¿Qué falta para solucionar el conflicto en el Poli?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

¿Qué falta para solucionar el conflicto en el Poli?

Cuando este domingo 30 de noviembre se cumplen dos meses del paro de labores en el Instituto Politécnico Nacional (IPN), Animal Político te presenta una cronología del movimiento #TodosSomosPolitécnico y los acuerdos que se han conseguido.
Por Nayaneli Roldán
29 de noviembre, 2014
Comparte
Mesa de diálogo en el IPN, en una imagen de archivo. //Foto: Cuartoscuro.

Mesa de diálogo en el IPN, en una imagen de archivo. //Foto: Cuartoscuro.

Este domingo 30 de noviembre se cumplen dos meses del paro de labores en el Instituto Politécnico Nacional (IPN) y aunque los jóvenes han conseguido que el gobierno federal acepte todos los puntos de su pliego de demandas, aún no hay fecha para el regreso a clases.

El único pendiente hasta este momento es consensuar la redacción de la carta compromiso que el director general, Enrique Fernández Fassnacht, debe firmar para asegurar el cumplimiento de los acuerdos. Al conseguirlo, se prevé que firmen los ocho acuerdos pactados para resolver los últimos dos puntos para concluir con el conflicto: regreso a clases y recalendarización del semestre.

En la séptima mesa de diálogo realizada el 25 de noviembre en el auditorio Alejo Peralta de la Unidad Zacatenco, se pretendía firmar todos los acuerdos pero un grupo de estudiantes que intentó entrar por la fuerza, ocasionó que autoridades y alumnos decidieran posponer el encuentro, sin determinar fecha para retomar los trabajos.
En la Asamblea General Politécnica realizada este viernes 28 de noviembre, los más de 80 representantes de las 41 escuelas en paro discutieron la urgencia de reanudar la mesa de diálogo con los funcionarios federales y firmar los acuerdos alcanzados hasta el momento para establecer ya la fecha para retomar las clases.

De acuerdo con el calendario académico para el periodo 2014-2015, el semestre que inició el 11 de agosto, debía concluir el 12 de diciembre; sin embargo, el paro inició el pasado 30 de septiembre, cuando tenían siete semanas en clase. Con nueve semanas en paro, el director, Enrique Fernández Fassnacht, advirtió que existía del riesgo de no poder recuperar el semestre.

Aunque la mayoría de alumnos apoya el urgente regreso a las aulas, algunos grupos de la Escuela Superior de Ingeniería y Arquitectura (ESIA), la Unidad Profesional Interdisciplinaria de Ingeniería y Ciencias Sociales y Administrativas (UPIICSA) y la Escuela Superior de Ingeniería Mecánica y Eléctrica (ESIME) Azcapotzalco están inconformes con la actuación de sus líderes.

A continuación te presentamos una cronología del movimiento #TodosSomosPolitécnico y los acuerdos que han conseguido:

17 de septiembre. La Escuela Superior de Ingeniería y Arquitectura (ESIA) Zacatenco protesta por cambio de sus programas de estudio e inicia paro de labores.

24 de septiembre. El Consejo General del Instituto Politécnico Nacional (IPN) aprueba una reforma al reglamento interno de la institución que provoca descontento entre los estudiantes.

25 de septiembre. Realizan la primera megamarcha con la participación de 20 mil estudiantes en rechazo al reglamento interno.

30 de septiembre. El paro de labores se extiende a 41 escuelas de educación media y superior.
Realizan la segunda megamarcha con la participación de 60 mil politécnicos. Al concluir la marcha, el secretario de Gobernación, Miguel ángel Osorio Chong, sale a la calle de Bucareli donde los jóvenes realizaban un mitin y recibe el pliego petitorio.

3 de octubre. En la tercera megamarcha, el secretario de Gobernación entrega la respuesta del pliego de demandas, que incluye la renuncia de la directora general, Yoloxóchitl Bustamante.

