¿Qué tan separados viven blancos y negros en Estados Unidos?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

¿Qué tan separados viven blancos y negros en Estados Unidos?

Un estudio de 2011 de la Universidad de Brown analizó la composición típica de los barrios en Estados Unidos y halló que la típica persona blanca del país vive en un barrio donde el 75% son blancos y el 8% son negros. El típico negro, por su parte, vive en un barrio donde el 45% pertenece a su raza y el 35% es blanco. Es decir, que tanto blancos como negros tienen relativamente pocos vecinos de la otra raza en sus propios barrios.
20 de agosto, 2014
Comparte

El 28 de agosto de 1963, Martin Luther King se puso de pie en la explanada de Washington, justo en frente del monumento a Lincoln en la capital estadounidense, y ante 250.000 personas expresó uno de sus sueños: que los negros y los blancos no tuvieran que vivir separados.

“No podemos estar satisfechos si la movilidad básica de un negro es de un gueto pequeño a uno más grande“, dijo King ese miércoles en su discurso que pasó a la historia.

King ya se había convertido en ese entonces en un adalid de los derechos civiles, una voz poderosa que pedía un país donde no reinaran las divisiones raciales.

Cinco décadas más tarde, mucha agua ha corrido bajo el puente y Estados Unidos es claramente una nación distinta, que en muchos indicadores ha avanzado para reducir las brechas entre los diferentes sectores de la población.

Al mismo tiempo, al país lo siguen sacudiendo de vez en cuando campanazos de alerta.

Ferguson, Misuri, es un ejemplo de ello: paralizado desde hace más de una semana por protestas violentas que comenzaron tras la muerte de un joven negro a manos de un policía blanco y amenazan con crecer tras la muerte de un segundo joven afroestadounidense el martes, este pequeño suburbio de San Luis ha vuelto a poner en el primer plano cómo algunas partes del país todavía están marcadas por las separaciones raciales.

Lea también: EE.UU. conmemoró el sueño de Martin Luther King

Segregación alta

Es difícil pensar, a la luz de las protestas, que Ferguson era hace apenas tres décadas una localidad de mayoría blanca. Alrededor del 85% de sus habitantes era de esa raza en 1980, pero progresivamente fueron dejando el lugar y hoy la proporción es casi inversa: de sus 21 mil habitantes, unos 15 mil son negros.

Ferguson no es un caso aislado y, a medida que más negros dejan las ciudades para asentarse en los suburbios, es común ver barrios o localidades alrededor de Estados Unidos donde ellos tienen un peso poblacional importante.

“Ha habido una suburbanización de la población negra y muchos suburbios que eran comunidades blancas ahora son mixtas o negras“, le dice a BBC Mundo Reynolds Farley, experto en tendencias de población de la universidad de Michigan.

Un estudio de 2011 de la Universidad de Brown, en Rhode Island, analizó la composición típica de los barrios en Estados Unidos y halló que la típica persona blanca del país vive en un barrio donde el 75% son blancos y el 8% son negros. El típico negro, por su parte, vive en un barrio donde el 45% pertenece a su raza y el 35% es blanco.

Una de las conclusiones que se desprende del informe de Brown, llamado “La persistencia de la segregación en la metrópolis”, es que tanto blancos como negros tienen relativamente pocos vecinos de la otra raza en sus propios barrios.

“La segregación entre blancos y negros permanece muy alta“, asegura el estudio, aunque advierte que ha bajado lentamente desde los años 70.

Dos de las razones para ese declive son precisamente los movimientos que ha hecho la población negra hacia zonas menos segregadas del país o hacia los suburbios.

En ese mismo informe queda claro que San Luis, la ciudad más grande cercana a Ferguson, estaba en 2010 entre las zonas metropolitanas más segregadas del país.

“Barrios gueto” en declive

Otra mirada al tema de la composición de las ciudades estadounidenses fue la que presentó en 2012 el Instituto Manhattan para la Investigación Política, una entidad conservadora en Nueva York.

El análisis concluyó que las ciudades en Estados Unidos han logrado su mayor nivel de integración racial desde 1910, los barrios totalmente blancos están prácticamente extintos y los “barrios gueto” están en declive.

En 2010, la separación de los afroestadounidenses de individuos de otras razas estaba a su nivel más bajo en casi un siglo“, concluye el estudio. “Hace 50 años, casi la mitad de la población negra vivía en lo que puede llamarse un barrio ‘gueto’, con una proporción afroestadounidense mayor del 80%. Hoy, esa proporción ha caído al 20%“.

En su momento, el informe generó una airada reacción de expertos en el tema, que enfatizaron que la segregación no se ha erradicado en Estados Unidos, y Farley le dijo a BBC Mundo que ese informe “sobrestimó la cantidad de integración“.

