El Metro en 10 puntos: faltan trenes, dinero y equipos; sobran fallas, “vagoneros” y delitos
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

El Metro en 10 puntos: faltan trenes, dinero y equipos; sobran fallas, “vagoneros” y delitos

El nuevo director del Metro presentó un diagnóstico del funcionamiento de toda la red y los primeros operativos y acciones que se pondrán en marcha para revertir algunas de los múltiples problemas que aquejan a ese servicio de transporte.
Cuartoscuro
Por Arturo Angel
12 de agosto, 2015
Comparte
Para satisfacer adecuadamente la demanda de servicio, el Metro necesita, según el diagnóstico, 500 trenes en operación pero solo se cuenta con 390. // Foto: Cuartoscuro.

Para satisfacer adecuadamente la demanda de servicio, el Metro necesita, según el diagnóstico, 500 trenes en operación pero solo se cuenta con 390. // Foto: Cuartoscuro.

El Metro de la Ciudad de México, a sus 46 años de funcionamiento, sobrevive en una realidad plagada de problemas: desde la falta de trenes, de equipos y recursos económicos, pasando por estaciones o vías que igual se hunden o se inundan, hasta exceso de ambulantes en sus instalaciones, de la comisión de delitos, y de fallas que afectan el servicio.

Al presentar un diagnóstico sobre la realidad de la operación de la red del Metro, el director del sistema, Jorge Gaviño, celebró que en medio de esas adversidades el sistema haya cumplido más de 16 mil días de servicio ininterrumpido.

Pero reconoció que se necesitan acciones en el corto y mediano plazo para revertir la situación, entre ellas, un operativo para —ahora sí— limitar a los ambulantes, la adquisición de 45 trenes, la revisión de los subsidios que el Metro financia y la transparencia del uso de los recursos.

Animal Político resume en 10 puntos el diagnóstico presentado ayer y las acciones prometidas para revertir alguno de los problemas

El metro en números
12 Líneas
195 estaciones
390 trenes
4,918,744 pasajeros transportados al día
7.5 veces la población mundial transportada en 46 años
$13.95 costo real del boleto
16,776 días de servicio ininterrumpido

Trenes viejos e insuficientes

Para satisfacer adecuadamente la demanda de servicio, el Metro necesita, según el diagnóstico, 500 trenes en operación pero solo se cuenta con 390. Peor aún, más de la mitad de esos trenes corresponden a las series MP68, NM73, NM79, MP82, NM83 y FM86 que ya cumplieron su vida útil de 25 años.

Lo anterior ha provocado que los trenes sean sometidos aprofundos trabajos de rehabilitación aun cuando ya se deberían dar de baja un importante número, dado que resulta más caro y complicado su mantenimiento”.

“Se han ido comprando trenes sin una estrategia planeada de renovación periódica debido a falta de presupuesto o voluntad (…) hay trenes que tardan años en llegar y no se adquieren porque los políticos buscan inmediatez” dijo Gaviño.

Para avanzar en el déficit de 105 trenes que se necesitan, este año se lanzará una licitación pública internacional para 45 trenes destinados a Línea 1 y luego de 12 trenes para Línea 12.

Fallas se cuadruplican; pobre mantenimiento

La fiabilidad de los trenes (kilómetros recorridos entre fallas) ha descendido considerablemente. En 2007 había una falla en un tren cada 5 mil 756 kilómetros y ahora hay una falla cada mil 700 kilómetros.

“En el material rodante (trenes) existe un gran retraso de los programas de mantenimiento por falta de refacciones, materiales e insumos” señala el diagnóstico. En los almacenes hay sobre inventarios de partes inútiles como llantas para autos Volkswagen, mientras que hay carencia de partes para trenes.

Gaviño señaló que los 45 trenes de la Línea 2 necesitan mantenimiento mayor urgente. La norma dice que cada 700 mil km debe darse este mantenimiento y los de esa línea ya llevan el doble de recorrido, un millón 400 mil kilómetros, sin el servicio.

Las fallas más comunes de los trenes son: mal funcionamiento de puertas, ventilación insuficiente, lámparas apagadas, cristales rayados, ventanas trabadas, audio deficiente, paros frecuentes en estaciones o túneles, pisos desgastados, entre otros.

Actualmente, el Metro registra una falla cada mil 700 kilómetros de recorrido. // Foto: Cuartoscuro.

Actualmente, el Metro registra una falla cada mil 700 kilómetros de recorrido. // Foto: Cuartoscuro.

