¿Cómo eran los abuelitos del alcoholímetro?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

¿Cómo eran los abuelitos del alcoholímetro?

Este 31 de diciembre de 2013 se cumplen 75 años de la primera prueba de alcoholemia. En este artículo hacemos un repaso de cómo fue la 'prehistoria' de este dispositivo que tantas sanciones provoca en el mundo... y que evita a diario miles de accidentes de tráfico por manejar en estado de ebriedad.
1 de enero, 2014
Comparte
Prueba de alcoholemia del Departamento de Policía de Detroit. //Foto: tomada de video 'This is your Police Department'

Prueba de alcoholemia del Departamento de Policía de Detroit realizada en 1951. //Foto: tomada de video ‘This is your Police Department’, vía The Internet Archive.

Hoy es una imagen de lo más común: patrullas de la policía realizando sobre la vía pública controles de alcoholemia para sancionar a aquellos que abusaron del alcohol y se ponen al volante.

Sin ir más lejos, de acuerdo con lo reportado por diario Milenio, en esta Navidad en apenas 11 días, del 12 de diciembre hasta el 23, hasta 662 personas ingresaron en el Centro de Sanciones Administrativas del DF, mejor conocido como El Torito, por rebasar los límites de alcohol tras un control policial.

¿Pero cuál es la historia de estos aparatos que científicamente determinan si una persona está embriagada y por tanto impedida para manejar un auto? La web Paleofuture publicó al respecto un artículo en el que analiza la “prehistoria” de los alcoholímetros.

En el texto se expone que el primer trabajo científico serio para determinar si una persona estaba manejando en estado de ebriedad tuvo lugar en la década de 1920, en Los Ángeles, California.

“Un médico e investigador en Los Ángeles con el nombre de Dr. Emil Bogen realizó un estudio en 1927 para determinar científicamente la embriaguez. En aquel entonces ya estaba bien bien establecido que la prueba de sangre proporcionaba una idea sólida de lo borracho que una persona podía estar. Pero al hacer pruebas con la orina, la sangre y el aliento, Bogen descubrió que el aliento también podría funcionar como un medidor confiable del contenido de alcohol en la sangre”.

El “alcoholímetro” del Dr Brogen utilizaba una enorme cámara de aire que contenía ácido sulfúrico y dicromato de potasio. Cuando un paciente respiraba en ella, los químicos cambiaban de amarillo a distintos tonos de azul y verde. Estos a su vez eran comparados con tubos de ensayo que contenían los mismos químicos pero donde ya se habían añadido distintas cantidades de alcohol. El método era efectivo, pero poco práctico. 

Otro investigador cuyos primeros trabajos en 1927 contribuirían al nacimiento del alcoholímetro fue WD McNally en Chicago.

El alcoholímetro de McNally en realidad utilizaba los mismos principios que el del Dr. Bogen: la persona sopla en el tubo del dispositivo y, de haber ingerido alcohol, se produce un cambio en el color de los productos químicos que hay en el interior de dicho dispositivo.

Video ‘This Is Your Police Department’. Vía the Internet Archive; Prelinger Archives. Puedes ver la prueba de alcoholemia en el minuto 4.50.

Posteriormente, a principios de los 30, más investigadores en los Estados Unidos y en Europa se interesaron en idear diferentes formas para detectar la intoxicación. Y por una buena razón: con el fin de la ley seca, muchas personas sufrieron accidentes mortales en las carreteras estadounidenses. “Y estaba claro que el alcohol era un factor importante”, resalta el artículo.

Fue en 1931 cuando un bioquímico de la Universidad de Indiana llamado Dr. Rolla N. Harger anunció por primera vez su propio método para medir el alcohol por medio de una prueba de aliento.

Para antes de 1938, Harger ya tenía un dispositivo que estaba siendo probado por la Policía Estatal de Indiana. La primera prueba real del dispositivo de Harger fue llevada a cabo por la Policía Estatal de Indiana el 31 de diciembre de hace 1938 -por lo que hoy se cumplen 75 años de la primera prueba de alcoholemia-. En 1940, numerosos departamentos de policía de todo el país ya usaban el dispositivo de Harger.

Cuando la gente preguntaba a Harger y a su equipo de investigación sobre cómo llamarían a su nuevo dispositivo, éste en tono de broma contestó que lo nombraría el ‘drunkometer’. 

Un nombre, señala la publicación, que perdura aún en nuestros días.

Video: Cadena Tres

Lee aquí el artículo completo de Paleofuture.

 

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

El récord de casi 19 mil menores no acompañados que llegaron en un mes a la frontera de EU

Los números de migrantes que desde México y Centroamérica tratan de llegar a Estados Unidos no deja de crecer.
8 de abril, 2021
Comparte
Centro que acoge a los menores

Getty Images
Los centros de acogida de menores no acompañados están desbordados.

Casi 19.000 menores no acompañados llegaron a la frontera de Estados Unidos con México.

La cifra anunciada por el gobierno de Estados Unidos este jueves es la más alta jamás registrada en un mes y supone un test para la nueva presidencia de Joe Biden.

Una mezcla de factores en Centroamérica y en Estados Unidos están detrás de este incremento.

El gobierno de Biden decidió dejar de expulsar a los niños que llegan solos, algo que la presidencia de Donald Trump, y entregarlos a familiares que ya viven en el país mientras los tribunales estudian sus casos.

La patrulla fronteriza (CBP) encontró a 18.663 menores (algunos niños de sólo 3 años de edad) en marzo, muy por encima de los 11.475 de mayo de 2019 y los 10.620 de junio de 2014, que eran las cifras más altas desde que se empezaron a contabilizar en 2009.

Esto está provocando el hacinamiento de los centros que el gobierno tiene para el cuidado de los menores.

Muchos analistas ven la devastación que dejaron los huracanes que golpearon Centroamérica en noviembre del año pasado y las históricas condiciones de pobreza y violencia, como las causas principales de que muchas personas traten de emigrar a Estados Unidos.

Cambios en la percepción de la política migratoria de Biden también parecen haber contribuido al auge.

La detención de migrantes indocumentandos en la frontera con México ascendió un 70% en marzo hasta 172.331, el número más alto en 15 años.

El CBP culpó del auge a la “violencia, los desastres naturales, la inseguridad alimentaria y la pobreza en México y en los países del Triángulo Norte de Centroamérica”.

“Esto no es nuevo”, dijo Troy Miller, comisionado del CBP.

Casi 104.000 personas fueron expulsadas a México, la mayoría adultos sin familia, de acuerdo a la normativa de covid-19, pero los niños sí se han podido quedar de momento en territorio estadounidense.

Hay más de 20.000 niños bajo custodia del gobierno, que está buscando ampliar los recintos que los acogen.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=Iw8YMJx_rSM

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.