Mi pensamiento viaja: el resto es tierra y cielo
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Mi pensamiento viaja: el resto es tierra y cielo

Por Moisés Castillo
17 de diciembre, 2011
Comparte

En el Antiguo Testamento (Génesis, 7:22) se puede leer: “Todo lo que tenía aliento de espíritu de vida en sus narices, todo lo que había en la Tierra, murió”. Y los mundos que crea la artista plástica Jimena Schlaepfer tienen destellos apocalípticos. Sus paisajes que imagina son hermosamente obscuros y ve en la humanidad una plaga maligna destructora de la naturaleza. Hoguera al mar, la noche mortal en su esplendor.

¿Quiénes somos, de dónde venimos, adónde vamos? Quizás son las preguntas que responde Jimena en Paisajes que sólo existieron aquí: un mundo ideal y paradisiaco donde viven animales mutantes, surgen nuevas razas tras la tormenta y, de repente, una explosión trajo tanta gloria. La fuente de la existencia y las ventanas de la muerte.

“Fue una instalación efímera. Sabía que se iba a perder y la llevé a la fotografía. Fue una construcción compleja en un mundo imaginario, a una escala grande. Era como una niña con su casa de muñecas: jugaba adentro porque podía acomodar a mis personajes y crear situaciones”.

Jimena Schlaepfer.

No sólo sus instalaciones engloban un misterio. El origen del mundo y el origen de la vida se pueden observar también en sus dibujos, pinturas tridimensionales, cerámicas y bordados: el reino de las tinieblas, el fondo marino, lobos bicéfalos, medusas de mil brazos, peces-hombre, princesas de otoño. En sus paisajes todo es fantasía animal, el ser humano es parte del mundo, no es el mundo. La mano devastadora del hombre tiene sus efectos de nostalgia: estuve un momento de frente a la belleza.

“Está muy presente el mundo marino, son rachas que tengo. También hay pájaros cayendo del cielo y mutaciones. Se me antoja esta idea de nuevos seres que surgirán en algún futuro. Las caras humanoides no las uso pero sus cuerpos sí, tiene que ver más con la metáfora. Al final de cuentas los humanos tenemos mucho de reacción animal”.

Desde niña tuvo una relación entrañable con la naturaleza. Vivió muchos años en el campo de Oaxaca y tiene una pasión desbordante por los animales, tanta, que por un momento quiso ser veterinaria. En sus mundos surrealistas resalta el encanto del bosque pero también muestra su lado oscuro.

Gracias a su padre, de descendencia suiza, comenzó a dibujar desde pequeña. Lo observaba por las tardes sacar sus trozos de papel, tintas y colores, y trazar historias sin final. El pasatiempo favorito de su padre lo convirtió en su forma de vida. El papel craft es su material favorito para crear sus personajes híbridos, ya que además de noble y barato, remite a colores orgánicos que se encuentran en la floresta.

Dice que estudiar en La Esmeralda tuvo su lado tedioso pero aprendió a dibujar de una forma distinta a lo que había plasmado. En esa escuela de arte se preocupan más los profesores por enseñar a escribir bien el proyecto que revelar técnicas y experimentar. Sin embargo, una maestra le recomendó dibujar con algo diferente y apareció el bordado: hilo y cartón, pintura del tacto. Le gustó la idea de que ese tipo de materiales son accesibles pero que requieren un trabajo casi de quirófano.

Así inventó imágenes multicolores y de grandes dimensiones como tiburones, cien pies, calamares, langostas, ranas, medusas, mariposas, venados, osos, pajarracos y su pieza favorita “Génesis”: un gran bordado en una caja grande de cartón extendida. En este mural mezcló también el papel pegado y el dibujo.

“Mi técnica es muy artesanal y cumple procesos largos. Construir escenografías y personajes es la parte más placentera de mi trabajo. Titulé ese bordado así porque retraté la creación del mundo y su destrucción. Cómo se crece y cómo se muere. Quizá es mi sensación de la época que vivo. Estoy al final de un ciclo y surgirá otro tipo de obra”.

Dice que Sofía Taboas y Rubén “Tatanca”, profesores de La Esmeralda, fueron personas fundamentales para depurar su tono visual y crear un discurso que sustentara su práctica artística: intereses, temas, personajes, historias. Además lecturas como el libro “El aire y los sueños”, de Gastón Bachelar; la obra surrealista de Max Ernst; y las ilustraciones imaginarias del biólogo alemán Ernst Haeckel, son referentes importantes en su proceso de construir mundos fantásticos.

En la escena de arte contemporáneo mexicano surgen y surgen artistas como hongos, pero cuántos son comestibles… A sus 29 años no le importa ganarle al tiempo, ni ser famosa. Busca espacios adecuados para su obra y espera que la gente al ver su obra descubra una sensibilidad escondida y repiense la realidad roja. Jimena olvidó su nombre para entender el lenguaje de las bestias, el lenguaje del espíritu y su propio lenguaje desnudo para transportarnos en silencio a mundos utópicos.

