10 cosas que debes conocer sobre el aumento de las gasolinas
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

10 cosas que debes conocer sobre el aumento de las gasolinas

Un estudio revela que el aumento de las gasolinas ha cambiado los patrones de consumo entre la población, afectando directamente el medio ambiente.
Por Francisco Sandoval
23 de enero, 2012
Comparte

Aumento en el precio de la gasolina. //FOTO: Cuartoscuro

La gasolina en México es más barata que en Estados Unidos a pesar de los incrementos que se realizan cada mes desde diciembre de 2009. Aun así, este encarecimiento ha incidido directamente en el poder de compra de los trabajadores que se han visto forzados a destinar los aumentos salariales al pago de los combustibles, revela el estudio “Análisis de los precios y del subsidio a las gasolinas y el diesel en México 2007-2011”.

Elaborado por Reyes Tépach, maestro en Economía e investigador parlamentario de la Dirección de Servicios de Investigación y Análisis de la Cámara de Diputados, el estudio advierte que los aumentos salariales del trabajador únicamente han cubierto una parte del encarecimiento de los combustibles,  lo que como consecuencia ha arrojado un alza en “los precios de otros bienes y servicios (que) ya no pueden ser cubiertos”, porque todo se destina al pago de la gasolina.

Otra conclusión de la investigación, es que el aumento de las gasolinas ha provocado  un cambio de conducta en los patrones de consumo entre la población, afectando directamente el medio ambiente: “La Magna es un sustituto perfecto de la Premium, como consecuencia, la población está incrementando el consumo de la gasolina más barata y más contaminante (Magna) por la más cara y que le hace menos daño al ambiente (Premium)”.

Con motivo del estudio parlamentario, Animal Político te presenta los 10 puntos que debes conocer sobre el incremento de las gasolinas y el diesel en México, así como las consecuencias económicas y ambientales que arroja la medida en todo el país.

1.-En diciembre de 2007, los costos por litro de las gasolinas y diesel eran los siguientes:

Premium: 8.31 pesos.

Magna: 6.76 pesos.

Diesel: 5.73 pesos.

En diciembre de 2011, los costos eran:

Premium: 10.59 pesos.

Magna: 9.73 pesos.

Diesel: 10.09 pesos.

2.- A partir de diciembre del 2009, el Gobierno Federal reinició los deslizamientos mensuales en el precio de los combustibles con el objetivo de reducir los subsidios que se le daban.

A partir de diciembre del 2009, el Gobierno Federal reinició los deslizamientos mensuales.//FOTO: Cuartoscuro

3.-El consumidor norteamericano, al estar sometido a un esquema flexible, se ha beneficiado por periodos de abaratamiento de las gasolinas y el diesel medido en dólares por litro, tal como ocurrió entre agosto del 2008 y julio del 2009. Por el contrario, en ese periodo en México, dado su sistema rígido, los precios sufrieron incrementos o congelamientos en moneda nacional.  Sin embargo, durante el periodo 2010-2011, el mecanismo de administración de precios empleado en nuestro país y la depreciación cambiaria, influyeron para que los consumidores nacionales pagaran los precios de los combustibles por debajo de lo que se paga en Estados Unidos.

4.- A diciembre de 2011, el precio de un litro de gasolina Premium era 1.53 pesos más barato en México, comparado con el pagado por los consumidores en Estados Unidos; en el caso de la gasolina Magna, el precio era 1.36 pesos más bajo y el costo del diesel 3.59 pesos.

5.-Si el gobierno en México decide mantener el mismo ritmo de deslizamiento mensual del precio de los combustibles que el ejecutado durante el 2011, los costos para el cierre de 2012 serán los siguientes:

Premium: 11.08 pesos por litro, es decir 49 centavos más caro que lo observado al cierre del 2011.

Magna: 10.70 pesos por litro, es decir 97 centavos más caro.

Diesel: 11.06 pesos por litro, es decir 97 centavos más caro.

6.-El encarecimiento de los precios de los petrolíferos en nuestro país incide directamente en el poder de compra de los salarios de los trabajadores.

Mientras que en 2007 un trabajador pagaba 332.40 pesos por 40 litros de gasolina, en diciembre del 2011 gastó 423.60 pesos, 91.20 pesos más respecto al 2007.

