close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Corrupción y malas decisiones limitan la competitividad en las ciudades del país

Entre las 78 principales zonas metropolitanas del país, Acapulco es la que menos productividad tiene, afirma el reporte Índice de Competitividad Urbana 2014, dado a conocer por el IMCO el pasado martes 9 de septiembre.
10 de septiembre, 2014
Comparte

 

Las tormentas Manuel e Ingrid, en 2013, causaron amplios daños a la población y la infraestructura de Acapulco. Foto: Cuartoscuro.

Las tormentas Manuel e Ingrid, en 2013, causaron amplios daños a la población y la infraestructura de Acapulco. Foto: Cuartoscuro.

Entre las 78 principales zonas metropolitanas del país, Acapulco es el último lugar en productividad, afirma el documento Índice de Competitividad Urbana 2014, dado a conocer por el IMCO el pasado martes 9 de septiembre.

El viejo Acapulco que una vez fuera la joya del México del glamour y el jet set, de Agustín Lara y María Félix, murió, “o, más bien, lo matamos”, afirma el reporte.

Esta muerte fue lenta, a partir de malas decisiones de gobierno que sin ser catástrofes en lo individual, acumularon efectos visibles en las últimas tres décadas: Permisos ilegales de construcción, invasiones de predios, corrupción en la construcción del drenaje, edificios de 20 pisos en plena playa.

Entre 1980 y 2010, no sólo la población se duplicó (de 409 a 863 mil personas), sino que la mancha urbana se multiplicó por diez. Como resultado, las tragedias llegaron:

“Paulina en 1997, Ingrid y Manuel en 2013 (…) la crisis de seguridad, más de 3000 homicidios entre 2011 y 2013, la extorsión a escala epidémica, (…) la pérdida de turistas (sobre todo extranjeros), entre 1988 y 2012 el flujo de pasajeros aéreos internacionales a Acapulco disminuyó más de 90%.”

Ciudades menos competitivas de México. Imagen: IMCO.

Ciudades menos competitivas de México. Imagen: IMCO.

Para el IMCO, Acapulco es un ejemplo de que el desastre tiene como causa principal “la pérdida de control sobre el territorio, la incapacidad para gestionar el espacio urbano, las dificultades para conciliar el interés público con la ganancia privada.”

En su opinión, el asunto no es sólo de Acapulco, pues “en mayor o menor medida, todas las ciudades mexicanas enfrentan problemas para administrar el territorio.”

En el caso de Acapulco, los desastres naturales fueron catalizados por errores u omisiones del Estado en su responsabilidad de gobernar el territorio. “La incompetencia, la corrupción y la negligencia de las autoridades pueden hacer la diferencia entre un fenómeno meteorológico atípico y un desastre humano.”

Como ejemplo principal, se plantean las inundaciones en septiembre de 2013, las cuales -afirman- “no fueron, estrictamente hablando, un desastre natural sino uno generado por la falla del Estado en su responsabilidad de gobernar el territorio.”

Sólo en la última década, las autoridades municipales autorizaron la construcción de fraccionamientos de vivienda en el banco occidental del Río de la Sabana pese a que en el Atlas de Riesgo municipal esta zona estaba señalada como susceptible de ser inundada, lo cual cobró millones en daños materiales e incluso vidas humanas.

En suma, los daños por lluvias en 2013 dejaron 101 muertos, 13 mil 701 viviendas damnificadas y 10 mil 611 millones de pesos gastados del Fondo Nacional para Desastres Naturales (Fonden).

La Zona Metropolitana del Vale de México, la más productiva

En el Índice de Competitividad Urbana 2014, la región del Valle de México obtiene la mención como la ciudad más competitiva, sin embargo, a pesar de sus resultados, “si se compara con las grandes urbes globales, la ZMVM no es una ciudad de clase mundial.”

La Zona Metropolitana del Valle de México tiene -de acuerdo con el documento- un PIB per cápita de 180 mil pesos, una inversión de 82 mil pesos por cada persona económicamente activa, así como un índice de talento de 74.

