Díaz e hijas de Gordillo, implicados en desvío de fondos
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Díaz e hijas de Gordillo, implicados en desvío de fondos

Para el Ministerio Público las declaraciones de los testigos pueden fortalecer el caso contra Gordillo además de abrir nuevas líneas de investigación.
Cuartoscuro
Por Omar Sánchez de Tagle y Luis Brito
27 de marzo, 2013
Comparte

Juan Díaz, actual líder del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, y las hijas de Elba Esther Gordillo están implicados en la investigación por el desvío de fondos que se le realiza a la ex líder magisterial.

Entre las declaraciones hechas por Nora Guadalupe Ugarte contenidas en la causa penal  11/2013 están aquellas que señalan que las hijas y otros familiares de la ex líder magisterial recibieron cantidades millonarias de recursos provenientes de diversas operaciones de las que el ex tesorero del SNTE, Héctor Jesús Hernández Esquivel estaba enterado.

De acuerdo al expediente radicado en el juzgado sexto de distrito Ugarte Ramírez prometió entregar otros documentos que no obran en las pesquisas y en las que se demuestra cómo es que, de las transferencias bancarias y desvió de recursos, estaban enterados al menos cinco personas.

En su declaración detalla que uno de los encargados de poder firmar y autorizar los movimientos era Héctor Jesús Hernández, Rafael Ochoa Guzmán, Francisco Arriola Urbina, José Ángel Ibáñez Montes y el actual líder sindical Juan Díaz de la Torre.

Dato importante es que Nora Guadalupe Ugarte fue despedida dos semanas antes que fuera detenida Elba Esther Gordillo Morales.

En su declaración detalla que uno de los encargados de poder firmar y autorizar los movimientos era Héctor Jesús Hernández, Rafael Ochoa Guzmán, Francisco Arriola Urbina, José Ángel Ibáñez Montes y el actual líder sindical Juan Díaz de la Torre.

A un mes de la detención de Elba Esther Gordillo Morales la Procuraduría General de la República (PGR) continúa con sus investigaciones y además de la ex cajera del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) actualmente procesada, tiene un testigo clave: un ex colaborador del tesorero del SNTE, ahora arraigado.

Además, el juicio contra Elba Esther ha generado que al menos 12 personas cercanas a ella, entre quienes figuran sus hijas, ex esposos, nieto y yerno se ampararan en busca de cualquier orden de localización, presentación o de aprehensión que pudiera existir en su contra.

Aunado a lo anterior están las investigaciones que hasta la fecha realiza la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) en las que investiga los presuntos beneficios que recibe en el Centro de Readaptación Social de Tepepan.

Para el Ministerio Público de la Federación las declaraciones de Nora Guadalupe Ugarte Ramírez han servido no sólo para fortalecer el caso sino también para abrir otras líneas de investigación que podrían llevar a otros implicados en el desvió de más de dos mil millones de pesos.

Ahora la PGR cuenta también con un nuevo testigo que mantiene arraigado en el hospital militar, se trata de Erick Salvador Rodríguez quien trabajara junto al ex tesorero del SNTE, de acuerdo a funcionarios del poder judicial será la próxima semana cuando este hombre declare ante el juez sexto de distrito y se prevé que dé muchos más datos entorno a los movimientos bancarios.

Gordillo cambia su estrategia legal

La ex dirigente del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), Elba Esther Gordillo Morales, buscará un amparo indirecto para revertir el auto de formal prisión por el que se le inició juicio por los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita y delincuencia organizada.

El 22 de marzo, la defensa de la también ex política determinó desistirse del recurso de apelación que había interpuesto contra la formal prisión que le dictó el Juez Alejandro Caballero Vértiz el cuatro de marzo, con el cual inició el proceso penal que enfrenta por el presunto desvío de mil 978 millones de pesos de cuotas sindicales.

Según fuentes cercanas al caso, en lugar de la apelación, los abogados de la ex lideresa preparan una demanda de amparo indirecto para presentarla ante un juzgado federal en los próximos días con la intención de tirar el auto de formal prisión.

Gordillo Morales fue aprehendida por policías federales ministeriales el 26 de febrero en el Aeropuerto Internacional de Toluca, Estado de México, después de que la Procuraduría General de la República (PGR) obtuvo un mandamiento judicial en su contra tras indagar presuntos desvíos de las cuentas del gremio magisterial entre 2009 y 2012.

