#YoSoy26: Familiares de militares acusados en el caso Tlatlaya marchan en su defensa
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

#YoSoy26: Familiares de militares acusados en el caso Tlatlaya marchan en su defensa

Personas marcharon el sábado del Zócalo de Ciudad de México a Los Pinos en apoyo de los militares detenidos por el caso Tlatlaya, suceso que varias organizaciones internacionales considera una ejecución extrajudicial.
Por Nayeli Roldán
13 de octubre, 2014
Comparte

Sin importar que apenas sumaran 150 consiguieron lo que querían: evidenciar que como en cualquier guerra, todos pierden. Son familiares y simpatizantes de militares que por primera vez salen su defensa; portan pancartas y playeras con la leyenda #Yosoy26, el hashtag que identifica al movimiento en apoyo a los 25 militares involucrados en la muerte de 22 personas en Tlatlaya, Estado de México el pasado 30 de junio. Es la primera vez que los reclamos entre militares no se queda en los cuarteles.

Acordaron reunirse afuera de la Catedral Metropolitana para emprender una marcha hacia Los Pinos para que todos escuchen que los militares “son personas que tienen familias”, que trabajan en condiciones difíciles y no merecen ser criminalizados, dice Magdalena, la madre de un teniente adscrito en Morelos.

Ana Lucía Zavala, presidenta de la Organización Nacional Humanista por el Progreso Social, organizó la manifestación para pedir un trato justo a los elementos involucrados en el caso Tlatlaya, pues está convencida de que aún hay mucho por saber, sobre todo en lo referente al testimonio de la única sobreviviente del ataque, que se hizo público en la revista Esquirecy que echó por tierra la versión de la Secretaría de la Defensa Nacional de que había sido un “enfrentamiento” entre sus elementos y presuntos secuestradores. 

“Cualquier persona sabe que ¿si los soldados fueran unos malandros hubieran sido tan tontos de dejarla viva? Esa persona era parte o la están usando. Ella misma se ha contradicho tres veces, lo dijo el procurador (Jesús Murillo Karam)”, dice. Luego explica que no es familiar de ningún militar, pero “he sido beneficiada por la tropa, la que se rifa y lucha para que esto no esté tan feo”.

César Gutiérrez Priego es hijo del general Jesús Gutiérrez Rebollo, el primer militar mexicano de alto rango en ser encarcelado por vínculos con el narcotráfico, pero de cuya sentencia -afirma- fue “incorrecta”, por ello, dice, creó la fundación con el nombre de su padre para evitar injusticias contra militares.

Agrega que para hacer justicia en el caso del Estado de México la investigación debía ser más amplia. “Si vamos a ser tan puristas al decir que hubo una omisión de por parte del personal de tropa y del oficial, forzosamente tuvo que haberlo por el comandante de batallón, de zona y las instituciones como Procuraduría General de Justicia Militar, la cual debió haber abierto una averiguación previa forzosamente en todos los hechos de sangre y no la llevó a cabo. No veo a ningún general, teniente coronel”, dice.

Al llegar a Los Pinos, en calzada Chivatito, César Gutiérrez, especialista en derecho militar, atiende las preguntas de reporteros. El balance de su manifestación es positivo, dice. Espera que este “grito” sea atendido a tiempo porque “¿Qué pasará el día de mañana que no sean escuchadas y que entonces sí los miembros de las fuerzas armadas estén hartos? No creo que exista una manifestación de forma pacífica y ordenada como la que estamos organizando”.

Las peticiones

Desde el sexenio pasado cuando Felipe Calderón sacó al Ejército a las calles para combatir al crimen organizado, la tropa acató la orden aún cuando realizara tareas ajenas a su obligación. En la “guerra” que el ex mandatario declaró han muerto en su deber soldados que “también tienen familias”. Que en Tamaulipas, Chihuahua, Veracruz se enfrentan todos los días “a asesinos preparados y cuando los sicarios llegan a agarrar a los soldados los torturan”, dice Quetzal, una de las manifestantes.

Por ello, el primer punto del pliego de demandas dirigido al presidente y comandante Supremo de las Fuerzas Armadas, Enrique Peña Nieto, es “la creación de un marco jurídico que regule la participación de las Fuerzas Armadas” en las tareas de seguridad pública, o de lo contrario, advierte, Gutiérrez Piego, “que regresen a los cuarteles”.

Sobre el caso Tlatlaya, piden que el personal militar sea juzgado “conforme a derecho y se deje de violentar la presunción de inocencia, toda vez que hasta el momento ha habido un clima de linchamiento hacia el Ejército Mexicano”, por lo que “si son culpables que se les castigue de la forma que las leyes contemplan dentro del marco jurídico y no por medio de una investigación periodística que no existe dentro del mundo de lo legal”.

También solicitan la creación de un Comité Ciudadano que vigile el correcto funcionamiento de la Dirección General de Derechos Humanos de la Sedena, toda vez que “no ha emitido recomendaciones a favor del debido proceso”. El documento fue recibido en la oficina de presidencia pero no dieron un plazo de respuesta ni la promesa de algún encuentro. Pero esperan que el presidente atienda “el grito desesperado, porque la raza (tropa) ya está harta de que sus mandos los dejen solos”, afirma el hijo del general.