“Si vas a algún instituto de cultura seguramente te darán chance, pero creo que mostrar tu obra no es lo complicado. Lo difícil es cómo tener una entrada de recursos o vender una pieza para financiar proyectos personales. Esa es la parte compleja y soy pésima como gestora, no se me da mucho lo de las relaciones públicas, ser cuate de personas estratégicas no es mi caso”.

Tiene la extraña sensación de que siempre que expone individual o colectivamente van las mismas 50 personas y eso le causa una flojera embriagante. A ella le gustaría moverse más en espacios callejeros y hacer esculturas gigantes de sus animales futuristas y sombríos.

Mientras el resto sigue, Jimena crea e imagina. Es parte del anti colectivo Neter y, trabajar con diversos artistas en un mismo espacio, le parece alentador y refrescante para su labor artística. Recuerda al colectivo Fierro de La Esmeralda, antecedente directo de Neter, como un universo de ideas y que en tres años lograron exhibir piezas y dar sus primeros pasos. Luego de graduarse y perderse algunos años, los integrantes de Fierro sintieron la necesidad de juntarse de nuevo. Gracias a la visión de Axel Velázquez y Marcela Chao, Neter es una fuerza que integra sonidos a las formas, crea armonías entre artistas y es un lugar donde suceden cosas.

“Axel siempre nos organizaba, buscaba ser curador y poner una galería. Nos propuso trabajar en una casona, gestionar y conseguir espacios para exponer. Se invitaron a otros artistas para refrescar la idea, chambeamos y convivimos cotidianamente. Eso ayuda en tus procesos creativos”.

Durante muchos años, Jimena estuvo enclaustrada dibujando y bordando. Y tal vez una noche soñó que era un ave marina. Volaba en el jardín de rama en rama. Sólo tenía conciencia de su existencia de pez con alas, y no la tenía de su personalidad como mujer de piel blanca y ojos verdes. Despertó y, en un instante, entró por la ventana todo el fuego del sol. Y ahora no sabe si soñaba que era un ave marina o si es un pez con a las que sueña que es Jimena.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

¿Es posible contraer COVID-19 y contagiar a otros después de vacunarse?

Después de desarrollar vacunas efectivas para combatir la pandemia, el paso siguiente es comprender con más detalle el tipo de protección que ofrecen.
16 de febrero, 2021
Comparte

El mensaje de las autoridades y los especialistas es claro: vacunarse es una manera efectiva de combatir la pandemia de covid-19.

Pero, ¿qué significa exactamente estar vacunado?, ¿qué tipo de protección tienen quienes ya recibieron su dosis completa?

En este momento en el mundo hay al menos 9 vacunas que han demostrado que son altamente eficaces a la hora prevenir la enfermedad que causa el virus SARS-CoV-2.

Eso quiere decir que si una persona vacunada se contagia del virus, tendrá menos probabilidades de desarrollar síntomas o enfermarse gravemente.

Lo que aún no está claro, sin embargo, es si la vacuna logra evitar el contagio.

En resumen: aún no se sabe si la vacuna evita que te contagies, lo que sí se sabe es que si te vacunas y luego te contagias, probablemente no te vas a enfermar.

Veamos por qué ocurre esto y por qué es importante mantener precauciones aún luego de recibir la vacuna.

¿Qué tipo de protección ofrecen las vacunas contra la covid-19?

Hay dos tipos principales de inmunidad que puede lograr con las vacunas.

Una es la llamada “inmunidad efectiva”, que puede evitar que un patógeno cause una enfermedad grave, pero no puede evitar que ingrese al cuerpo o haga más copias de sí mismo.

La otra es la “inmunidad esterilizante”, que sí puede impedir la infección e incluso prevenir casos asintomáticos.

Lo ideal es que una vacuna logre producir inmunidad esterilizante, pero rara vez se logra.

Vacunas

BBC

¿Cuál de estos dos tipos de inmunidad proporcionan las vacunas contra la covid-19?

“En pocas palabras, no lo sabemos, porque son demasiado nuevas”, dice en un artículo de BBC Future Keith Neal, profesor emérito de epidemiología en la Universidad de Nottingham, en Reino Unido.

Hasta el momento, la eficacia de las vacunas se ha medido por su capacidad de prevenir el desarrollo de síntomas, pero aún no hay datos suficientes para saber si también son capaces de evitar la infección.

Algunas investigaciones, sin embargo, ya han comenzado a medir si las vacunas pueden bloquear la infección, y los expertos esperan que en las próximas semanas y meses se obtegan resultados mas dicientes.

