Video de Estado Islámico muestra presunta decapitación de otro periodista de EU
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Video de Estado Islámico muestra presunta decapitación de otro periodista de EU

Steven Sotloff, de 31 años, desapareció en Siria en 2013 y el pasado 19 de agosto apareció al final del video que reveló la muerte de su colega, James Foley. Aunque las imágenes fueron calificadas por Estados Unidos como un repugnante acto de brutalidad, según el portavoz de la Casa Blanca, no se puede confirmar su autenticidad de forma inmediata.
2 de septiembre, 2014
Comparte
Foto: AP

Foto: AP

Un video del grupo yihadista Estado Islámico (EI) divulgado este martes muestra la presunta decapitación de otro periodista, el también estadounidense Steven Sotloff.

Sotloff, de 31 años, desapareció en Siria en 2013 y el pasado 19 de agosto apareció al final del video que reveló la muerte de su colega, James Foley.

En esa ocasión, un militante encapuchado lo amenazaba con un cuchillo y advertía que su vida dependía de las decisiones que tomara el mandatario estadounidense Barack Obama respecto a Irak, donde ha estado bombardeando desde comienzos de agosto.

Las imágenes, calificadas por Estados Unidos como un repugnante acto de brutalidad, y de las que según la Casa Blanca, no se puede confirmar su autenticidad de forma inmediata, fueron difundidas días después de que la madre de Sotloff pidiera que le perdonaran la vida, de acuerdo con AP.

Barak Barfi, vocero de la familia Sotloff, dijo quen éstos habían visto el video pero que las autoridades no han confirmado su autenticidad. “La familia sabe de esta horrible tragedia y lleva el duelo en forma privada. No habrá comentarios de la familia en estos momentos difíciles“, dijo Barfi.

En tanto, el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, dijo que el video tendría que ser cuidadosamente analizado y añadió que el gobierno estadounidense acompaña a la familia de Sotloff con el pensamiento y las oraciones.

Estados Unidos ha dispuesto recursos para tratar de rescatar a Sotloff. No estoy en una posición de confirmar los informes, pero si ha sido publicado un video, será analizado con mucho cuidado por el gobierno y los funcionarios de inteligencia para determinar su autenticidad“, agregó Earnest.

El video

En el video, titulado “Un segundo mensaje a Estados Unidos” supuestamente aparece el reportero arrodillado junto a un hombre enmascarado y armado con un cuchillo, quien describe sus acciones como una respuesta a los ataques aéreos de Washington contra EI.

Estoy de vuelta, Obama, por su política exterior arrogante contra Estado Islámico…a pesar de nuestras advertencias serias“, dice el hombre.

Aprovechamos esta oportunidad para advertirles a esos gobiernos que entren en esta alianza malvada con Estados Unidos contra Estado Islámico que se retiren y dejen a nuestra gente tranquila“, comenta.

El video termina con el militante amenazando a una persona cautiva que aparentemente es británica, llamado David Cawthorne Haines. Por el video no queda claro de inmediato quién es Haines, aunque de acuerdo con El Huffington Post se trata de un rehén.

Secuestrado en Siria

La portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki, también pidió cautela, pues el video “no ha sido confirmado a través de los procesos apropiados“.

Por su parte, el Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, a través de un comunicado, resaltó que si es auténtico, “estaremos horrorizados por la muerte brutal de un periodista estadounidense inocente“.

El corresponsal de BBC Mundo en Washington, Thomas Sparrow, explica que si se confirma la autenticidad del video, la Casa Blanca se podría ver presionada aún más para fortalecer sus operaciones contra Estado Islámico, al que el gobierno ha estado describiendo como una amenaza regional.

“Desde la muerte de Foley, el gobierno se ha mostrado reacio a involucrarse más de la cuenta en Siria, donde también opera el grupo, pero la posible confirmación de la muerte de Sotloff podría empujar la balanza y convencer a Obama de la necesidad de atacar también en ese país”, agrega.

Hasta el momento, Estados Unidos ha definido su estrategia en la región como una de carácter limitado y basada en la autorización del gobierno de Irak y la cooperación con los peshmergas kurdos, que también se oponen a EI.

Desde que el presidente Obama autorizó las operaciones, a principios de agosto, el Comando Central de las Fuerzas Militares ha realizado al menos 123 ataques aéreos, la mayoría de ellos para retomar el control de la principal represa del país, la de Mosul.

¿Quién es el periodista que el Estado Islámico dice haber asesinado?

Steven Sotloff nació hace 31 años en Miami, Florida, y estudió periodismo en la Universidad Central de Florida.

Viajero y reportero autónomo para medios como Time, Foreign Policy o National Interest entre otras publicaciones, su última residencia estable la tenía en Bengasi, Libia, desde donde se trasladó a Siria en una asignación de trabajo a finales de julio de 2013.

