¿Quién falló al suspender el subsidio a seguridad?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

¿Quién falló al suspender el subsidio a seguridad?

Por Marco Cancino y Mariana Tapia
10 de octubre, 2011
Comparte

Las policías municipales enfrentan, además, escasez de recursos, preparación deficiente y, en muchos casos, condiciones laborales poco deseables; como consecuencia, la eficiencia del trabajo de las policías se reduce y la desconfianza de la población aumenta.

El Gobierno Federal, a partir de la creación del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP) en marzo del 2007, ha implementado políticas para mejorar la situación de las instituciones de seguridad municipales; entre ellas, cooperación interinstitucional, homologación de reportes, capacitación y subsidios directos. Sin embargo, aumentar las partidas presupuestarias no es suficiente si no se acompaña de un eficaz monitoreo al uso de los recursos (desempeño) y una evaluación de  los resultados alcanzados (impacto), es decir, se debe vigilar la aplicación correcta y estratégica de los mismos.

El caso del Subsidio para la Seguridad Pública de los Municipios y las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal (SUBSEMUN) refleja la carencia de mecanismos institucionales eficientes para dar cumplimiento a los objetivos de gobierno en materia de seguridad, más allá de sus elementos puramente administrativos.

 

Su Origen

La reforma al artículo 21 constitucional reconoce la responsabilidad compartida entre los distintos órdenes de gobierno de diseñar e instrumentar políticas públicas eficientes y eficaces, en materia de seguridad pública. Sin embargo, la realidad parece anteponerse a las disposiciones constitucionales, ya que no sólo las carencias presupuestarias de los gobiernos municipales, sino la  debilidad institucional existente en muchos de ellos, impide que cumplan dicho mandato.

De entre las debilidades estructurales de las policías municipales destacan: la falta de preparación técnica, legal y operativa de sus elementos; la desigual distribución de las policías municipales en el país (sólo 12 entidades cuentan con policía municipal en todos sus municipios); la escasez de recursos para financiar la operación de sus policías; los bajos salarios (su salario promedio es de 6,200 pesos mensuales); alta rotación y deficientes registros de su personal.

Por lo tanto, la necesidad de crear un instrumento que permitiera mitigar las principales debilidades de las policías municipales y modernizarlas en términos de equipo y capacidades del personal, dio origen al SUBSEMUN.

El subsidio se otorgó por primera vez en 2008 e inició con 150 municipios y delegaciones beneficiarias, distribuyendo un total de 3.88 miles de millones de pesos. Ya en el  2011 el número total de municipios beneficiados por el subsidio representan 220 (Gráficas 1 y 2), que en conjunto reciben un total de 4.05 miles de millones de pesos y según los criterios del propio subsidio, los montos que reciben los municipios oscilan entre los 10 y 95 millones de pesos al año.

Haz click para ampliar

Haz click para ampliar

 

Haz click para ampliar

Haz click para ampliar

 

Como mencionamos antes, los recursos del SUBSEMUN tienen por objeto la profesionalización de los funcionarios y el equipamiento de las instituciones policiacas; en términos específicos, deben utilizarse en:

 

  • Servicio profesional de carrera.
  • Evaluación de  control de confianza.
  • Evaluación de destrezas, conocimientos y desempeño.
  • Capacitación.
  • Además, un porcentaje específico de los recursos deben destinarse  a la homologación salarial de los cuerpos policiales y al menos 10 por ciento en acciones de prevención del delito.

 

La suspensión de la segunda ministración de los recursos del SUBSEMUN a 162 municipios (monto equivalente al 30 por ciento del total anual asignado), en agosto del 2011, provocó una reacción en cascada de las autoridades locales, entre ellos, las de Ciudad Juárez, Chihuahua; Monterrey, Nuevo León, Boca del Río, Veracruz y Reynosa, Tamaulipas), quienes atribuían dicha suspensión a razones partidistas  (en algunos casos) o a la falta de sensibilidad política, en otros, dado que los niveles de inseguridad que vive el país, principalmente en los municipios beneficiados por el subsidio, es justificación suficiente para recibirlos sin ninguna condición adicional.

 

Afirmar que el Gobierno Federal retiró el subsidio por razones políticas carece de precisión; al menos en términos partidistas. Al analizar la relación entre municipios y partido político que lo gobierna (Gráfica 3) podemos observar que la distribución de los municipios por partido político es uniforme y todas las entidades federativas, a excepción de Querétaro, tuvieron uno o más municipios que vieron cancelado su subsidio.

Haz click para ampliar

Haz click para ampliar

A decir del Secretariado Ejecutivo del SNSP (SESNSP), la razón por la que se suspendió la entrega del subsidio fue el incumplimiento por parte de los municipios de uno o más de los siguientes puntos contemplados en las reglas de operación del SUBSEMUN, publicadas el 28 de enero de 2011:

  • Solicitud de envío de recursos
  • Comprobante que acredite el depósito de recursos para coparticipación
  • Acreditación de que al menos 30 por ciento de los recursos federales convenidos han sido comprometidos y/o devengados
  • Tener al corriente los informes de avances físicos y financieros de los proyectos en el sistema de Registro de Información y Seguimiento del Subsidio SUBSEMUN (RISS)
  • Además, los municipios que reciben los recursos por primera vez deben ponerse al corriente con la homologación salarial de sus funcionarios.

