Cinco fobias raras pero reales
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Cinco fobias raras pero reales

Casi todo el mundo ha escuchado hablar de fobias; sin embargo, hay otros miedos menos conocidos.
Cuartoscuro
Por BBC Muindo
13 de mayo, 2015
Comparte
Algunas personas ven a los payasos como personajes tenebrosos y demoníacos. // Foto: Cuartoscuro.

Algunas personas ven a los payasos como personajes tenebrosos y demoníacos. // Foto: Cuartoscuro.

No es extraño que las personas sintamos miedo de algo, es algo innato de la naturaleza humana, pero cuando este temor es exagerado e irracional se convierte en fobia.

Este terror genera ansiedad y angustia, una sensación que inmoviliza o que obliga a correr en los casos más extremos.

Su nombre viene del griego fobos, que significa pánico.

La persona que lo padece no lo puede controlar y requiere de un tratamiento para superarlo.

Dado que la fobia controla a quien la padece, esto puede afectar eventualmente su vida.

Y dado que cualquier ser vivo, objeto, situaciones e incluso pensamientos pueden desencadenar una fobia, hay cientos de ellas.

Existen algunas que podríamos definir como más comunes, como la claustrofobia (miedo a lugares cerrados) y la agorafobia (miedo a lo contrario, a los lugares abiertos); sin embargo, podemos encontrarnos con algunas que son más raras pero no por ello menos importantes, según explicó a BBC Mundo Javier Savia, psicólogo general sanitario con amplia experiencia en fobias

Savia destacó cinco de ellas.

Hipopotomonstrosesquipedaliofobia

Esta fobia define el pánico a las palabras largas o complejas.

También es conocida como la sesquipedaliofobia, para simplificar, al menos un poco.

Según Javier Savia, a raíz de esta fobia el sujeto tiene aversión y padece de nerviosismo cuando está involucrado en conversaciones donde se usan palabras extensas, difíciles y poco frecuentes, como, por ejemplo, en una charla académica.

No sólo le molesta oírlas, también pronunciarlas, por el temor a hacerlo mal y ponerse en ridículo.

Xantofobia

Se define como un persistente, anormal e injustificado miedo al amarillo.

Se considera dentro del grupo de tipos de fobias más raras.

La persona puede llegar a sentir un miedo abrumador incluso ante el simple hecho de mencionar la palabra “amarillo”.

“Aunque el miedo se acaba generalizando a todo lo que tenga que ver con amarillo, el punto de partida es la asociación de este color o bien con la enfermedad o bien con la muerte”, dijo Savia.

Coulrofobia

Dentro de las fobias más extrañas debería incluirse una bastante extravagante e irracional: la coulrofobia o miedo a los payasos.

Una estrella de cine que reconoce sufrir de esta fobia es Johnny Depp.

En una ocasión declaró: “No sé si por la cara pintada o por la falsa sonrisa. Son espeluznantes. Siempre parecen estar al acecho, como si debajo de esa apariencia se escondiera un demonio”.

A menudo se adquiere este miedo luego de haber tenido una mala experiencia con payasos durante la infancia, o por haber visto el retrato de un payaso siniestro (por ejemplo, el It de Stephen King, o el Joker de Batman).

No obstante, también puede deberse a la incapacidad de reconocer las intenciones de esa persona.

“Los payasos se disfrazan, se pintan la cara y se pintan una sonrisa ficticia, por lo que la persona que sufre este fobia siente que es incapaz de saber si le va a hacer daño o no”, explicó el experto español.

Somnifobia

Seguro que todos hemos tenido días en los que no hemos podido dormir bien porque no logramos desconectarnos de nuestra rutina diaria o porque estamos demasiado estresados o demasiado emocionados para poder hacerlo.v

Sin embargo, hay personas para las cuales dormir está asociado a un miedo irracional o desmedido ante el hecho de dormir, es lo que se conoce como somnifobia.

