Reforma Penal a través de la acción ciudadana: CIDAC
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Reforma Penal a través de
la acción ciudadana: CIDAC

A cuatro años de la reforma constitucional en México, 29 entidades no han puesto en marcha el nuevo Sistema de Justicia Penal.
Por Liliana Álvarez
17 de mayo, 2012
Comparte

FOTO: EstoEsLaJusticia.org

El 18 de junio de 2008, se reformó la Constitución Mexicana para transformar el Sistema de Justicia Penal. Cuatro años después, 29 estados de la República no han puesto la reforma en operación total.

Pocos mexicanos saben esto, pese a que “sólo la justicia que se entiende es justa para todos”, la cual es justamente la concepción del proyecto denominado EstoEsLaJusticia.org que fue lanzado ayer, y el cual consiste en una campaña para impulsar la implementación de la Reforma Penal, a través de la acción ciudadana.

Y es que más allá de las cifras duras a las que lleva el tema de justicia penal, por ejemplo,  la sobrepoblación en los penales, que el 41% de las personas que están en las cárceles, no ha recibido sentencia; la cantidad de presos por delitos menores y delincuentes en libertad, implica historias de vida, historias de injusticia de “presuntos culpables“, como Antonio Zúñiga, que fue sentenciado a purgar condena de 20 años por un asesinato que no cometió.

De tal forma que el proyecto en cuestión es presentado por el Centro de Investigación para el Desarrollo A.C. (CIDAC) en la búsqueda porque se implemente de una vez por todas y de manera correcta el Sistema de Justicia Penal que se estableció a raíz de la Reforma Constitucional de hace cuatro años.

Dicha reforma constitucional planteó pasar de un sistema de justicia penal mixto a uno de corte acusatorio, que otorgue garantías individuales plenas y respete los derechos humanos consagrados por la Constitución, otorgando seguridad jurídica a los ciudadanos.

De manera que EstoEsLaJusticia.org se concibe como un ejercicio ciudadano con fines informativos; una herramienta para que la población incremente su conocimiento sobre el tema. En este sentido, el sitio web pretende informar de manera precisa y gráfica el avance del nuevo sistema de justicia en cada estado del país con base en la información presentada por SETEC.

Con esta información, y a través de un mecanismo instrumentado en la página de internet para la interacción en redes sociales, se pretende que la ciudadanía tome un papel activo en el tema, tópico, que por cierto es en general, omiso para los presidenciables.

En EstoEsLaJusticia.org pone a consideración de la opinión pública reflexiones en torno al tema a través de cineminutos, brochures, pósters, mapas, gráficos y una herramienta de localización de autoridades para enviarles preguntas a través de twitter o correo electrónico.

La iniciativa está diseñada en cuatro rubros: 1) criticar excesos de la autoridad, pero también de la ciudadanía, incluye #NoMásPrejuicios y #NoMásTortura; 2) compartir la información, #JusticiaQueSePega; 3) conocer tu estado, #LaJusticiaEnMiEstado y 4) exigir justicia, #PreguntaPorLaJusticia.

Los pósters pueden ser pegados en lugares públicos para que más ciudadanos conozcan sobre el tema. Todos los cineminutos de esta iniciativa se encuentran también disponibles en el canal de youtube.com/CIDAC1

En entrevista, luego de la presentación del proyecto en el Museo Memoria y Tolerancia, Verónica Baz, directora general de CIDAC, afirmó que se ha confundido el tema del combate contra el narcotráfico y el crimen organizado. ” Pocas personas ven algo más profundo, que es que tenemos un Sistema de Justicia que no funciona, que existen personas que cometieron delitos menores en las cárceles y que personas que están cometiendo grandes delitos, están libres”, comentó.

El único cambio verdadero va a ser una modificación en las reglas del juego y que cambien las instituciones y la cultura de la ciudadanía en la materia, precisó. “Tememos que comenzar a pensar cómo construir un país distinto, y eso no nada más será metiendo narcotraficantes a la cárcel, el cambio implica mucho más que eso. Como sociedad se debe entender que hay recursos limitados, no hay un solo país en el mundo donde se detengan a todos los culpables de todos los delitos”.

Al respecto, abundó que los estados están obligados a asimilar que los recursos de capital y humanos son limitados. “Tenemos un sistema de justicia saturado, y eso quiere decir que el Estado no se da abasto. Necesitamos un sistema que sea mucho más inteligente, capaz de priorizar, esa es la cruda que necesitamos. El nuevo Sistema de Justicia permite medidas alternativas”.

