La salud de Chávez pospone una devaluación "inevitable"
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

La salud de Chávez pospone una devaluación "inevitable"

La rebaja del valor de la moneda pareciera algo ineludible si se hace caso a buena parte de los expertos del país y analistas de los centros financieros internacionales.
Por Abraham Zamorano BBC Mundo, Caracas
16 de enero, 2013
Comparte

bolivar¿Qué gobierno anuncia su intención de devaluar la moneda? Ninguno. El de Venezuela, por supuesto, no es una excepción y menos con su presidente, Hugo Chávez, convaleciente en La Habana de su cuarta cirugía contra el cáncer.

Resulta tan complicado encontrar un economista ajeno al entorno del gobierno que niegue la conveniencia de la devaluación, como una grieta en el oficialismo que admita la inminencia de tal medida.

“No lo anticipa ni la reina de Inglaterra”, dijo en diciembre el ministro de Planificación y Finanzas, Jorge Giordani.

La rebaja del valor de la moneda –que en Venezuela está sometida desde hace una década a un estricto sistema de tipo fijo frente al dólar– pareciera algo inevitable si se hace caso a buena parte de los expertos del país y analistas de los centros financieros internacionales.

Los expertos señalan entre las principales razones el bajo nivel de las reservas internacionales líquidas en el Banco Central, el fuerte incremento de las importaciones, el creciente déficit fiscal y que se ha disparado el precio de las divisas en el ilegal mercado paralelo.

Con una eventual devaluación, se aumentarían los ingresos del Estado, se aliviaría el déficit público y se permitiría al gobierno evitar una potencial recesión al no tener que reducir el gasto público, incrementado en 2012 durante el año electoral.

Sin embargo, la medida tendría un impacto inevitable en los precios que pagan los consumidores por los bienes. Un golpe al bolsillo de los ciudadanos que se vendría a sumar al 20,1% anual de la tasa de inflación con que cerró 2012, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadísticas.

El delicado momento político que vive el país, con Chávez gravemente enfermo y la no descartada posibilidad de que haya elecciones pronto, ha puesto en el congelador una acción que no por recomendable en términos macroeconómicos dejaría de ser tremendamente impopular, sobre todo para las clases menos pudientes, las bases naturales del chavismo.

“Inevitable”

“Hay cuatro buenas razones técnicas, por citar las más importantes, que manifiestan que es inevitable el ajuste del tipo de cambio, aunque no sabemos cuándo ni cómo se hará”, le dijo a BBC Mundo el economista Juan Manuel Puente, profesor del Instituto de Estudios Superiores en Administración (IESA).

Esos cuatro pilares son: el alto tipo de cambio del mercado negro de dólares, el bajo nivel de reservas internacionales líquidas, el alto nivel de importaciones y el déficit público.

Puente coincide con la mayoría de los expertos en que la devaluación paliará uno de los principales problemas de la economía venezolana: que en los últimos años el gobierno gasta mucho más de lo que ingresa. Sólo en el último lustro, la deuda pública casi se ha duplicado.
Venezuela, el país con las mayores reservas probadas de petróleo del mundo, vive prácticamente de la exportación del “oro negro”, que representa alrededor del 97% de sus exportaciones.

Los altos precios del petróleo (un poco más de US$100 el promedio del precio del barril en 2012) han sido aprovechados por Chávez para inyectar ingentes cantidades de dinero en proyectos sociales como la Gran Misión Vivienda, que construye casas para los más necesitados.
Pero además de la política social, un coladero de dinero es mantener el combustible más barato del mundo. La estatal petrolera Pdvsa gasta anualmente US$21.500 millones, según cálculos del experto opositor en el sector energético Nelson Hernández.

Y al déficit hay que sumar el “boom de las importaciones”, que incrementaron su volumen a lo largo de 2012 en un 20%, según datos oficiales.

“El nivel más alto de toda la historia económica venezolana. Y está reflejando un tipo de cambio muy barato”, dijo Puente.

chavez “Lechugas verdes”

Otro de los elementos que contribuyen a la necesidad de la devaluación es el sobrevalorado mercado paralelo de divisas.

En Venezuela, rige un sistema de control de cambios desde 2003, cuando se adoptó la medida para evitar la fuga de capitales. Desde entonces, la población obtiene determinados cupos de moneda extranjera a través del burocrático sistema implementado por la Comisión de Administración de Divisas (Cadivi).

En el sistema del Cadivi, en 2010, hubo una devaluación del 20% y 100% al establecerse el precio en una doble tasa de 2,6 y 4,3 bolívares por dólar. Un año más tarde, en 2011, el valor del bolívar fuerte quedó fijado en la actual tasa única de 4,3, valor que ha permanecido congelado durante dos años.

La excepción al dólar Cadivi es el Sistema de Transacciones con Títulos de Moneda Extranjera (Sitme), que permite, a través de la compra-venta de títulos de deuda pública, obtener dólares a un precio superior (5,3 Bs x US$).