7.-Entre 2007 y 2011, el costo de los combustibles se incrementó poco más de 27%. En ese mismo periodo, el salario mínimo en el país  subió 23.25%.

8.- El incremento de los precios de las gasolinas ha generado un cambio de conducta en los patrones de consumo de la población, porque la Magna es un sustituto perfecto de la Premium. Como consecuencia, la población está incrementando el consumo de la gasolina más barata y más contaminante (Magna) por la más cara y que le hace menos daño al ambiente (Premium).

9.-Este efecto sustitución podría impactar negativamente al medio ambiente, por sus respectivos contenidos de azufre. Actualmente, el límite de concentración de este mineral en la Premium es de 250 en promedio y 300 máximo partes por millón (ppm); en la Magna es de 300 en promedio y 500 máximo ppm.

10.- El análisis de identificar la participación relativa del Congreso de la Unión y del Ejecutivo Federal en el incremento de los precios de estos petrolíferos llevó al investigador a la siguiente deducción: Durante el año 2010-2011, el 40% del incremento de los precios de la gasolina Magna y del diesel provinieron de las cuotas que recaen sobre las ventas finales de los combustibles –que fueron aprobadas por el Congreso de la Unión; el 60% restante es producto de las decisiones autónomas tomadas por el Ejecutivo Federal. El encarecimiento de la Premium se explica en su totalidad por la aplicación de las cuotas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Trump vs Biden: ¿cuándo sabremos el resultado de las elecciones de Estados Unidos? (y por qué puede ser tan disputado)

Estados Unidos se enfrenta a unas elecciones insólitas este martes 3 de noviembre, marcadas por la pandemia. Y puede que el resultado no se sepa hasta mucho después de la noche electoral.
3 de noviembre, 2020
Comparte

Las elecciones presidenciales que celebra Estados Unidos este martes son inéditas, y puede que pasen días o incluso semanas antes de que se conozca quién resultó ganador: Joe Biden o Donald Trump.

Millones de estadounidenses han votado esta vez por correo debido a la pandemia de coronavirus, lo que significa que es muy probable que el recuento de todos los votos se retrase.

¿Cuándo se suele conocer el resultado de las elecciones estadounidenses?

El resultado de las elecciones se suele anunciar la noche del día de las elecciones, que este año es este martes 3 de noviembre.

Diferentes estados concluyen las votaciones en horarios distintos. Las primeras urnas cierran en la costa este a las 19:00 hora local (00:00 GMT).

Después del cierre de las urnas se procede al conteo de votos en cada estado.

Los principales medios de comunicación estadounidenses “declaran” la victoria de un estado cuando creen que un candidato tiene una ventaja definitiva, pero eso es una predicción y no el resultado final. Lo mismo ocurre cuando los medios “declaran” ganador a nivel nacional.

Los presidentes de Estados Unidos no se deciden por el total de la votación popular a nivel nacional, sino ganando en los suficientes estados.

Mujer votando por correo

Getty Images
Millones de estadounidenses han votado de forma anticipada y por correo.

Cada estado tiene una cierta cantidad de “votos electorales” que se lleva por completo el ganador en ese territorio. El número de votos electorales de cada estado se basa en la población del mismo.

Para ganar la Casa Blanca se necesitan 270 votos electorales.

En 2016, la victoria electoral fue declarada a favor de Donald Trump alrededor de las 02:30 AM hora local del este (07:30 GMT), cuando la victoria en el estado de Wisconsin le permitió superar los 270 votos electorales necesarios.

¿Por qué la votación por correo podría retrasar el resultado de estas elecciones?

Durante los comicios anteriores era común que algunos estados limitaran el voto por correo, restringiéndolo a personas mayores de 65 años, aquellos que sufrían alguna enfermedad o que se encontraban fuera de ese estado.

Pero, en esta ocasión, esta modalidad está ampliamente permitida en la mayoría de los estados.

En las últimas elecciones presidenciales en el país, casi una cuarta parte de los votos se emitieron por correo.

Según el Proyecto de Elecciones de EU, hasta este 2 de noviembre más de 97 millones de estadounidenses habían votado anticipadamente, ya sea por correo o en persona. Esto ya es más que el número total de votos anticipados emitidos en las elecciones de 2016.