Durante la presentación, Daniel Moreno, director de Animal Político y la experta en medios de comunicación, Gabriela Warkentin, hicieron algunas acotaciones sobre el tema.

Al referirse a uno de los defectos más recurrentes entre los medios de comunicación, y que es la ausencia de la especialización, Daniel Moreno lanzó la reflexión de “cómo rebasar la indignación de cualquier persona que haya visto (el documental) Presunto Culpable y cómo entender que este proceso no solo tiene implicaciones para el poder judicial, sino que tenemos una serie de pendientes”. Por ejemplo -mencionó- en lo que toca al proceso legislativo en torno a la Ley de Amparo, que -recordó- se quedó en el tintero.

“Terminó la legislatura -insistió- y no fuimos capaces de aprobar una regir a la ley de amparo, que es indispensable para poder instrumentar los juicios orales”, con dos opciones: uno, más y mejor justicia, y opción dos, más y mejor impunidad.

Por ello, celebró que CIDAC presente una plataforma como la que se describe, la cual permita a los periodistas, trabajar con regularidad el tema y volver a él todas las veces que sea necesario.

Nunca estará demás insistir en decirle a la gente que estamos ante la posibilidad de tener un sistema penal normal, es la posibilidad de que no estemos permanentemente golpeados por cifras”, señaló al referirse a la “apropiación” que los medios de comunicación deben hacer de esta causa como herramienta útil.

Por otro lado, Gabriela Warkentin, se refirió a la paradoja en torno a que “aunque vivimos en la era de la conversación y no hay nada más difícil que penetrar la conversación“, ante lo cual, exhortó a comunicar un proyecto de esta trascendencia por todas la vías posibles.

A la fecha, únicamente Chihuahua, el Estado de México y Morelos operan totalmente con el nuevo sistema, no obstante que el promedio de avance de estas tres entidades es de apenas 56.7%.

En 19 estados la reforma se encuentra prácticamente estancada (en la primera o segunda etapa de cinco posibles), y tres entidades (Nayarit, Veracruz, Sinaloa) se encuentran en la etapa inicial.

Por otro lado, 16 más en la segunda etapa. se trata de Coahuila, Tamaulipas, Aguascalientes, Quintana Roo, Baja California Sur, Tlaxcala, Colima, Querétaro, Guerrero, Jalisco, San Luis Potosí, Sonora, Hidalgo, Campeche, Distrito Federal y Tabasco.

En todos estos casos, el camino por recorrer aún es muy largo pues no existen, siquiera, proyectos de normatividad básica aprobados.

Michoacán, Puebla y Chiapas se encuentran a pocos meses de que el nuevo sistema de justicia entre en vigor (tercera etapa) y, a pesar de ello, aún se observan retrasos en términos de aprobar la normativa complementaria y, mucho más importante, en la capacitación de sus operadores.

En Oaxaca, Nuevo León, Zacatecas, Durango, Yucatán, Guanajuato y Baja California, el nuevo sistema de justicia opera parcialmente (cuarta etapa), es decir, sólo para ciertos delitos o para ciertas demarcaciones territoriales, el ejercicio de justicia se distorsiona al contar con dos modelos de procuración de justicia distintos, hasta que las autoridades realicen una planeación  integral  para  todas  las  instituciones  operadoras.

Acerca de CIDAC…

El Centro de Investigación para el Desarrollo A.C. es un think tank independiente, sin fines de lucro, dedicado al estudio e interpretación de la realidad mexicana y a la presentación de propuestas viables para el desarrollo de México en el mediano y largo plazos. Elabora propuestas: que contribuyan al fortalecimiento del Estado de Derecho y a la creación de condiciones que propicien el Desarrollo Económico y Social de México; que enriquezcan la opinión pública; y que aporten elementos de juicio aprovechables en los procesos de toma de decisión de la sociedad.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

“No necesito GPS ni mapa, todo lo tengo en la cabeza”: el camionero de 90 años que se rehúsa a jubilarse

Brian Wilson conduce camiones desde que era adolescente y por ahora no piensa en abandonar el volante.
13 de noviembre, 2022
Comparte

Brian Wilson, de 90 años, es uno de los camioneros activos más longevos del mundo.

