¿Qué estrena la cartelera?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

¿Qué estrena la cartelera?

'Sueños de libertad', una delicada y sobria cinta sobre una inmigrante polaca que cae en la prostitución en el Nueva York de principios del Siglo XX. Cuenta con las actuaciones de Marion Cotillard, Jeremy Renner y Joaquin Phoenix.
28 de junio, 2014
Comparte

Tenemos por delante un fin de semana algo flojo aunque variado. Adam Sandler vuelve a hacer comedia romántica con Drew Barrymore en Luna de miel en familia, ahora como padres solteros con mala suerte en el amor. Las dosis de acción llegan cortesía de Fortaleza prohibida, una distópica visión de Detroit aderezada por una de las últimas actuaciones de Paul Walker.

El llanto del diablo buscará provocar un par de sustos con su historia sobre una familia que se muda a un tranquilo y pequeño pueblo donde empiezan a suceder cosas extrañas… ¿dónde habremos visto eso? Fue producida por el guitarrista Slash, por si alguno es muy fan de Guns & Roses. El cine mexicano alza la mano con Volando bajo, una cruza entre película biográfica y melodrama que narra el ascenso y caída de Los Jilgueros de Rosarito.

Cerramos con nuestra recomendación de la semana: Sueños de libertad, una delicada y sobria cinta sobre una inmigrante polaca que cae en la prostitución en el Nueva York de principios del Siglo XX. Cuenta con las actuaciones de Marion Cotillard, Jeremy Renner y Joaquin Phoenix. ¿Cuál se les antoja?

  • Luna de miel en familia (Blended, 2014)

Dirección: Frank Coraci

Protagonizan: Adam Sandler, Wendi McLendon-Covey, Drew Barrymore

Sinopsis: Después de una desastrosa cita a ciegas, los padres solteros Lauren (Barrymore) y Jim (Sandler) están de acuerdo en una sola cosa: nunca quieren volver a verse. Pero cuando cada uno se apunta por separado para unas fabulosas vacaciones familiares con sus hijos, todos terminan atrapados compartiendo una suite en un lujoso hotel de safari africano durante una semana. Nuestra reseña: Safari salvador.

  • Fortaleza prohibida (Brick Mansions, 2014)

Dirección: Camille Delamarre

Protagonizan: Paul Walker, RZA, David Belle, Robert Maillet

Sinopsis: En un Detroit decadente, las antiguas mansiones de ladrillo albergan a los delincuentes más peligrosos de la ciudad. En un intento desesperado por proteger el resto de la población, la policía construye un muro de contención alrededor. Mientras el agente secreto Damian Coller (Paul Walker) libra una dura batalla contra la corrupción; Lino (David Belle), un ex-convicto, lucha por llevar una vida honesta. Sus caminos no debían cruzarse, pero cuando el capo de la droga, Tremain (RZA), secuestra a la novia de Lino, Damian se ve obligado a aceptar su ayuda para intentar detener una siniestra trama que pretende acabar con toda la ciudad.

  • Volando bajo (2014)

Dirección: Beto Gómez

Protagonizan: Ludwika Paleta, Sandra Echeverría, Rodrigo Oviedo, Rafael Inclán, Gerardo Taracena

Sinopsis: Chuyín Venegas y Cornelio Barraza fueron las más grandes estrellas de la música y el cine popular de los años 80’s. Como Los Jilgueros de Rosarito no tuvieron igual, pero tras diez años de éxito, tomaron caminos diferentes. Recluido ahora en una mansión en París, Chuyín está por lanzar nuevo disco y gira internacional. Pero los fantasmas del pasado y la soledad del presente harán que el exitoso solista cambie de planes y regrese al pueblo junto al mar donde él y Cornelio se conocieron siendo niños, para vivir la última aventura musical de Los Jilgueros de Rosarito. Nuestra crítica: Los hijos del pueblo.