Sotloff llevaba tiempo fuera de Estados Unidos. Una de sus amigas, Anne Marloe, escribió en Twitter que el periodista vivió años en Yemen, tenía un buen conocimiento del árabe y adoraba el Islam.

En julio de 2013 narró desde Egipto los acontecimientos que siguieron al derrocamiento del entonces presidente Mohamed Morsi por parte del ejército, y durante los meses anteriores siguió de cerca el desarrollo de la guerra civil en Siria y la situación en Libia.

El último artículo que publicó en Time tiene fecha de 26 de noviembre de 2012 y trataba sobre “La nueva crisis de Libia.

Sotloff solía compartir en redes sociales las imágenes que capturaba durante sus estancias en los distintos países de la región, fotografías en las que predominan las personas comunes y corrientes que se encontraba a su paso.

Muchos de los casos de periodistas capturados en Siria, bien por fuerzas leales al régimen del presidente Bashar al Asad o por alguno de los grupos rebeldes que lo combaten, se manejan en privado, por recomendación de las autoridades.

El nombre de James Foley era más conocido que el de Sotloff, si bien en el caso de Foley hubo también mucha prudencia y confidencialidad en cuanto a las gestiones que se abordaron para lograr su liberación, de las que poco a poco comienzan a conocerse algunos detalles.

Con información de BBC MundoAP El Huffington Post.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

'Es como si fumaran 20 cigarrillos al día': riesgos de los cigarros electrónicos de moda entre jóvenes

Los cigarrillos electrónicos se han promocionado como menos nocivos para la salud, pero son igual de adictivos y su consumo entre niños triplica sus posibilidades de acabar fumando en el futuro.
27 de julio, 2022
Comparte

Se promocionaban bajo el argumento de que serían menos nocivos para la salud y que servirían como tratamiento para personas que querían dejar de fumar.

Sin embargo, los cigarrillos electrónicos no solo son tan adictivos como el tabaco, sino que cada vez están enganchando a más adolescentes al hábito de fumar.

“Cada vez recibo en mi consultorio más jóvenes de 16 a 24 años que usan este producto y tienen un índice de nicotina en el cuerpo equivalente al consumo de más de 20 cigarrillos al día”, explica la cardióloga Jacqueline Scholz, que dirige el Ambulatorio del Tratamiento del Tabaquismo del Instituto del Corazón de Sao Paulo.

Estos productos “van dirigidos con frecuencia a niños y adolescentes en las promociones de las industrias tabacaleras e industrias conexas que los fabrican, mediante miles de aromas atractivos y afirmaciones engañosas”, afirma la Organización Mundial de la Salud (OMS) en su último informe publicado en 2021.

Los niños que vapean, como se denomina al uso de estos dispositivos, tienen hasta el triple de posibilidades de acabar fumando en el futuro, según el organismo internacional, que recomienda a los gobiernos que los regulen para impedir que el hábito de fumar vuelva a normalizarse en la sociedad y para proteger a las generaciones futuras.

La venta o distribución de cigarrillos electrónicos está prohibida en 37 países, entre ellos Argentina, Colombia, México, Nicaragua, Panamá, Uruguay, Venezuela y Brasil.

Pero esto no impide que estos productos lleguen de contrabando y sin ningún control sanitario.

Líquidos de vapeo.

Getty Images
Los cigarrillos electrónicos se ofrecen en multitud de sabores que atraen a jóvenes y adolescentes.

“Si no nos ocupamos de este problema ahora, el uso de estos dispositivos tiene todo para convertirse pronto en una epidemia“, ha dicho Scholz a André Biernath, del servicio brasileño de la BBC.

La cardióloga señala que, desde la aparición de las primeras versiones hace unos 20 años, estos dispositivos siempre se han promocionado bajo el argumento de que son menos nocivos para la salud.

“Todavía se dice que, como no tienen combustión y no producen humo, estos aparatos supuestamente son más seguros”, explica.

La experta recuerda que esta información sirvió de base para vender cigarrillos electrónicos en muchos países como una especie de “reducción de daños” o un tratamiento para las personas que querían dejar de fumar.

¿Lobo con piel de cordero?

El gran problema, argumenta, es que no hay suficientes estudios científicos para respaldar tales afirmaciones, y toda la publicidad relacionada con estos productos parece estar más enfocada en ganar nuevos usuarios (especialmente los jóvenes), y prácticamente ignora este posible sesgo terapéutico.

“Varios países, como el propio Reino Unido, aceptaron este argumento y lanzaron los cigarrillos electrónicos. Lo que sucedió en estos lugares fue un aumento en la prevalencia de fumadores “, señala Scholz.

Para la médico, no tiene sentido ver el cigarrillo electrónico como un tratamiento médico y dejarlo solo en manos de las personas, para que ellas decidan cuándo y cómo usarlo. “Si el propósito de este producto fuera realmente terapéutico, no se podría vender en ningún lado, como se vende ahora”.

