Hank Rhon, una historia de acusaciones
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Hank Rhon, una historia de acusaciones

Por Francisco Sandoval
4 de junio, 2011
Comparte
Jorge Hank Rhon y Arturo Montiel, en el sepelio de Carlos Hank González en 2001

Jorge Hank Rhon y Arturo Montiel, en el sepelio de Carlos Hank González en 2001. Foto :Cuartoscuro.

“¿A cuánto asciende su fortuna personal?”, le preguntó en julio de 2007 el corresponsal en Mexicali del Semanario Zeta al entonces candidato del PRI a la gubernatura de Baja California, Jorge Hank Rhon, quien antes de lanzar su respuesta apretó los dientes y observó con aire de enojo al periodista que lo cuestionaba.

“Eso no es importante para la campaña”, respondió el entonces Candidato y dueño del Grupo Caliente, quien la madrugada del sábado fue detenido por el Ejército en su domicilio, ubicado en el Hipódromo de Agua Caliente de Tijuana, en posesión de un lote de 88 armas de diferentes calibres.

Hijo menor de Carlos Hank González, ex profesor de primaria y ex Gobernador del Estado de México de 1969 a 1975, no es la primera vez que este Ingeniero Industrial, o sus más cercanos colaboradores, se han visto involucrados con la justicia desde que en 1985 cambió su residencia a Tijuana, Baja California, localidad en la que llegó a ocupar la Alcaldía el 1 de noviembre de 2004.

“Todos los caminos conducen al Hipódromo de Agua Caliente”.

“Jorge Hank Rhon: ¿Por qué me asesinó tu guardaespaldas Antonio Vera Palestina?”, señala con letras blancas y fondo negro la sección un “Poco de Algo” que cada viernes aparece en el Semanario Zeta, como un recordatorio del asesinato del periodista y editor del tabloide tijuanense, Héctor “Gato” Félix Miranda, ocurrido el 20 de abril de 1988.

Por el crimen del Periodista fueron acusados y condenados como autores materiales el ex policía judicial de Baja California, Victoriano Medina Moreno y su jefe, Antonio Vera Palestina, quien en ese tiempo se desempeñaba como responsable de la seguridad en el Hipódromo Agua Caliente de Tijuana, operado por Hank Rhon.

En la sección del Zeta se le pide al actual Gobernador de Baja California, José Guadalupe Osuna Millán, capturar a los autores intelectuales del homicidio de Héctor Félix Miranda, pues otros ex mandatarios de esa entidad, incluidos panistas y priistas, “no quisieron ordenar la captura”.

No sólo eso.  Se señala que el entonces gobernador Ernesto Ruffo Appel sí pudo encarcelar a los que mataron a Félix Miranda y retoman las palabras que en su momento lanzó el ex mandatario, quien tras la captura de Vera reconoció que en este caso “todos los caminos” conducían al Hipódromo  de Agua Caliente.

Tras el asesinato del Periodista, Hank Rhon fue citado a declarar pero ante el Ministerio Público dijo desconocer al responsable de la seguridad en el Hipódromo, lo que le valió su exoneración del crimen.

Casi 16 años después, como candidato a Alcalde de Tijuana, Jorge Hank llamó “compadre” a Vera Palestina, lo que a los ojos del periodista del Zeta, Francisco Ortiz Franco, era prueba suficiente para reabrir el caso, acción que nunca sucedió pues el también Abogado y representante de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) -organismo que analizaba el expediente de Félix Miranda- fue asesinado a las pocas semanas de que el aspirante priista a la Alcaldía emitiera sus declaraciones.

Operación Tigre Blanco

Fue en 1997 cuando en Estados Unidos (EU) se filtró un documento a la prensa en el que se da conocer un informe donde se vinculaba a Jorge Hank Rhon con actividades de lavado de dinero, actos de corrupcion y evasión fiscal, entre otros delitos.

Bajo el título “Tigre Blanco”, el informe señalaba que la familia Hank estuvo involucrada con poderosas organizaciones del narcotráfico, entre ellas el llamado Cártel de los Hermanos Arellano Félix.

Según versiones periodísticas de medios de comunicación de EU, después de que el informe se hiciera público, la familia Hank contrató a abogados de alto perfil como el ex senador de Nueva Hampshire Warren Rudman, con el fin de presionar al gobierno estadounidense, para criticar y rechazar el documento.

De tal suerte, la Fiscal General Janet Reno finalmente escribió a la familia una carta diciendo que el informe había sido dolosamente filtrado y que no podía respaldar sus conclusiones, ya que no había sido debidamente investigado.

