Así quedó el mapa electoral en EU: Los republicanos acaparan los gobiernos estatales
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Así quedó el mapa electoral en EU: Los republicanos acaparan los gobiernos estatales

Por primera vez desde la década de 1920, los gobiernos estatales del país serán más republicanos.
6 de noviembre, 2014
Comparte
Foto: AP.

Foto: AP.

Los gobiernos estatales del país serán más republicanos que en cualquier momento desde la década de 1920 una vez que los legisladores y gobernadores que ganaron asuman sus cargos el próximo año, lo cual podría derivar en impuestos más bajos y quizá un menor flujo de dinero a los programas de seguridad social.

Un día después de una contienda electoral en gran escala, los líderes estatales republicanos recientemente envalentonados ya hacían planes el miércoles para buscar mayores recortes de impuestos, menor regulación a las empresas, más apoyos a los alumnos de escuelas privadas y la imposición de nuevos límites para los programas de bienestar social.

En algunos estados como Kansas, los republicanos podrán hacer lo que les plazca, ya que controlan ambas cámaras de la legislatura y la gobernación. En otros, como en el vecino Missouri, las enormes mayorías legislativas republicanas serán tales que prácticamente podrán descartar las objeciones de un gobernador demócrata. En otras partes como Nueva York, la toma republicana de una cámara legislativa simplemente representa una mayor voz en un estado que sigue en manos demócratas.

En ningún lugar del país los demócratas lograron tomar control de una cámara legislativa previamente controlada por republicanos. Y en Pennsylvania, Tom Corbett fue el único gobernador en perder ante su rival demócrata.

Para los republicanos en el Capitolio estatal, “es su posición más fuerte en casi un siglo”, dijo Tim Storey, un analista en la Conferencia Nacional de Legislaturas Estatales.

Los republicanos tendrán control total de al menos 29 legislaturas estatales, su total más grande desde 1928. El partido tendrá al menos 32 gobernaciones, entre ellas las de Illinois, Maryland y Massachusetts, oficinas obtenidas recientemente en estados tradicionalmente demócratas.

En muchos casos, los triunfos republicanos expandieron las mayorías obtenidas en elecciones previas, como en 2010, en que el Partido Republicano obtuvo un amplio triunfo. En los últimos años, los republicanos de antemano han usado tales mayorías para reducir impuestos, restringir el aborto, ampliar los derechos de posesión de armas de fuego y limitar los poderes de los sindicatos de servidores públicos.

Todos estos temas se mantienen al frente de la agenda republicana.

“Vamos a enfocarnos en la legislación que ayude a las pequeñas empresas, ya sea que se trate de impuestos, cuestiones laborales o normas ambientales”, dijo John Diehl, nominado a la presidencia de la Cámara de Representantes de Missouri, cuya camarilla republicana ahora tiene en su poder su más alto número de escaños en la historia.

El desafío para los republicanos podría ser el contener su entusiasmo, a fin de evitar que vayan más lejos de lo que algunos votantes habían anticipado y eso afecte sus posibilidades de reelegirse posteriormente.

Los (pocos) candidatos gay que ganaron en las elecciones en EU

Massachusetts se convirtió en el primer estado que elige a un candidato abiertamente homosexual para el cargo de fiscal general, en este caso una mujer, mientras que el candidato gay a la gobernación de Maine perdió por poco margen su oportunidad de hacer historia.

A nivel nacional, los activistas defensores de los derechos de los homosexuales se preocuparon de que las victorias de conservadores en el Congreso dañen su esfuerzo a favor de una legislación federal en contra del prejuicio en este tema.

En general, se trató de un resultado electoral moderado para el movimiento por los derechos de homosexuales, que contrasta con sus recientes victorias en tribunales que casi han duplicado el número de estados que permiten el matrimonio entre personas del mismo sexo. En la reciente elección para el Senado federal, por ejemplo, varios demócratas que apoyaron el matrimonio gay —incluidos Mark Udall de Colorado y Kay Hagan de Carolina del Norte— perdieron ante republicanos que se oponen.

Entre lo relevante para los activistas defensores de los derechos gay estuvo la elección de la demócrata Maura Healey como fiscal general de Massachusetts. Healey, ex jefa de la división de derechos civiles de la fiscalía, fue capitana del equipo femenil de baloncesto de la Universidad de Harvard y jugó profesionalmente en Austria antes de dedicarse a su carrera de Derecho.

En Maine, el demócrata Mike Michaud quedó cerca de convertirse en el primer candidato abiertamente homosexual en la historia de Estados Unidos que es elegido gobernador. El veterano congresista de 59 años, quien reveló públicamente su orientación sexual el año pasado, había dicho que sería un empuje para la comunidad gay tener una voz en discusiones entre gobernadores sobre asuntos de igualdad.