De estos votos un poco más de 62 millones son usando el servicio postal, en medio de los intentos de los estados por evitar aglomeraciones que puedan facilitar la propagación de la covid-19.

Estados péndulo en EE.UU.

BBC

Sin embargo, el Servicio Postal de Estados Unidos, el responsable de entregar las boletas postales, está experimentando recortes presupuestarios.

El presidente Trump impidió que se disponga de fondos adicionales, entre preocupaciones en el país por si el organismo podrá hacer frente al volumen de papeletas enviadas o si habrá mayores retrasos.

¿Cómo se contabilizan los votos por correo?

Los votos por correo suelen tardar más en contabilizarse.

Los diferentes estados tienen diferentes reglas sobre cómo y cuándo hacerlo.

La mayoría de los estados solo contarán las boletas postales recibidas antes del cierre de las urnas.

Pero algunos estados, como California, aceptarán votos siempre que sean enviados el día de las elecciones, incluso si llegan semanas después.

Promo image showing Joe Biden and Donald Trump

BBC
Puede que no sepamos el resultado de estas elecciones hasta día o semanas después.

El conteo de las boletas postales toma más tiempo porque cada voto debe tener una firma que se corresponda con la firma de la tarjeta de registro del votante.

Otro aspecto que retrasa el proceso es el momento en que se empiezan a contar esos votos.

Algunos estados como Florida, por ejemplo, comenzaron a contar las boletas enviadas por correo antes del día de las elecciones, pero ese no es el caso de la mayoría de los estados, que esperarán hasta el cierre de las urnas.

En 2016, el total de votos tardó más de un mes en escrutarse.

La entonces candidata demócrata Hillary Clinton llegó a ampliar su ventaja en el voto popular a nivel nacional, pero Trump ya había ganado los suficientes estados para asegurarse la presidencia.

¿Pueden existir demoras en los centros de votación?

Hacer fila en un recinto electoral seguirá siendo, por ahora, la forma más común en que los votantes estadounidenses entregarán su voto.

Y esa situación se complica debido a la pandemia de coronavirus y las restricciones a causa de ésta.

Algunos estados ya habilitaron centros para la votación anticipada en persona y se registraron enormes colas.

Fila de votantes

EPA
El voto en persona en algunos estados ya ha visto largas filas y cifras record de participación.

La mayoría de la gente votará este 3 de noviembre, y se estima que habrá abiertos menos centros electorales de lo habitual. También se advirtió de la falta de personal.

¿Trump y Biden aceptarán el resultado?

Existe la posibilidad de que el candidato que lleva la delantera en la noche de las elecciones no gane, una circunstancia que se ha vuelto más probable debido al voto por correo.

Biden, por un lado, aseguró que aceptará el resultado, pero insistió en que “se cuente cada voto”.

Hillary Clinton, quien fue la contrincante demócrata de Trump en 2016, ha dicho que Biden no debería conceder la victoria la noche de las elecciones “bajo ninguna circunstancia”.

“Creo que esto se va a alargar”, subrayó.

Mientras tanto, Trump advirtió que en la elección de noviembre puede producirse un “tremendo fraude” debido al voto por correo, pese a que hay muy poca evidencia de ello.

Y se negó a comprometerse a una eventual transferencia pacífica del poder si pierde.

¿Qué pasa si no se acepta el resultado de las elecciones?

El presidente llegó a decir que piensa que el resultado de estas elecciones puede terminar en la Corte Suprema de Estados Unidos.

Esto ha sucedido antes. En las elecciones de 2000, el candidato demócrata Al Gore afirmó que su estrecho margen de derrota en Florida ameritaba un recuento.

Se necesitaron 36 días para que el alto tribunal decidiera en contra de su reclamo y la contienda terminara a favor del republicano George W. Bush.

Además, este año pueden surgir otros desafíos legales, desde los requisitos de identificación para el voto por correo hasta la legalidad de los cambios hechos para esta votación debido a la pandemia.

Section divider

BBC

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarganuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=4hw6wlscdUk

https://www.youtube.com/watch?v=QkzsUZOK6-0

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.