Prevén victoria aplastante de Cristina Fernández en elección de Argentina
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Prevén victoria aplastante de Cristina Fernández en elección de Argentina

La presidenta Cristina Fernández, postulante del peronista Frente para la Victoria, puede ganar en primera vuelta con una votación del 60%
23 de octubre, 2011
Comparte

La presidenta de Argentina Cristina Fernández.//FOTO: Cuartoscuro

Los argentinos comenzaron a votar el domingo por la mañana en unas elecciones generales donde se espera que la presidenta Cristina Fernández consiga una victoria aplastante sobre seis rivales y sea la primera mujer presidente en ser reelegida en América Latina.

En todo caso, se trataría de una victoria agridulce para Fernández, la primera de su vida política sin su esposo y antecesor Néstor Kirchner, quien murió de un ataque al corazón el 27 de octubre de 2010.

Fernández, de 58 años y postulante del peronista Frente para la Victoria, puede ganar en primera vuelta con tan solo 40% de los votos si ninguno de sus seis rivales logra acercarse a 10 puntos porcentuales de ella, pero las más recientes encuestas sugieren que podría obtener entre 52% y 57% de los sufragios. Los sondeos tienen márgenes de error de más o menos tres puntos porcentuales.

Si esa tendencia se mantiene, Fernández podría recibir una mayor porción de votos que ningún otro presidente desde que la democracia fue restablecida en Argentina en 1983, cuando Raúl Alfonsín fue electo con 52%.

“Vivo este día como la militante que he sido toda la vida y no siempre pudo votar (a causa de los sucesivos golpe de Estados que marcaron la historia argentina en el siglo XX)”, declaró la presidenta a periodistas tras emitir su voto en Río Gallegos, capital de la provincia de Santa Cruz, tierra natal de Kirchner.

La gobernante admitió con la voz quebrada que “emocionalmente es un momento particular. Soy la mujer de un hombre que marcó definitivamente la vida política de la Argentina“, en referencia al ex presidente Kirchner. “Yo sé que donde esté él debe estar muy contento con todo lo que pasó”.

La mandataria llegó a la escuela para votar poco antes del mediodía, vestida con un largo sacón negro y ropa del mismo color, lo cual ha sido una constante desde que enviudó.

Varias decenas de personas se interpusieron a su paso para tomarse fotos, besarla y entregarle cartas. Pacientemente, ella saludó a casi todos y se retiró una hora después de su llegada para almorzar con sus dos hijos y luego volar a Buenos Aires para esperar los resultados en un hotel céntrico.

Desde el fallecimiento del ex presidente, Fernández ha revertido sus números negativos y demostrado su habilidad para gobernar por ella misma, asegurando lealtad o respecto de una elite política difícil de controlar.

En los comicios de este domingo también están en juego el control del Congreso, con 130 escaños en la cámara baja y 24 en el Senado. También se elegirá gobernador en nueve distritos, entre ellos la provincia de Buenos Aires, el de mayor peso electoral.

Fernández se convirtió en 2007 en la primera presidenta de la historia argentina elegida en las urnas.

En las encuestas, muchos argentinos dijeron que votarán por su reelección porque su situación financiera ha mejorado mientras la economía nacional continúa con su más largo período de crecimiento en la historia. Los electores también dicen apoyar a Fernández porque es capaz de gobernar, lo cual en Argentina muchas veces requiere de mantener a raya a los líderes sindicales, corporativos y sociales.

Ella podría incluso rondar el 60% de los votos que su héroe populista Juan Domingo Perón, ganó en sus últimas dos elecciones. Su coalición Frente para la Victoria también espera conseguir escaños suficientes en el Congreso para formar nuevas alianzas y recuperar el control perdido en 2009.

Fernández eligió como su compañero de fórmula a Amado Boudou, un joven ministro de Economía de melena larga que toca la guitarra. Juntos han defendido el método de Argentina frente a la crisis financiera mundial: aumentar el gasto del gobierno en lugar de imponer medidas de austeridad y obligar a los inversionistas en deuda extranjera a sufrir antes que los ciudadanos ordinarios.

“Hay una forma distinta de hacer las cosas. No aceptar que hay recetas únicas, que lo que viene de afuera no por ello es necesariamente lo mejor”, dijo Boudou a periodistas tras emitir su voto. Agregó que siente un gran orgullo de acompañar a la presidenta y “seguir manteniendo el crecimiento, la generación de trabajo”.

Argentina ha estado alejado de la mayoría de las instituciones internacionales de crédito desde que declaró su cese de pagos récord en 2001, pero desde entonces ha podido mantener el crecimiento económico.

Los candidatos opositores se han concentrado en resaltar lo que para ellos son puntos débiles del kirchnerismo: la inflación y la manipulación de las estadísticas oficiales desde que Kirchner intervino el organismo responsable de elaborarlas antes de dejar el poder; la inseguridad y el intento por controlar a medios de comunicación críticos.

