Las "madres de la marihuana" de Beverly Hills
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Las "madres de la marihuana" de Beverly Hills

Algunas sufren enfermedades crónicas; otras, ansiedad o estrés postraumático; todas sostienen que el consumo de marihuana medicinal las ayuda a controlar los síntomas de sus dolencias y les permite tener una vida familiar normal.
Por Jaime González BBC Mundo, Los Ángeles, @bbc_gonzalez
25 de octubre, 2013
Comparte

mariguanaCheryl Shuman y sus compañeras del Club del Cannabis de Beverly Hills, en Los Ángeles, California, han llamado la atención de los medios en Estados Unidos con un mensaje controvertido: aseguran que fumar marihuana las hace ser mejores madres.

Shuman, de 53 años y madre de dos hijos, es la presidenta y fundadora del club y desde hace más de un lustro trabaja para lograr la legalización a nivel nacional de esta droga, tanto para usos medicinales como recreativos.

En 2006 le fue diagnosticado un cáncer. Aconsejada por un amigo, decidió empezar a consumir marihuana para combatir los fuertes dolores que padecía. Según asegura, eso le salvó la vida.

Su historia es similar a la de otros miembros del club, muchos de ellos mujeres, que se reúnen al menos una vez al mes en veladas en que comparten consejos y experiencias y preparan platos con ingredientes provenientes de la planta del cannabis.

Algunas sufren enfermedades crónicas debilitantes. Otras padecen ansiedad o estrés postraumático. Todas sostienen que el consumo de marihuana medicinal las ayuda a controlar los síntomas de sus dolencias y les permite tener una vida familiar normal.

La hija de Cheryl, Aimee, lo corrobora: “Cuando mi madre seguía su tratamiento contra el cáncer, era como tener a un zombi en casa. Cuando empezó la terapia con cannabis volvió a sonreír, estaba feliz. Recuperamos a nuestra madre”.

Asunto polémico

Pese a que el consumo de marihuana medicinal es legal en una veintena de estados de EE.UU., incluyendo California (también es legal para uso recreativo en Colorado y Washington), el debate en torno a esta planta sigue siendo acalorado.

Según le explicó a BBC Mundo Igor Grant, profesor del departamento de Psiquiatría de la Universidad de California San Diego (UCSD, por sus siglas en inglés), hay estudios clínicos que señalan que ciertos componentes del cannabis pueden ser efectivos como antinflamatorios y para tratar, entre otros, el dolor, la ansiedad, las náuseas y la epilepsia.

Pese a ello, Grant considera que deberían llevarse a cabo investigaciones más exhaustivas y recuerda que el consumo de marihuana medicinal debe realizarse siempre bajo estricta supervisión médica.

En California, grupos como la organización Ciudadanos en Contra de la Legalización de la Marihuana (CALM, por sus siglas en inglés), defienden que los efectos negativos que esta planta tiene sobre la salud mental de los consumidores debido a su acción psicotrópica justifican que se prohíba totalmente su uso.

Además, según señala Scott Chipman, uno de los fundadores de CALM, con el cultivo selectivo de la marihuana, en los últimos años los niveles de THC (el principal compuesto psicoactivo de la planta) se han incrementado, lo que todavía la hace más peligrosa.

Cheryl Shuman no está de acuerdo y recuerda que el cannabis también contiene sustancias que no son psicoactivas, como el cannabidiol (CBD), que se considera tiene un amplio alcance para aplicaciones médicas.

“Conversación franca”

Foto-mota-3Además de presidir el Club del Cannabis de Beverly Hills, Shuman es miembro de la Organización Nacional para la Reforma de las Leyes de la Marihuana y de la Asociación Nacional de la Industria del Cannabis de EE.UU.

El hecho de que no sea el prototipo de consumidora de marihuana ha llamado la atención de los medios, que la han invitando a participar en numerosos debates televisivos.

Sus críticos aseguran que con su cruzada en favor del cannabis, Shuman está aprovechando sus más de dos décadas de experiencia en mundo del marketing y la publicidad para sacar un beneficio económico.

