41% de los mexicanos cree que los partidos no los representan: Parametría
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

41% de los mexicanos cree que los partidos no los representan: Parametría

7 de septiembre, 2014
Comparte
El pasado 13 de agosto, tomaron posesión los  representantes de los nuevos partidos políticos, Alberto Marcos Carrillo, Horacio Duarte, y Berlín Rodríguez Soria, del Partido Humanista, Morena y Encuentro Social, en su respectivo orden. Foto: Cuartoscuro.

El pasado 13 de agosto, tomaron posesión los representantes de los nuevos partidos políticos, Alberto Marcos Carrillo, Horacio Duarte, y Berlín Rodríguez Soria, del Partido Humanista, Morena y Encuentro Social, en su respectivo orden. Foto: Cuartoscuro.

A principios de julio del presente año, el Instituto Nacional Electoral (INE) otorgó el registro como partidos políticos nacionales a tres organizaciones: al Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Encuentro Social y al Partido Humanista, quienes cumplieron con los requisitos marcados en la ley electoral.

Con la suma de estos tres, en México existen 10 instituciones políticas (PAN, PRI, PRD, PVEM, PT, Morena, Movimiento Ciudadano, Nueva Alianza, Partido Humanista y Partido Encuentro Social) que reciben financiamiento público con el objetivo de ser canales de representación de la voluntad ciudadana.

Al respecto, en la encuesta nacional en vivienda realizada por Parametría en julio de este año, se preguntó a los ciudadanos su opinión sobre la representación de los partidos políticos en México, su utilidad para el sistema democrático y el conocimiento que tienen sobre la existencia de estos tres nuevos actores de la vida política del país.

Un primer dato importante es que existen opiniones divididas entre los entrevistados sobre el papel que tienen los partidos políticos en el sistema democrático. Si bien 42% dijo que sin partidos no podía haber democracia, un porcentaje igual señaló lo contrario.

Estos datos indican que una parte importante de la sociedad mexicana, se muestra escéptica acerca del hecho de que los partidos políticos son piezas fundamentales en los sistemas democráticos y consideran que aun sin ellos puede existir esta forma de gobierno. Es importante mencionar que dos de cada diez entrevistados no supo o no contestó al cuestionamiento.

El pasado 9 de julio, en sesión extraordinaria del Instituto Nacional Electoral, los consejeros electorales otorgaron el registro de partido a tres organizaciones, Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Frente Humanista y Encuentro Social, que podrán contender en los próximos comicios de 2015. Los tres registros surtirán efecto a partir del 01 de agosto del presente año. Durante la sesión se hizo explícito que los partidos están obligados a obtener el 03 por ciento del total de la votación de parte de los ciudadanos, de lo contrario perderán el registro.Foto: Cuartoscuro.

El pasado 9 de julio, en sesión extraordinaria del Instituto Nacional Electoral, los consejeros electorales otorgaron el registro de partido a tres organizaciones, Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Frente Humanista y Encuentro Social, que podrán contender en los próximos comicios de 2015. Los tres registros surtirán efecto a partir del 01 de agosto del presente año. Foto: Cuartoscuro.

Los partidos políticos tienen que cumplir tareas importantes dentro de la sociedad, por ejemplo: la socialización política, la movilización de la opinión pública, la representación de intereses y la legitimación del sistema político. Dentro de estas, una de las actividades que ha sido más criticada es la de no ser representativos de la ciudadanía, el principio de origen de estas instituciones se considera ha sido corrompido para representar únicamente intereses particulares de las élites.

Entre los mexicanos, un 41% apoyó las críticas antes mencionadas y dijo que actualmente los partidos políticos en el país no representaban los intereses de los ciudadanos, en tanto que, 30% dijo que lo hacían parcialmente. Únicamente dos de cada diez consideran que estas instituciones políticas sí son representativas.

El estudio también buscó indagar qué opinaban los mexicanos sobre la existencia de nuevos partidos políticos. La mitad de la población señaló que los partidos que ya existían en el país representaban a los distintos grupos de la sociedad mexicana, mientras que tres de cada diez consideraron que si se necesitaban nuevas instituciones de este corte.

Después de que se dio a conocer el registro de las tres nuevas fuerzas, circularon en diferentes medios las opiniones de personajes que se mostraban a favor o en contra del hecho. Aquellos que rechazaban la propuesta expusieron argumentos que señalaban que eran demasiados partidos o bien que el gasto público era excesivo. Lo cierto es que 29% de los entrevistados a nivel nacional apoyan el que exista nuevas fuerzas que puedan representar al conjunto de la sociedad mexicana.

