50 años después del Nobel, el legado de Martin Luther King pertenece a Sony Music
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

50 años después del Nobel, el legado de Martin Luther King pertenece a Sony Music

El legado de uno de los iconos del siglo XX continúa sujeto a los idiosincráticos intereses de la industria del disco
Por ElDiario.es
15 de octubre, 2014
Comparte
Martin Luther King Jr.. Foto: ElDiario.es.

Martin Luther King Jr.. Foto: ElDiario.es.

Cuando Martin Luther King fue galardonado con el Premio Nobel de la Paz, los motivos de la elección parecieron menos difusos que en otras ocasiones. Con un discurso impoluto, de marcada metáfora cristiana, coronó la Marcha de Washington ante unas 250.000 personas con el archiconocido “I have a dream”, uno de los discursos fundamentales de la historia política.

El sueño del doctor King es el símbolo de un movimiento por la justicia social. El fruto de su reflexión maduró la Ley de los Derechos Civiles promulgada el 2 de julio 1964 y la Ley del Derecho al Voto un año después. Extrañamente, este documento de vital importancia no pertenece al dominio público. Para entenderlo, debemos retroceder hasta 1963.

Como todo el mundo sabe, el discurso de Martin Luther King fue grabado por radios y televisiones. Meses después de la marcha, MLK denunció a la 20th Century Fox por vender copias ilegales de su famoso alegato. El doctor King no quería dinero por la difusión de su discurso; la denuncia pretendía frenar el afán lucrativo de una de las grandes compañías norteamericanas. Varias décadas después, los descendientes denunciaron a la CBS por la inclusión de un fragmento del discurso dentro de un documental, y ganaron. Los argumentos se basaban en que la disertación de MLK fue un acto para los medios de comunicación, no para el público, por lo tanto se trataba de una publicación limitada. Sus intenciones eran muy distintas.

La familia se apodera del discurso

A partir de este momento, los descendientes del malogrado activista se hacen con el control de este discurso hasta que llegan a un acuerdo con EMI en 2009. Dos años después, EMI fue absorbida por Sony Music Entertainment. Según los casi infinitos términos del copyright actual, los herederos poseen derechos hasta el año 2038. Todos estos movimientos derivan en una consecuencia última que seguramente les sea familiar: el público paga.

Desde entonces, se han suprimido muchos de los vídeos que contenían este documento (hay un par de ellos con subtítulos en español, a la espera quizás de ser suprimidos). Desaparecerán todos los que no sean del gusto de sus dueños legales; siempre queda la opción de escuchar parte del discurso incluido en eldesconcertante hit One Day, de Bakermat, discotequeo comprometido por la igualdad racial de la cantera Sony. La familia de King da permiso para utilizar los derechos en determinados casos como estos, siempre y cuando antes se pague lo convenido.

La protección intelectual, paradójicamente restrictiva

Como ocurre en casos menos sangrantes, la propiedad del documento es una barrera artificial contra el libre acceso a la cultura. Uno de los mayores problemas es que, desde 2011, leyes como la SOPA o la PIPA protegen los intereses pecuniarios de las grandes empresas. A pesar de las evidentes diferencias, hay quien compara el sistema de propiedad intelectual norteamericano (y por extensión el occidental) a la muralla de la censura informativa en China.

Es cierto que lo que buscan estas medidas es una rentabilidad económica para la cultura que producen y una estabilidad para sus creadores. En ocasiones como ésta, sin embargo, en la práctica lo que ocurre es que restringe el acceso al patrimonio humano e impide la necesaria difusión. Internet suprime los límites, pero no la legislación; nosotros podemos encontrar con cierta facilidad el discurso de MLK. Esto no quiere decir que sea lícito reproducirlo, por ejemplo, en un aula llena de alumnos o un discurso electoral. No sin pasar por caja y, a veces, ni siquiera.

Resumiendo: hoy celebramos el 50 aniversario de la entrega del Nobel de la Paz a un hombre que lo merecía, pero no podemos subir a internet o difundir su palabra porque, en cualquiera de sus formatos, es ilegal. La única excepción es el derecho a la cita, en su versión norteamericana, que nos permite subir un pequeño porcentaje del documento que estemos tratando. Por ejemplo, los 30 segundos de audio que encontramos en la Wikipedia sobre el discurso. La otra opción es llegar a un acuerdo con la familia.