Fugas, hundimiento e inundaciones

Existe deterioro en el interior y exterior de las estaciones; filtraciones en estaciones y túneles; falta de techumbres en puntos específicos, vías con riesgo de deslizamiento.

Los asentamientos diferenciales por las condiciones del subsuelo generan hundimientos en viaductos, túneles, estaciones e infraestructura civil. Faltan obras mayores en la Línea A, en la Línea 5 —de Oceanía a Terminal Aérea—, en la parte elevada de la Línea 9 y en la parte superficial de la Línea 3.

La situación ya es casi dramática en puntos como los túneles entre las estaciones de la Línea A, en la zona de Los Reyes, La Paz, los cuales se inundaron un metro hace unos días ocasionando la pérdida total de un tren.

El diagnóstico arroja problemas en el llamado material fijo de la Red del Metro: durmientes en mal estado, barra guía y rieles desgastados, aparatos de vía y protección eléctrica con desajustes y desgaste. Los sistemas de señalización y pilotaje automático son obsoletos y deben cambiarse en las primeras 8 líneas de la red.

El Metro tiene proyectado ya un plan de modernización de seis tramos de las líneas 12, 9, 4, B y A pero el cual requiere una inversión estimada de tres mil 600 millones de dólares.

Trabajadores del Metro  desasolvan las vías de la red de drenaje de la linea A en el tramo de las estaciones Santa Martha-Los Reyes. // Foto: Cuartoscuro.

Trabajadores del Metro desasolvan las vías de la red de drenaje de la linea A en el tramo de las estaciones Santa Martha-Los Reyes. // Foto: Cuartoscuro.

Delitos y ambulantes al por mayor

Gaviño aseguró que el Metro es el medio de transporte más seguro pero aun así, reconoció que hay “innumerables actos delictivos” que van desde el robo, las agresiones, acoso sexual, comercio informal, entre otros.

El directivo no dio cifras pero la policía capitalina reportó que tan solo en el segundo semestre del 2014 detuvo a más de 220 personas por distintos delitos, los cuales fueron enviados al Ministerio Público.

En cuanto a los ambulantes, a partir del 17 de agosto arrancará un operativo de “cero tolerancia” a “bocineros”, que son los vendedores de discos que reproducen la música a volumen alto a través de una bocina colocada en una mochila. Habrá vigilancia en torniquetes para impedir que estas personas ingresen y los que sean sorprendidos dentro serán detenidos.

En cuanto al resto de los “vagoneros”, Gaviño dijo que se detiene en promedio a cien al día pero reconoció que problema no se puede solucionar solo con policía. Pidió a usuarios que no adquieran sus productos.

A partir del 17 de agosto arrancará un operativo de “cero tolerancia” en contra de los “bocineros”. // Foto: Cuartoscuro.

A partir del 17 de agosto arrancará un operativo de “cero tolerancia” en contra de los “bocineros”. // Foto: Cuartoscuro.

Conductores distraídos o ebrios

Se han detectado casos de conductores distraídos, ya que mientras operan los trenes también hacen uso de teléfonos celulares o tabletas electrónicas. Incluso ha habido algunos casos de choferes en estado de ebriedad. En septiembre de 2014 fue dado de baja un trabajador por manejar ebrio y en abril pasado se denunció otro caso.

En ese contexto, se anunció que se aplicará alcoholímetro aleatorio sobre todo a los conductores luego de horarios de comida y de la misma forma se impedirá el uso de distractores durante la operación de los trenes.

Estaciones poco accesibles y sucias

La mayoría de las instalaciones del Metro no fueron diseñadas con el concepto de accesibilidad universal, es decir, resultan de difícil acceso y movilidad para personas que tienen dificultades para ver, escuchar o para caminar.

Por lo anterior, el Metro formalizó un compromiso con el Instituto para la Integración al Desarrollo de las Personas con Discapacidad del DF, con el objetivo de diseñar una estrategia que revierta esta situación.

La primera es que cada mes se estarán realizando obras en este sentido, por ejemplo, con la instalación de elevadores para sillas de ruedas o de bandas eléctricas transportadoras.

Además se ha detectado que muchas estaciones tienen personal de limpieza incompleto, lo que origina basura y mala imagen. Por ello se insistirá a empresas subrogadas de limpieza par que no haya tolerancia en cuanto a faltas.

La mayoría de las instalaciones no fueron diseñadas con el concepto de accesibilidad universal. // Foto: Cuartoscuro.