Estos comicios representan la segunda ocasión después del regreso de la democracia en 1983 en que un mandatario busca la reelección por un nuevo periodo de gobierno. El primero que la obtuvo desde ese año fue el también peronista Carlos Menem, en mayo de 1995.

El voto es obligatorio en Argentina, donde cerca de 29 millones de ciudadanos entre la población de 40 millones están registrados para sufragar.

AP

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Atentados del 11S: la icónica foto de la "dust lady" cubierta de polvo tras los ataques a las Torres Gemelas

Marcy Border fue fotografiada cuando logró refugiarse en un edificio cercano a las torres. Te contamos su historia.
11 de septiembre, 2020
Comparte

En agosto de 2015 fallecía a consecuencia de un cáncer Marcy Borders, recordada como la “dust lady” (dama del polvo) y cuya fotografía se convirtió en una de las más icónicas de los ataques contra las Torres Gemelas de Nueva York del 11 de septiembre de 2001.

Fue fotografiada cuando logró refugiarse en un edificio cercano a las torres.

Tenía su rostro y todo su cuerpo cubierto por el polvo que envolvió la Zona Cero después de que los edificios se vinieron abajo.

Dieciocho años después de los atentados, recordamos la historia detrás de esta emblemática imagen.

La fotografía

El 11 de septiembre de 2001, Borders recién cumplía su primer mes de trabajo en el Bank of America, cuyas oficinas se encontraban en el piso 81 de la Torre Norte del World Trade Center.

Lady Dust

Getty Images
En 2002 Marcy Borders posó con el fotógrafo que tomó su imagen cubierta por el polvo en la Zona Cero.

“El edificio comenzó a temblar y balancearse. Yo perdí todo el control. Luché a mi manera por salir de ese lugar”, dijo Borders al diario Daily Mail en 2011.

Desafiando las instrucciones de su jefe de que no debían salir, huyó por las escaleras y se refugió en el vestíbulo de un edificio cercano. Allí su imagen fue capturada por el fotógrafo Stan Honda.

El autor de la instantánea recordó aquel momento en una publicación de Facebook en el décimo aniversario de los ataques.

“Una mujer entró completamente cubierta de polvo gris. Se notaba que estaba muy bien vestida para el trabajo y por un segundo se detuvo en el lobby. Pude hacer una toma de ella antes de que un agente de policía comenzara a dirigir a la gente hacia las escaleras”, escribió Honda en 2011.

Borders, nacida en Nueva Jersey, no se dio cuenta que había sido fotografiada hasta que su madre vio la imagen al día siguiente y se puso en contacto con Stan Honda.

Complicaciones

Ataques del 11 de septiembre de 2001

Getty Images
Miles de personas que se encontraban en la Zona Cero el 11-S fueron diagnosticadas con cáncer en años posteriores,

En los años posteriores a los ataques, Borders sufrió cuadros de depresión severa y adicción a las drogas. Incluso perdió la custodia de sus dos hijos.

“No trabajé en casi 10 años y en 2011 era un completo desastre”, le dijo a The New York Post en ese entonces. “Cada vez que veía un avión me entraba el pánico”.

Sin embargo, después de una temporada en rehabilitación, logró desintoxicarse y recuperó la custodia de sus hijos.

En noviembre de 2014 se conoció que padecía de cáncer de estómago.

Borders afirmó que su mal fue el resultado de lo que vivió en 2001. “Definitivamente lo creo porque no tenía ninguna enfermedad”, dijo al diario estadounidense New Jersey Journal.

“Yo no tengo la presión arterial alta, ni el colesterol alto, ni diabetes”.

Miles de personas que se encontraban en la Zona Cero el 11-S fueron diagnosticadas con cáncer en años posteriores, particularmente los rescatistas que trabajaron en los escombros de los edificios en los días y semanas posteriores a los atentados.

Eso llevó a la creación de un fondo compensatorio durante el gobierno de Barack Obama.

Smoke from the burning World Trade Center towers fills up the downtown Manhattan skyline

Getty Images
Muchas personas sufrieron las consecuencias físicas y psicológicas de los ataques del 11S.

Fallecimiento

En entrevistas en los años que siguieron al ataque, Borders culpó de su cáncer al polvo y las sustancias contaminantes que aspiró mientras escapaba del World Trade Center.

Tras su fallecimiento en 2015, Juan Borders, primo de Marcy, la llamó “heroína” y aseguró que “sucumbió a las enfermedades que cargó en su cuerpo desde el 11-S”.

“Además de la pérdida de tantos amigos, compañeros de trabajo y colegas durante y después de ese trágico día, los dolores del pasado han encontrado una manera de resurgir”, dijo.

Noelle, hija de Marcy Borders, le dijo al diario estadounidense New York Post que su madre “peleó una batalla increíble”.

“Ella no sólo es la ‘dust lady’, es mi heroína y vivirá para siempre a través de mí”, concluyó.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.