Las razones de la ira en las calles de Brasil
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Las razones de la ira en las calles de Brasil

A las protestas que comenzaron contra el aumento del pasaje de autobús se han sumado decenas de miles de manifestantes por otros reclamos sociales que durante muchos años estuvieron adormecidos. BBC Mundo se lo explica.
18 de junio, 2013
Comparte
BRASIL PROTESTAS

Manifestantes marchan en Río de Janeiro, Brasil, el lunes 17 de junio de 2013. Las nuevas protestas en Sao Paulo, Río de Janeiro y otras ciudadaes del país comenzaron por un aumento de 10 centavos al pasaje en el transporte público. //Foto: AP

Varias semanas han pasado desde que se produjo la primera protesta contra el aumento del pasaje de autobús en Brasil.

Lejos de apaciguarse, la ira entre los manifestantes ha conquistado nuevos seguidores y se ha aliado con otras causas.

El lunes, decenas de miles de personas salieron a las calles de distintas ciudades de Brasil para expresar su descontento con las autoridades.

BBC Mundo le explica las razones de la mayor ola de protestas en décadas. 
¿Qué desató las protestas?
Las manifestaciones empezaron como una reacción al aumento del precio de autobús, metro y tren, dispuesto a inicios de junio, de 3 reales (US$1,40) a 3,20 (US$1,50).

Pero a medida de que se desarrollaron las protestas, un nuevo incentivo surgió para que muchos brasileños salieran a las calles: las tácticas policiales para frenarlas.

El jueves, en Sao Paulo, testigos aseguraron haber visto a la policía disparando balas de goma a manifestantes pacíficos. Muchos funcionarios -dijeron los testigos- ocultaron sus identificaciones para evitar que sus nombres fueran vistos.

Más de 100 personas resultaron heridas y 190 fueron detenidas.

Este lunes, en una marcha en Belo Horizonte que reunió cerca de 20 mil personas según medios locales, la policía utilizó gases lacrimógenos y balas de goma para evitar que manifestantes se acercaran al estadio mundialista Mineirao.

En Porto Alegre también hubo enfrentamientos entre policías y manifestantes, con gases lacrimógenos y balas de goma lanzadas en el centro de la ciudad tras una marcha que congregó más de 10 mil personas.

Según analistas, los enfrentamientos muestran un desconcierto de las autoridades brasileñas para lidiar con protestas callejeras atípicas en este país y exponen una herencia que la policía arrastra del gobierno militar (1964-1985).

Sin embargo, las autoridades negaron un desempeño erróneo por parte de sus agentes y prometieron que investigarían las denuncias de exceso policial.

¿Es sólo el aumento del pasaje lo que ha provocado el descontento?

No. Observadores aseguran que el aumento del pasaje fue sólo la chispa que desató la ira.

En sus interpretaciones de las causas de las protestas, los sociólogos y politólogos destacan la insatisfacción de los jóvenes con el gobierno y con las condiciones de vida en las grandes ciudades.

“Hay una especie de malestar generalizado, sin un enfoque claro. Hay una especie de resentimiento y frustración de orden social, alimentada por un estilo de gestión que no ofrece un diálogo público”, le dijo a BBC Brasil el sociólogo Gabriel Cohn.

Es así como al aumento del transporte público ahora se suma una gama de temas que han provocado descontento entre los brasileños.

Los altos costos de organizar la Copa Confederaciones de Fútbol (en plena celebración) y de la Copa de la FIFA 2014 son cuestionados, pues los manifestantes aseguran que mayores inversiones son necesarias en los sectores de la educación y la salud.

“Renuncio a la Copa del Mundo. Quiero dinero para la educación y la salud”, gritaban los manifestantes en la capital, Brasilia.

Gary Duffy, editor de la BBC en Brasil, señaló que la corrupción política también está presente en la agenda de los movilizados.

“Algunos políticos son acusados de otorgarse salarios altos y nombrar a familiares en puestos de trabajo inexistentes en la capital”, indicó el periodista.

Entre las manifestaciones pacíficas y violentas, lo que parece evidente es la profunda división que hay entre muchos brasileños y los políticos.

