Zambia ahuyenta a sus fantasmas
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Zambia ahuyenta a sus fantasmas

A 19 años del accidente, donde murieron casi todos los jugadores de su selección nacional, Zambia gana la Copa Africana para exorcisar a sus demonios.
Por Martín del Palacio
14 de febrero, 2012
Comparte

Hace 19 años, el avión que transportaba a la selección de Zambia a Senegal cayó minutos después de levantar el vuelo desde Libreville, la capital gabonesa. Murieron todos sus tripulantes, entre ellos, los 18 jugadores que integraban el mejor equipo en la historia del país, el mismo que cinco años antes había sorprendido al mundo al despedazar 4-0 a Italia en los Juegos Olímpicos de Seúl.

Sólo sobrevivieron tres integrantes de esa escuadra, precisamente porque no estaban en ese avión. Eran los “legionarios” de ese equipo. El más conocido era Kalusha Bwalya, que dos años después se convertiría en ídolo del América de Leo Beenhakker. Su hermano Johnson quien jugaba en Suiza y el delantero Charles Musonda, que lo hacía en Bélgica, también volaban por separado a Dakar, donde tenía que llegar la nave accidentada, y donde los Chipolopolotenían que jugar un partido eliminatorio rumbo a Estados Unidos 94.

Celebración de la selección de Zambia.//FOTO: AP

Liderada por los tres sobrevivientes, una selección de suplentes disputó la inmediata Copa Africana de 1994 y sorprendió al continente al llegar a la final, donde cayó derrotada por Túnez. Ese resultado se convirtió en la gran referencia del futbol de este país del sur de África, aunque sus fanáticos siempre pensaron que esa generación perdida estaba lista para conquistar el mundo.

En ese contexto llegó la selección de Zambia a la Copa Africana de este año. Un torneo simbólico porque se disputaba en Gabón (en conjunto con Guinea Ecuatorial) y, de llegar a la final, los Chipolopolo (las “balas de cobre”) la disputarían en el nuevo estadio de Libreville, a sólo unos kilómetros del punto donde sus ilustres predecesores perdieron la vida. No partían como favoritos y, aunque se sabía de su calidad, se consideraba que su mayor fortaleza estaba en el deseo de reescribir la historia.

Y en efecto, los vestidos de verde y naranja fueron superando obstáculos a partir de su talento pero también con la suerte de quienes se saben predestinados. Vencieron en su primer partido a Senegal, uno de los favoritos, sin merecerlo demasiado. Empataron con la débil Libia después de ir dos veces en desventaja. Lograron el primer lugar de su grupo tras vencer al local Guinea Ecuatorial, en un partido infame, decidido por una genialidad de su estrella Chris Katongo.

El trofeo de la Copa Africana de Naciones.//FOTO: AP

La clasificación a cuartos de final galvanizó al equipo. Haber terminado en cabeza de su sector le deparó al rival más débil posible, Sudán, al que despedazó 3-0. Contraste total contra su oponente en semifinales, la poderosa Ghana, el mejor equipo africano en el Mundial pasado, y plagado de estrellas del nivel de Michel Essien y Asamoah Gyan.

El partido fue dominado estruendosamente por las Estrellas Negras, que pusieron asedio a la portería del hasta entonces ignoto Kennedy Mweene. El arquero detuvo un penal a Gyan, al minuto 7, como aperitivo a lo que vendría después. Desde entonces, el guardameta zambiano se volvió inmenso y el marco minúsculo. Zambia tuvo sólo dos oportunidades. Katongo falló la primera promediado el partido, pero su compatriota Ranford Kalaba no erró la segunda. Faltaban doce minutos y los ghaneses ya no supieron reaccionar. Los verde y naranja habían cumplido y llegaban al sitio que la fortuna les había predestinado.