  • El llanto del diablo (Nothing Left To Fear, 2013)

Dirección: Anthony Leonardi III

Protagonizan: Anne Heche, James Tupper, Ethan Peck

Sinopsis: Wendy y Dan viajan junto con sus hijos a la pequeña y aparentemente tranquila localidad de Stull (Kansas). Él es el nuevo pastor del pueblo. Al llegar comienzan a suceder extraños y terroríficos acontecimientos que amenazan la paz e incluso la vida de la familia. Primera producción de Slasher Films, compañía creada por el guitarrista Slash, ópera prima de su director, que parte de la leyenda negra de Stull, considerada por muchos como una de las siete puertas de entrada al infierno.

  • Sueños de libertad (The Immigrant, 2014)

Dirección: James Gray

Protagonizan: Marion Cotillard, Jeremy Renner, Angela Sarafvan, Joaquin Phoenix

Sinopsis: Ewa y su hermana Magda, en busca del sueño americano, dejan su natal Polonia, para llegar a la tierra prometida de Nueva York, en donde se dan cuenta de que la suerte no está de su lado. Magda se enferma y Ewa, sola y desamparada, cae en manos de Bruno, un rufián sin escrúpulos. Para salvar a su hermana, Ewa está dispuesta a aceptar todos los sacrificios y se entrega resignada a la prostitución. La llegada de Orlando, ilusionista y primo de Bruno, le devuelve la confianza y la esperanza de alcanzar días mejores. Con lo que no cuenta es con los celos de Bruno. Nuestra crítica: Las cenizas de la ilusión.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

La pesadilla de la montaña de basura tan alta como un edificio de 18 pisos en India

El primer ministro Narendra Modi anunció a principios de mes un plan para cerrar los enormes vertederos a cielo abierto en los que se acumula basura desde hace años.
19 de octubre, 2021
Comparte

Las “montañas de basura” de India pronto serán reemplazadas por plantas de tratamiento de desechos, prometió el primer ministro Narendra Modi a principios de este mes. Saumya Roy* escribe para la BBC sobre la más antigua de todas, tan alta como un edificio de 18 plantas, ubicada en la ciudad costera occidental de Bombay.

Todas las mañanas Farha Shaikh se para en la cima de una montaña de desechos de más de un siglo de antigüedad en Bombay, esperando que los camiones de basura suban.

Esta joven de 19 años ha estado hurgando en este vertedero del suburbio de Deonar desde que tiene memoria.

Normalmente recupera de entre los desechos viscosos botellas de plástico, vidrio y alambre que luego vende en los prósperos mercados de residuos de la ciudad.

Pero, sobre todo, busca teléfonos móviles rotos.

Cada pocas semanas Farha encuentra un celular “muerto” en la basura y con sus escasos ahorros lo repara.

Una vez que cobra vida, pasa las tardes viendo películas, jugando a los videojuegos, enviando mensajes de texto y llamando a sus amigos.

Cuando días o semanas después el aparato vuelve a dejar de funcionar, la conexión de Farha con el mundo exterior se desvanece.

Entonces regresa a las largas jornadas de rebuscar entre la basura, para conseguir botellas que vender y celulares que restaurar.

Deonar

Saumya Roy

Más de 16 millones de toneladas de desechos forman la montaña de basura de Deonar, ocho de ellas repartidas en una extensión de 121 hectáreas.

Los desechos se apilan hasta alcanzar una altura de 36,5 metros.

Se puede ver el mar desde la cima y sobre los sólidos montones de basura se han construido villas miseria.

Gases nocivos y contaminantes

Los desechos en descomposición liberan gases nocivos como metano, sulfuro de hidrógeno y monóxido de carbono.

Y en 2016 fue escenario de un incendio que ardió durante meses y llenó de humo gran parte de Bombay.

De acuerdo a un estudio que el regulador de polución de la India llevó a cabo en 2011, otros incendios similares contribuyeron con el 11% del material particulado que inunda el aire de Bombay, una de sus principales causas de contaminación.