A estas versiones, se suma un supuesto cable de julio de 2009 del ex cónsul de Tijuana,  Ronald Kramer, difundido por Wikileaks, en el que señala sus sospechas de que las autoridades de México no investigan a Hank aun cuando existen sospechas de que se trata de un personaje “corrupto” y que tiene nexos “con el narcotráfico”.

Según el Semanario Zeta de Tijuana, las sospechas que pesan contra Jorge Hank provocaron que en enero de 2009 autoridades de EU le retiraran su visa fronteriza al dueño del Grupo Caliente, quien intentó, sin mucho éxito, cruzar por la Garita de Tijuana al Condado de San Diego, California.

Escoltas del Estado de México

Jorge Vera Ayala, hijo de Antonio Vera y actual Jefe de Escoltas de Jorge Hank Rhon, es otro de los personajes allegados al ex Alcalde de Tijuana que en al menos 3 ocasiones se ha visto involucrado con la justicia por los delitos de portación de armas.

El último de estos incidentes  ocurrió en octubre de 2009 en el municipio de Playas de Rosarito, Baja California. En esa ocasión, Vera Ayala, así como otros 3 escoltas del Grupo Caliente, acompañaban a Jorge Hank cuando fueron detenidos por policías municipales de esa localidad por la portación de 4 armas largas y 1 corta.

Al ser cuestionado por la procedencia de las armas, Vera Ayala respondió que contaban con permisos del Gobierno del Estado de México,  pues se desempañaba como comandante de esa entidad.

Los policías municipales, sin embargo, argumentaron que se encontraban fuera del área que cubre la autorización de las armas, por lo que fueron remitidos a las oficinas de la Procuraduría General de la República (PGR), de donde logró escapar Vera Ayala, no así los otros tres escoltas que lo acompañaban.

Casi tres semanas más tarde, con una orden de aprehensión en su contra, el Jefe de Escoltas de Jorge Hank acudió voluntariamente a las oficinas de la delegación de la PGR en la ciudad de Tijuana, donde después de pagar una multa de 46 mil pesos quedó en libertad.

Casi medio año antes, el 13 de mayo de 2009, Jorge Vera fue detenido en el municipio de San Luis Río Colorado, Sonora, colindante con Baja California, por el delito de portación de armas.

Parte policiaco sobre Jorge Vera Ayala (Da click para agrandar)

En esa ocasión, según el parte policiaco en poder de Animal Político, se le encontró un arma calibre .9 milímetros y un rifle .223. Acompañado de otra supuesto escolta,  se identificó como una credencial de comandante de la Agencia de Seguridad Estatal del Estado de México, cuya vigencia era del 14 de marzo al 13 de septiembre de 2009.

Por ninguna de las detenciones, los encargados de la Procuración de Justicia en el Estado de México emitieron una respuesta sobre el tema.

Socio, suplente de Senador

Un reportaje publicado en julio de 2007 por el periódico La Jornada, dio a conocer que, de enero a junio de ese año, el consorcio de juegos y sorteos propiedad de Jorge Hank Rhon, había reportado ingresos por casi 7 millones de pesos en los más de 104 establecimientos del llamado Grupo Caliente en el país.

De acuerdo con información del Registro Público de la Propiedad en Baja California, Han Rhon es el socio mayoritario del “Consorcio Agua Caliente S.A de C.V”, que entre otras cosas se dedica a la “promoción, dirección y explotación de cualquier lugar de la República Mexicana o del extranjero de toda clase de diversiones, eventos o espectáculos que requieren de autorización, concesión o permiso del Gobierno Federal”.

Aparte, el consorcio, integrado por al menos otras 6 empresas, tiene como objeto operar “establecimientos y diversiones tales como frontones, galgodromos, hipódromos, libros foráneos, maquinas tragamonedas y video, maquinas de juego de acción electrónica, centros de apuestas remota, salas de sorteos de números y cualquier otro establecimiento, donde se realicen juegos, eventos o carreras con apuestas”.

Según la partida 5532122, Hank Rhon es socio de 99 acciones del Consorcio, cuyo valor ascienden a 49 mil 500 pesos, mientras que Alberto Murguía Orozco, es dueño de 1 acción que vale 500 pesos.

Murguía Orozco, es suplente del Legislador y Vicecoordinador de la bancada priista en el Senado de la República, Fernando Castro Trenti, quien preside la Comisión de Comunicaciones y Transportes, además de pertenecer a las comisiones de Justicia y de Puntos Constitucionales, e integrar el Órgano Colegiado del Instituto “Belisario Domínguez”.

Xolos desatados

A los negocios de Hank Rhon, se suma el equipo de futbol Xoloitzcuintles de Tijuana, que recientemente obtuvo su pase a la primera división del Futbol Mexicano.