Enfrente tenían la prueba más dura de todas. El Costa de Marfil de Didier Drogba, Gervinho y Yaya Touré. Un equipazo lleno de estrellas en los grandes de Europa contra 11 desconocidos zambianos de los que sólo uno juega en el Viejo Continente. La única esperanza que tenían los Chipolopolo era la misma que los había cargado a lo largo del torneo. Un día antes del partido, encabezados por Kalusha, hoy presidente de la Federación de Zambia, los jugadores hicieron un peregrinaje a la costa frente a donde había caído el avión. El ex astro del América dijo las palabras correctas y pidió a sus jugadores ganar no sólo por ellos, sino por la generación caída y por los compatriotas que volvían a tener esperanza después de casi veinte años.

Zambia ahuyentó a sus fantasmas.//FOTO: AP

El partido fue una repetición del de Ghana, dominio estéril de los marfileños, con penal fallado incluido.  Mweene, inmenso de nuevo, frustró repetidamente a los grandes delanteros Elefantes. Pero esta vez nadie anotó del otro lado y el partido se fue a una interminable serie de penales. El incansable portero zambiano detuvo el tercer envío rival, pero el árbitro, incorrectamente, ordenó repetirlo. Después atajó el octavo, cobrado por la estrella del Manchester City , Kolo Touré, pero su compatriota Kalaba erró el suyo. La novena falla, de Gervinho, fue la decisiva. El defensor Stoppila Sunzu engañó al portero marfileño y desató el júbilo. Zambia había ahuyentado a sus fantasmas de una vez por todas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Chadwick Boseman: por qué el personaje protagonista de Black Panther es considerado un ícono en el cine

Su rol en Black Panther es un ícono para la comunidad negra y de ascendencia africana. Marcó a una generación.
29 de agosto, 2020
Comparte

Días de luto en la industria cinematográfica.

La muerte de Chadwick Boseman, actor estadounidense reconocido mundialmente por su papel protagonista en la película de superhéroes Black Panther, ha conmocionado al mundo entero.

Boseman murió en su casa de Los Ángeles víctima de un cáncer de colon que padecía desde 2016.

La noticia se conoció en la noche de este viernes y desde entonces se han sucedido miles de reacciones en redes sociales despidiéndose del que muchos consideran un hito en la historia del cine.

Su rol en Black Panther es un ícono para la comunidad negra y de ascendencia africana. Marcó a una generación.

“Chadwick Boseman le puso vida a la historia en la gran pantalla (…) en Black Panther fue un superhéroe para muchos”, escribió en Twitter Martin Luther King III, activista de derechos humanos e hijo mayor de Martin Luther King Junior.

https://twitter.com/OfficialMLK3/status/1299541620279439366

Black Panther, dirigida por Ryan Cogler, fue un éxito taquillero, pero su significancia trasciende cualquier cifra o premio. Para cinéfilos, expertos, jóvenes y adultos, fue una auténtica “revolución social”.

Y la cabeza más visible de esa revolución fue Chadwick Boseman.

El primer superhéroe negro protagonista

“Terrible noticia la desaparición de Chadwick Boseman. Tenía el talento de un gran actor, el carisma de una gran estrella y una gran carrera. Brilló en Da 5 Bloods, 42, Marshall o Get on Up. En Black Panther convirtió su personaje en una revolución social”, reaccionó en Twitter el director de cine español Juan Antonio Bayona.

Jamás en la historia se había producido un filme donde una persona de raza negra fuera un superhéroe.

El estreno de Black Panther en 2018 cambió esto para siempre.

Boseman interpretó al rey T’Challa, un superhéroe líder de Wakanda, país africano ficticio con mucho poder y muy avanzado tecnológicamente.

El filme en general, y no solo el rol de Boseman, fueron aclamados por la crítica por suponer un antes y después cultural al contar con un elenco mayoritariamente negro. Para muchos, un paso de gigante en los esfuerzos de Hollywood de lograr una inclusión social en sus producciones.

Visionado de Black Panther en Kenia en 2018.

Getty Images
La película supuso una revolución social en todo el mundo.