“Tendría que ser recetado después de una evaluación médica, en la que el profesional concluiría que el paciente no puede dejar de fumar con los otros métodos que tenemos para ofrecer. A partir de ahí, se podría indicar la dosificación y el uso correcto de esta sustancia. “.

Pulmones.

Getty Images
Los cigarrillos electrónicos pueden causar espasmos respiratorios e incluso enfermedades inflamatorias en los pulmones.

Ingredientes nocivos

Scholz señala que, además de no cumplir las promesas terapéuticas, los cigarrillos electrónicos pueden ir en sentido contrario y ser perjudiciales para la salud, y llama la atención sobre tres de los principales ingredientes que aparecen en estos dispositivos: propilenglicol, nicotina y sustancias aromáticas.

El propilenglicol funciona como una especie de vehículo, capaz de diluir y transportar la nicotina por nuestro organismo.

La nicotina, por su parte, es una sustancia psicoactiva que se encuentra originalmente en el tabaco, lo que provoca una dependencia muy fuerte.

Durante el uso de los cigarrillos electrónicos, se inhala por la boca, pasa por los pulmones, cae al torrente sanguíneo y acaba en el cerebro, donde provoca una sensación momentánea de bienestar.

Por último, están las sustancias aromáticas, que imitan los más diversos olores, desde la menta hasta las natillas.

Scholz señala que estos tres ingredientes pueden presentar riesgos para la salud de diferentes maneras.

“Para empezar, los olores hacen que estos dispositivos sean socialmente más aceptables. Después de todo, el olor a menta, miel o fresa es mucho más agradable que el de los cigarrillos convencionales”.

Y ese atributo, argumenta la doctora, aumenta la curiosidad y quita el miedo a un público más joven, que desde niño está acostumbrado a oír hablar de los efectos nocivos del tabaquismo “tradicional”.

“El propilenglicol, por otro lado, se usa ampliamente en la industria alimentaria, y la gente simplemente asumió que, dado que es seguro consumirlo en los alimentos, no hará daño cuando se inhale”, dice.

“Pero no tenemos suficientes estudios al respecto, sobre todo porque estos dispositivos hoy en día traen tantos aditivos que no tenemos una idea exacta de las reacciones químicas que se dan allí, a una temperatura alta”.

“Y ya hemos visto algunos estudios que han detectado sustancias cancerígenas en la vejiga y la orina de los usuarios de cigarrillos electrónicos”, agrega el especialista.

Para cerrar la lista, no podemos olvidar la nicotina.

Dependencia

“Las nuevas generaciones de cigarrillos electrónicos traen sales de nicotina cada vez más pequeñas y entregadas en grandes cantidades, lo que aumenta la dependencia”, dice Scholz.

La doctora asegura que, al recibir en el consultorio a un nuevo paciente que consume estos dispositivos, siempre le realiza un examen rápido de orina, que mide la cantidad de nicotina que tiene el individuo en el organismo.

“Es muy común que los pacientes jóvenes, de 16 a 24 años, tengan un nivel de nicotina equivalente a fumar más de 20 cigarrillos convencionales al día“, calcula.

Dos preadolescentes fuman un cigarrillo electrónico.

Getty Images
Los cigarrillos electrónicos van dirigidos con frecuencia a niños y adolescentes con aromas atractivos y afirmaciones engañosas según la OMS.

De hecho, el propio mecanismo de estos dispositivos facilita su uso constante. Además de no tener ningún olor desagradable, no es necesario encenderlo ni apagarlo. “Este es un producto que puedes usar una y otra vez. Lo guardas en tu bolsillo, le das una calada y lo guardas. Luego puedes volver a tomarlo cuando quieras”, explica Scholz.

“Esto crea una rutina, y la persona empieza a usar cigarrillos electrónicos en la calle, en el trabajo, en el baño de la escuela, acostado en la cama…”

Además de ser adictiva, la nicotina también tiene efectos sobre órganos importantes como el corazón y los pulmones.

“La nicotina no es una sustancia inocua. Aumenta el ritmo cardíaco, altera la presión arterial y puede dañar el endotelio, la capa interna de los vasos sanguíneos”, enumera.

“Por lo tanto, el riesgo cardíaco de un usuario de cigarrillos electrónicos es casi el mismo que el de alguien que fuma cigarrillos convencionales”.

“En los pulmones, las nanopartículas de nicotina pueden ingresar a los alvéolos, causar espasmos respiratorios e incluso enfermedades inflamatorias“, agrega la médico.

“Hace unos años tuvimos una serie de casos de este tipo, sobre todo en Estados Unidos , que llamaron la atención. Una parte de estos pacientes consumía otras sustancias, pero alrededor de un tercio consumía exclusivamente nicotina”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=boRYRczxKvg

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.