La rigidez del sistema ha fomentado un mercado negro al que acuden ciudadanos y sobre todo pequeños empresarios importadores. Por supuesto, no hay cifras oficiales respecto al tamaño del mercado paralelo, aunque los conocedores estiman que no debe ser demasiado grande.

Según el economista Ángel García Banchs, de la firma Econométrica, la economía venezolana demanda unos US$450 millones diarios, mientras en el mercado paralelo deben moverse unos US$25 millones, “hasta US$30 millones en un buen día”.

La Ley de Ilícitos Cambiarios, que prevé fuertes multas para quienes mencionen la existencia del mercado paralelo y su cotización, ha obligado a los venezolanos a valerse de eufemismos como “lechuga verde” para algo que también es “el innombrable” o los “benjamines”.

La demanda del papel estadounidense se ha disparado en los últimos dos meses hasta tal punto que no es extraño que cuadruplique al oficial.

En el circuito oficial, los empresarios se quejan de la casi imposibilidad de conseguir dólares, mientras el gobierno publica reportes periódicos con balances que siempre hacen alusión al aumento de la disponibilidad.

Según el gobierno, Cadivi asignó más de US$33.000 millones por diferentes conceptos, lo que, representa un incremento de 5% en comparación con el pasado año.

“Todos los indicadores apuntan a una devaluación (…). Si me piden que le ponga fecha, yo le pongo antes del cierre del primer trimestre”, le dijo a BBC Mundo García Banchs.

Sin embargo, el economista agregó que todo bien puede depender de una hipotética cita electoral si se da la “ausencia absoluta” del presidente Hugo Chávez. “Es de manual que ante elecciones, no se devalúa la moneda”, apuntó.

La escasez

El otro gran problema de la economía venezolana es la escasez. Cifras oficiales la calculan en alrededor del 15%, es decir, no se consigue uno de cada siete productos cuando se sale a comprar bienes de la cesta básica.

“En la medida en que se postergue el ajuste cambiario, la crisis se va a sentir mucho peor y se va a desbordar la escasez”, afirmó García Banchs, para quien es ahí donde está el verdadero riesgo político para el gobierno.

Según el economista, para el gobierno el riesgo de inflación con la devaluación no es tan grave políticamente como el de la falta de productos.

“El ciudadano atribuye la culpa de la inflación al sector privado las más de las veces. Lo del ‘empresario apátrida’ que no quiere a su país y aumenta los precios, la gente lo cree”, señala.

“Cuando se trata de la escasez, la gente suele apuntar con el dedo más al gobierno. Además, de la escasez uno no puede protegerse, si no hay, no hay”, considera García Banchs.

“La devaluación reduce la escasez no porque incremente la oferta de divisas sino porque redistribuye las escasas divisas de mejor forma”, opina García Banchs.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

¿Las mutaciones están volviendo al COVID-19 más infeccioso?

Si bien se han detectado miles de cambios en el virus, hasta ahora los científicos solo han registrado uno que posiblemente altera su comportamiento.
25 de julio, 2020
Comparte

El coronavirus que está amenazando al mundo en este momento no es el mismo que el coronavirus que surgió por primera vez en China.

El SARS-CoV-2, el nombre oficial del virus que causa la enfermedad covid-19, está mutando.

Pero, si bien los científicos han detectado miles de mutaciones, o cambios en el material genético del virus, hasta ahora solo se ha señalado una que podría alterar su comportamiento.

Las preguntas cruciales sobre esta mutación son: ¿esto hace que el virus sea más infeccioso, o letal, en humanos? ¿Y podría representar una amenaza para el éxito de una futura vacuna?

Este coronavirus en realidad está cambiando muy lentamente en comparación con un virus como el de la gripe.

Con niveles relativamente bajos de inmunidad natural en la población, sin vacuna y pocos tratamientos efectivos, no tiene presión para adaptarse.

La mutación señalada, llamada D614G y situada dentro de la proteína espiga -la proteína en forma de punta que el virus utiliza para penetrar en nuestras células- apareció en algún momento después del brote inicial de Wuhan, probablemente en Italia. Ahora se ve en hasta en el 97% de las muestras en todo el mundo.

Ventaja evolutiva

La pregunta es si este dominio significa que la mutación que le da al virus alguna ventaja, o si es solo por casualidad.

coronavirus

Getty Images
La mutación D614G se sitúa dentro de la proteína espiga, la que el virus utiliza para penetrar en nuestras células

Los virus no tienen un gran plan. Mutan constantemente y, si bien algunos cambios ayudan a que un virus se reproduzca, algunos pueden dificultarlo. Otros son simplemente neutrales.

Son un “subproducto del virus que se replica”, dice la doctora Lucy van Dorp, del University College London. “Hacen autostop” sobre el virus sin cambiar su comportamiento.

La mutación que ha surgido podría haberse generalizado solo porque tuvo lugar temprano en el brote y se extendió, algo conocido como el “efecto fundador”. Esto es lo que para la doctora Van Dorp y su equipo probablemente explica que la mutación D614G sea tan común. Pero esto es cada vez más controvertido.