Lo cierto es que le han llegado varias ofertas para protagonizar su propio reality show junto a su hija Aimee y que tiene planeado sacar al mercado una línea de productos relacionados con el consumo de marihuana.

“Con mi trabajo quiero contribuir a que haya una conversación franca sobre la legalización de la marihuana”, asegura.

“Como mujeres de la alta sociedad queremos dar un nuevo rostro al consumo de cannabis. Las mujeres son el secreto para la legalización”.

“Igual que Pauline Sabin luchó en los años 30 del siglo pasado para acabar con la prohibición del alcohol en EE.UU., puedo decir orgullosa que nosotras ahora estamos liderando la lucha para acabar con la prohibición del cannabis”, señala convencida.

Usos recreativos

Pese a que buena parte de su trabajo como activista se centra en la marihuana medicinal, también cree que el consumo de esta planta debería ser legalizado para usos recreativos, desafiando la idea extendida de que, además de tener efectos negativos en la salud, el cannabis puede llevar a consumir otro tipo de drogas.

“Queremos que la marihuana medicinal sea legal en todo el mundo y que, de alguna manera, también se legalice el consumo responsable para los adultos, ya que creo que el cannabis es menos dañino que el alcohol y el tabaco, por ejemplo”.

Quizás pecando de optimista, Shuman se muestra convencida de que en el año 2016 la marihuana será legal en todo EE.UU., algo que, en su opinión, ayudará a crear miles de puestos de trabajo y a sanear las cuentas públicas.

“Estimamos que en unos años será una industria valorada en miles de millones de dólares. No hay que olvidar que el dinero que las administraciones recaudan con la venta de cannabis medicinal va a programas importantes, con los que, por ejemplo, se ayuda a las familias necesitadas y a los veteranos”.

Preguntada sobre hasta dónde piensa llegar con su batalla para acabar con el estigma que rodea el consumo de marihuana, no lo duda.

“Están viendo cómo se está escribiendo la historia. Tengo una misión y estoy aquí para dejar un legado. Voy a gritarlo a los cuatro vientos hasta que me muera”.

Contenido relacionado

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Por qué es normal tener algún efecto secundario leve tras la vacunación contra la COVID

Es posible experimentar dolor de cabeza, fiebre o malestar. Los expertos dicen que esto es un proceso normal del sistema inmune.
Getty Images
15 de marzo, 2021
Comparte

Experimentar algún efecto secundario leve tras vacunarse contra el coronavirus es normal y hasta puede ser un signo de que la vacuna está funcionando.

Tras la inmunización, es posible que aparezca algo de fiebre, malestar, dolor o cansancio. Cada individuo puede experimentar uno de estos síntomas, una combinación de los mismos o ninguno.

Pero estos efectos secundarios desaparecen generalmente a las pocas horas o días.

La enfermedad es muchísimo peor que la inmensa mayoría de efectos secundarios de la vacuna. Las vacunas salvan vidas con un alto grado de protección”, le dice a BBC Mundo el virólogo Julian Tang, de la Universidad de Leicester, en Reino Unido.

Los expertos recomiendan estar alerta tras recibir la vacuna ya que, en caso de producirse una una reacción alérgica grave, esta ocurre a los pocos minutos y horas de la inoculación.

Esto último, sin embargo, está demostrando ser bastante poco probable.

De acuerdo a un estudio liderado por especialistas del Hospital General de Massachusetts, en Boston, Estados Unidos, la prevalencia de una reacción anafiláctica es de entre 2,5 y 11,1 casos por millón de dosis de la vacuna de Pfizer, por ejemplo.

Y la mayoría de esos casos se da en pacientes con historial de alergias.

Dicha estadística puede variar ligeramente según el tipo de población o de vacuna, pero da una medida de lo poco probable que es desarrollar una reacción alérgica.

¿Qué tan común es desarrollar efectos secundarios y por qué los expertos lo consideran algo normal que no debe preocupar?

Reacción natural del organismo

Vacunación en Uganda.