El proceso abierto por el Juzgado Sexto de Distrito en Procesos Penales Federales del DF también abarca Isaías Gallardo Chávez, Juan Manuel Díaz Flores y Nora Guadalupe Ugarte Ramírez, igualmente presos, como supuestos cómplices de la ex lideresa en la triangulación de los recursos.

La nueva estrategia legal se registra a menos de dos semanas de que Gordillo Morales, interna en el penal femenil de Tepepan, determinó relevar a su equipo de defensa, nombrando al abogado Marco Antonio Del Toro Carazo como su representante.

Desde su detención y hasta el 14 de marzo, su defensa había recaído en el ex subprocurador de la PGR, Arturo Germán Rangel, José González Sánchez y Felipe Borrego, quienes promovieron la apelación del auto de formal prisión, la cual estaba en manos del Primer Tribunal Unitario Penal en el Distrito Federal.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

La sorpresiva y criticada salida de Trump del hospital para saludar a sus seguidores

Varios expertos criticaron que el presidente saliera con agentes de seguridad sentados con él dentro de un auto cerrado, cuando está en una etapa de alto riesgo de trasmitir el contagio de coronavirus.
Getty Images
5 de octubre, 2020
Comparte

Expertos en medicina cuestionaron la polémica decisión del presidente Donald Trump de salir en un automóvil a saludar a sus partidarios afuera del hospital donde está siendo tratado de covid-19.

Ha sido motivo de preocupación que el presidente, que portó una mascarilla, haya puesto en peligro de contagio al personal del servicio secreto que lo acompañó dentro del vehículo.

El portavoz de la Casa Blanca, Judd Deere, dijo que la salida este domingo había sido “declarada por el equipo médico como segura”.

Una escena “increíble”

Desde que fue internado en el hospital Walter Reed el viernes pasado para ser tratado por síntomas de coronavirus, los simpatizantes del presidente se han estado congregando frente a ese centro médico en las afueras de Washington.

El número de adeptos iba creciendo. Muchos de ellos portando carteles en apoyo al presidente, ondeando banderas y gritando en voz alta “¡Amamos a Trump!” y otras frases de apoyo.

Otros pasaban en sus automóviles sonando las bocinas y gritando con puños en alto, como si fuera un espectáculo deportivo.

Trump había anunciado en un video en Twitter que saldría del hospital Walter Reed en una “visita sorpresa” a los “patriotas” que esperaban afuera.

https://twitter.com/realDonaldTrump/status/1312864232711520257

En una escena que el corresponsal de la BBC describió como “increíble”, las autoridades despejaron el tráfico vehicular para que el convoy presidencial pasara frente a las filas de simpatizantes a lado y lado de la calle.

El mandatario saludó con la mano a sus adeptos desde atrás de una ventana cerrada del vehículo, pero también se podía ver por lo menos a dos personas con trajes protectores y mascarillas en el asiento delantero.

El riesgo de transmisión “más alto posible”

Los expertos afirman que el corto desplazamiento de Trump en el auto desobedece el consejo de salud pública de entrar en cuarentena mientras se recibe tratamiento contra el virus, y que pudo haber puesto a los agentes de seguridad que lo acompañaron en riesgo de infección.

Un auto del convoy presidencial pasa frente a simpatizantes del presidente frente al hospital Walter Reed.

Getty Images
Los simpatizantes del presidente se han estado congregando frente al hospital Walter Reed, donde Trump está siendo tratado de covid-19.

“El VUD del presidente no solo es blindado, sino está herméticamente sellado contra ataques químicos. El riesgo de transmisión de covid-19 adentro es el más alto posible aparte de en procedimientos médicos”, escribió en Twitter el doctor James Phillips, médico en el mismo hospital donde el presidente está internado.

Aquellos que estuvieron dentro del vehículo presidencial tendrán que aislarse durante 14 días, añadió.

Los demócratas también han criticado la salida del presidente. El congresista de la Cámara de Representantes Hakeem Jeffries tuiteó: “Necesitamos liderazgo. No oportunidades para fotos”.

Sin embargo, el portavoz Judd Deere defendió la acción diciendo que “se tomaron las precauciones apropiadas en la ejecución de este movimiento para proteger al presidente y a todos los que lo apoyaron, incluyendo el EPP ”.

Aunque ha habido señales conflictivas con respecto al verdadero estado de salud del presidente y el tratamiento que está recibiendo, su equipo médico dice esperar enviarlo de regreso a la Casa Blanca este lunes.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=aBKdOAVLVEc

https://www.youtube.com/watch?v=HfP7FM3vmp8&t=2s

https://www.youtube.com/watch?v=FqPEZGKchE4

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.