México se casó con la viuda quebrada creyéndola rica: Sader
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

México se casó con la viuda quebrada creyéndola rica: Sader

Animal Político charló con el sociólogo y politólogo brasileño Emir Sader, quien afirmó que México es uno de los países más afectados por el modelo neoliberal.
Por Omar Granados
8 de noviembre, 2012
Comparte

En el marco de la XXIV Asamblea de la Clacso y de la visita a México de su secretario ejecutivo, Emir Sader (@EmirSader), Animal Político pudo charlar brevemente con el sociólogo y politólogo brasileño. El doctor Sader habló sobre los procesos económicos y políticos que atañen a la región y abordó también la crisis capitalista actual.

Sobre México, el pensador de orientación marxista afirmó que México ha sido uno de los países más afectados por el neoliberalismo y el Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos.

Para el también filósofo y organizador del Foro Social Mundial, México sufre los estragos de la pérdida de los derechos laborales, las desventajas por el libre comercio, la eliminación de la capacidad reguladora del Estado, la libre especulación financiera y la recesión provocada por este modelo. “México se casó con la viuda creyendo que era una viuda rica, pero es una viuda quebrada, porque ahora México pasó a tener más de 90% de su comercio exterior con EU, es decir, perdió el dinamismo de las economías sudamericanas, de las economías asiáticas, en particular de la economía china”, afirmó Emir Sader.

Emir Sader, titular del Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales (Clacso) durante la inaguración de la XXIV Asamblea General de ese organismo. Foto: Cuartoscuro.

¿Cómo define al neoliberalismo y qué efectos ha tenido sobre América Latina?

Es un modelo de organización social centrado en el mercado, el cual avanza desregulando las relaciones económicas, abriendo los mercados hacia el mercado internacional, promoviendo toda forma de libre comercio, pero -sobre todo- extendiendo de las relaciones mercantiles a todos los espacios de la sociedad en el mundo. Los efectos son muchísimos, yo diría que los más negativos fueron la financierización de la economía, es decir la promoción de la hegemonía del capital financiero en su forma especulativa y, por otra parte, la precarización de las relaciones de trabajo. La eliminación de los derechos del contrato formal de trabajo y todos los derechos que ello significa. Además, el neoliberalismo desarticuló la capacidad reguladora del Estado, abrió de manera acelerada las economías nacionales y sin protección ante el mercado internacional, privatizó patrimonios públicos.

Algunos investigadores afirman que el neoliberalismo tiende al estancamiento y al subdesarrollo, ¿usted coincide con esta visión?

Sí, porque la propuesta de desregulación de la economía significa dejar al capital libre donde le parezca mejor y el capital no está hecho para producir, sino para acumular, es decir, no se puede acumular riqueza con especulación, por lo que a escala mundial hubo una gigantesca transferencia de recursos del sector productivo al sector financiero, el cual no produce bienes, riqueza ni empleos. Es gracias a la hegemonía que se puede decir que pasamos de un ciclo largo expansivo en la segunda posguerra a un ciclo largo recesivo, en las últimas cuatro décadas.

¿Qué tipo de crisis capitalista es la actual? ¿Una crisis neoliberal o capitalista?

La crisis empezó alrededor del 2007-2008, justamente por el capital financiero y se arrastró al conjunto de la economía capitalista, en una crisis típicamente neoliberal, donde falta regulación del Estado sobre los créditos, de la cual el capitalismo no ha salido todavía porque está dando soluciones neoliberales a la crisis neoliberal, es decir, está echando alcohol al fuego, pues la crisis de 2007-2008 empezó por el sistema bancario y se planteó la solución de salvar a los bancos, como si los bancos fueran a salvar a la sociedad y a los países. Los bancos se han salvado y en el nuevo ciclo de la crisis 2011-2012 los que quiebran son los países: están quebrados Grecia, España, Portugal, etcétera. Entonces, esta es una crisis atípica, distinta de una crisis cíclica, de las cuales el capitalismo solía recomponerse más rápido.

¿Cómo afecta esta crisis la relación entre América Latina y las potencias que han impuesto las políticas de desarrollo?