Y, después de más de 70 años en la carretera, aún no tiene planes de poner el freno de mano.

Brian ni se preocupa por tener un GPS. Sí tiene un atlas de carreteras, aunque dice que es de hace “unos 40 años” y que, de todos modos, lo tiene guardado en el maletero del coche.

“No necesito GPS ni mapa”, asegura. “Todo está aquí arriba”. Sonríe y se golpea la sien para reforzar el punto.

Estamos sentados en la cabina del camión de 1993 de Brian. Junto a los modernos camiones Scania alineados en este predio logístico en las afueras de Sheffield, Inglaterra, el suyo se destaca.

La palanca de cambios está pegada con cinta adhesiva, la tapicería ha tenido días mejores y huele a tabaco.

Según Guinness World Records, el hombre de mayor edad con una licencia para conducir vehículos de gran peso es el británico Jack Fisher, con 88 años y cuatro días, al 27 de enero de 2021.

Brian Wilson al volante de su camión.

BBC
Brian ha sido invitado por Guinness World Records a presentarse para ser reconocido como el conductor de vehículos pesados más longevo del mundo.

Ahora, Brian ha sido invitado a hacer su propio reclamo en el registro mediante la presentación de pruebas de edad y ocupación. “Realmente no pienso en eso”, dice. “Solo salgo a trabajar”.

Si solo está siendo modesto o práctico es difícil saberlo.

Imposible no trabajar

Un paquete de 20 cigarrillos, un encendedor, una copia del Daily Mirror y trapos ocupan el espacio entre nuestros asientos.

“Me inquieto cuando no estoy trabajando”, dice.

Brian muestra algunas fotografías, mientras hacemos un viaje por el camino de la memoria, desde que era un joven soldado hasta la etapa nonagenaria.

Hay una imagen suya de vacaciones. Está sentado en una mesa, leyendo un periódico. No parece un hombre de vacaciones.

“Dos o tres días sin trabajar, sin hacer nada, y ya tuve suficiente”, dice. “Tengo que estar haciendo algo. Siempre quiero volver al trabajo“.

En la industria del transporte, se le conoce como “un original”. Mientras que otros confían en las cinchas de amarre con hebillas para asegurar las cargas, Brian prefiere la forma antigua, usando cuerdas y láminas.

Es un arte que se está muriendo, dice.

Brian le da crédito a su tío por haberle enseñado a conducir a los 16 años, aunque su carrera militar en la década de 1950 indudablemente agudizó sus habilidades.

En la década de 1960, después de un periodo repartiendo gasolina para Esso, Brian se unió a la empresa de transporte de su padre Edward: E. Wilson e Hijo.

Hoy es dueño del negocio familiar, que principalmente transporta resortes de acero.

“Todos los jueves me levanto a las 4:00 en punto, listo para salir de casa a las 5:15”, narra.

Brian desgrana sus “gotas” del día. “Leicester, Tamworth, Redditch, Birmingham, Telford (…) haré unas 300 millas (casi 500 kilómetros)”.

La lejana jubilación

Brian es un hombre de pocas palabras y las hace valer. Su actitud se suaviza cuando veo su anillo de bodas.

“Llevamos casados ​​67 años”, dice sonriendo. “Tenía 15 años cuando Mavis y yo nos conocimos en una feria”.

Me muestra una fotografía con su pareja tomada en su aniversario de bodas de rubí, es decir, cuatro décadas juntos. “Todavía nos cuida a todos”, dice.

A Brian puede que le ocurra como a su madre, Gertrude, que vivió hasta los 102 años.

Al igual que su camión, Brian tiene que pasar por un control de salud completo cada año, y el próximo vence antes de Navidad.

Si su médico de cabecera lo considera apto para trabajar, Brian tiene la intención de continuar durante al menos otro año antes de considerar jubilarse.

“También depende de cómo esté mi mujer”, añade.

Otros transportistas hablan muy bien de él.

De vuelta en la cabina de su camión, Brian reconoce que habrá algunos que crean, a los 90 años, que es demasiado mayor para conducir un automóvil y mucho menos un camión.

“Lo sé, lo sé”, dice, mirando por la ventana. “Pero sabré cuando sea el momento”.

“Es un sorteo quién se retirará primero”, agrega Brian. “Si el camión o yo”.

Te puede interesar: Así han cambiado las edades y montos de pensión para adultos mayores los últimos cuatro sexenios


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.