Por otra parte, las doce ciudades que le siguen en competitividad tienen una inversión per cápita de 161 mil pesos, una inversión por persona económicamente activa de 102 mil pesos, y un índice de talento de 46.

En la principal urbe del país se pueden observar algunos de los mejores desempeños en varios rubros:

  • La mayor diversificación económica del país (935 sectores económicos Vs. 581 en promedio nacional).
  • El mayor número de grandes empresas (2.4 por cada mil empresas Vs. 0.2 en promedio nacional).
  • Primer lugar en patentes (10 por cada 100 mil personas económicamente activas Vs 3 en promedio nacional).
  • Mayor número de posgrados de calidad (290 por cada 100 mil personas económicamente activas Vs. 22 en promedio nacional).
  • Universidades de calidad (11 Vs. 0.6 en promedio).
  • Mayor uso de servicios financieros, mayor número de aerolíneas y de líneas de autobús.

Sin embargo, aunque es la quinta ciudad con mayor población en el mundo, es sólo el 12° lugar por su producción total y el 18° por su productividad.

Ciudades más competitivas de México.  Índice de Competitividad Urbana 2014 - IMCO.

Ciudades más competitivas de México. Índice de Competitividad Urbana 2014 – IMCO.

A pesar de su primer lugar nacional, la zona del Valle de México no puede cantar victoria ni olvidar algunos de sus principales problemas, entre los que destaca su incontrolable crecimiento demográfico y geográfico. 

Sólo entre 1980 y 2010, la población de la urbe localizada en el Estado de México paso de representar el 47% del total a 55%. Además, la población total pasó de 15.5 millones de personas a 19.1 millones.

Además, uno de los resultados de la evolución de la Ciudad de México es la concentración de la economía en el centro del país, pues esta urbe representa 23.6% del PIB nacional, mientras que sus más cercanos competidores miran de lejos el tamaño de su economía.

PIB por ciudad.

PIB por ciudad.

La competitividad, 

En palabras de IMCO, una ciudad competitiva es una ciudad que “maximiza la productividad y el bienestar de sus habitantes”, algo que no ha sido conseguido en el país, de acuerdo con su análisis.

De hecho, afirma su estudio, “resulta imposible atraer mucha inversión o talento en espacios donde impera el desorden”, por lo que el propósito de este informe es identificar y analizar los principales problemas que hoy enfrentan las ciudades en términos de política urbana y territorial.

En primer lugar, los diferentes niveles de gobierno son responsables de numerosos ejemplos de una mala gobernanza del territorio, con “ciudades que con su expansión y falta de coordinación metropolitana enfrentan obstáculos para proveer servicios públicos de calidad”, o casos donde -por falta de planeación y coordinación- se elevan los riesgos para la población.

Asimismo, afirma el reporte del IMCO, existen ciudades “que desaprovechan su potencial económico al tener una deficiente administración territorial que impulse la competitividad.”

Ciudades intermedias (media alta).

Ciudades intermedias (media alta).

El informe detalla la capacidad de las ciudades mexicanas para atraer y retener talento e inversiones y su indicador principal -el índice de competitividad- evalúa las 78 ciudades más importantes del país a partir de 90 variables agrupadas en 10 subíndices.

Estas 78 ciudades están compuestas por 379 municipios que representan el 83% del PIB nacional, 64% de la población nacional y 87% de la inversión.

Por sus resultados, las ciudades están agrupadas en seis niveles de competitividad: Alta, Adecuada, Media alta, Media baja, Baja y Muy baja.

Algunos de los rasgos que explican el declive en la productividad de las urbes del país es el amplio nivel de viviendas informales (67%) e informalidad laboral (59%). Asimismo, IMCO afirma que entre 1983 y 1995, 3 de cada 4 hectáreas que se incorporaron a las manchas urbanas lo hicieron de manera irregular.

Ciudades intermedias (media baja).

Ciudades intermedias (media baja).