Uno de sus autores, Jacob Vigdor, hoy profesor de la Universidad de Duke, en Carolina del Norte, le aclaró a BBC Mundo que él “no llegaría al punto de decir que (los barrios) ya no están segregados, pero el punto de nuestro informe era que lograron su mayor integración desde 1910“.

El analista agregó que la caída en la segregación refleja tendencias que no se ven en suburbios más cercanos a las ciudades, como Ferguson, sino en algunos que están más alejados o en los centros mismos de las metrópolis.

Y enfatizó que comparado con hace varias décadas, el país ha cambiado.

Lo que casi todos saben sobre Ferguson es que dos tercios son negros“, dice. “Una forma de ver lo notable que ha ocurrido en Estados Unidos es que hace 40 años no habríamos encontrado ninguna comunidad que fuera dos tercios negra. Era menos de 5% negra o más del 90% negra“.

Por su parte, Reynolds Farley, de la Universidad de Michigan, cree que a pesar del progreso considerable en algunas áreas, todavía hay muchos desafíos si se quiere cumplir el sueño de Martin Luther King.

Cuando uno concentra a las personas pobres de un grupo racial en un área, hay una escasez de oportunidades y los individuos están reacios a invertir en esas áreas“, concluye.

Hay efectos persistentes de la segregación residencial racial”.

Contenido relacionado BBC Mundo:

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

COVID-19: qué puedes hacer y qué no tras recibir la vacuna, según la ciencia

A medida que la vacunación avanza en numerosos países, muchas personas también se preguntan en qué puede cambiar su vida luego de recibir las inmunizaciones.
Getty Images
2 de abril, 2021
Comparte

A medida que la vacunación avanza en numerosos países, muchas personas también se preguntan en qué pueden cambiar sus vidas luego de recibir las inmunizaciones.

Y es que desde que el coronavirus comenzó a propagarse por el mundo, las autoridades y la comunidad científica subrayan que la vacuna es una de las principales vías para terminar con la pandemia.

Ahora que millones de personas reciben dosis cada día, gobiernos, universidades y agencias de salud pública también han comenzado a publicar sus recomendaciones de lo que pueden hacer y lo que no los que han sido vacunados.

Estas recomendaciones, no obstante, pueden cambiar a medida que se conozca más de las vacunas o de las actuales variantes del coronavirus.

También pueden cambiar de un lugar a otro. De hecho, puede que en tu país aún no se apliquen, dada las restricciones que cada nación ha impuesto para controlar la pandemia por las circunstancias específicas de cada lugar.

También, en numerosos lugares, la flexibilización tras la vacunación ha sido limitada de momento, ya sea porque la cantidad de población que ha sido inmunizada es muy pequeña o ante temores de que dar una mayor libertad a personas vacunadas pueda llevar a discriminar a los que no han podido inmunizarse.

Los expertos también señalan que, más allá de las recomendaciones generales, cada persona debe evaluar sus riesgos individuales y hacer un análisis bien meditado de lo que es seguro hacer no solo para uno mismo, sino también para los que lo rodean.

Recuerda que aún estamos descubriendo cómo funciona el virus y las vacunas, por lo que te recomendamos que, ante la duda, consultes también con tu médico y visites las páginas oficiales sobre el tema de tu país.

¿Cuándo una persona puede considerarse completamente vacunada?

De acuerdo con los Centros para el Control de las Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés), se considera que las personas están completamente vacunadas:

  • dos semanas después de recibir la última inyección de las vacunas que se administran en una serie de dos dosis, como las de Pfizer o Moderna;
  • dos semanas después de recibir una vacuna de dosis única, como la de Johnson & Johnson.

“Si han pasado menos de dos semanas desde su primera dosis, o si aún necesita recibir su segunda dosis de una vacuna de dos dosis, NO está completamente protegido”, alertan los CDC.

¿Puedo visitar amigos o reunirme con otras personas en grupos?

Aunque depende de las regulaciones vigentes en tu país, los científicos coinciden en que no supone un riesgo reunirte con otras personas en pequeños grupos si estas ya están también vacunadas.

Una reunión con un pequeño grupo de personas vacunadas, según la Universidad de Harvard, es considerada de bajo riesgo, ya sea en espacios abiertos o cerrados, y no es necesario el uso de mascarillas.

La situación es diferente si se visita a alguien que no ha sido vacunado, dado que existe una posibilidad de que, aunque tengas la vacuna, todavía puedas portar el virus y trasmitírselo a alguien que aún no tienen inmunidad.

Sin embargo, los CDC aseguran que es posible visitar personas no vacunadas que tengan un riesgo bajo de contraer una enfermedad grave debido al COVID-19 si tomas medidas de protección, como el uso de mascarillas y la distancia física de al menos dos metros.