Según Savia, quienes padecen de somnifobia tienen miedo a morir durante el sueño, a no poder respirar y morir asfixiados y sobre todo a tener pesadillas y sueños desagradables y por lo tanto a dormir.

“Frases como ‘qué bien que murió mientras dormía’ pueden ser desencadenantes de esta fobia”, señaló el especialista.

Fagofobia

La fagofobia es la fobia o miedo irracional a tragar o atragantarse.

“Los fagofóbicos suelen indicar que sienten la garganta más estrecha, lo cual les hace suponer que al tragar la comida, esta no podrá pasar y se producirá el ahogamiento”, explicó Savia.

Según el psicólogo, en los casos extremos, las personas que padecen esta fobia sólo quieren comer alimentos fáciles de tragar, o mastican excesivamente.

Muchas veces es difícil de diagnosticar debido a que como algunos fagofóbicos dejan de comer, podría llegar a considerarse como un trastorno alimenticio, aunque está catalogada dentro de la categoría de “otras fobias”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Lo que se sabe de ómicron, la nueva variante de COVID hallada en Sudáfrica

Es temprano y los casos confirmados todavía se concentran principalmente en una provincia de Sudáfrica, pero hay indicios de que puede haberse extendido más.
26 de noviembre, 2021
Comparte

Estamos de vuelta en un territorio familiar: una preocupación creciente por una nueva variante del coronavirus.

La última es la versión más mutada descubierta hasta ahora, y tiene una lista tan larga de variaciones que un científico la describió como “horrible”, mientras que otro dijo que es la peor variante que habían visto, según reportó James Gallagher, corresponsal de Salud de la BBC.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró este viernes que esta nueva mutación es una “variante de preocupación” y la bautizó como ómicron.

Anteriormente conocida como B.1.1.529, también fue identificada en Botswana, Bélgica, Hong Kong e Israel.

La OMS dijo en un comunicado que la evidencia preliminar sugiere un mayor riesgo de reinfección.

Este viernes, Bélgica confirmó el primer infectado con la nueva variante. Se trata de un pasajero que llegó de Egipto el pasado 11 de noviembre, según confirmó el virólogo Marc Van Ranst, investigador de la respuesta a la pandemia en este país europeo.

Aunque es pronto para sacar conclusiones, ya que los casos confirmados se concentran principalmente en una provincia de Sudáfrica, los distintos países ya han empezado a tomar medidas.

Estados Unidos anunció que, a partir del lunes 29 de noviembre, se suspenderá la entrada de viajeros extranjeros desde Sudáfrica, Botsuana, Zimbabue, Namibia, Lesoto, Esuatini (Suazilandia), Mozambique y Malaui.

Las autoridades de Reino Unido también decidieron tomar precauciones y los viajeros procedentes de esos mismos países que estén ya en su territorio deberán hacer cuarentena, y a partir de este viernes la llegada de viajeros con ese origen quedará restringida.

Francia suspendió los vuelos desde estos destinos, además de Suazilandia, con efecto inmediato y durante al menos 48 horas.

Alemania, Japón, Italia y Singapur también impusieron restricciones similares.

Y la Comisión Europea les recomendó a los países miembros la introducción de un “freno de emergencia” a todos los viajes desde el sur de África.

Inmediatamente surgen preguntas sobre la rapidez con la que se propaga la nueva variante, su capacidad para eludir parte de la protección que brindan las vacunas y qué se debe hacer al respecto.

Hay mucha especulación, pero muy pocas respuestas claras.

Esa incertidumbre ha contribuido a una caída de los precios de las acciones en varios mercados. En los asiáticos, el índice Nikkei de Tokio y el Hang Seng en Hong Kong cayeron más del 2%. Entre las más afectadas están las acciones en negocios relacionados con viajes.

¿Entonces que sabemos?

Es difícil decir si la nueva mutación causará mayor gravedad, pero algunos análisis sugieren que existe la “posibilidad” de que tenga un “impacto diferente” en los infectados.