Los vecinos de los alrededores llevan luchando en los tribunales desde hace 26 años, exigiendo el cierre del vertedero de Deonar.

Pero esa montaña de basura no es una excepción en el país. Una investigación realizada en 2020 por el Centro para la Ciencia y el Medio Ambiente (CSE), un think tank independiente con sede en Nueva Delhi, identificó en toda India 3.159 montañas de este tipo que contienen 800 millones de toneladas de desechos.

Estas han sido durante años un dolor de cabeza para funcionarios y políticos.

El 1 de octubre, Modi anunció un “programa nacional de limpieza” de casi US$13.000 millones que incluirá la instalación de una serie de plantas de tratamiento de aguas residuales para reemplazar gradualmente los vertederos de basura al aire libre como el de Deonar.

Pero los expertos se muestran escépticos.

“Si bien se ha logrado en ciudades más pequeñas, es difícil proporcionar una solución para las montañas de desechos a esta escala”, dice Siddharth Ghanshyam Singh, subdirector de programas de CSE.

“Se reconoce que es un problema, pero hemos aceptado que si vamos a vivir en grandes ciudades como Bombay o Nueva Delhi estas montañas de basura van a estar allí”, señala Dharmesh Shah, coordinador en el país de la Alianza Global para Alternativas de Incineradores, una coalición de grupos que abogan por la reducción de residuos.

Deonar

Reuters
La montaña de basura se incendi[o en marzo de 2016;.

Desde el año 2000, India ha aprobado regulaciones que obligan a los municipios a que procesen los desechos.

Pero la mayoría de los estados informan de un cumplimiento solo parcial y no hay suficientes plantas de tratamiento de desechos.

Bombay, la capital comercial y del entretenimiento de la India y hogar de unos 20 millones de personas, tiene una sola planta de este tipo.

Ahora hay planes para instalar una planta que convierta los residuos en energía en Deonar.

Modi dijo que espera que el plan cree nuevos empleos ecológicos. Pero esto preocupa a los recolectores como Farha que llevan toda la vida dedicados a ello.

Aunque desde el incendio de 2016 acceder a la montaña de basura de Deonar se ha vuelto más difícil.

El municipio incrementó la seguridad para evitar que los recolectores entren y provoquen incendios: las llamas derriten la basura más liviana, quedando con ello expuesto el metal que se vende a precios altos.

Los recolectores que logran colarse a menudo son golpeados, detenidos y expulsados, aunque algunos sobornan a los guardias o acceden al vertedero antes del amanecer, cuando comienzan las patrullas de seguridad.

Pero ese no es el único motivo por el que los recolectores de basura de Deonar han visto su modo de vida. Y es que ahora gran parte de la separación de residuos se hace en la ciudad.

Como consecuencia, Farha no tiene teléfono desde hace meses. Y se ve obligada a sobornar a los guardias con al menos 50 rupias (US$0,67) todos los días para entrar y trabajar en los terrenos de Deonar.

Para recuperar esto, incluso pensó en buscar entre la basura que comenzó a llegar desde las salas del hospital en las que se atendía a los pacientes de covid-19 el año pasado.

Pero su familia le pidió que no recogiera esos desechos “dañinos”.

Así que ahora se queda cerca, observando a los recolectores que usan equipo de protección para seguir recogiendo plástico bajo la lluvia para revender.

La ciudad estaba enviando basura nueva y, como lo habían hecho durante años, las montañas tenían que acomodarla y los recolectores tenían que recolectarla y revenderla.

“El hambre nos matará si no nos mata la enfermedad”, dice Farha.

*Saumya Roy es una periodista con sede en Bombay y autora del libro Mountain Tales: Love and Loss in the Municipality of Castaway Belonging (Profile Books / Hachette India).


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=C-3aYnhF6Io

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.