Tras haberse contabilizado casi todos los votos, Michaud obtuvo 44% de los sufragios, mientras que el gobernador republicano en funciones Paul LePage consiguió la reelección con 48%. Un candidato independiente, quien quizá restó probabilidades a Michaud, recibió 8% de los votos.

Los cinco miembros abiertamente homosexuales de la Cámara de Representantes federal ganaron la reelección, al igual que Kyrsten Sinema, quien es bisexual.

Pero varios candidatos gay que buscaban unirse a ellos fueron derrotados, incluido el demócrata Sean Eldridge, esposo del cofundador de Facebook Chris Hughes, en el este de Nueva York, y el republicano Richard Tisei en una contienda reñida contra el demócrata Seth Moulton, un veterano de la guerra en Irak, en Massachusetts.

AP.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Dondequiera hay cadáveres: cómo la segunda ola de la pandemia está devastando al estado más poblado de India

Con una población más grande que la de Brasil, el estado indio de Uttar Pradesh está siendo arrasado por la pandemia de COVID-19.
21 de abril, 2021
Comparte

India está siendo azotada por una severa segunda ola de covid-19 y muchos estados están luchando para hacer frente al aumento de casos.

Uttar Pradesh, el estado más poblado del país, se encuentra entre los más afectados y su gente está sufriendo a pesar de que las autoridades insisten en que la situación está bajo control, como informa la periodista de la BBC Geeta Pandey.

El padre de Kanwal Jeet Singh, Niranjan Pal Singh, de 58 años, murió el viernes en una ambulancia cuando lo transportaban de un hospital a otro.

Cuatro hospitales lo habían rechazado por falta de camas.

“Fue un día desgarrador para mí”, explicó por teléfono desde su casa en la ciudad de Kanpur.

“Creo que si hubiera recibido tratamiento a tiempo, habría vivido. Pero nadie nos ayudó, la policía, las autoridades sanitarias o el gobierno”.

Con un total de 851,620 infecciones y 9,830 muertes desde que comenzó la pandemia el año pasado, Uttar Pradesh no lo había hecho tan mal durante la primera ola que devastó a muchos otros estados indios.

Pero la segunda ola lo ha llevado al borde del colapso.

Las autoridades dicen que la situación está bajo control.

Pero imágenes perturbadoras de centros de pruebas abarrotados, hospitales que rechazan pacientes y piras funerarias ardiendo las 24 horas del día en los campos de cremación en la capital del estado, Lucknow, y otras ciudades importantes como Varanasi, Kanpur y Allahabad, han sido noticia nacional.

Con 240 millones de habitantes, Uttar Pradesh es el estado más poblado de India.

Es hogar de uno de cada seis indios. Si fuera un país separado, sería el quinto más grande del mundo por población, solo por detrás de China, India, Estados Unidos e Indonesia.

Políticamente, el estado también es el más importante de India: tiene la mayor cantidad de diputados (80) en el Parlamento, incluido el primer ministro Narendra Modi, quien, aunque es de otro estado, compite desde aquí.

Sin embargo, esta influencia política le ha traído poco desarrollo.

El estado tiene 191,000 casos activos en este momento y se informa de miles de nuevas infecciones diariamente, aunque se cree que las cifras son mucho más altas.

Esto ha puesto la frágil infraestructura de salud del estado en el centro de atención.

Entre los enfermos se encuentran el ministro principal del estado, Yogi Adityanath, varios de sus colegas de gabinete, decenas de funcionarios gubernamentales y cientos de médicos, enfermeras y otros trabajadores de la salud.

Los videos que compartió un periodista local en Kanpur muestran a un hombre enfermo tirado en el suelo en el estacionamiento del hospital Lala Lajpat Rai administrado por el gobierno.

A poca distancia, un anciano se sienta en un banco. Ambos han dado positivo por covid, pero el hospital no tiene camas para acomodarlos.

Afuera del hospital de Kanshiram, administrado por el gobierno, una joven lloró al explicar que dos hospitales se habían negado a admitir a su madre enferma.

“Dicen que se han quedado sin camas. Si no tienes cama, ponla en el suelo, pero al menos dale un tratamiento. Hay muchos pacientes como ella. He visto a varias personas que han sido rechazadas como nosotros”.

“El primer ministro dice que hay camas. Por favor, muéstrenme dónde están. Por favor, ayuden a mi madre”, dijo sollozando desconsoladamente.

“No vino nadie”

La situación en la capital, Lucknow, es igualmente terrible.

Sushil Kumar Srivastava fue fotografiado sentado en su automóvil, conectado a un cilindro de oxígeno mientras su desesperada familia lo llevaba de un hospital a otro.