El género de ciencia ficción había sido criticado asiduamente por su falta de diversidad racial e inclusión, siendo poco común que un rol protagonista fuese interpretado por una persona que no fuese blanca.

De hecho, un estudio en 2014 analizó las 100 películas más taquilleras de la historia en Estados Unidos y mostró que solo 8 de esas 100 películas tenían a un protagonista no blanco.

Y en seis de esas películas el protagonista fue el mismo: Will Smith.

La revolución de Black Panther fue un torrente de inspiración para jóvenes de raza negra en todo el mundo.

“Nunca se ven superhéroes negros en una gran producción. El modelo positivo de esto es muy bueno”, dijo entonces la actriz y activista británica Jade Anouka, quien recaudó fondos para que la mayor cantidad de gente posible pudiera disfrutar del filme.

Los valores de Wakanda

La película se engloba dentro de un género que los expertos llaman afrofuturismo.

Este género, según el especialista Steven Barnes, se disparó en popularidad tras el éxito de Black Panther.

Black Panther fue afrofuturismo en su mejor expresión“, dijo Barnes al programa Newsbeat de la BBC en 2018.

“El filme mezcla nuestro pasado, presente y futuro. Nuestra espiritualidad, capacidad de amar y ejercer el poder. Es una conexión familiar y lingüística. Desde que era niño esperé por un filme así”, agregó Barnes.

Black Panther también fue aclamado por el papel protagonista que ocuparon las mujeres en la producción.

La actriz Lupita Nyong'o, participante en la película.

Getty Images
El filme también fue halagado por el rol que ocuparon las mujeres.

De acuerdo con la coprotagonista Danai Gurira, quien interpretó a la líder militar Okoye, el filme representó al género femenino con personajes completos, no solo “fuertes” físicamente.

El saludo de Wakanda fue adoptado por varios deportistas y estrellas alrededor del mundo para darle más visibilidad al fenómeno social que supuso la película.

Éxito mundial

El éxito social del filme y de Boseman también se tradujeron en premios, nominaciones y récords de taquilla.

La película recaudó más de US$1.000 millones a nivel global.

Es, además, la película dirigida por un afroamericano más taquillera de la historia.

Aubameyang celebrando un gol con la máscara de Black Panther.

Getty Images
El futbolista gabonés del Arsenal, Pierre Emerick-Aubameyang, utilizó la máscara de Black Panther para celebrar un gol.

En los Oscar de 2019, Black Panther consiguió los premios a mejor banda sonora, mejor diseño de vestuario y mejor diseño de producción.

También estuvo nominada a la mejor película, pero el galardón se lo llevó finalmente el filme Green Book.

“Se puede ver en la industria que la gente empieza a invertir dinero en películas donde nosotros (la comunidad negra), somos los actores y directores. Eso es un gran cambio que Black Panther ha culminado”, dijo Boseman en una ocasión.

Doble héroe

Tras conocerse que Boseman padecía cáncer desde 2016, se entiende que estuvo trabajando en Black Panther a la misma vez que combatía la enfermedad.

Chadwick Boseman.

Getty Images
“Black Panther ha cambiado para siempre lo que significa ser negro, joven y talentoso”.

“La estrella estuvo batallando en secreto la enfermedad mientras filmaba la película que nos emocionó a todos. Trabajó en medio de cirugías y quimioterapia. Coraje, fuerza, constancia. Luchó en secreto por su vida mientras inspiró a una generación de niños y niñas”, escribió en una columna en el medio USA Today la periodista Cydney Henderson.

Boseman, considerado por muchos un hito y una leyenda, tuvo claro la significancia de su papel: “Black Panther ha cambiado para siempre lo que significa ser negro, joven y talentoso”.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=R_QvvhSdwJM&t=46s

https://www.youtube.com/watch?v=d1kdOny_ufM&t=327s

https://www.youtube.com/watch?v=8urGTdEioOQ&t=4s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.