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Regla del 72: el cálculo inventado hace 600 años que puede ayudarte a ser rico (y a ahorrar)

Utilizando el número 72 como dividendo, puede calcularse el período exacto en que se podrá reducir una deuda a la mitad o los años que tomará sacar rendimiento de una inversión. El método fue publicado en un libro de 1494 cuya primera edición se vendió recientemente por más de un millón de dólares en Nueva York.
14 de agosto, 2019
Comparte

¿Pagarías más de un millón de dólares por un tratado de matemáticas del Renacimiento?

Pues esa cifra fue la desembolsada por un comprador anónimo que adquirió Summa de Arithmetica, del fraile renacentista italiano Luca Pacioli.

En concreto, la obra del veneciano Pacioli fue vendida por US$1,2 millones a través de la casa de subastas Christies’s en Nueva York en junio.

Al tomo, publicado en 1494, se le considera el primer manual de contabilidad de la historia y hasta hoy sigue usándose su sistema contabilidad de partida doble, aunque no fue inventado por él.

Su verdadero origen debe de proceder del mundo islámico o indio, ambas escuelas estudiadas también por Pacioli.

Pero quizás, la suma desembolsada te parezca irrisoria cuando sepas cómo funciona la valiosa y sorprendente regla que contiene.

Es la llamada Regla del número 72, que encierra un cálculo perfecto y fidedigno de la inversión y el negocio.

Supermercado.

Getty Images
La inflación ayuda a conocer cuánto variarán los precios de productos básicos.

El procedimiento es sencillo: tomando como referencia el 72 como dividendo es posible proyectar cómo evolucionarán los datos macroeconómicos como la inflación, la deuda o el crecimiento económico.

En la práctica

Para explicarlo mejor, pongamos los números sobre la mesa y comprobemos la curiosa exactitud bajo la que esta regla opera.

Si dividimos 72 entre el ritmo de crecimiento económico, tipo de interés, ahorro o inversión, el resultado dará el tiempo en que la inversión inicial se doblará.

Por ejemplo, con un tipo de interés del 9% al año, dividimos 72 entre 9 y el resultado dará 8 años.

Si por otra parte preocupa la inflación, se dividiría 72 entre el ratio de crecimiento de la misma. Pongamos que es 6%. Sencillo: 72 entre 6 igual a 12. Ese sería el número de años en que el dinero valdría la mitad.

Por ejemplo, la inflación mexicana tiene un 3,78% de crecimiento anual en lo que va de 2019 según los últimos datos del Banco de México. Si redondeamos a 4 y luego tomamos este valor como divisor de 72, la fórmula daría 18. Es decir, en 18 años, unos 100 pesos mexicanos de hoy tendrían el poder adquisitivo de 50.

Pero en realidad, 72 no es el número más adecuado. Los economistas recomiendan usar el 70 o 69.

Sin embargo, que Pacioli haya elegido el 72 se trata de otra de sus astucias. Este número puede dividirse entre 2, 4, 6, 8 y 12, y la mayoría de operaciones aritméticas resultan más cómodas de realizar con el 72 que con el 69.

“El último hombre del Renacimiento”

Luca Pacioli no solo escribió el libro que dio origen al negocio moderno, sino que también recuperó textos matemáticos que ya habían sido olvidados.

Luca Pacioli.

Getty Images
Pacioli también incursionó en el arte y la arquitectura.

Además, incursionó en el arte y la arquitectura, lo que le llevó a conocer y entablar amistad con Leonardo da Vinci.

Pacioli incluso colaboró en la construcción de “La última cena”, obra maestra de Da Vinci.

Para Margaret Ford, de la sección de Libros y Manuscritos en Christie’s, Pacioli es “el último hombre del Renacimiento”.

Summa de Artithmetica es un libro muy moderno (…) deliberadamente eligió escribir en lenguas vernáculas en vez de latín, y así su voz fue más allá del mundo escolar”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=1n31Ogeuvvw

https://www.youtube.com/watch?v=2UdkGCpO8eU

https://www.youtube.com/watch?v=6AMWU9EbdCU

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

¡Muchas gracias!


Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.