¿Quién está detrás de las protestas?

La primeras protestas fueron convocadas por la organización Movimiento Pase Libre (MPL), una agrupación de base estudiantil que promueve políticas de transporte público gratuito de carácter masivo.

Ese grupo se convirtió en el principal impulsor de las manifestaciones que se extendieron por Sao Paulo primero, y a continuación por varias ciudades de Brasil.

Después de varias semanas, decenas de miles de personas, la mayoría de ellas jóvenes, han salido a las calles a expresar colectivamente su descontento.

A los grupos de jóvenes se ha unido el movimiento Copa Pra Quem? (¿Copa para quién?), que protesta por el alto costo de la celebración del torneo y las repercusiones de las obras en construcción en el terreno sobre las comunidades.

Alberto Almeida, experto en opinión pública del Instituto Análise, en Sao Paulo, señala que las protestas son impulsadas por “radicales de izquierda” que buscan explotar políticamente el descontento por los precios del transporte urbano.

Organizadores de las protestas han intentado evitar los actos de violencia y vandalismo, pero a veces no lo han conseguido.
¿Cómo ha reaccionado el gobierno?

La presidente Dilma Rousseff, quien fue abucheada en la inauguración de la Copa de Confederaciones el sábado, dijo que las protestas son “legítimas” y que forman parte de la democracia.

Pero expertos aseguran que el liderazgo político no veía venir el surgimiento de un fenómeno social que cada semana cobra más fuerza.

“Perplejos y con un paso atrás, tienen que decidir cómo responder en un país que está en el centro de la atención internacional”, indica Duffy.

Dos encuestas realizadas la semana pasada mostraron caídas en los niveles de aprobación al gobierno.

El descenso fue de ocho puntos en uno de esos sondeos, realizado por Datafolha: de 64% de aprobación en marzo a 57% en junio.

Es la primera vez que la firma registra una caída de popularidad de Rousseff desde que comenzó su gobierno en 2011.

Cuatro de cada cinco encuestados dijeron sentir el aumento de los precios de alimentos.
¿Por qué en Brasil?
Como señala Duffy, en los últimos años los titulares sobre Brasil reflejan un país que quiere mostrarse como una potencia agrícola y en el que millones de personas han sido sacadas de la pobreza. “Es un país que está aprovechando la oportunidad de destacarse en el ámbito internacional”.

Brasil es una de las principales economías del mundo y es integrante -junto a Rusia, India, China y Sudáfrica- de los BRICS, las naciones emergentes más poderosas del mundo. El Mundial de 2014 y las Olimpiadas de 2016 son parte de las banderas que la nación sudamericana enarbola.

Pero para muchos brasileños, el aumento de las expectativas económicas no tiene ninguna relación con los resultados reales.

Pese a las mejoras de infraestructura en algunas ciudades, la delincuencia continúa siendo un grave problema.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Canal de Suez: 3 claves de la exitosa maniobra para desencallar el Ever Given

Casi una semana después de que el Ever Given encallara en el canal de Suez, el carguero fue por fin liberado. ¿En qué consistió la operación para desatascarlo y reanudar el comercio mundial?
29 de marzo, 2021
Comparte

Casi una semana después de que el Ever Given encallara en el canal de Suez y detuviera la circulación de más de una décima parte del comercio mundial, el carguero fue por fin liberado.

Osama Rabie, jefe de la Autoridad del Canal de Suez, anunció este lunes “el éxito de la maniobra” para desatascar el barco, que se había atorado el martes pasado.

“¡Lo conseguimos!”, señaló en un comunicado la empresa holandesa Boskalis, contratada para ayudar en la operación.

“Los egipcios han logrado hoy poner fin a la crisis“, señaló el presidente del país, Abdel Fatah al-Sissi, en un comunicado este lunes.

El buque, de 200.000 toneladas y 400 metros de largo, había quedado atravesado en diagonal en el canal de no mucho más de 200 metros de ancho.

Después de una operación que involucró actividades de remolque y dragado, el barco fue completamente reflotado y está siendo remolcado hacia el norte, al Gran Lago Amargo, en Egipto, para someterse a controles de seguridad.

