del tejido social y al retiro paulatino del Ejército de las calles.”

Aquí se insertan las demandas de eliminar el fuero militar, el rescate de experiencias comunitarias y autogestivas de defensa ciudadana, así como la discusión de la despenalización del consumo de ciertas drogas.

Calderón: “Mientras sea presidente, estaré siempre dispuesto a revisar la estrategia (contra el crimen organizado), a rectificar errores y revisar alternativas.

“Pero también estaré siempre decidido a defender hasta la más modesta de las familias campesinas que esté siendo extorsionada, a las madres que no encuentran a sus hijos, a la gente que ve que su comunidad ha caído en manos de criminales.

“Mientras yo tenga autoridad, las defenderé con todo, y ‘todo’ es toda la fuerza del Estado (…) Estoy de acuerdo en que hay que detener esta violencia, pero sin que eso implique claudicar y dejar el país y a sus comunidades más indefensas y más pobres en manos de criminales.

“Hay que terminar esa violencia sin caer, como muchos lo han hecho en el país por miedo o por corrupción, en la indolencia y en la franca complicidad. Francamente no es para mí eso.

“Es posible que una comunidad tenga experiencias autogestivas de defensa, y que lo haga incluso sin armas de fuego, eso puede ser muy interesante, puede sonar bien. Pero la verdad es que cuando vemos llegar grupos criminales en caravana de 20 autos y armados hasta los dientes, tiene que haber una manera diferente de organizar la seguridad de las personas, pues por mucha organización de la gente, cuando llegan los criminales hay que esconderse en los cerros, y ante eso necesitamos fortalecer más a las instituciones de seguridad.

“Pero sí creo que sin participación ciudadana es imposible reconstruir las instituciones en materia de seguridad y justicia.

“Sobre la despenalización de las drogas, yo quiero recordarles a ustedes que en México ya está despenalizado el consumo y la portación de dosis personales, eso lo podemos discutir otra vez, pero ya se dio ese debate. Pero no sólo estoy abierto a discutir el tema del consumo, sino el de tránsito y producción, aunque hay que reconocer que es un problema que rebasa por mucho las limitaciones de un Estado nacional como México: el debate mismo y su solución está en el ámbito supranacional, no tiene un arreglo nacional.

“O tenemos verdaderamente una coordinación y un apoyo entre todos los países o buscamos romper paradigmas viejos y hallar soluciones diferentes en el ámbito internacional, y eso es responsabilidad de todos, pero en particular de los países consumidores.”

7. Petición de fiscalía ciudadana (aceptada parcialmente)

Sicilia: “Se reclama crear un auditor de la Policía Federal, ‘que sea independiente’, que dé seguimiento a las pruebas de confianza aplicadas a todos los elementos, así como vigilancia a aquellas personas que hayan reprobado dichos exámenes. No sabemos dónde están los policías que no pasaron las pruebas de confianza, y eso es grave.”

Calderón: “En la Policía Federal ya existe una figura de visitador. Lo que podemos hacer es un equipo que me ayude a elegir a este visitador, incluso si hay candidatos ciudadanos para que ocupen la visitaduría, adelante.

“No es, por cierto, un cargo que muchos quieran, es un cargo de mucho peligro, de mucha amenaza, yo necesito ayuda ahí, así que con muchísimo gusto. Y lo mismo diría para la Procuraduría General de la República.”

8. Petición de atención a la juventud (aceptada parcialmente)

Sicilia: “Dar herramientas educativas a los jóvenes, que son la mayoría de quienes están muriendo y de quienes se vuelven el ejército de reserva de la delincuencia. Por ello, exigimos darle a la educación los mismos recursos que se entregan a las fuerzas de seguridad, no podemos aceptar que las opciones para nuestra juventud sean la migración, la miseria y la violencia.

“En esta demanda queda incluida la exigencia de “no seguir comprometiendo la educación (y con ella el presente y el futuro de nuestros niños) para mantener los privilegios de esa maquinaria electoral llamada Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación”.

