¿Cuán grave es lo que está pasando en Turquía?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

¿Cuán grave es lo que está pasando en Turquía?

Lo que empezó como una protesta por el derribo de unos árboles, pero creció hasta convertirse en la manifestación contra el gobierno de Turquía.
3 de junio, 2013
Comparte

Turkey Protest

 

Empezó como una protesta por el derribo de unos árboles, pero creció hasta convertirse en la manifestación contra el gobierno de Turquía más grande y violenta en años.

Las movilizaciones empezaron cuando hace algunos días grupos ambientalistas se reunieron en el parque Gezi, cerca de la céntrica plaza Taskim de Estambul, después de que el gobierno cortara unos árboles en el marco de un plan de desarrollo urbanístico.

A los ambientalistas se les sumaron jóvenes, opositores y diversos ciudadanos indignados con lo que consideran un gobierno autoritario, encabezado por el primer ministro Recep Tayyip Erdogan, del Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP), una agrupación de centroderecha con raíces islamistas.

Las movilizaciones volvieron la mirada del mundo hacia un país considerado un bastión de estabilidad en una región convulsa y volátil.

La policía reaccionó a las protestas con cañones de agua y un uso desmedido de gases lacrimógenos, lo que dejó decenas de heridos. Eso fue el detonante de una marea humana que se volcó a las calles de Estambul, Ankara (la capital turca) y otras ciudades para exigir la renuncia de Erdogan, al que llaman “dictador” y al que le critican su estilo desafiante.

Las autoridades dicen que más de 1.700 personas han sido detenidas en manifestaciones en 67 pueblos y ciudades, aunque muchos ya han sido liberados.

Mahmut Hamsici, periodista del Servicio Turco de la BBC, explica que aunque parece muy poco probable que consigan derrocar a Erdogan -que aún cuenta con gran apoyo de los sectores conservadores- las marchas han logrado un fuerte efecto psicológico entre la atomizada oposición, insuflándole optimismo y una sensación de que un cambio es posible.

La mayoría de los manifestantes son “jóvenes laicos y apolíticos de clase media que nunca protestaron en su vida y que ahora sorprende verlos lanzar piedras a la policía”, explica Hamsici, aunque la multitud de manifestantes es heterogénea y aglutina a grupos nacionalistas seculares, sindicatos, nacionalistas kurdos y activistas gays y lesbianas.

El eslógan principal -presente en redes sociales, carteles y banderas- es “todos somos hijos de Ataturk”, en referencia al hombre considerado como el padre de la Turquía moderna. Es decir, somos una república laica y estamos preocupados por el uso autoritario del poder del primer ministro Recep Tayyip Erdogan, junto con una islamización progresiva.

Suma de enojos

Los motivos de descontento son variados. Como explica Hamsici, se trata de una “suma de enojos”:

  • El más inmediato es el plan para el parque Gezi y otros proyectos de desarrollo como la construcción de un nuevo puente sobre el Bósforo en Estambul, a pesar de que el impacto ambiental no ha sido suficientemente analizado. El puente fue inaugurado con una pomposa celebración y se le dio el nombre del sultán Selim el Severo, el adversario más cruel de alevitas y chiítas en la historia otomana.
  • Un antecedente de esta ola de protestas fue la prohibición de celebrar el 1º de Mayo pasado en la plaza Taskim. Eso desató protestas que terminaron con represión policial y al menos 28 heridos.
  • Otro motivo es lo que califican de islamización e intromisión en elestilo de vida turco, como la reciente prohibición de vender bebidas alcoholicas, la intención de prohibir el aborto o la construcción de una mezquita gigante en Estambul.
  • También la intención de Erdogan de reformar la constitución para pasar de un sistema parlamentario a uno presidencialista y así volverse el primer presidente elegido directamente en la historia turca.
  • A muchos les preocupa el traslado del conflicto de la vecina Siria luego de que en la ciudad fronteriza de Reyhanli el 11 de mayo pasado un doble atentado con coche bomba dejara 53 muertos.

Twitter, la “amenaza”

Erdogan llamó a la calma este lunes y dijo que los últimos cuatro días de protestas contra el gobierno no constituyen una “Primavera Turca”.

En una conferencia de prensa antes de un viaje a Marruecos, dijo que las protestas fueron organizadas por extremistas y acusó a la oposición de provocar “a sus ciudadanos”.

Además les echó la culpa de las marchas a las redes sociales. “Ahora hay una amenaza que se llama Twitter”, dijo Erdogan.

“Los mejores ejemplos de mentiras se pueden encontrar allí. Para mí, las redes sociales son la peor amenaza para la sociedad”, dijo y calificó a los manifestantes de “elementos extremistas”.

Es que los manifestantes, en gran medida, se han volcado a Twitter para organizarse, alentarse y ofrecer ayuda a los detenidos y heridos.

Aunque en casi todas las marchas en el mundo esta red ya es un elemento omnipresente, en el caso turco su importancia aumenta dado que los medios nacionales no están mostrando lo que pasa dado que las empresas periodísticas más importantes son propiedad de grandes grupos de capital que están bajo la presión del gobierno.

