Piden a OMS eliminar homosexualidad como enfermedad
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Piden a OMS eliminar homosexualidad como enfermedad

Científicos mexicanos piden que la homosexualidad y la bisexualidad sean retiradas de los capítulos de enfermedades y se incluyan como aspectos asociados a las problemáticas sociales sobre la salud sexual
10 de julio, 2013
Comparte

Marcha_gay

Científicos mexicanos propondrán a la Organización Mundial de la Salud (OMS) modificar algunos de los puntos relacionados con trastornos sexuales de la Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE).

El equipo de investigación, conformado por investigadores del Instituto Nacional de Psiquiatría y representantes de la OMS, planteó cuatro sugerencias a la actual CIE en materia de trastornos sexuales y condiciones relacionadas con la salud sexual.

Entre ellas destaca que la homosexualidad y la bisexualidad sean retiradas de los capítulos de enfermedades y se incluyan como aspectos asociados a las problemáticas sociales sobre la salud sexual, según un comunicado de la Academia Mexicana de Ciencias (AMC).

El objetivo de las propuestas es la eliminación del estigma y de la carga de las enfermedades, así como facilitar la identificación y las opciones de tratamiento, coincidieron los especialistas en un simposio realizado el pasado miércoles 03 de julio en el Colegio Nacional.

La CIE es un documento publicado por la OMS que abarca todas las áreas de enfermedades, trastornos y lesiones, y es la herramienta diagnóstica más usada en el mundo para guiar la práctica rutinaria de cuidado a la salud, y para recolectar y reportar información relacionada con la salud, explicó María Elena Medina Mora, directora del Instituto Nacional de Psiquiatría Ramón de la Fuente, integrante de la Academia Mexicana de Ciencias y organizadora del evento.

Dicho documento se revisa periódicamente, generalmente en un periodo de 10 años. La versión aún vigente es la CIE volumen diez que se completó en 1990 y que a la fecha se está revisando por diferentes grupos de expertos a nivel mundial para elaborar la nueva versión en el 2015, la CIE-11.

El proceso de elaboración de las propuestas requirió la participación de académicos y profesionales de distintas disciplinas y recogió las reflexiones y aportaciones de sociedades científicas, grupos de personas con enfermedades o condiciones clasificadas, y organizaciones de la sociedad civil de distintas partes del mundo, explicó por su parte el doctor Iván Arango de Montis, investigador del INP y uno de los coordinadores del proyecto de revisión.

Cuatro propuestas

La primera propone la eliminación de algunas categorías diagnósticas como el vaginismo y la dispareunia no orgánica y las cambia por la de trastorno de la conducta sexual compulsiva.

Otra modificación contempla renombrar el transexualismode como “discordancia de género en la adolescencia y la adultez”. Asimismo, se propone una reducción en los tiempos de diagnóstico, de dos años a unos cuantos meses para reducir la brecha de tratamiento.

La tercera modificación propone renombrar toda la sección como ‘Parafilias’, medida que eliminaría algunas categorías hoy vigentes como el fetichismo y el travestismo fetichista y sustituiría otras como el sadomasoquismo por sadismo sexual coercitivo.

Finalmente, la cuarta modificación propone eliminar por completo la sección F-66: Trastornos psicológicos y del comportamiento del desarrollo y orientación sexuales, apartado que hace referencia a la hetero, homo y bisexualidad para que la orientación sexual dejaría de ser entendida como un problema y se le colocaría en un apartado que no incluye enfermedades sino aspectos y problemáticas sociales relacionados con la salud sexual.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

6 malas posturas que adoptamos sin darnos cuenta y cómo mejorarlas

Nos sentamos y nos paramos mal, pero prestando un poco de atención podemos corregir los malos hábitos.
17 de septiembre, 2022
Comparte

¡Hay tantas cosas que olvidamos con el paso del tiempo!

A medida que envejecemos, empezamos a notar que no recordamos los nombres de la gente, lo que hicimos ayer o a qué fuimos a la cocina… y nos preocupamos.

Pero mucho antes de que esto suceda muchos de nosotros ya hemos perdido algo más, casi sin darnos cuenta: la memoria física.

Fíjate en los niños pequeños y notarás que sus espaldas tienen una elegante curva en ‘S’ y sus movimientos son fluidos.

Aún están libres de malos hábitos que provocan fatiga y tensión muscular y, en última instancia, conducen a una mala postura.

Las complicaciones de una mala postura son varias y pueden ser dolorosas, pero todo se puede mejorar haciendo algunos ajustes en su estilo de vida.