10 de octubre. En la cuarta mega marcha, los jóvenes entregan una contra respuesta a la Segob que incluye 10 puntos de demanda, al considerar que el documento de Osorio Chong fue “insuficiente”.

14 de octubre. La Secretaría de Educación pública propone la realización de una mesa de diálogo en la biblioteca José Vasconcelos que sería transmitida en vivo a través del Canal 11.

20 de octubre. Los jóvenes aceptan el diálogo, pero proponen realizarlo en el auditorio Alejo Peralta del centro cultural Jaime Torres Bodet de la Unidad Zacatenco del IPN para que ellos mismos se hagan cargo de la seguridad.

28 de octubre. Toma simbólica del Canal 11 en apoyo a los normalistas de Ayotzinapa. Los jóvenes proponen iniciar el diálogo el 30 de octubre en sus instalaciones

30 de octubre. La SEP plantea que el encuentro se realice el 4 de noviembre e insiste en la Biblioteca Vasconcelos para garantizar la seguridad de los asistentes.

4 de noviembre. Inicia la primera mesa de diálogo politécnica en el auditorio Alejo Peralta, en la unidad Zacatenco, sin conseguir acuerdos.

5 de noviembre. Segunda mesa de diálogo. Los estudiantes exigen el nombramiento del nuevo director general y las autoridades lo condicionan al regreso a clases.

10 de noviembre. Tercera mesa de diálogo. Crean la comisión redactora con representantes federales y estudiantiles para unificar las propuestas de solución a las demandas politécnicas.

12 de noviembre. Alcanzan los primeros cuatro pre acuerdos entre autoridades y representantes estudiantiles, que se llevan a consulta entre los alumnos.

14 de noviembre. Cuarta mesa de diálogo. La SEP se compromete a nombrar al nuevo director el domingo 16 de noviembre.

19 de noviembre. Quinta mesa de diálogo. A la media noche, la SEP anuncia que Enrique Fernández Fassnacht fue nombrado como director general del IPN. Logran consenso en siete puntos.

24 de noviembre. Sexta mesa de diálogo. El director Enrique Fernández Fassnacht se integra a la mesa de diálogo y pide “perdón” a la comunidad por las “omisiones” que generaron el movimiento. El debate se atora respecto a la organización del Congreso Nacional Politécnico.

25 de noviembre. Séptima mesa de diálogo. Se preveía firmar los ocho acuerdos alcanzados, pero el intento de portazo por parte de un grupo de estudiantes provocó la suspensión del encuentro.

Estos son los pre acuerdos:

1) Garantizar que no habrá represalias, en primera instancia mediante documentos respaldados por autoridades competentes y del Instituto Politécnico Nacional, secundado por la creación de la Defensoría de los Derechos Individuales y Colectivos.

2) Desincorporación de las unidades del nivel medio superior del Instituto Politécnico Nacional al Sistema Nacional de Bachillerato y a la Reforma Integral de la Educación Media Superior, en lo presente y en lo posterior.

3) Reconocer el Congreso Nacional Politécnico (CNP), el cual tendrá carácter democrático, representativo, resolutivo e incluyente; encargado de analizar, debatir, implementar e incorporar reformas al cuerpo normativo del Instituto Politécnico Nacional que deriva de su Ley Orgánica del Instituto Politécnico Nacional, así como proponer reformas a ésta, para dar solución a las problemáticas del Instituto.

4) El Ejecutivo Federal garantice jurídicamente y por escrito, que no existe en el presente ni en lo posterior, injerencia del Tecnológico Nacional de México en las Escuelas, Centros de Investigación y Unidades Académicas del Instituto Politécnico Nacional que vaya en contra de los principios fundacionales del Instituto Politécnico Nacional.

5) La función de vigilancia deberá recaer en un órgano interno dependiente del sector administrativo del Instituto Politécnico Nacional. (La Policía Bancaria e Industrial dejará de prestar servicio en los planteles).