*Nota publicada el 12 de octubre de 2014.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Euro llega a su nivel más bajo en 20 años frente al dólar: qué consecuencias tiene la histórica paridad de las monedas

La divisa europea se hundió hasta niveles no vistos desde finales de 2002 en un contexto de crisis energética y bajas tasas de interés en la zona. Algunos economistas ven cada vez más cercana la posibilidad de una recesión.
12 de julio, 2022
Comparte

La divisa europea llegó a su nivel más bajo en 20 años, rozando la paridad con el dólar.

Las dos monedas estuvieron a menos de un centavo de alcanzar exactamente el mismo valor, cuando el euro rondó los US$1,007 el lunes, lo que supone un descenso de casi el 15% desde el comienzo del año.

Esto ocurre mientras aumenta el temor en los mercados de una recesión económica en Europa, en un contexto de alta inflación y una creciente incertidumbre sobre la continuidad en el suministro de gas ruso.

Atrás quedaron los años en que el euro era tan fuerte (1,6 veces el dólar durante la crisis financiera mundial de 2008) que muchos europeos iban de vacaciones a Estados Unidos por los bajos precios en hoteles y comida, volviendo a casa con las maletas llenas de productos electrónicos y ropa.

Pero ahora la situación es completamente distinta, con Europa sufriendo las consecuencias económicas de la guerra en Ucrania y la decisión del Banco Central Europeo de mantener las tasas de interés.

¿Por qué se está hundiendo el euro?

La depreciación del euro ocurre en medio de una crisis energética en Europa provocada por la invasión rusa en Ucrania.

Existe inquietud frente a la posibilidad de que esta crisis cause una recesión de consecuencias insospechadas, una sombra que se intensificó el lunes ante la reducción del suministro de gas ruso y la preocupación de que la inflación siga aumentando.

Gasoducto entre Bulgaria y Grecia

Getty Images

El gigante energético ruso Gazprom inició 10 días de mantenimiento en su gasoducto Nord Stream 1, con Alemania y otros países europeos observando ansiosamente si el gas regresará después de esta operación.

Rusia podría aprovechar la oportunidad para cerrar las válvulas.

“Hay mucho miedo sobre lo que pueda pasar en el plano energético con la guerra. Ya veremos si seguimos recibiendo gas de Rusia.”, dice Juan Carlos Martínez, profesor de Economía de IE University.

A ese conflicto se suma el golpe que ha recibido la divisa porque las tasas de interés están subiendo mucho más rápido en Estados Unidos y eso atrae los capitales hacia la mayor economía del mundo.

“La causa más importante de la caída del euro es la diferente velocidad en la política monetaria de la Reserva Federal de Estados Unidos y el Banco Central Europeo”, argumenta Martínez en diálogo con BBC Mundo.

Mano con euros.

Getty Images

Para los inversores, los rendimientos de los bonos del Tesoro de EE.UU. son más altos que los de la deuda de Europa, lo que hace que ellos prefieran el dólar antes que el euro.

Desde esa perspectiva el Banco Central Europeo está en una posición difícil, tratando de frenar la inflación y, al mismo tiempo, amortiguando una economía en desaceleración.

“La zona euro todavía no empieza a subir los tipos de interés. Lo hará previsiblemente en su reunión de finales de julio, pero lo hará de una forma más lenta”, agrega Martínez.

¿Cuáles son las consecuencias?

Con la inflación en la zona euro en su nivel más alto desde que comenzaron los registros (8,6%), la depreciación del euro aumenta el costo de la vida al encarecer las importaciones.

En otros momentos de la historia, una moneda más débil no es necesariamente una mala noticia porque los gobiernos la utilizan como una manera de estimular el crecimiento económico, dado que las exportaciones se vuelven más competitivas.

Ahora, sin embargo, no es el caso.

Consumidores en mercado alemán

Getty Images

“Cada vez que el dólar sigue apreciándose, nos cuesta más en euros comprar un barril de petróleo. Ese es el gran problema que vemos ahora”, explica el economista.

Es por eso que un euro débil ha contribuido a que los combustibles hayan superado máximos históricos, perforando el bolsillo de los consumidores.

La situación es inquietante para los países de la región, considerando que cerca del 50% de las importaciones de la zona euro están denominadas en dólares.

Estación de gasolina en Atenas, Grecia.

Getty Images

Si terminara pronto la guerra en Ucrania, algo que los expertos consideran como poco probable, la depreciación del euro podría detenerse.

La segunda alternativa para frenar la devaluación es que suban los tipos de interés en la zona euro.

“Sería necesaria una política más agresiva del Banco Central Europeo, algo que por el momento no parece estar sobre la mesa”, dice Martínez.

América Latina

En el caso de América Latina, la paridad entre el euro y el dólar “no tiene un impacto directo en la región”, le dice a BBC Mundo Elijah Oliveros-Rosen, economista senior de la división Latin America Global Economics & Research.

Lo que refleja esta situación, agrega, es que hay una apreciación del dólar a nivel general.

Flecha descendente con billetes de euro.

Getty Images

La fortaleza del dólar no es solo frente al euro, sino también frente a la mayoría de las monedas de los países emergentes, incluyendo América Latina”.

De hecho, Argentina, Chile y Colombia son los tres países que han sufrido las peores devaluaciones de sus monedas en lo que va de este año frente al dólar.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=eVsy3NQybQM

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.