Este sábado, incluso, el periódico Record especializado en temas deportivos, tituló en su primera plana que el equipo de Xolos  estaba “desatado” pues había adquirido por una millonaria suma de dinero a dos jugadores.

En el caso del ex jugador Argentino del River Plate, Mariano Pavone, lo contrató con un sueldo anual de 2.1 millones de dólares, mientras que por el delantero colombiano del Once Caldas, Dayro Moreno, pagó 3 millones de dólares por su traspaso.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Las 2 causas científicas por las que se cayeron las Torres Gemelas tras el impacto de los aviones el 11 de septiembre de 2001

El violento choque de dos aviones contra los edificios más altos de Nueva York fue el comienzo de una secuencia de horror que redujo a escombros los emblemáticos colosos de acero y concreto.
7 de septiembre, 2021
Comparte

MITEl 11 de septiembre de 2001 dos aviones Boeing 767 embistieron las Torres Gemelas, que con sus 110 pisos eran los edificios más altos de Nueva York.

El primer avión chocó contra la torre norte a las 8:45 de la mañana. El edificio ardió durante 102 minutos y luego, a las 10:28 a.m. se derrumbó en solo 11 segundos.

Dieciocho minutos después del primer choque, a las 9:03 a.m., el segundo avión impactó la torre sur. El rascacielos resistió en llamas durante 56 minutos, tras lo cual, a las 9:59 a.m., colapsó en 9 segundos.

“Luego del increíble sonido del edificio colapsando, en pocos segundos todo se volvió más oscuro que la noche, sin sonido, y no podía respirar”, recuerda Bruno Dellinger, un sobreviviente que trabajaba en el piso 47 de la torre norte.

“Estaba convencido de que estaba muerto, porque el cerebro no alcanza a procesar algo como esto”, dice Dellinger en su testimonio compartido por el Museo y Monumento Conmemorativo del 11 de septiembre en Nueva York.

Trayectoria aviones

BBC

El saldo fueron 2.606 personas muertas.

Torres Gemelas

Getty
Las torres resistieron varios minutos antes de venirse abajo.

¿Por qué se cayeron las torres?

“La respuesta aceptada por toda la gente seria es que las torres se vinieron abajo porque fueron objeto de un ataque terrorista“, le dice a BBC Mundo el ingeniero civil Eduardo Kausel, profesor emérito en el Departamento de Ingeniería Civil y Ambiental en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

Justo después de los ataques, Kausel fue el líder de una serie de estudios y publicaciones en las que expertos del MIT analizaron las causas de los derrumbes desde el punto de vista estructural, de ingeniería y arquitectónico.

La respuesta de Kausel encierra una serie de fenómenos físicos y químicos que desataron una catástrofe que nadie, para ese entonces, era capaz de imaginar.

Combinación fatal

Los estudios del MIT, que se publicaron en 2002, coinciden en gran parte con los hallazgos del reporte que el gobierno de Estados Unidos le encargó al Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST, por sus siglas en inglés) para averiguar por qué se cayeron las torres, y cuya versión final se publicó en 2008.

Torres Gemelas

Getty
En 2001 las Torres Gemelas eran los edificios más altos de Nueva York.

Tanto el MIT como el NIST concluyen que las torres se derrumbaron debido, principalmente, a la combinación de dos factores:

• El severo daño estructural que causaron los choques de los aviones en cada edificio

• La cadena de incendios que se expandieron a lo largo de varios pisos

“Si no hubiese habido incendio, los edificios no se habrían derrumbado”, dice Kausel.

“Y si hubiese habido únicamente incendio, sin el daño estructural, tampoco se habrían venido abajo”.

“Las torres tenían mucha resistencia”, dice el ingeniero.

El informe del NIST, por su parte, afirma que existen documentos oficiales que indican que las torres estaban diseñadas para soportar el impacto de un avión Boeing 707, que era la aeronave comercial más grande que existía al momento de ser diseñadas.

Torres Gemelas

Getty
Las torres quedaron reducidas a escombros.

Los investigadores del NIST, sin embargo, advierten que no encontraron información sobre los criterios y los métodos que se utilizaron para llegar a esa conclusión.

Lo que sí está claro es que, juntos, el impacto y el incendio, produjeron un desenlace fulminante: el colapso de ambas torres.

Cómo estaban construidas las torres

Las Torres Gemelas tenían un diseño que era estándar en la década de los 60, cuando comenzaron a ser construidas.

Cada edificio tenía en el centro un núcleo vertical de acero y hormigón, que albergaba los ascensores y las escaleras.