Afecta en el sentido de que disminuye todavía más la importancia de las demandas de los países centrales del capitalismo respecto a nuestras economías. Una crisis de ese tamaño en otras circunstancias nos llevaría a todos a una profunda y prolongada recesión. Una parte de nuestras economías, de países con gobiernos progresistas, logra resistir disminuyendo la importancia de la demanda de los países centrales, lo cual disminuye u ritmo de crecimiento, provocando recesiones, sin embargo, tenemos la demanda de nuestros propios países en la región, tenemos la demanda de China y tenemos la demanda de un mercado interno de consumo popular muy importante. Entonces la crisis internacional afecta en que disminuye aún más el peso del comercio con Estados Unidos, por lo menos en las economías de América del Sur.

¿Por qué México, en particular, pero también Colombia y Chile, han mantenido una ortodoxia neoliberal tan rigurosa, mientras otros países han explorado otros modelos?

Creo que hubo una evaluación equivocada de México creyendo que la integración con EU lo llevaría al modelo de desarrollo económico de modernización con más modernizaciones. México se casó con la viuda creyendo que era una viuda rica, pero es una viuda quebrada, porque ahora México pasó a tener más de 90% de su comercio exterior con EU, es decir, perdió el dinamismo de las economías sudamericanas, de las economías asiáticas, en particular de la economía china. El TLC aprisiona a México a un comercio privilegiado con la potencia decadente en lo económico, una economía recesiva. Por lo tanto, México en particular ha sido muy afectado negativamente por el TLC con EU.

En relación al concepto de postneoliberalismo que usted ha planteado, ¿cómo imagina su implantación en México?

México tendría que salir del TLC con EU, porque parece muy difícil con los contratos leoninos que aprisionan a los países del TLC, sin embargo los gobiernos progresistas tienen tres dardos principales, el primero, el eje central son las políticas sociales y la justicia fiscal. En segundo lugar, regresar al Estado inductor del crecimiento, el garantizador de las políticas sociales. En tercer lugar, hay un proceso de integración regional, intercambio sur-sur y no a tratados de libre comercio con EU. Ese sería el camino que están llevando adelante las economías progresistas de América del Sur y que está resultando, no sólo porque se mantiene el nivel de crecimiento, sino también porque son países que han disminuido el nivel de desigualdad, que es el principal problema de América Latina.

¿Un gobierno postneoliberal es forzosamente neodesarrollista?

Sí, pues son modelos nuevos de desarrollo que parten de regresiones muy fuertes  que tuvieron las economías latinoamericanas en las últimas décadas, es decir, no es posible retomar procesos de industrialización como se hizo antes y, además, el peso de las exportaciones primarias aumenta significativamente, entonces es una mezcla del crecimiento del sector primario exportador y políticas sociales, además de otro tipo de políticas industriales, aunque diferentes a las que se tenía anteriormente.

¿Cómo tomaron el poder las fuerzas progresistas de AL y cómo ve el proceso político en México?

En América del Sur son gobiernos que ganaron la vía de las elecciones, tras fracasos de las políticas neoliberales, fracaso de Menem en Argentina, el fracaso de Cardoso en Brasil, el fracaso de Sánchez de Lozada en Bolivia, etcétera. Creo que a partir de poner como tema central la crítica del neoliberalismo fue como las fuerzas progresistas de Sudamérica lograron ganar las elecciones y avanzar en la transformación positiva en lo social, político y económico de esos países. En la pasada elección presidencial en México, me da la impresión que el neoliberalismo fue un tema central, pero fueron definitivas otras cosas como la violencia y la corrupción, aunque a largo plazo esto podría beneficiar a la izquierda si estos elementos se entienden como el fracaso de este modelo.

¿Cuál es el objetivo principal de la Asamblea del Clacso realizada en estos días?

América Latina vivió enormes transformaciones en las últimas décadas, regresivas algunas, progresivas otras y la conferencia tiene el papel de hacer un balance hacer de las ciencias sociales en América Latina y el Caribe, mientras que paralelamente a las conferencias públicas habrá más de diez mesas de debate que discutirán desde la perspectiva de la creación de alternativas al neoliberalismo.