Como parte de la estrategia contra la violencia, el presidente señaló que la acción más importante emprendida, para reconstruir el tejido social, es dar oportunidades para los jóvenes.

Calderón: “Nunca en cuatro años en la vida del país se habían construido 91 nuevas universidades, más de 800 bachilleratos, más de mil clínicas y hospitales nuevos, yo sé que es insuficiente para un país donde la mitad de su población tiene 26 años o menos (…)

“Y en relación con la proporción entre gasto en seguridad y gasto en educación hay que destacar que mientras los recursos destinados a seguridad pública son de poco más de 100 mil millones de pesos, en educación la inversión es superior: de 536 mil millones de pesos; y todo el gasto en seguridad social y desarrollo es de un billón 326 mil millones (…)

“Pero, por qué no vamos revisando el gasto público y le metemos más a educación. Hay grupos políticos que tienen mucho poder en el Congreso, bancadas de 80 diputados de un sólo sector, que presupuestalmente se llevan una tajada de león, y dice la ONU que ese no es el gasto más igualador, por qué no revisamos eso y de ahí sacamos para invertir más en educación.”

Sobre el SNTE, Calderón respondió: “Hay cosas que te diría, Javier, que las viéramos en otro momento, pero el que los maestros tengan que hacer un examen para obtener una plaza, el que sean sometidos a la prueba ENLACE, la reforma que estamos haciendo para cambiar la carrera magisterial, para que se pague a los maestros conforme a los resultados de sus alumnos, y no conforme a su antigüedad, esos son pasos importantes.”

9. Petición de reforma política (aceptada parcialmente)

Reconocer el derecho ciudadano de la ciudadanía a decidir y ser tomada en cuenta, mediante un mecanismo de democracia participativa y efectiva. En este punto, Sicilia reconoció que el presidente mantiene “coincidencias” con el movimiento ciudadano.

Sicilia: “Exigimos a los partidos políticos y a nuestros representantes en el Congreso de la Unión generar las condiciones para contar con la revocación del mandato, el referéndum, la consulta y la iniciativa ciudadana; el plebiscito, el voto blanco, las candidaturas independientes, la reelección y la limitación del fuero legislativo, renovación que permita empoderar a la ciudadanía en asuntos de cobierno y poner coto a la partidocracia, lo que, de no darse, hará del próximo ejercicio comicial de 2012 “las elecciones de la ignominia”.

Calderón: “Sobre democracia participativa y efectiva, estoy totalmente de acuerdo. Tenemos que exigirle cuentas a los representantes ciudadanos, y para ello necesitamos figuras efectivas de democracia participativa, necesitamos que el elector tenga el control de la carrera política de los diputados y los senadores, y también de los alcaldes, si son buenos que se reelijan, y si no que se vayan.

“Necesitamos mecanismos de transparencia en campañas electorales. Yo veo campañas hoy todavía de miles y miles de millones de pesos, que difícilmente se pueden aclarar en términos de la actual ley, y ahí yo soy de los primeros interesados en que avancemos, así como en la renovación del sistema político.”

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Por qué Nueva España se disgregó en tantos países tras la independencia de México y Centroamérica hace 200 años

El 2021 marca los 200 años del fin de la Nueva España, un extenso territorio dominado por la corona española que intentó mantenerse unido pero al final se fragmentó en múltiples países. ¿Cómo se dio tal transformación?
16 de septiembre, 2021
Comparte

Este septiembre es bicentenario para seis naciones de América Latina.

En ese mes, pero del año 1821, se dieron declaraciones de Independencia sobre la corona española que, después de varios experimentos políticos, concluyeron con el nacimiento de seis países que hoy conocemos: México, Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica.

Incluso los territorios de Chiapas, Yucatán y Texas tuvieron una corta vida independiente.

Todos ellos emanaron de la Nueva España, uno de los vastos territorios en América que el imperio español creó y administró durante tres siglos.