Cada piso se formaba con una serie de vigas de acero (horizontales) que partían desde ese núcleo y se conectaban con columnas de acero (verticales) para formar las paredes exteriores del edificio.

El entramado de vigas distribuía el peso de cada piso hacia las columnas, mientras que cada piso, a su vez, servía como un soporte lateral que evitaba que las columnas se torcieran, lo que en ingeniería civil se conoce como pandeo.

Torres Gemelas

Getty
Las torres tenían una columna central a partir de la cual salían las vigas que se conectaban con las columnas exteriores.

Toda la estructura de acero estaba recubierta por hormigón, que funcionaba como un protector de vigas y columnas en caso de incendio.

Las vigas y las columnas, además, estaban recubiertas por una delgada capa aislante a prueba de fuego.

Impacto, fuego y aire

Ambas torres fueron golpeadas por modelos distintos de aviones Boeing 767, que son más grandes que un Boeing 707.

El impacto, según el informe del NIST, “dañó severamente” las columnas y desprendió el aislamiento contraincendios que recubría el entramado de vigas y columnas de acero.

“La vibración del choque hizo que el recubrimiento antifuego del acero se fracturara, con lo cual las vigas quedaron más expuestas al fuego“, explica Kausel.

Así, el daño estructural le abrió camino a las llamas, que a su vez iban causando más daño estructural.

Torres Gemelas

Getty
Gran parte del combustible se quemó durante la bola de fuego que se produjo al momento del impactó de los aviones.

Mientras eso ocurría, las temperaturas, que llegaban a los 1.000 °C, hacían que los vidrios de las ventanas se dilataran y se rompieran, con lo cual entraba aire que servía de alimento al fuego.

“El fuego se autoalimentó de aire y por eso se propagó“, dice Kausel.

“Bombas voladoras”

Los datos oficiales estiman que cada avión cargaba cerca de 10.000 galones de combustible (más de 37.850 litros).

“Eran bombas voladoras”, dice Kausel.

Gran parte de ese combustible se quemó durante la bola de fuego que se formó en el momento del impacto, pero también hubo mucho combustible que se derramó a los pisos inferiores de las torres.

Eso hizo que el fuego se expandiera, encontrando a su paso varios objetos inflamables que le permitían seguir avanzando.

Torres Gemelas

Getty
El fuego causó daños severos a las columnas de las torres.

Ese incendio descontrolado tuvo dos efectos principales, explica el ingeniero del MIT.

Primero, el intenso calor hizo que se dilataran las vigas y las losas de cada piso. Esto causó que las losas se separaran de sus vigas.

Además, la dilatación de las vigas también empujó las columnas hacia afuera.

Pero luego hubo un segundo efecto.

Las llamas comenzaron a ablandar el acero de las vigas, volviéndolas maleables.

Eso hizo que lo que antes eran estructuras rígidas, ahora parecieran cuerdas que al arquearse comenzaron a impulsar hacia adentro las columnas a las que estaban unidas.

“Eso fue fatal para las torres”, señala Kausel.

Colapso

En ese momento ya estaban todos los ingredientes para desencadenar el colapso.

Torres Gemelas

Getty
El calor del fuego dilató las vigas, que a su vez empujaron las columnas.

Las columnas ya no estaban totalmente verticales, debido a que las vigas primero las empujaron hacia afuera y luego las halaron hacia adentro, así que comenzaron a pandear.

Así, según el informe del NIST, las columnas iniciaron el colapso arqueándose, mientras las vigas a las que estaban conectadas tiraban de ellas hacia adentro.

El análisis de Kausel, por su parte, añade que, en alguno casos, las vigas halaron tan fuerte de las columnas que destrozaron los pernos que las ataban a las columnas, lo que causó que estos suelos se derrumbasen y los escombros fueran causando sobrepeso en los pisos inferiores.

Esto produjo un estrés adicional a la capacidad de las ya debilitadas columnas.

El resultado fue una caída en cascada.

Torres Gemelas

Getty
Las paredes se derrumbaron “como quien pela un banano”.

Una vez que el edificio entró en caída libre, explica Kausel, el colapso expulsó progresivamente el aire que había entre los pisos, lo que causó un viento fuerte hacia la periferia.

Esto hizo que el derrumbe quedase envuelto en una nube de polvo, y que las paredes externas se derrumbasen hacia afuera, como quien pela un banano, dice el experto.

Ambos edificios se esfumaron en cuestión de segundos, pero el fuego entre los escombros siguió ardiendo durante 100 días.

Veinte años después, el horror y el dolor que causaron los atentados aún no se apagan.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=6X6MQcydovo

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.