Un número creciente -tal vez la mayoría- de virólogos cree ahora, como explica el doctor Thushan de Silva, de la Universidad de Sheffield, que hay suficientes datos para decir que esta versión del virus tiene una “ventaja selectiva” -una ventaja evolutiva- sobre la versión anterior.

Aunque todavía no hay pruebas suficientes para decir que “es más transmisible” en las personas, dice De Silva, está seguro de que “no es neutral”.

 

Cuando se estudió en condiciones de laboratorio, el virus mutado ingresó con mayor eficacia a las células humanas que aquellos sin la variación, dicen los profesores Hyeryun Choe y Michael Farzan, en la Universidad Scripps en Florida.

Los cambios en las proteínas espiga que usa el virus para adherirse a las células humanas parecen permitirle “pegarse mejor y funcionar de manera más eficiente”.

Pero ahí es donde pusieron el límite.

El profesor Farzan dijo que las proteínas espiga de estos virus eran diferentes de una manera que era “consistente con, pero no demostraba, una mayor transmisibilidad”.

Pruebas de laboratorio

En el Genome Technology Center de la Universidad de Nueva York, el doctor Neville Sanjana, quien normalmente pasa su tiempo trabajando en la tecnología de edición genética CRISPR, ha ido un paso más allá.

Su equipo editó un virus para que tuviera esta alteración en la proteína espiga y lo enfrentó contra un virus SARS-CoV-2 real del brote inicial de Wuhan, sin la mutación, en las células de los tejidos humanos. Él cree que los resultados demuestran que el virus mutado es más transmisible que la versión original, al menos en el laboratorio.

Van Dorp señala que “no está claro” cuán representativos son estos resultados de la transmisión en pacientes reales. Pero el profesor Farzan dice que estas “marcadas diferencias biológicas” fueron “lo suficientemente sustanciales como para inclinar un poco la evidencia” a favor de la idea de que la mutación está haciendo que el virus se propague mejor.

Fuera de una placa Petri, hay alguna evidencia indirecta de que esta mutación hace que el coronavirus sea más transmisible en humanos. Dos estudios han sugerido que los pacientes con este virus mutado tienen mayores cantidades del virus en sus muestras de hisopos.

Sin embargo, no encontraron evidencia de que esas personas se enfermaran o permanecieran en el hospital por más tiempo.

coronavirus particles in pink

SCIENCE PHOTO LIBRARY
Dos estudios han sugerido que los pacientes con la versión mutada del coronavirus tienen mayores cantidades del virus en sus muestras de hisopos.

En general, que sea más transmisible no significa que un virus sea más letal; de hecho, suele ser cierto lo contrario. No hay evidencia de que este coronavirus haya mutado para enfermar más o menos a los pacientes.

Pero incluso cuando se trata de transmisibilidad, la carga viral es solo una indicación de qué tan bien se está propagando el virus dentro de una sola persona. No explica necesariamente lo eficaz que es infectando a otros.

El “estándar de oro” de la investigación, un ensayo controlado, aún no se ha llevado a cabo. Eso podría implicar, por ejemplo, infectar a los animales con una u otra variante del virus para ver cuál se propaga más en una población.

La profesora Bette Korber, del Laboratorio Nacional de Los Álamos en EE.UU. e investigadora principal de uno de los estudios, dijo que no había consenso, pero la idea de que la mutación aumenta la carga viral de los pacientes es “cada vez menos controvertida a medida que se acumulan más datos”.

La mutación es la pandemia

Cuando se trata de observar a la población en su conjunto, es difícil observar que el virus se vuelva más (o menos) infeccioso. Su curso ha sido alterado drásticamente por intervenciones, incluidas las medidas de cuarentena.

Pero la profesora Korber dice que el hecho de que la variante ahora parece ser dominante en todas partes, incluso en China, indica que puede ser más eficaz en la transmisión entre las personas que la versión original. Cada vez que las dos versiones estuvieron en circulación al mismo tiempo, la nueva variante se impuso.

Gente con mascarilla paseando en Barcelona.

Getty Images
Una de las medidas adoptadas para evitar la propagación del virus es el uso de mascarillas.

De hecho, la variante D614G es tan dominante que ahora es la pandemia. Y lo lleva siendo desde algún tiempo, tal vez incluso desde el comienzo de la epidemia en lugares como Reino Unido y la costa este de EE.UU.

Entonces, aunque la evidencia está aumentando de que esta mutación no es neutral, no necesariamente cambia la forma en que debemos pensar sobre el virus y su propagación.

En un apunte más tranquilizador, la mayoría de las vacunas en desarrollo se basan en una región diferente de la espiga, por lo que esto no debería tener un impacto en su desarrollo.

Y hay alguna evidencia de que la nueva forma es igual de sensible a los anticuerpos, lo que puede protegerte contra una infección una vez que la hayas tenido o hayas sido vacunado.

Pero dado que la ciencia del covid-19 se mueve tan rápido, esto es algo que todos los científicos, donde sea que se sitúen sobre el significado de las mutaciones actuales, estarán vigilando.

Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Visita nuestra cobertura especial



Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=FkdL3esx7t0

https://www.youtube.com/watch?v=Fq8jbuaUW0M

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.