Pero ¿por qué uno de los mayores imperios del milenio pasado perdió el control de su más extensa posesión y su territorio terminó tan fragmentado?

Para responderlo hay que mirar a qué ocurría a comienzos del XIX.

¿Cómo era la Nueva España?

La Nueva España era una de las naciones más grandes de su época.

Se extendía por más de 7 millones de kilómetros cuadrados, desde regiones del suroeste y sureste del actual Estados Unidos hasta el noroeste de Panamá.

El territorio actual de España cabría 14 veces tan solo en la Nueva España (más aún en sus otros virreinatos y territorios de América, África y Asia).

Su conformación territorial era diversa: había reinos como el de México y Nueva Galicia en la región central. (Los siguientes mapas muestran las extensiones territoriales con base en los límites actuales de países y estados locales).

Nueva España central

BBC

Al norte, estaban las provincias internas del oriente, como Nuevo León o Nueva Extremadura, y las provincias internas del occidente, entre ellas las Californias, Nueva Navarra o Nueva Vizcaya.

Nueva España norte

BBC

Hacia el sur, estaban las capitanías generales de Yucatán y Guatemala.

Esta última también se subdividía en provincias: Chiapas (actual estado de México), Guatemala (incluyendo el actual Belice), San Salvador (actual El Salvador), Nicaragua y Costa Rica (entonces una sola unidad) y Comayagua (actual Honduras).

Nueva España sur

BBC

La capital era Ciudad de México, pero Ciudad de Guatemala actuaba como una segunda capital en términos de gobierno.

“Era un empalme jurisdiccional muy complicado, pero en términos prácticos sí había mucha independencia de las provincias centroamericanas respecto a México, pero también había algunas funciones en las cuales dependían de México”, dice a BBC Mundo el historiador Alfredo Ávila.

En materia económica, de religión y de justicia a través de la Santa Inquisición, el gobierno de Ciudad de México tenía el control sobre la Nueva España entera. Pero en el resto de cuestiones, como la fuerza armada, la Capitanía de Guatemala o Yucatán tenían su autonomía.

“En Centroamérica no había un virreinato en términos generales, sino una audiencia, con un jefe político, una capitanía general”, continúa Ávila, académico del Instituto de Investigaciones Históricas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

“Y es muy difícil hablar de identidades. Una persona que nació en San Salvador era guatemalteca, porque dependía de la Audiencia de Guatemala. Pero si era hijo de españoles, era español”, apunta.

https://www.youtube.com/watch?v=W3yHdmZ_rF8&t=358s

Todo eso tuvo un papel importante en lo que ocurriría alrededor de 1810.

El ocaso de un enorme imperio

Las élites ligadas al poder político, comercial y religioso fueron exponiendo sus discrepancias con España luego de tres siglos de convivencia.

A partir de 1808, el descontento de la clase gobernante en América llevó al surgimiento de varios movimientos de independencia que se fueron fortaleciendo al tiempo que la corona española atravesaba sus propios conflictos bélicos en Europa con Inglaterra y Francia.

Eso dejó a la corona española muy debilitada para hacer frente a las rebeliones en América. Incluso el gobierno de Ciudad de México había perdido el control militar en sus dominios.

“El virrey de México no mandaba en la comandancia de Guadalajara o en Monterrey”, explica Ávila. Ahí los jefes militares eran los que “tenían tanta fuerza que el virrey ya no tenía influencia sobre ellos”.

“Ahí empezó un proceso de desarticulación virreinal que alcanzó a Centroamérica”, señala.

Capitulación de Madrid, Antoine-Jean Gros

Museo de Historia de Francia
El cambio de monarquía en el trono español fomentó los movimientos de independencia en las colonias.

El gran estallido en la Nueva España es el de la madrugada del 16 de septiembre de 1810, cuando una conjura independentista se vio descubierta y el cura Miguel Hidalgo llamó al pueblo mexicano a alzarse en armas en el famoso Grito de Dolores.

La guerra de independencia mexicana culminó 11 años después, el 27 de septiembre de 1821.