Muchos periodistas perdieron sus trabajos en los últimos días y otros incluso terminaron presos. Por eso las protestas también son contra los medios, y ha habido manifestaciones frente a los principales medios.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

El agua de Balandra, la 'playa más bonita de México' que pasó del turquesa al negro

El incendio de un barco, que no debía estar en la zona, provocó un derrame de combustibles en playa de Balandra, área calificada como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2012.
25 de agosto, 2022
Comparte

“La imprudencia suele preceder a la calamidad”. Los mexicanos están descubriendo la veracidad de esta frase del historiador romano Apiano, pues estos días ven cómo uno de sus tesoros naturales, la playa de Balandra, considerada la “más bonita” del país, ha sido cerrada debido a un derrame de combustible provocado por el incendio de una embarcación recreacional que, de acuerdo con la legislación nacional, no debía estar allí.

Las autoridades han desplegado a decenas de funcionarios para intentar limpiar la zona que desde 2012 no solo ostenta el título de “área de protección de flora y fauna”, sino también el de Patrimonio de la Humanidad que otorga la Organización de Naciones Unidas para la Educación y la Cultura (Unesco).

El incidente preocupa a los habitantes del estado norteño de Baja California Sur, para quienes los miles de turistas que, año a año, llegan atraídos por las famosas aguas turquesas de las playas del parque representan una importante fuente de ingresos.

Sin víctimas que lamentar

El derrame que ha teñido de negro las aguas y las blancas arenas de al menos tres playas del parque de Balandra se produjo en la noche del sábado, cuando un barco identificado como “Fortius” se incendió.

Los ocho turistas que viajaban en la embarcación y los cuatro miembros de la tripulación fueron rescatados ilesos, reportó la prensa local.

Las causas del siniestro siguen sin conocerse. Sin embargo, el hecho de que el yate, de más de 7 metros de largo y casi 2 de ancho, se hundiera con diésel en sus tanques hace temer que el vertido continúe.

“Hay que rescatar la embarcación hundida además, para que no vaya a contaminar más, aunque la Marina ya hizo un bordo para que no se siga esparciendo”, declaró el gobernador de Baja California Sur, Víctor Castro Cosío, a las horas de conocerse el incidente.

En una primera declaración las autoridades del Área Natural Protegida de Balandra, de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), de la Capitanía de Puerto y de la Secretaría de Marina admitieron que la cantidad de combustible derramado es “considerable”.

Evaluación contradictoria

Casi cuatro días después de ocurrido el derrame las autoridades no han informado sobre el área afectada ni cuándo podrían culminar las labores de limpieza y se podría reabrir este importante centro turístico.

Personas limpiando una playa

Cortesía Gobierno de Baja California del Sur
Decenas de personas participan en las labores de limpieza de las playas del parque de Balandra, las cuales las autoridades no han dicho cuándo culminarán.

Pese a lo anterior hay quienes evalúan positivamente la actuación de los responsables gubernamentales. “Todas las autoridades han actuado correctamente en tiempo y forma“, aseguró BBC Mundo, Alberto Guillén, de la Red de Observadores Ciudadanos, una de las primeras agrupaciones civiles que se presentó en el lugar del suceso y que colaboró en el desalojo de los turistas.

Guillén, quien es biólogo marino, dio por hecho que en un par de días la limpieza de los residuos superficiales concluirá. No obstante, aclaró que esto no implicará la reapertura de Balandra.

“Hay que evaluar el impacto en el fondo marino”, dijo, al tiempo que reveló que este miércoles buzos de la Universidad Autónoma de Baja California realizan una inspección en el lecho marino para determinar la magnitud de los daños provocados por el carburante vertido.

Más crítico se mostró Miguel Rivas, director de Santuarios Marinos de la organización Oceana, quien consideró que este accidente revela que la legislación ambiental es letra muerta.

“Las regulaciones del Área Protegida no permiten la presencia de embarcaciones de motor en la zona, pero este barco estaba allí y de paso se encontraba en un momento en el que no están permitidos los visitantes”, explicó a BBC Mundo.

El Programa de Manejo del Área Natural Protegida con el Carácter de Área de Protección de Flora y Fauna de Balandra, dictado en octubre de 2015, prohíbe el “uso de vehículos motorizados” en la zona.

Vista aérea de la playa

Getty Images
Balandra es considerada como la “playa más bonita de México”, por sus aguas turquesa y sus arenas blancas, pero además es refugio de una enorme diversidad de flora y fauna.

Asimismo, Rivas calificó de desafortunadas las declaraciones del gobernador Castro Cosío, quien pretendió exculpar a los propietarios del barco.

“Este tipo de hechos no se puede prever, fue un incendio en una embarcación. Creo que toda la comunidad entiende que fue un accidente. Le ha podido pasar en un carro en la ciudad y derramarse la gasolina. Los dueños, pobres, las pérdidas que tuvieron también“, dijo el gobernador.

“Lo ocurrido prueba que nuestras regulaciones están muy bien en el papel, pero que en la práctica no se cumplen. La falta de vigilancia y supervisión ha permitido esta situación”, apuntó el activista.

Evitar nuevos derrames

En lo que sí coincidieron los activistas fue en exigir sanciones para los propietarios de la embarcación siniestra. “Se deben imponer multas ejemplares a los dueños del barco para que reparen los daños y evitar que este tipo de situaciones se repitan en el futuro”, dijo Rivas.

Desde el Congreso también se han escuchado demandas similares. El diputado Eduardo Van Wormer Castro ha reclamado todo el peso de la ley para los responsables del desastre y que se reordene la zona, informó el diario El Independiente.

Balandra no solo es importante económicamente hablando por su valor turístico, sino que también reviste gran importancia ambiental. ¿La razón? Es un lugar de avistamiento de ballenas, de delfines y otras especies marinas, y contiene tres de los cuatro tipos de manglares que hay en México.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=9QEN-l7tPNE

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.