Lea la nota original en ElDiario.es

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Por qué prueban la aspirina en un tratamiento contra el cáncer de mama agresivo

Científicos en Reino Unido están realizando pruebas para ver si se puede replicar en humanos los resultados alentadores que el fármaco ha tenido en animales.
20 de agosto, 2021
Comparte

Beth Bramall dice que “no hay cáncer fácil”, pero el de mama triple negativo es “particularmente agotador”.

La británica fue diagnosticada en 2019 y le dijeron que hay “pocas opciones de tratamiento” para ese tipo, y las que hay son “largas y debilitantes”.

“Me derrumbó, con efectos secundarios de pérdida de cabello, náuseas, dolor articular y muscular, diarrea y estreñimiento, ardor en palmas y pies, migrañas, sudores nocturnos y fatiga como nunca antes había conocido”, cuenta la mujer de Hampshire, en el sur de Inglaterra.

“Tengo la suerte de haber tenido una respuesta patológica completa al tratamiento… Y tengo más de dos años de tratamientos y exploraciones por delante”, explica.

Para este tipo de cáncer, científicos en Reino Unido están investigando el impacto positivo que puede tener un fármaco muy común: la aspirina.

Un equipo en Manchester está realizando pruebas para ver si se puede replicar en humanos los resultados alentadores que ha tenido en animales.

Beth Bramall

Breast Cancer Now
Beth Bramall fue diagnosticada en 2019 con cáncer de mama triple negativo.

Pero ¿por qué una píldora que ayuda para la jaqueca podría también ayudar en el tratamiento contra el cáncer?

La píldora antiinflamatoria

La aspirina puede ayudar en el tratamiendo del cáncer de mama agresivo al hacer que los tumores difíciles de tratar respondan mejor a los medicamentos contra el cáncer, según los investigadores.

Sospechan que las propiedades antiinflamatorias del fármaco, más que su efecto analgésico, es lo que ayuda a combatir el cáncer de mama triple negativo.

Pero es demasiado pronto para recomendar a las personas que empiecen a tomarlo. Se necesita más investigación.

El cáncer de mama triple negativo es uno de los menos comunes, pero a menudo resulta más agresivo. Afecta de manera desproporcionada a mujeres jóvenes y en particular las de la comunidad negra.

Los tumores que genera carecen de receptores que tienen otros cánceres de mama, lo que significa que ciertos tratamientos, como herceptin, no funcionan.

Una mujer sostiene tabletas

Getty Images
La aspirina es un fármaco de amplio acceso en el mundo, resaltan las investigadoras.

En una prueba a realizarse en Reino Unido, a algunas pacientes se les administrará aspirina y avelumab, un fármaco de inmunoterapia, antes de recibir cirugía y tratamiento de quimioterapia.

Si los médicos ven evidencia favorecedora podrían realizarse más ensayos clínicos de aspirina y avelumab para el cáncer de mama triple negativo secundario incurable, que es la etapa cuando las células cancerosas se diseminan a otras partes del cuerpo.

“Muy disponible”

La directora de la prueba, la doctora Anne Armstrong, dice que “no todos los cánceres de mama responden bien a la inmunoterapia”, por lo que encontrar alternativas es muy valioso.

“Probar el uso de un fármaco como la aspirina es emocionante, porque está muy disponible y es económico de producir“, señala.

“Esperamos que nuestro ensayo demuestre que, cuando se combina con inmunoterapia, la aspirina puede mejorar sus efectos y, en última instancia, puede proporcionar una nueva forma segura de tratar el cáncer de mama”.

Rebecca Lee, otra médica en la investigación, dijo que sus hallazgos de laboratorio sugirieron que la aspirina puede hacer que ciertos tipos de inmunoterapia sean más efectivos al evitar que el cáncer produzca sustancias que debilitan la respuesta inmunitaria.

“Esperamos que la aspirina pueda reducir la inflamación grave para que el sistema inmunológico pueda continuar con la tarea de matar las células cancerosas”.

*Con información de Michelle Roberts, editora de Salud de la BBC.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=OPBtbIkRIUc

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.