Es difícil superar esta crisis en el marco del neoliberalismo, pero  a la vez no aparece en el horizonte una alternativa  al neoliberalismo, lo que podría causar un periodo de inestabilidades mundiales hasta que se consolide  un bloque de fuerzas alternativas al neoliberalismo. AL es la región que tiene avanzada esta alternativa, pero que a la vez que tiene la capacidad de proponer de forma victoriosa esta alternativa, aunque podría haber primero un periodo de crisis hasta que sea posible la alternativa.

¿La salida a la crisis sería el fin del neoliberalismo?

Probablemente sí. Lo que no significaría necesariamente el fin del capitalismo. Este modelo neoliberal lo que está proponiendo es reforzar recesivo de las economías, como el caso de Europa, que reproduce los procesos conocidos en AL en los años ochenta y noventa y mientras el modelo sea hegemónico difícilmente se va a superar la crisis.

¿Es posible que México se una eventualmente a una unidad de naciones de América Latina?

Tal vez sea posible, por ejemplo el actual presidente de Perú -un país que firmó un TLC con EU- desarrolló intensos intercambios económicos con China y Brasil y se cree que no es incompatible. Hace falta saber en qué medida sea posible para México hacer esto. En principio es difícil porque el TLC exige una relación fundamental con EU, pero este es un obstáculo que México debe resolver.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

5 características que hacen tan mortal a la COVID-19

La COVID-19 es un maestro del engaño para nuestro cuerpo y para los expertos que tratan de hacerle frente. Sus peculiaridades frente a otros virus es lo que le hace peligroso y difícil de combatir.
Getty Images
26 de octubre, 2020
Comparte

Un simple virus ha frenado en seco la vida tal y como la conocíamos.

Nos hemos enfrentado a amenazas virales antes, incluyendo pandemias, pero el mundo no se detiene por cada nueva infección o temporada de gripe.

Entonces, ¿qué pasa con este coronavirus? ¿Cuáles son las peculiaridades en su biología que representan una amenaza única para nuestros cuerpos y nuestras vidas?

Maestro del engaño

En las primeras etapas de una infección el virus es capaz de engañar al cuerpo.

El coronavirus puede estar corriendo desenfrenadamente en nuestros pulmones y vías respiratorias y, aun así, nuestro sistema inmunológico piensa que todo está bien.

“Este virus es brillante, te permite tener una auténtica fábrica viral en la nariz y tú sentirte completamente bien”, dice el profesor Paul Lehner de la Universidad de Cambridge.

Las células de nuestro cuerpo empiezan a liberar sustancias químicas -llamadas interferones- una vez que son asaltadas por un virus y esto es una señal de advertencia para el resto de nuestro organismo y el sistema inmunológico.

Pero el coronavirus tiene una “asombrosa capacidad” para desactivar esta advertencia química, asegura el profesor Lehner. “Lo hace tan bien que ni siquiera sabes que estás enfermo”.

Cuando miras las células infectadas en el laboratorio, no puedes decir que han sido realmente infectadas y, sin embargo, las pruebas muestran que están “gritando” de la acumulación de virus existente. Y este es solo una de los comodines que el virus puede jugar, sostiene.

Se comporta como un asesino a la fuga

La cantidad de virus en nuestro cuerpo comienza a alcanzar su máximo el día antes de que empecemos a enfermarnos.

Pero toma al menos una semana antes de que el COVID progrese hasta el punto de que el infectado necesite tratamiento hospitalario.

“Esta es una táctica evolutiva realmente brillante porque no te metes en la cama de inmediato, sino que sales por ahí y te diviertes”, dice Lehner.

Así que el virus es como un conductor que huye de la escena del accidente: ha pasado a la siguiente víctima mucho antes de que se recupere o muera.

Hablando claramente, “no le importa” si mueres, continúa el profesor Lehner, “es un virus que te golpea y se fuga”.

El contraste con el comportamiento del coronavirus original, el SARS, que se manifestó en 2002, es radical. Este último era más infeccioso días después de que el paciente se sintiera enfermo, así que fue fácil de aislar.

Coronavirus

Getty Images
La cantidad máxima del virus se concentra en el cuerpo antes de que el infectado se sienta enfermo y, por tanto, es más susceptible de contagiar a otros.