Estudios recientes de las vacunas de Oxford-AstraZeneca, Pfizer-BioNTech y Moderna sugieren que estas vacunas podrían tener el potencial de reducir la la transmisión del virus.

virus

Getty
Se sabe que las vacunas pueden impedir que una persona se enferme de covid-19, pero todavía no está claro si evitan la infección.

Estos estudios, sin embargo, tienen limitaciones o aún están en revisión. Es decir, sus resultados aún no son concluyentes.

“Suponemos que todas las vacunas van a tener un nivel de capacidad de bloqueo de la infección”, dijo la doctora Zulma Cucunubá, epidemióloga del Imperial College London, en el programa #TuMundoBBC, a finales de enero.

Cucunubá, sin embargo, advierte que para tener esa certeza faltan más ensayos de largo plazo y diseñados específicamente para medir esa capacidad de bloqueo de la infección.

¿Vacunarte evitará que contagies a otras personas?

“La respuesta es: no sabemos“, según lo indica el portal dedicado al coronavirus de la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard, refiriéndose a que faltan más datos para dar una respuesta definitiva.

Como lo indica este portal, es posible que una persona vacunada pueda tener el virus replicándose en su nariz y garganta, incluso si está protegida contra la enfermedad.

Ahora, también es posible que la respuesta inmune que genera la vacuna y que impide que la persona se enferme, también reduzca la cantidad de virus en la nariz y la garganta, al punto de que sea poco probable que pueda contagiar a otros.

Pero, una vez más, “necesitamos más investigaciones para estar seguros”, indica el portal de Harvard.

Hombre tosiendo

Getty
El coronavirus puede transmitirse a través de las gotas que una persona contagiada expulsa al hablar, toser o estornudar.

Finalmente, hay otros dos factores a tener en cuenta.

El primero es que ninguna vacuna es perfecta.

Una vacuna que tenga una eficacia del 95% significa que cerca de 1 de cada 20 personas que la reciben puede que no obtenga protección contra la enfermedad, según el explica el portal de coronavirus de la Universidad Johns Hopkins.

El segundo factor es que puede darse el caso, por ejemplo, de una persona que sin saberlo ya esté contagiada al momento de vacunarse, con lo cual la infección podría seguir desarrollándose aún después de recibir la vacuna.

Seguir cuidándose y cuidando a los demás

Por todas estas razones, los expertos insisten en que, aun después de vacunarse y mientras no tengamos más información, hay que seguir tomando precauciones como el uso de la mascarilla y el distanciamiento social.

“Si estás entre los primeros grupos de personas que se vacunan, es mejor seguir usando mascarillas y mantener la distancia física para proteger a otras personas que aún no se han vacunado”, dice el portal de Harvard.

Pero la capacidad de las vacunas de bloquear el contagio no solo determina qué tan necesario es que sigamos usando mascarillas y distancia social.

El tipo de protección de la vacuna influye directamente en la posibilidad de alcanzar la anhelada inmunidad de rebaño.

mujer

Getty
El uso de la mascarilla y el lavado de manos ayudan a prevenir el contagio.

La inmunidad de rebaño se refiere a la protección que logra una población cuando una cantidad suficiente de personas ya es inmune al virus, ya sea porque se recuperaron tras el contagio del virus o porque fueron vacunadas.

Los expertos aún no tienen claro qué porcentaje de la población tendría que ser vacunada para lograr la inmunidad de rebaño.

Lo que sí está claro es que “si las vacunas no detienen por completo la transmisión, aumentará la cantidad de personas que necesitamos vacunar para cruzar verdaderamente los umbrales de inmunidad de rebaño y reducir los casos a un nivel cercano a cero“, dice a BBC Future Michael Head, investigador en salud global en la Universidad de Southampton.

Un estudio del Imperial College London, por ejemplo, calculó que con una vacuna que sea 100% efectiva impidiendo la transmisión del virus, se necesitaría vacunar entre el 60% y el 70% de la población.

Con una vacuna que ofrezca el 80% de efectividad para impedir la transmisión, el número de personas vacunadas que se necesitaría aumentaría hasta un rango entre el 75% y el 90%.

personas

Getty
La eficacia y el tipo de protección que ofrecen las vacunas determinan la capacidad de alcanzar la inmunidad de rebaño.

La doctora Cucunubá advierte que en caso de que las vacunas tengan solo la capacidad de prevenir la enfermedad, pero no de bloquear la infección, las vacunas no nos podrían llevar a la inmunidad de rebaño.

Mientras tanto…

Los expertos esperan que en las próximas semanas o meses tengamos más respuestas sobre el tipo de protección que ofrecen las vacunas contra la covid-19.

Mientras llega ese momento, “será importante que todos continúen usando todas las herramientas disponibles para ayudar a detener la pandemia”, según indica el portal de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés).

Eso, en términos prácticos, significa que es importante lavarse las manos, usar mascarilla y mantener la distancia, incluso si ya te vacunaste.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=9eUoEbUOy80&feature=emb_title

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.