El bloqueo le costó al canal entre US$14-15 millones al día, alteró la cadena mundial de suministros y elevó el valor del flete de los barcos petroleros.

Te contamos en qué consistió exactamente la operación para liberar al Ever Given y reanudar el comercio mundial, en tres claves.

1. Remolque y arrastre con “luna llena”

Se desplegaron un total de 11 remolcadores portuarios y dos poderosos remolcadores marítimos, según Boskalis, empresa con sede en los Países Bajos que participó en el rescate del Ever Given, a través de su equipo especializado SMIT Salvage.

Operación de remolque

BBC

Los remolcadores trabajaron durante varios días, usando cables o colocándose directamente junto al carguero, para separarlo de los bancos de arena a ambos lados del canal.

Osama Rabie, jefe de la Autoridad del canal de Suez, detalló que los barcos remolcadores habían logrado modificar la orientación del buque en un 80% y alejarlo de la orilla del canal 102 metros.

Mientras estuvo encallado, el Ever Given se situaba apenas a cuatro metros de las orillas.

El viernes y el sábado ya había habido pequeños progresos y el barco se había movido “30 grados de izquierda a derecha”.

La luna llena propició que subiera la marea, lo que ayudó a que el barco pudiera ser arrastrado, primero desde la popa y después por la proa, detalló EFE.

Según el diario The Washigton Post, la luna llena propició la marea más alta del mes.

2. Dragado

Mientras los remolcadores luchaban por mover el barco, se trajeron dragas para excavar el barro y la arena debajo de la proa y la popa del barco.

Se dragaron aproximadamente 30.000 metros cúbicos de arena, según Boskalis.

La empresa que administra el buque, Bernhard Schulte Shipmanagement (BSM), dijo que se había incorporado una “draga de succión” especializada adicional, capaz de mover 2.000 metros cúbicos de material cada hora.

Las dragas son una vista familiar en el canal de Suez, según Sal Mercogliano, experto en historia marítima de la Universidad de Campbell, en EE.UU., ya que se usan para dragar continuamente la vía y mantenerla navegable.

“Básicamente, máquinas grandes extraen barro del fondo, que luego se puede depositar en tierra”, especificó Mercogliano.

Ilustración del dragado del canal

BBC

Si el dragado y el remolque hubieran fallado, habría existido una tercera opción: retirar la carga y el combustible del barco.

Pero hubiera requerido una operación delicada y larga, para evitar desequilibrar el peso del carguero y que pudiera volcarse.

3. Organización de los barcos

El enorme tráfico que suele acoger el canal tuvo que ser redistribuido para llevar a cabo la operación y a la espera de que ésta fuera exitosa.

Al menos 437 embarcaciones, incluidos cargueros con contenedores y tanqueros de petróleo y gas natural, estaban esperando a que se liberara el Ever Given para pasar por el canal, según Gulf Agency Company (GAC).

“Actualmente 193 embarcaciones están esperando en Port Said (en la costa mediterránea de Egipto) para viajar en dirección sur y 201 en Suez (en el Mar Rojo) para viajar en dirección norte. Otras 43 están aguardando en el Gran Lago Amargo”, en el centro del canal, aseguró GAC en un comunicado recogido por la agencia EFE.

Barcos paralizados en el Canal de Suez

Reuters
La Autoridad del Canal de Suez dijo que tomaría hasta tres días reanudar el tráfico de los barcos.

El tránsito de estos cargueros se reanudará de forma ordenada y por turnos ya que el tramo sur del canal sólo tiene un carril, detalló GAC.

La Autoridad del Canal de Suez advirtió que puede llevar hasta tres días aliviar el atraso de barcos atascados en ambos extremos de la ruta.

Pero Maersk, la principal naviera que opera en el canal de Suez, dijo que el atasco podría tardar “seis días o más” en diluirse.

Muchos barcos ya habían decidido cambiar de dirección a través del Cabo de Buena Esperanza, dando la vuelta a África, lo que prolonga por dos semanas el trayecto y eleva los costos de combustible.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=z074SRnf2lY

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.