Es nuevo, nuestros cuerpos no están preparados

¿Recuerdas la última pandemia? En 2009 hubo grandes temores sobre el H1N1, también conocido como gripe porcina.

Sin embargo, no resultó ser tan mortal como se había previsto porque las personas mayores ya tenían cierta protección. La nueva cepa era lo suficientemente similar a algunas que se habían encontrado en el pasado.

Hay otros cuatro coronavirus humanos, los cuales causan síntomas de resfriado común.

La profesora Tracy Hussell, de la Universidad de Manchester, explica la diferencia: “Este es uno nuevo, de modo que no creemos que haya mucha inmunidad previa”.

La novedad del Sars-CoV-2, que es su nombre oficial, puede ser “un gran shock para su sistema inmunológico”.

Esta falta de protección previa es comparable a cuando los europeos llevaron la viruela con ellos al Nuevo Mundo, con mortales consecuencias.

Construir una defensa inmunológica desde la nada es un verdadero problema para las personas mayores, ya que su sistema inmunológico es lento.

Aprender a combatir una nueva infección implica mucho ensayo y error por parte de dicho sistema.

Pero en la vejez producimos un conjunto menos diverso de células T, un componente central del sistema inmunológico, por lo que es más difícil encontrar unas que puedan defenderse contra el Coronavirus.

Hace cosas peculiares e inesperadas al cuerpo

COVID comienza como una enfermedad pulmonar (incluso allí hace cosas extrañas e inusuales) y puede acabar afectando a todo el cuerpo.

El profesor Mauro Giacca, del King’s College de Londres, sostiene que muchos aspectos del Covid son “únicos” de la enfermedad, de hecho “es diferente de cualquier otra enfermedad viral común”.

Dice que el virus hace más que simplemente matar las células pulmonares: también las corrompe. Se ha visto que las células se fusionan masivamente con otras, llamadas sincitios, que funcionan mal y que parecen quedar adheridas.


Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Visita nuestra cobertura especial

Banner

BBC

Después de una gripe severa, se puede tener una “completa regeneración” de los pulmones, algo que “no sucede” con el COVID, argumenta Giacca. “Es una infección bastante peculiar”.

La coagulación de la sangre también falla extrañamente con el COVID, conociéndose historias de médicos que no pueden poner una vía en un paciente porque se bloquea inmediatamente con sangre coagulada.

Los marcadores de coagulación en la sangre son “200%, 300%, 400% más altos” de lo normal en algunos pacientes de COVID, informa la profesora Beverly Hunt, del King’s College London.

“Sinceramente, tengo una larga carrera y nunca he visto un grupo de pacientes con la sangre tan pegajosa”, reflexiona en la revista Inside Health.

Estos efectos en todo el cuerpo podrían deberse a la puerta celular por la que el virus entra para infectar nuestras células, llamada el receptor ACE2. Este se encuentra en todo el organismo, incluyendo los vasos sanguíneos, los riñones, el hígado y los pulmones.

El virus puede causar una inflamación galopante en algunos pacientes, haciendo que el sistema inmunológico se active de manera exagerada, con consecuencias perjudiciales para el resto del cuerpo.

Persona obesa

Getty Images
La obesidad es un factor de riesgo muy importante si te infectas de coronavirus, según los expertos.

Y somos más obesos de lo que deberíamos ser

COVID es peor si eres obeso, ya que una cintura generosa aumenta el riesgo de necesitar cuidados intensivos o, incluso, morir.

Esto es inusual.

“Su muy fuerte vinculación con la obesidad es algo que no hemos visto en otras infecciones virales. Con otras afecciones pulmonares, a las personas obesas a menudo tiene una mejor evolución”, afirma el profesor Sir Stephen O’Rahilly, de la Universidad de Cambridge.

“Parece bastante específico , algo que probablemente ocurre también en la gripe pandémica, pero no en la común”.

La grasa que se deposita por el cuerpo, en órganos como el hígado, causa una alteración metabólica que parece combinar mal con el coronavirus.

Los pacientes obesos son más propensos a tener niveles más altos de inflamación en el cuerpo y proteínas que pueden llevar a la coagulación.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=DuMVeWY6gZU

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.