Por su parte, la Capitanía de Guatemala tuvo un proceso relativamente pacífico en el que la determinación independentista se dio en una asamblea con miembros de las provincias el 15 de septiembre de 1821.

Aunque esas son las fechas más recordadas, en los hechos hubo un momento que semanas antes fue determinante para la Nueva España.

Los Tratados de Córdoba

Cuando México y las provincias de Centroamérica declararon su independencia, ya tenían un plan en marcha: conformar un imperio.

La idea fue plasmada en los Tratados de Córdoba, que fueron firmados entre los independentistas mexicanos y autoridades de la Nueva España el 24 de agosto de 1821. Tenían como objetivo final la fundación del Imperio Mexicano.

Los españoles sabían que no podían contener más el movimiento de independencia, pero querían rescatar las valiosas vías de comercio.

El documento “reconocía la independencia de México, pero buscaba mantener la relación comercial de ambos lados. Y una parte de la élite de Guatemala quería aprovechar eso”, explica Ávila.

Chiapas -que era parte de la Capitanía de Guatemala- fue la primera provincia centroamericana en unirse al imperio, seguido poco después por la Capitanía de Yucatán.

“Y la discusión de los centroamericanos entonces fue qué convenía más: permanecer independientes de España o unirse a alguna de las dos grandes potencias limítrofes, Colombia o el Imperio Mexicano”, señala el historiador.

“Claramente por vínculos históricos tenía más sentido unirse al Imperio Mexicano”.

Panamá, que hoy es parte de Centroamérica, quedó en la Gran Colombia.

Reunión del Ejército Trigarante

Getty Images
El ejército de Iturbide ayudó a reprimir a los opositores a la unión con el imperio de San Salvador.

Bajo el nuevo imperio se delimitaron 24 provincias, muchas de las cuales conservan sus nombres en México y Estados Unidos (Texas, Nuevo México, California) hasta la actualidad.

Por lo que respecta a Centroamérica, se dio la delimitación casi actual: Guatemala (incluyendo a Belice), El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica (estas dos últimas ya no eran una sola).

La fragmentación final

No obstante, el Imperio Mexicano duró poco.

La inestabilidad política que persistía desde la asunción del emperador Agustín de Iturbide condujo a un golpe de Estado en febrero de 1823, el cual llevó a la disolución del Imperio Mexicano un año después.

Las provincias mexicanas, a las que se integró Chiapas, conformaron la primera República Federal Mexicana, mientras que las provincias del sur crearon la República Federal de Centroamérica.

Pero aquel intento de mantener la unión de tan diversos territorios no se pudo sostener. Las razones no solo eran por los acuerdos políticos del momento, sino históricas.

Mapa de Centroamérica

iStock
Centroamérica intentó mantenerse unida, pero a partir de la década de 1830 inició su separación.

En Centroamérica no se alcanzó a construir una identidad más amplia. De un millón, la mitad vivía en Guatemala. Otra buena parte en Chiapas. El resto de las provincias estaban muy poco pobladas y casi no tenían contacto entre sí”, explica Ávila.

“Y había un cierto rechazo a Guatemala, porque se veía como la ciudad que cobraba impuestos, que mandaba tropas, que era un poco opresora”, añade.

En la década de 1930 hubo diversos conflictos que derivaron en la disolución de la unión de las provincias que buscaban tener mayor autodeterminación.

Fue entonces que nacieron cinco repúblicas independientes: Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica.

https://www.youtube.com/watch?v=BKNQNzyRydw&feature=emb_title

Y en el caso mexicano, en la década de 1830 y 1840, México perdió importantes territorios ante Estados Unidos: Texas, la Alta California y Nuevo México.

Incluso Yucatán declaró su independencia durante ocho años, pero volvió a la unión mexicana.

Fue así que los más de siete millones de kilómetros cuadrados quedaron divididos en las naciones que este año celebran dos siglos de independencia.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=_cDXqCfnycM

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.