 

Al 12 de septiembre, poco más de un mes después del escándalo mediático, el SESNSP, reportaba que de los 220 municipios beneficiarios, 217 se encontraban ya al corriente con la documentación necesaria para recibir sus recursos, en tanto que 2 más solicitaron prórroga y uno declinó el subsidio.

 

La celeridad con que reaccionaron los municipios y con la que el SESNSP publicó la regularización de los mismos, nos obliga a preguntarnos si el incumplimiento fue una omisión accidental (difícil de creer por el número de municipios involucrados) o si se optó por regularizar a todos aquellos municipios con algún nivel de avance, llámese documentación básica, presentación de proyectos o algún avance físico (poco o nada significativo, pero que fuera suficiente como justificación).

La pregunta no es menor si consideramos los objetivos de  los recursos y el hecho de que 140 de los municipios suspendidos incumplieron con los siguientes compromisos (el resto, sólo incumplió con alguno de ellos):

 

  • Esquema de Jerarquización Terciaria
  • Homologación Salarial
  • Implementación del Servicio Profesional de Carrera Policial

 

Debido a que en las reglas de operación del SUBSEMUN, no se contemplan mecanismos de evaluación de resultados, sino solamente los documentos administrativos mencionados previamente, es difícil suponer que políticas como la capacitación policial sean implementadas en la totalidad de los municipios. Desafortunadamente, también es difícil suponer que el SESNSP pueda evaluar la calidad del ejercicio de dichos recursos y, que de hacerlo, pueda retirar el subsidio y evitar que la discusión gire en torno a la manera en que se gasta y no a los montos ejercidos en seguridad pública.

Las policías municipales son un elemento sumamente importante en la cadena de prevención y sanción de los delitos: al ser la policía más cercana a la población y la más familiarizada con la dinámica local, puede tener información sobre delitos o tentativas de los mismos antes de que exista una denuncia formal; del mismo modo, su proximidad con la población puede ser un facilitador de información para la policía ministerial en la etapa de investigación de delitos.

Los policías municipales tienen la función de disuadir los delitos más comunes como el robo de autopartes, los asaltos en las calles, en el transporte público, violencia intrafamiliar, violencia de género y hasta la prevención de riesgos, sin embargo, su debilidad institucional y la contradicción de la estrategia federal de impulsar la desaparición de las policías municipales para dar paso a las policías únicas locales por un lado, y financiar al mismo tiempo el fortalecimiento institucional de las policías municipales parece reducir la probabilidad de éxito del SUBSEMUN y la eficacia del gasto público.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Por qué Japón no puede imponer el confinamiento obligatorio (y por qué no es necesario)

Una época oscura de Japón llevó a que el gobierno no pueda establecer medidas coercitivas que limiten las libertades, incluso durante emergencias como la de la pandemia del nuevo coronavirus.
11 de abril, 2020
Comparte

Japón registró su primer caso del nuevo coronavirus, el causante de la enfermedad covid-19, hace casi tres meses, y la situación se había mantenido bajo control…. Hasta ahora.

El primer ministro, Shinzo Abe, anunció  la declaratoria de estado de emergencia ante el gran crecimiento de casos de covid-19 registrados en la última semana.

En palabras de Abe, la situación es mayúscula: “No es una exageración decir que tanto a nivel global como en Japón estamos en la peor crisis desde el final de la Segunda Guerra Mundial“.

La declaratoria de alerta para las prefecturas de Tokio, Osaka, Saitama, Chiba, Kanagawa, Hyogo y Fukuoka estará vigente por 30 días y vino con una súplica especial: quedarse en casa.

El avance del covid-19 en Japón. Del 1 de marzo al 7 de abril de 2020.. .

Y es que, a diferencia de otros países, el gobierno en Japón no puede ordenar a sus ciudadanos el confinamiento (ni ejercer la fuerza pública para cumplirlo).

Y eso tiene como origen un periodo oscuro de su historia.

Una alerta que genera nervios

El primer caso de covid-19 se dio a mediados de enero. Hasta este 7 de abril, Japón acumulaba 3.906 casos confirmados, así como 92 muertes y 592 pacientes recuperados.

Aunque era un número bajo de casos confirmados para un país con ciudades densamente pobladas, en Tokio el número de casos se duplicó desde la semana pasada.

Japoneses caminando en una calle de Tokio

Getty Images
Una encuesta mostró que la mayoría de japoneses siguió yendo a sus centros laborales en marzo.

Ante esta situación, Abe dijo que “la rapidez y alcance nacional de la infección del coronavirus podría traer grandes consecuencias a la vida de la gente y a la economía del país”, por lo que decretó la alerta.