La Universidad de Harvard señala que los riesgos son mayores si una persona vacunada visita a otra mayor de 60 años que no ha recibido aún la vacuna, dado que el COVID-19 suele ser más grave en edades avanzadas.

“Si es posible, realice la visita al aire libre o en un espacio bien ventilado para reducir el riesgo de contagio”, indica la universidad en ese último caso.

Algo semejante debe hacerse, indica, en caso de una reunión con personas que provengan de diferentes hogares o diferentes lugares.

¿Puedo viajar por placer o irme de vacaciones?

Este viernes, los CDC aseguraron que era seguro para las personas que estaban vacunadas viajar, siempre que mantuvieran la mascarilla en los medios de transporte público, incluidos aviones.

Según los CDC, investigaciones recientes sugieren que las personas vacunadas pueden viajar sin necesidad de hacer cuarentenas o presentar pruebas de COVID-19, dado que para ellos el riesgo es bajo.

Esto solo aplica a Estados Unidos y es posible que en tu país todavía no sea posible.

A excepción de los CDC, la mayoría de las recomendaciones señalan que, de momento, no es prudente viajar, aunque te hayas vacunado.

“Viajar en avión, autobús o tren te pone en contacto con muchas personas y aumenta el riesgo de transmisión”, indica la Universidad de Harvard.

Playa de Miami Beach

Reuters
Los viajes y las vacaciones de momento no son recomendables.

Los expertos de la Universidad de Harvard explican que esto se debe a que las vacunas no ofrecen una protección del 100% y apuntan a la amenaza de nuevas cepas.

“Debemos mantener la cautela, especialmente a medida que aprendemos más sobre las variantes que nos preocupan y cuánto protege la vacuna contra estas”, indican.

¿Puedo ir a restaurantes o conciertos?

De nuevo, siempre dependerá de lo que tu país haya regulado en su estrategia para contener el coronavirus.

No obstante, lo que la ciencia ha averiguado hasta ahora es que el riesgo de infección durante actividades sociales públicas, como cenar en el interior de un restaurante o ir al gimnasio, es menor para las personas completamente vacunadas.

“Sin embargo, aún se deben tomar precauciones ya que el riesgo de transmisión en estos entornos es mayor y probablemente aumenta con la cantidad de personas no vacunadas presentes”, indican los CDC.

The Shady Maples Smorgasbord bufé

Getty Images
Aún no es recomendable comer en el interior de restaurantes.

Por lo tanto, señalan que las personas completamente vacunadas que participan en actividades sociales en entornos públicos deben continuar siguiendo todas las pautas de protección, incluido el uso de mascarillas bien ajustadas, mantener la distancia física, evitar multitudes o espacios mal ventilados y lavarse las manos con frecuencia.

¿Qué pasa si, después de la vacuna, entro en contacto con alguien que da positivo por coronavirus?

De acuerdo con los CDC, si ya te has vacunado y has estado cerca de alguien que tiene covid-19, no es necesario que hagas cuarentena ni que te hagas la prueba a no ser que presentes síntomas.

Sin embargo, la situación es diferente si vives con otras personas que no están vacunadas.

En ese caso se recomienda mantenerse alejado de los demás durante 14 días y hacerse la prueba, incluso si no tienes síntomas.

¿Qué más no debo hacer?

Cada país puede tener recomendaciones diferentes basadas en sus propias medidas para contener el virus.

Las diferentes recomendaciones publicadas hasta la fecha sugieren que las personas vacunadas deben seguir evitando aglomeraciones, ya sean medianas o grandes, y también visitar espacios cerrados donde haya muchas personas.

Un hombre inocula una vacuna a otro

Getty Images
Como las vacunas no son efectivas al 100% debemos protegernos aunque estemos vacunados.

Si las situaciones anteriores son inevitables, se recomienda el uso de mascarilla y mantener la distancia física de ser posible.

Los CDC recomiendan que en los lugares de trabajo también se mantengan las medidas de distanciamiento, aunque el personal esté vacunado.

También que las personas vacunadas estén atentas ante cualquier síntoma de coronavirus y evitar contacto con otros en caso de presentar alguno.

¿Qué debo tener en cuenta tras ser vacunado?

Los expertos insisten en que cada persona debe realizar una profunda evaluación de riesgos y tomar en cuenta que:

  • ninguna vacuna es totalmente efectiva;
  • no sabemos aún cuánto dura su protección;
  • no sabemos tampoco del todo cómo responden a las nuevas variantes;
  • se deben atender factores de riesgo personal que puedan colocarte a ti u a otras personas a tu alrededor en mayor riesgo;
  • no sabemos cuán bien protegen las vacunas de que propaguemos el virus a otras personas, aunque no nos afecte a nosotros;
  • y, por tanto, se deben mantener otras medidas de prevención que ayudan a detener la propagación del coronavirus incluso aunque estemos vacunados.

Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=5JIm2fDK1es

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.