Lo más aconsejable es consultar a tu médico, fisioterapeuta, quiropráctico u otro profesional calificado para que te asesore, pero entretanto quizás te ayude tener en cuenta algunos de los errores de postura más comunes que describe el fisioterapeuta Nick Sinfield en el sitio web del Servicio Nacional de Salud británico (NHS).

Empecemos sentados, pero…

1. No encorvados

Chica sentada con computadora en su regazo

Getty Images

Sentarse encorvado a menudo se siente cómodo.

Pero con el tiempo esta posición puede ejercer presión en los músculos y causar dolor.

Adquiere el hábito de sentarte correctamente.

Al principio, quizás no te sientas cómodo, porque tus músculos ya no están acondicionados para sostenerte en la posición correcta, pero te acostumbrarás.

2. No arquees los hombros

Al trabajar con tu computadora en el escritorio, tu cabeza puede tender a inclinarse hacia adelante, puede contribuir a que desarrolles una parte superior de la espalda redondeada, y consecuentemente rigidez en los hombros.

Algo similar ocurre cuando usas tu teléfono, lo que puede causar problemas como el síndrome de cuello de texto, que puede causar dolor y rigidez cervical, espaldas doloridas y cefaleas.

Hombre trabajando mal sentado

Getty Images

Además de prestar atención para corregir tu postura, Sinfield recomienda ejercicios de fortalecimiento de la parte superior de la espalda, el cuello y la parte trasera de los hombros, estiramientos del pecho y ejercicios de postura del cuello.

3. No saques la barbilla

Así como tu cabeza puede tender a inclinarse hacia adelante cuando estás sentado trabajando, tu cuello se puede arquear en la dirección opuesta.

Para evitarlo…

  • alarga suavemente el cuello hacia arriba al tiempo que metes la barbilla
  • lleva los omóplatos hacia abajo y hacia la columna
  • contrae los músculos de la parte inferior del abdomen para mantener una curva natural en la parte inferior de la espalda
  • ajusta tu silla para que no esté demasiado baja
  • y tu pantalla, para que no esté demasiado alta

Ahora, pongámonos de pie, pero antes unos sencillos…


Ejercicios para la rigidez y el dolor de nuca

Estiramientos del cuello: baja suavemente la oreja izquierda hacia el hombro izquierdo; mantenla así durante 10 a 15 respiraciones profundas, luego repite en el lado opuesto

Rotaciones del cuello: gira lentamente la barbilla hacia 1 hombro; mantenla así durante 10 a 15 respiraciones profundas, repite en el lado opuesto


Ahora sí, de pie, pero…

4. No te apoyes en una sola pierna

Chica parada apoyándose en una sola pierna

Getty Images

Es algo que hacemos para descansar un poco cuando tenemos que estar parados por mucho tiempo.

Pero en lugar de usar los glúteos y los músculos centrales para mantenerte erguido, ejerces una presión excesiva en un lado de la parte inferior de la espalda y la cadera.

Con el tiempo, puedes desarrollar desequilibrios musculares alrededor del área de la pelvis.

Habitúate a pararte siempre con tu peso distribuido uniformemente en ambas piernas.

Y al hacerlo, asegúrate de…

5. No sacar el trasero

El uso de tacones y el exceso de peso alrededor del estómago pueden resultar en una postura conocida como “pato Donald”.

Para corregirla, imagínate que tienes una cuerda atada a tu cabeza tirando hacia arriba.

La idea es mantener tu cuerpo en perfecta alineación, con la curvatura natural de la columna, el cuello recto y los hombros paralelos a las caderas.

Silueta de chica en playa al atardecer con trasero salido

Getty Images

6. Ni meterlo

Cuando tu pelvis está metida hacia adelante y tu espalda queda plana -sin la curva natural en la parte inferior-, tu cuerpo se inclina hacia adelante.

Esta postura a menudo es causada por desequilibrios musculares, pero pasar largos períodos sentado también puede contribuir a una espalda plana.

Para mejorarla, Sinfield recomienda ejercicios para fortalecer los músculos del torso, los glúteos, el cuello y la parte trasera de los hombros, y las extensiones de espalda.

Entonces…


Para pararte bien

  • mantén los hombros hacia atrás y relajados
  • mete el abdomen
  • mantén los pies separados a la distancia de la cadera
  • equilibra tu peso uniformemente en ambos pies
  • trata de no inclinar la cabeza hacia adelante, hacia atrás o hacia los lados
  • mantén las piernas rectas, pero las rodillas relajadas

Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=eeU0dpGZPZ8&t=13s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.