“Lo más importante, más que nada, es cambiar el comportamiento de las personas”, añadió.

https://www.youtube.com/watch?v=UqdIoCjy1CM

“Creo que en este momento la gente está bastante nerviosa“, dijo a la BBC Yoko Ishikura, profesora emérita de la Universidad Hitotsubashi de Tokio, quien considera que el anuncio “definitivamente hará que la gente cambie” de rutinas.

Una encuesta en marzo mostró que solo 30,2% de los trabajadores de tiempo completo estaba haciendo trabajo a distancia, y la movilidad de los trenes a zonas laborales solo había bajado un 9%.

“Mucha gente sigue yendo al trabajo, advirtió.

Un pasado represivo

La decisión de Abe vino después de fuertes presiones para establecer mayores medidas sanitarias que contengan el avance del covid-19 en el país, vecino de China, donde surgió el brote en diciembre.

Pero como apuntan analistas, la ley no le ofrece mayores herramientas al gobierno de Japón para establecer cuarentenas o que la fuerza pública haga cumplir instrucciones para quedarse en casa.

Todo viene desde antes y durante la Segunda Guerra Mundial.

Un restaurante en Tokio

Getty Images
Los restaurantes son sitios que podrían cerrarse, pero esa decisión la deben tomar los gobernadores locales.

La Constitución que rigió desde finales del siglo XIX y hasta 1947, conocida como Meiji, ofrecía poderes al emperador con los que muchas libertades podrán ser canceladas, lo cual llevó a “abusos de poder”, dice el abogado Koju Nagai a la agencia Reuters.

En cambio, “la Constitución actual se basa en la idea de que los derechos humanos deben ser respetados”, explica.

Es por ello que la emergencia sanitaria emitida por Shinzo Abe solo recomienda a los japoneses mantenerse en casa, además de que enlista establecimientos que podrían ser cerrados, como centros de entretenimiento o comercio.

El distrito Shinjuku de Tokio

Getty Images
La actividad en el popular distrito Shinjuku de Tokio disminuyó notablemente luego del anuncio del primer ministro.

Únicamente los gobernadores locales pueden decidir si respaldar o no las clausuras temporales.

“Quiero aclarar una vez más que, incluso si se declara una emergencia, no impondremos un confinamiento como se ha hecho en el extranjero”, dejó en claro Abe.

La cultura japonesa ante las enfermedades

Si bien muchos japoneses han continuado sus rutinas, el gobierno ha estado trabajando desde el comienzo de la epidemia en focalizar a los “grupos de contagio” para evitar confinamientos como los de Europa o América.

“Japón ha tenido mucho éxito en contener la propagación del covid-19 al enfocarse en grupos de brotes, es decir, personas que infectan a las otras personas. Se les ha hecho pruebas y se les ha aislado”, dijo apenas el pasado 25 de marzo Kenji Shibuya, director del Instituto de Salud de la Población de la Universidad King’s College de Londres.

Pero desde entonces advirtió que las pruebas de covid-19 estaban “muy por detrás de otros países”, por lo que “una explosión del brote” estaba entre lo previsible.

Aun así, la propia cultura de los japoneses ante las enfermedades, arraigada mucho tiempo atrás de la actual pandemia, está a su favor.

La cultura japonesa hace que los propios ciudadanos cumplan normas de protección a la comunidad cuando están enfermos, lo que hace del confinamiento algo innecesario.

Los japoneses son bastante conscientes de la higiene, mucho más que en otros lugares. Además, muchas personas usan mascarillas en las calles por un tema cultural, por lo que hay menos posibilidades de transmisión”, le explica a BBC Mundo Benjamin Cowling, profesor de Epidemiología de la Universidad de Hong Kong.

Una opinión similar tiene Kenji Shibuya, quien señala que “la propensión japonesa a la higiene” y otras cosas culturales como “evitar los abrazos” puede explicar la lenta propagación comparada con otros países.

Pasajeros en el metro de Tokio

Getty Images
Los japoneses han practicado el distanciamiento cuando están enfermos desde antes de la actual pandemia.

Luego del anuncio de Abe, dos transeúntes entrevistados por la BBC en Tokio se mostraron optimistas.

“Debido al sistema de gobierno, y también por la naturaleza de los japoneses, creo que es imposible que el gobierno imponga nada, pero con este estado de emergencia, está más cerca de hacerlo”, dijo uno.

“He escuchado que las medidas tomadas en Japón son diferentes a las de otros países, pero el sistema de salud del país también es diferente. Así que Japón puede hacer sus esfuerzos a su manera“, opinó otro.

El optimismo, sin embargo, parece no corresponder con el aumento de casos confirmados: el país llegó al doble en siete días, de 2.187 casos el 1 de abril a 3.906 este martes.


Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Visita nuestra cobertura especial


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=Y36en98lbNw

https://www.youtube.com/watch?v=B_Gzc2Z7uQY

https://www.youtube.com/watch?v=eXH1xrnAFas

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts