Por qué los adolescentes pueden alcanzar grandes marcas deportivas
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Por qué los adolescentes pueden alcanzar grandes marcas deportivas

Dos adolescentes nadadoras, Ye Shiwen y Ruta Meilutyte, han marcado hasta ahora momentos memorables en los Juegos Olímpicos de Londres.
1 de agosto, 2012
Comparte

Ruta Meilutyte. Foto: AP

Dos adolescentes nadadoras, Ye Shiwen y Ruta Meilutyte, han marcado hasta ahora momentos memorables en los Juegos Olímpicos de Londres.

La joven china de 16 años ha ganado dos medallas de oro y un récord mundial en los 400 metros combinado.

En el tramo final de esa carrera Ye dejó atónitos a los espectadores: logró 28,93 segundos en los últimos 50 metros, más rápido incluso que los 29,10 segundos del estadounidense Ryan Lochte en la final de varones de la misma carrera.

Y en esos últimos 50 metros superó con extraordinaria facilidad a su principal rival, la estadounidense Elizabeth Beisel.

Aunque el entrenador estadounidense cuestionó su ejecución -y numerosos medios internacionales, entre ellos la BBC se hicieron eco de sus sospechas-, la joven negó cualquier mal comportamiento. Y también se informó que la adolescente ha sido sometida a varias pruebas de dopaje y nunca ha dado un resultado positivo.

La propia Ye se ha comportando con gran naturalidad y ha declarado a los periodistas que “todavía debe mejorar en varios aspectos”.

Pero, ¿es posible que una adolescente cuyo organismo todavía está desarrollándose pueda continuar perfeccionando su rendimiento?

Mejoras drásticas

Según los expertos sí es perfectamente posible ver mejoras drásticas en los adolescentes competidores.

La adolescente china ya ha demostrado este tipo de “mejoras drásticas”.

Su tiempo en la carrera de 400 metros fue siete segundos más rápido que el que obtuvo en los campeonatos mundiales el año pasado.

“Se trata de fortaleza y resistencia, lo cual significa que los jóvenes nadadores son capaces de entrenar más duro y más largo a una menor edad que alguien que participa, por ejemplo, en carreras de velocidad, lo cual requiere principalmente potencia”

Y no es la única joven nadadora que está mostrando enormes progresos.

La lituana Ruta Meilutyte de 15 años obtuvo el oro en los 100 metros pecho. Su mejor tiempo hasta ahora, que marcó en la semifinal, fue 2,5 segundos más rápido que el que obtuvo en los Juegos Olímpicos Juveniles Europeos hace un año.

El australiano Ian Thorpe, que obtuvo cinco oros olímpicos señala que la forma como el organismo se desarrolla durante los años de la adolescencia hace posible llevar a cabo estas proezas.

Cuando tenía 15 años, Thorpe logró mejorar su propio récord cinco segundos en los 400 metros libre, con lo cual logró el récord mundial.

En el caso de Ye Shiwen, dicen los expertos, su “pequeña y ligera” estructura corporal es el físico ideal para este tipo de evento.

Pero ese factor no es el único que importa.

“Con ella quizás se ha encontrado una combinación de una niña muy, muy talentosa, que puede trabajar muy, muy duro, y que tiene la forma corporal perfecta”, señala Adrian Moorhouse, el nadador británico que obtuvo oro en los 100 metros pecho en los Olímpicos de Seúl en 1988.

“Pero además -agrega- es alguien que puede enfrentar toda la presión que se le presenta”.

Moorhouse logró incrementar cuatro segundos su propio récord cuando tenía 17 años.

Y, ¿qué es lo que permite que un organismo adolescente pueda lograr estas mejoras enormes?

Según el profesor John Brewer, director de deportes de la Universidad de Bedfordshire, Inglaterra, y miembro de la Asociación Olímpica Británica, durante los años de adolescencia el organismo libera hormonas que ayudan al crecimiento corporal y se incrementa el desarrollo muscular y los poderes de resistencia.

“En un corto periodo, el cuerpo se somete a cambios masivos”, dice el profesor Brewer.

“Durante este período el desempeño de los jóvenes atletas puede a veces sufrir, pero al final esto resulta en un organismo que es capaz de un rendimiento mucho mayor”.

El profesor Brewer también cree que puede haber algo sobre la naturaleza de la natación que facilita que los jóvenes atletas sobresalgan.

Fortaleza y resistencia

“Se trata de fortaleza y resistencia, lo cual significa que los jóvenes nadadores son capaces de entrenar más duro y más largo a una menor edad que alguien que participa, por ejemplo, en carreras de velocidad, lo cual requiere principalmente potencia”.

“Esto significa que podemos ver a nadadores que maduran prematuramente”, agrega.

El profesor Craig Williams, experto en salud y ejercicio de la Universidad de Exeter, Inglaterra, quien ha trabajado con jóvenes atletas, está de acuerdo.

“Deportes como la gimnasia y la natación son muy exigentes técnicamente y, por lo tanto, con el entrenamiento correcto los adolescentes pueden destacarse incluso cuando no han logrado su máxima potencia”, dice el experto.

Pero estas mejoras en rendimiento, agrega, también están vinculadas a lograr una madurez tanto mental como física.

“Obviamente los cambios en el organismo ayudan en términos de fortaleza y resistencia, pero el aspecto psicológico también es importante”, señala.

“Tienes que ser capaz de poder manejar la presión y saber cómo desempeñarte. Esto puede marcar una enorme diferencia”.

Pero el desempeño de Ye Shiwen también podría tener una explicación mucho más sencilla.

Es algo que algunos comentaristas ya han resaltado: la enorme población de su país.

“China tiene una enorme reserva de talento con la cual se puede seleccionar lo mejor”, afirma el profesor Brewer.

“Así que no debería sorprendernos cuando surge alguien con un talento excepcional”, agrega.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Elecciones en Colombia: Gustavo Petro se impone a Rodolfo Hernández y será el primer presidente de izquierda del país

Los resultados preliminares dan ventaja al candidato de izquierda Gustavo Petro sobre el independiente Rodolfo Hernández.
19 de junio, 2022
Comparte

El candidato de izquierda Gustavo Petro se impuso sobre el independiente Rodolfo Hernández en la segunda vuelta de las elecciones de Colombia y se convertirá en el primer presidente de izquierda del país, según los resultados entregados por la Registraduría.

Con más del 99,25% de mesas informadas, Petro tiene un 50,47% de los votos contra el 47,27% de Hernández. Este era su tercer intento de llegar a la presidencia.

Petro, de 62 años, es economista especializado en medio ambiente, exguerrillero que hasta ahora ejerce como senador y fue alcalde de Bogotá.

Su triunfo confirma el cambio en un país que tras la firma de los acuerdos de paz empezó a expresar otras demandas sociales no atendidas y que explotaron con los estallidos sociales de 2019 y 2021.

“Hoy es dia de fiesta para el pueblo. Que festeje la primera victoria popular. Que tantos sufrimientos se amortiguen en la alegría que hoy inunda el corazón de la Patria. Esta victoria para Dios y para el Pueblo y su historia. Hoy es el dia de las calles y las plazas”, expresó Petro en twitter.

En la primera vuelta fue el más votado con 8,5 millones de apoyos, una cifra histórica para un candidato de izquierda.

Petro aprovechó el descontento social de un país que estalló en protestas y que salió de la pandemia más consciente de la tremenda desigualdad del país, una de las mayores del mundo.

Petro no sólo quiere ser el primer presidente de izquierda del país, sino ser el primer presidente costeño, y de la mano de la primera vicepresidenta negra, Francia Márquez, reflejar el país multicultural que es Colombia.


Las claves del triunfo de Petro

Análisis de Daniel Pardo, corresponsal de BBC Mundo

Gustavo Petro rompe la historia de Colombia al convertirse en el primer presidente de izquierda pura y dura. El proyecto de paz y reconciliación le ganó, esta vez, al del pragmatismo y el crecimiento económico. Le tomó 40 años de carrera política.

Cuatro razones por las que ganó:

Primero, su carrera. La empezó como guerrillero, luego, como congresista, denunció lo peor de la corrupción y la violación de derechos humanos.

Después usó la alcaldía de Bogotá como plataforma para la presidencia. Y en su tercera postulación, venció.

Segundo, la coyuntura. Un proceso de paz que abrió ventanas para un futuro distinto, dos estallidos sociales, una pandemia que profundizó la pobreza y un gobierno de Iván Duque impopular generaron el momento propicio para una presidencia de Petro.

Tercero, la crisis de la clase política. Como nunca, los colombianos se pusieron de acuerdo en que había que echar a “los mismos de siempre” del poder, ahora en manos del impopular Duque. Con Álvaro Uribe cuestionado legalmente, la centroderecha se dividió y desprestigió.

Y cuarto, el país de los 60 años de guerra eligió a un exguerrillero. Y eso se debe a un cambio generacional que dejó atrás la dicotomía de la Guerra Fría y se puso a hablar de desigualdad, medio ambiente y derechos sociales. Petro supo representar a esa nueva Colombia.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=Mm5r7WdRWIE

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.