Un mes después de que se les otorgara el registro, cuatro de cada diez ciudadanos sabían de la existencia de los tres nuevos partidos, así lo señala la encuesta en mención, para el resto de la población el hecho es desconocido.

Conforme pasen los meses seguramente más personas se enterarán de la presencia de estas nuevas fuerzas políticas, sobre todo porque a partir del 1 de agosto tienen derecho a acceso a radio y televisión, financiamiento público para el desarrollo de sus actividades y al uso de franquicias postales y telegráficas.

Un dato importante, es que de acuerdo con el estudio que realizó la Consultora Integralia, la vida de los nuevos partidos políticos en México es efímera. De los once partidos que obtuvieron registro en los últimos quince años, únicamente dos (Movimiento Ciudadano y Nueva Alianza) lo mantuvieron. El promedio de vida de los partidos políticos de recién creación fue de 14 meses logrando un porcentaje de votación del 0.80%.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Elecciones en Colombia: Gustavo Petro se impone a Rodolfo Hernández y será el primer presidente de izquierda del país

Los resultados preliminares dan ventaja al candidato de izquierda Gustavo Petro sobre el independiente Rodolfo Hernández.
19 de junio, 2022
Comparte

El candidato de izquierda Gustavo Petro se impuso sobre el independiente Rodolfo Hernández en la segunda vuelta de las elecciones de Colombia y se convertirá en el primer presidente de izquierda del país, según los resultados entregados por la Registraduría.

Con más del 99,25% de mesas informadas, Petro tiene un 50,47% de los votos contra el 47,27% de Hernández. Este era su tercer intento de llegar a la presidencia.

Petro, de 62 años, es economista especializado en medio ambiente, exguerrillero que hasta ahora ejerce como senador y fue alcalde de Bogotá.

Su triunfo confirma el cambio en un país que tras la firma de los acuerdos de paz empezó a expresar otras demandas sociales no atendidas y que explotaron con los estallidos sociales de 2019 y 2021.

“Hoy es dia de fiesta para el pueblo. Que festeje la primera victoria popular. Que tantos sufrimientos se amortiguen en la alegría que hoy inunda el corazón de la Patria. Esta victoria para Dios y para el Pueblo y su historia. Hoy es el dia de las calles y las plazas”, expresó Petro en twitter.

En la primera vuelta fue el más votado con 8,5 millones de apoyos, una cifra histórica para un candidato de izquierda.

Petro aprovechó el descontento social de un país que estalló en protestas y que salió de la pandemia más consciente de la tremenda desigualdad del país, una de las mayores del mundo.

Petro no sólo quiere ser el primer presidente de izquierda del país, sino ser el primer presidente costeño, y de la mano de la primera vicepresidenta negra, Francia Márquez, reflejar el país multicultural que es Colombia.


Las claves del triunfo de Petro

Análisis de Daniel Pardo, corresponsal de BBC Mundo

Gustavo Petro rompe la historia de Colombia al convertirse en el primer presidente de izquierda pura y dura. El proyecto de paz y reconciliación le ganó, esta vez, al del pragmatismo y el crecimiento económico. Le tomó 40 años de carrera política.

Cuatro razones por las que ganó:

Primero, su carrera. La empezó como guerrillero, luego, como congresista, denunció lo peor de la corrupción y la violación de derechos humanos.

Después usó la alcaldía de Bogotá como plataforma para la presidencia. Y en su tercera postulación, venció.

Segundo, la coyuntura. Un proceso de paz que abrió ventanas para un futuro distinto, dos estallidos sociales, una pandemia que profundizó la pobreza y un gobierno de Iván Duque impopular generaron el momento propicio para una presidencia de Petro.

Tercero, la crisis de la clase política. Como nunca, los colombianos se pusieron de acuerdo en que había que echar a “los mismos de siempre” del poder, ahora en manos del impopular Duque. Con Álvaro Uribe cuestionado legalmente, la centroderecha se dividió y desprestigió.

Y cuarto, el país de los 60 años de guerra eligió a un exguerrillero. Y eso se debe a un cambio generacional que dejó atrás la dicotomía de la Guerra Fría y se puso a hablar de desigualdad, medio ambiente y derechos sociales. Petro supo representar a esa nueva Colombia.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=Mm5r7WdRWIE

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.