La mayoría de las instalaciones no fueron diseñadas con el concepto de accesibilidad universal. // Foto: Cuartoscuro.

Exceso de subsidio… falta de dinero

El director del Metro dijo que este sistema de transporte necesita de un presupuesto de 30 mil millones de pesos anuales pero actualmente apenas cuenta con 14 mil millones. Por ello, se negociaría un presupuesto mayor pero también se estudia modificar de fondo otras situaciones como por ejemplo el subsidio.

Según el diagnóstico, el costo real del boleto del Metro es de 13.95 pesos. Es decir se subsidia más de la mitad del costo del mismo. A esto hay que añadir que 11% de los boletos se subsidian totalmente por el Metro, es decir, 1 de cada 10 usuarios no pagan el servicio.

El monto de lo que deja de percibir el Metro por esos boletos no pagados es de más de 887 millones de pesos con base en la tarifa de 5 pesos y de casi dos mil 500 millones con la tarifa real de 13.95.

No habrá aumentos pero se buscará que por ejemplo, sean las empresas o dependencias a las que pertenecen las personas que tienen un boleto subsidiado las que cubran ese costo y no lo haga el propio Metro.

“Por ejemplo los policías uniformados no pagan actualmente el boleto y está bien pero debe ser la Secretaría de Seguridad Pública la que cubra ese subsidio y nos pague a nosotros” dijo Gaviño.

También dijo que se revisará como economizar el pago de dos mil millones de pesos que al año se gasta tan solo por seguridad. “No es posible que tengamos ese gasto tan terrible cuando hay tantas carencias en operación” dijo Gaviño.

Poca transparencia tras alza del boleto

De acuerdo con la revisión realizada por la nueva dirección del Metro, se detectó poca transparencia en cuanto a cómo se gasta el dinero que recibe el fideicomiso creado a partir del reajuste tarifario que se realizó en el 2013, y que implicó que el costo del boleto subiera a cinco pesos.

En ese contexto se prometió que a través de internet se estará revelando la información de todos los ingresos mensuales que va teniendo el Fideicomiso de Metro, los compromisos que se vayan adquiriendo con los contratos, las estimaciones que se vayan pagando con los recursos del fideicomiso.

De acuerdo con el diagnostico, el fideicomiso actualmente se está invirtiendo entre otras cosas en la renovación integral de la Línea 1, rehabilitación de trenes que estaban fuera de servicio, la incorporación de mil 200 policías para tareas de vigilancia y seguridad, y la instalación y sustitución de escaleras eléctricas.

Hasta hora por el reajuste tarifario se han captado 4 mil 65 millones de pesos de los que se han ejercido mil 400 millones.

El aumento en el precio del boleto del Metro ocasionó protestas y largas filas de usuarios en las taquillas en los días previos al incremento. // Foto: Cuartoscuro.

El aumento en el precio del boleto del Metro ocasionó protestas y largas filas de usuarios en las taquillas en los días previos al incremento. // Foto: Cuartoscuro.

Plan Maestro obsoleto

El Plan Maestro del Metro formulado en 1996, en el que se planteaba entre otras cosas un crecimiento de la red hasta en 15 líneas, actualmente es obsoleto aseguró el director del sistema Jorge Gaviño.

“Hoy lo que se piensa es en un Plan Integral de Movilidad Urbana Sustentable a nivel metropolitano, del cual debe surgir un nuevo Plan Maestro del Metro que oriente su desarrollo en el corto, mediano y largo plazos, que sea dinámico y que vaya recogiendo todas las variables del desarrollo regional y metropolitano” dijo el director.

Gaviño no dio a conocer una fecha en la que podría presentarse el nuevo Plan Maestro

Más de 300 cámaras no sirven

El Metro cuenta con un total de seis mil cámaras en toda la red pero de ellas no están en funcionamiento 367 de ellas. El plan es que antes de que termine el año todas ellas también estén reparadas.

Además el Metro cuenta con 21 centros de monitoreo pero de ellos 11 no se encuentran en funcionamiento. Según el diagnóstico la vigilancia no está en riesgo porque hay un puesto de monitoreo central en la base del sistema pero aun así se contempla también su reparación.

¿Y la Línea 12?

Sobre la Línea 12, el director del Metro no dio algún diagnóstico específico. Señaló que en los próximos días se harán “pruebas extremas” en las curvas de riesgo del tramo elevado en reparación y se hará una gira con el jefe de Gobierno y medios para revisar los trabajos y modificaciones a trenes.