También sabemos que ha mutado mucho. El profesor Tulio de Oliveira, director del Centro de Innovación y Respuesta a Epidemias en Sudáfrica, dijo que hay una “constelación inusual de mutaciones” y que es “muy diferente” a otras variantes que han circulado.

“Esta variante nos sorprendió. Tiene un gran salto en la evolución y muchas más mutaciones de las que esperábamos”, señaló.

África

PA Media

En una conferencia de prensa, el profesor de Oliveira dijo que hubo 50 mutaciones en general y más de 30 en la proteína de pico, que es el objetivo de la mayoría de las vacunas y la llave que usa el virus para abrir la puerta a las células de nuestro cuerpo.

Acercándonos aún más al dominio de unión al receptor (que es la parte del virus que hace el primer contacto con las células de nuestro cuerpo), tiene 10 mutaciones en comparación con solo dos para la variante delta.

Es muy probable que este nivel de mutación provenga de un solo paciente que no pudo vencer al virus.

El hecho de que haya muchas mutaciones no es automáticamente algo malo. Es importante saber qué están haciendo realmente esas mutaciones.

Pero la preocupación radica en que este virus ahora es radicalmente diferente al original que surgió en Wuhan, China. Eso significa que las vacunas, que fueron diseñadas con la cepa original, pueden no ser tan efectivas.

Algunas de las mutaciones se han visto antes en otras variantes, lo que da una idea de su papel en esta variante.

Por ejemplo, la N501Y parece facilitar la propagación del coronavirus. Hay otras que dificultan que los anticuerpos reconozcan el virus y pueden hacer que las vacunas sean menos efectivas.

El profesor Richard Lessells, de la Universidad de KwaZulu-Natal en Sudáfrica, dijo: “Nos preocupa que este virus pueda tener una transmisibilidad mejorada, una capacidad mejorada para propagarse de persona a persona, pero también podría evitar partes del sistema inmunológico”.

Ha habido muchos ejemplos de variantes que parecían aterradoras sobre el papel, pero que no llegaron a nada. La variante Beta estaba en la cima de las preocupaciones de los expertos a principios de año porque era la que mejor para escapaba del sistema inmunológico. Pero al final fue la delta, que se extendió más rápido, la que se apoderó del mundo.

Coronavirus

Getty Images
No sabemos qué tan rápido se propaga esta nueva variante.

Es pronto para sacar conclusiones

Los estudios científicos en el laboratorio darán una imagen más clara, pero las respuestas llegarán más rápidamente al monitorear el virus en el mundo real.

Aún es pronto para sacar conclusiones claras, pero ya hay indicios que están causando preocupación.

Ha habido 77 casos totalmente confirmados en la provincia de Gauteng en Sudáfrica, cuatro casos en Botswana y uno en Hong Kong (que está directamente relacionado con los viajes desde Sudáfrica).

Sin embargo, hay indicios de que la variante se ha extendido aún más.

Esta variante parece dar resultados extravagantes en las pruebas estándar, que se pueden usar para rastrear la variante sin hacer un análisis genético completo.

Eso sugiere que el 90% de los casos en Gauteng ya puede ser esta variante y “ya puede estar presente en la mayoría de las provincias” de Sudáfrica.

Pero esto no nos dice si se propaga más rápido que la delta, si es más severa o hasta qué punto puede evadir la protección inmunológica que proviene de la vacunación.

Tampoco nos dice qué tan bien se propagará la variante en países con tasas de vacunación mucho más altas que el 24% de Sudáfrica, aunque un gran número de personas en el país han tenido covid.

Así que por ahora tenemos una variante que genera preocupaciones importantes a pesar de los enormes agujeros en nuestro conocimiento sobre ella.

La lección de la pandemia es que no siempre se puede esperar hasta tener todas las respuestas.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=qytQz_lCevk&list=PLLhUyPZ7578f0mEhbsSm_1gcFYotscJgl

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.