6) Cancelación del oficio SSFP/408/1951 del 19 de julio de 2005 sobre las remuneraciones a los ex directores generales del Instituto Politécnico Nacional y que el monto de éstas sea transparente en el destino y uso de los recursos, conforme a las necesidades que la comunidad politécnica estime convenientes.

7) Presentar una investigación, denuncia pública y seguimiento, respecto a los autores intelectuales y materiales de los grupos y organizaciones que violenten y atenten contra la integridad de la comunidad politécnica así como la imagen e infraestructura del Instituto Politécnico Nacional.

8) Que el titular del Ejecutivo Federal incluya en la iniciativa de Presupuesto de Egresos de la Federación para el ejercicio fiscal 2015, un incremento sustancial en el gasto a la educación pública, así como en los ramos de Ciencia y Tecnología e Innovación con relación al ejercicio fiscal 2014.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Perseverance en Marte: por qué sería una buena noticia que no descubriera vida en el planeta rojo

Si la misión no encontrara indicios de vida, muchos lo verían como un fracaso. Sin embargo, disponer de un planeta en el que la vida pudo haberse detenido en sus inicios ayudaría a responder otras preguntas clave, según un experto en astrobiología.
12 de marzo, 2021
Comparte

El 18 de febrero de 2021 aterrizó en el cráter Jezero de Marte el rover Perseverance, que estudiará la composición de rocas, el subsuelo y el clima.

Este fue el primer éxito de la misión Mars 2020 y su desarrollo contó con participación española: MEDA es una estación ambiental desarrollada por el Centro de Astrobiología (CSIC-INTA).

La llegada de Perseverance ha avivado el debate sobre si hay o hubo vida en Marte, y su habitabilidad presente o pasada.

Habitabilidadno quiere decir que los humanos podamos construir una casa allí, sino que define las condiciones geoquímicas y ambientales favorables para el origen y evolución de la vida.

Entre los objetivos de la misión está estudiar la habitabilidad y la búsqueda de evidencias de vida microbiana antigua.

Hoy en día, por lo que sabemos, es improbable que en Marte haya vida. Pensemos en la de nuestro planeta: durante la mayor parte de su historia, la Tierra estuvo habitada solo por microorganismos.

La evolución necesitó unos 3.400 millones de años para que surgieran plantas y animales. Tiene sentido asumir que, de haber existido vida en Marte, esta era microbiana.

En la exploración espacial tomamos como referencia la vida terrestre actual, pues no conocemos otra. El inconveniente es que, si no se ven evidencias de vida marciana (algo probable), nos preguntaremos si es porque no sabemos qué buscar exactamente.

¿Qué evidencias de vida buscamos?

La ubicación del Perseverance no es casual. Si queremos buscar evidencias de vida, debemos ir a un sitio favorable.

En el cráter Jezero podría haber estado ese lugar: el delta de la desembocadura de un río.

Pero, que haya evidencias de que el agua formó paisajes familiares, con sus ríos y valles, no implica que haya habido vida. Hay que buscar las evidencias.

Cauce seco de un río en el cráter Jezero

Mars Express/ESA/DLR/FU-Berlin
Zona de operaciones de Perseverance en el cráter Jezero. El cauce seco del río se ve en la parte superior izquierda, con el abanico de sedimentos del delta en su desembocadura. Mars Express/ESA/DLR/FU-Berlin

Para la búsqueda, el Perseverance está equipado con SHERLOC, un instrumento capaz de encontrar moléculas orgánicas.

Sin embargo, debemos diferenciar entre “molécula orgánica” y “biofirma orgánica” o “biomarcador”.

Las moléculas orgánicas podrían ser un indicio de vida, pero, cuidado: en realidad, pocas lo son. A estas las llamamos biomarcadores.

Para entenderlo, pensemos en el petróleo. En los años 1930 el origen biológico del petróleo se debatía, hasta que el químico Alfred Treibs descubrió porfirina en los combustibles fósiles. Esta deriva de la clorofila y no podemos explicar su presencia sin la vida. Así, estudiando los biomarcadores (compuestos cuyo origen solo podemos atribuir a la vida), sabemos que el petróleo es lo que queda de ecosistemas de hace millones de años.