Getty Images
Experimentar efectos secundarios es común y muchas veces es una señal de que el sistema inmune está respondiendo bien.

“Es difícil dar números concretos sobre qué tan probable será desarrollar un efecto secundario leve porque cada población o individuo responde de manera distinta”, aclara Julian Tang.

En Reino Unido, uno de los países más avanzados en la campaña de vacunación, una de cada 10 personas experimenta algún efecto adverso leve.

Pero esto, insisten los expertos, es algo “completamente normal”.

“La vacuna, al igual que un virus, no deja de ser un agente extraño que provoca que el organismo reaccione y produzca anticuerpos“, explica a BBC Mundo la doctora Josefina López, quien participa en la campaña de vacunación en Madrid, España.

“Para protegerse, el cuerpo genera una respuesta inflamatoria. Y eso puede hacer subir la temperatura y que aparezcan dolores y malestares. Es un proceso normal que puede ocurrir con cualquier vacuna, no solo con las del coronavirus”, agrega la especialista.

Para hacerse una idea, una respuesta inflamatoria también puede aparecer ante algo tan común como un golpe o herida.

“La inflamación es algo que el cuerpo también experimenta durante un impacto severo en la rodilla tras caerse. Entonces sientes dolor, enrojecimiento e hinchazón en la zona”, le explica a BBC Mundo el profesor Wilbur Chen, de la Escuela de Medicina de la Universidad de Maryland, en Estados Unidos.

Persona vacunándose.

Getty Images
Uno de los efectos secundarios posibles es sentir incomodidad en el brazo vacunado.

En ese sentido, es normal “esperar que haya posibles efectos adversos no solo a una vacuna, sino también a un medicamento o incluso alimento. Hay que pensar en que estas reacciones como el indicio común de que la vacuna funciona. Cualquier síntoma se resolverá generalmente a los 2 o 3 días”, señala Chen.

¿Cuándo pueden desarrollarse los efectos secundarios?

Llevamos pocos meses de vacunación y eso implica que los estudios se actualizan constantemente.

Los efectos adversos en personas jóvenes pueden ser más notorios, lo cual no implica gravedad”, dice López.

Esto es porque “habitualmente las personas mayores experimentan un deterioro de la respuesta inmune que es normal al envejecer”, apunta Wilbur Chen.

En las vacunas que requieren dos dosis, como la de Pfizer, Moderna o Sputnik V, parece haber cierta inclinación a experimentar algún efecto secundario tras recibir la segunda dosis.

“La primera dosis genera una respuesta inmune media y la segunda la refuerza. Es por ello que la segunda genera una respuesta más robusta y se asocia más a experimentar algún efecto secundario”, explica a BBC Mundo el doctor Andrew Badley, de la Clínica Mayo, en Estados Unidos.

Jualian Tang también alerta que el tipo de síntomas puede ser magnificado por la percepción de los pacientes.

“Muchos pacientes, nerviosos o ansiosos por vacunarse, pueden experimentar algún dolor leve y luego reportarlo mayor de lo que es. La psique también influye”, dice el experto.

Centro de vacunación contra la covid-19 en Chile.

Getty Images
Los ancianos suelen experimentar menos efectos secundarios que personas más jóvenes.

¿Qué hacer entonces si se experimenta algún síntoma?

“En mi caso, cuando me vacuné con el compuesto AstraZeneca/Oxford, me dio un poco de fiebre y malestar y simplemente tomé paracetamol”, revela Julian Tang.

Antiinflamatorios como el paracetamol o el ibuprofeno pueden ayudar a aliviar los efectos secundarios de las vacunas, aunque se recomienda consultar con un médico antes de tomarlos.

No es recomendable tomar estos medicamentos antes de vacunarse a modo preventivo.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) en EE.UU. aconsejan aplicar una toalla limpia y húmeda y mover y ejercitar el brazo vacunado para aliviar cualquier posible incomodad.

En el caso de tener algo de fiebre, ayuda beber mucho líquido y vestir ligero.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=PdtPAfO8A2o

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.