Cuando le encontraron una cama, ya era demasiado tarde.

Su hijo Ashish estaba demasiado devastado para hablar. “Sabes lo que pasó. No estoy en condiciones de hablar”, expresó con la voz quebrada.

La nota escrita a mano en hindi del juez retirado Ramesh Chandra, solicitando ayuda después de que las autoridades no pudieran sacar el cuerpo de su esposa de su casa, fue compartida por cientos de personas en las redes sociales.

“Mi esposa y yo dimos positivo para el corona(virus). Desde ayer por la mañana, llamé a las líneas telefónicas de ayuda del gobierno al menos 50 veces, pero nadie vino a entregar ningún medicamento ni a llevarnos al hospital”.

“Debido al descuido del gobierno”, escribió, “mi esposa murió esta mañana”.

hospital administrado por el gobierno en Noida.

BBC
Gente esperando una prueba de covid frente a un hospital administrado por el gobierno en Noida.

Hace años que perdí la esperanza, por las malas instalaciones médicas que hay en este estado. Aquí es donde se encuentra mi aldea ancestral y conozco las dificultades de encontrar un médico o una ambulancia, incluso en tiempos normales.

Con una pandemia arrasadora, las dificultades se han exacerbado.

En la ciudad santa de Varanasi, que también es parte del distrito electoral del primer ministro Modi, reside Vimal Kapoor desde hace mucho tiempo.

Su madre de 70 años, Nirmala Kapoor, murió de covid en un hospital el jueves pasado. Describe la situación como “bhayavah”: aterradora.

“He visto a demasiadas personas morir en ambulancias. Los hospitales están rechazando a los pacientes porque no hay camas, las farmacias se han quedado sin medicamentos esenciales de covid y el oxígeno es escaso”.

Hospitals have been overrun in many cities

BBC
Los hospitales no pueden atender a todos los pacientes.

Kapoor señala que cuando llevó el cuerpo de su madre al campo de cremación, se encontró con un “lashon ka dher”, una pila de cuerpos.

El costo de la leña para la pira se ha multiplicado por tres y la espera para tener un lugar en la cremación ha aumentado de 15 a 20 minutos a entre cinco y seis horas.

“Nunca había visto algo así antes. Dondequiera que mires, ves ambulancias y cadáveres”, dijo.

Las historias de muertes y familias devastadas por la covid-19 abundan a medida que las infecciones continúan incrementándose.

El domingo el estado registró 30.596 nuevos casos, el recuento más alto en un solo día.

Incluso esto, dicen activistas y políticos de la oposición, no da una imagen real de la propagación de la infección.

Acusan al estado de mantener bajo el recuento de casos y muertes al no llevar a cabo suficientes pruebas y al no incluir datos de laboratorios privados.

Y la afirmación parece estar sustentada.

Ghaziabad in Uttar Pradesh

Getty Images
Un fallecido por covid cremado en Ghaziabad en Uttar Pradesh.

Muchas personas con las que hablé dijeron que no se habían hecho la prueba o que sus resultados positivos no se habían incluido en el sitio del gobierno estatal.

Desde Lucknow, Ajay Singh, de 62 años, me envió el análisis positivo de la prueba de su esposa, la cual no se menciona en los registros estatales.

Y ni Singh, que murió en Kanpur, ni la madre de Kapoor, que murió en Varanasi, fueron incluidos en el recuento estatal de víctimas.

Sus certificados de defunción no mencionaron el coronavirus como la causa de la muerte.

Los medios indios también han cuestionado los datos del gobierno, con informes de un desajuste entre el número oficial de muertes y los cuerpos en los crematorios de Lucknow y Varanasi.

Anshuman Rai, director de Heritage Hospitals, un grupo privado que dirige colegios médicos y hospitales en el estado, describe la situación como “extraordinaria”.

“La razón por la que los servicios no funcionan es porque demasiados trabajadores de la salud, incluidos médicos, enfermeras, mensajeros y técnicos de laboratorio, se están enfermando”, indica.

“En un momento en que deberíamos estar trabajando al 200%, ni siquiera podemos hacerlo al 100% porque el sector de la salud depende totalmente de la mano de obra”.

Los críticos culpan al gobierno estatal y federal por no anticipar la segunda ola.

Dicen que hubo una pausa entre septiembre y febrero cuando los servicios de salud y la infraestructura podrían haberse reforzado, el estado podría haber creado bancos de oxígeno y abastecerse de medicamentos, pero desaprovecharon la oportunidad.

Y con el virus propagándose rápidamente, es poco probable que las cosas mejoren pronto.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!

https://www.youtube.com/watch?v=lGUuIKrNxbE

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.