Si SHERLOC encuentra moléculas orgánicas, debe evaluarse si son biomarcadores válidos.

El problema es que ello implica asumir que el metabolismo terrestre es universal. Por ejemplo, si en Marte nunca hubo fotosíntesis con clorofila, nunca encontraremos la porfirina de Treibs como biomarcador.

Los minerales también pueden ser biofirmas:

Cristal de formiato de calcio del Lago Alkali en Oregon, Estados Unidos

Gentileza C. Menor Salvan
Formiato de calcio del Lago Alkali en Oregon, Estados Unidos.

Recogimos estos cristales de formiato, un compuesto orgánico, en un lago salino similar a los que pudo haber en Marte.

El (improbable) hallazgo de estos cristales en Marte tendría gran impacto y en las redes sociales se extendería la idea de que hubo vida.

A diferencia de la porfirina, el formiato puede ser abiótico y no es un biomarcador. Sabemos que lo es, porque la verdadera biofirma es el desequilibrio químico con los otros componentes del lago.

El estudio de biofirmas es difícil y requerirá el transporte de muestras a la Tierra.

¿Y si no se encuentran evidencias de vida?

Desde el punto de vista de la publicidad y la financiación, buscar indicios de vida es una buena estrategia. Es menos mediático, pero, que en Marte no haya vida, ni la haya habido, también sería una buena noticia.

Si Perseverance no encuentra indicios de vida, el público podría verlo como un fracaso. Sin embargo, la exploración de Marte siempre es un éxito, tanto por el conocimiento que nos aporta, como por las tecnologías derivadas.

Disponer de un planeta en el que se reunieron las condiciones que (pensamos) propiciaron la vida, pero que esta se haya detenido en su inicio, sería un escenario único para entender el origen de la vida terrestre.

No es una idea descabellada. El rover Curiosity encontró materiales que pudieron ser claves en el origen de la vida, formando un escenario intacto durante millones de años, libre de los cambios provocados por una potencial biosfera marciana.

Rocas de fosfato, meteoritos de hierro y vetas con sulfatos encontrados en Marte por el rover Curiosity

NASA/JPL-Caltech/LANL/CNES/IRAP/LPGNantes/CNRS/IAS
Rocas de fosfato (A), meteoritos de hierro (B) y vetas con sulfatos (C) encontrados en Marte por el rover Curiosity. Todos juntos son ingredientes para el origen de la vida. NASA/JPL-Caltech/LANL/CNES/IRAP/LPGNantes/CNRS/IAS/MSSS

Es probable que no se encuentren evidencias de vida en Marte, y la pregunta seguiría sin respuesta (la ausencia de evidencia no es evidencia de ausencia).

Pero, si tomamos la idea de que en Marte nunca proliferó la vida, podríamos centrarnos en las condiciones que, pensamos, debieron darse para su origen.

Si lo que encontremos encaja, ¿por qué no evolucionó la vida? ¿Faltaba algún ingrediente? ¿La dinámica de Marte no lo permitió? ¿Proliferó un tipo de vida distinto? Junto con el trabajo de laboratorio y lo que sabemos sobre nuestro planeta, quizá podríamos entender cómo empieza la vida y su evolución.

Si en Marte hubiera existido vida avanzada (y los ecosistemas bacterianos lo son), las preguntas sobre el origen de la vida seguirían abiertas. Sin embargo, un Marte sin vida podría ser la gran oportunidad para conocer nuestro propio origen.

*Este artículo se publicó originalmente en The Conversation. Puedes ver los vínculos a los estudios científicos y leer la versión original aquí.

César Menor-Salván es doctor en bioquímica y astrobiología, y profesor del Departamento de Biología de Sistemas en la Universidad de Alcalá.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=dMEho2ZcVtE&t=3s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.