Rehabilitación de la Línea 12 del Metro. // Foto: Cuartoscuro.

Rehabilitación de la Línea 12 del Metro. // Foto: Cuartoscuro.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Nueva crisis en el gobierno de Boris Johnson: 4 claves del escándalo sexual que propició una ola de renuncias

El primer ministro británico, Boris Johnson, enfrenta una crisis de credibilidad en su gobierno que está generando nuevas presiones en las propias filas conservadoras para sustituirle.
6 de julio, 2022
Comparte

Menos de un mes después, un nuevo escándalo.

El gobierno del primer ministro de Reino Unido, Boris Johnson, fue sacudido por una crisis de consecuencias imprevisibles, iniciada por el escándalo sexual en el que se vio involucrado Chris Pincher, un parlamentario conservador cercano al premier.

El ministro de Hacienda, Rishi Sunak, y el ministro de Salud, Sajid Javid, fueron dos de los primeros en renunciar la noche del martes, poniendo en tela de juicio la competencia de Johnson para liderar el país.

Sunak argumentó que los ciudadanos esperan que el gobierno sea dirigido de una forma “apropiada, competente y seria”; mientras que Javid afirmó que el gobierno no estaba “actuando en el interés nacional”.

Ambas dimisiones avivaron las expectativas de que el gobierno británico pueda caer próximamente.

La mañana del miércoles, el ministro de Infancia y Familias, Will Quince, se unió a Sunak y a Javid, y envió una carta a Johnson anunciando su renuncia, después de que el lunes le dijera a los medios que le habían garantizado que el primer ministro no estaba al tanto de una serie de denuncias contra Chris Pincher.

Más tarde se supo que eso no era cierto.

Poco después el ministro del Tesoro, John Glen, se sumó a la serie de renuncias.

En menos de 24 horas, cerca de 20 funcionarios han abandonado sus cargos, entre ellos también se encuentran el procurador general Alex Chalk y Laura Trott, secretaria parlamentaria en el Departamento de Transporte.

“Después de toda la sordidez, de todo el fracaso, está claro que este gobierno conservador se está derrumbando“, señaló el líder del Partido Laborista, Keir Starmer.

Por su parte, el jefe del Partido Liberal Demócrata, Ed Davey, calificó el mandato de Johnson como un “gobierno de caos que le ha fallado al país” y le conminó a renunciar.

Estos llamamientos ocurren menos de un mes después de que el primer ministro enfrentara una moción de censura en el que 41% de los legisladores de su propio partido votaron contra él.

Rishi Sunak.

Reuters
El ministro de Hacienda, Rishi Sunak, era una de las figuras de más peso en el gabinete.

Aquel intento de destituirlo tuvo lugar después de que salieron a la luz pública fotos y pruebas de encuentros y celebraciones en la sede del gobierno mientras el resto del país se encontraba confinado por las restricciones impuestas por el propio gobierno de Johnson durante la pandemia de covid-19.

BBC Mundo te responde las preguntas clave sobre este nueva crisis que amenaza con hacer colapsar el gobierno de Johnson.

1. El origen de la crisis

El pasado 30 de junio, el diario británico The Sun publicó una información según la cual el entonces subjefe de la bancada del Partido Conservador en el Parlamento, Chris Pincher, había manoseado a dos hombres en un club privado en Londres.

Pincher, quien había sido nombrado en ese cargo por Johnson en febrero de este año en medio de una reorganización del Ejecutivo, renunció inmediatamente.

A los pocos días, los medios británicos publicaron información sobre al menos otros seis casos de supuesta conducta sexual inapropiada por parte de Pincher ocurridos en los últimos años.

Pincher, quien fue suspendido por el Partido Conservador, ha pedido disculpas y ha dicho que cooperará plenamente con las investigaciones sobre su conducta y que está buscando “apoyo médico profesional”.

2. ¿Cómo está implicado Boris Johnson?

Aunque el primer ministro británico no es quien ha incurrido en conductas sexuales inapropiadas, el escándalo de Pincher lo coloca en una situación difícil debido a que se está cuestionando su buen juicio así como la transparencia con la que el gobierno ha manejado el caso.

Chris Pincher

PA Media
Los señalamientos conra Chris Pincher han abierto un nuevo frente de batalla para Boris Johnson.

El pasado 1 de julio, la oficina del gobierno le dijo a la prensa que Johnson no sabía que hubiera acusaciones contra Pincher antes de su nombramiento.

El portavoz del gobierno dijo que el primer ministro no era consciente de “acusaciones específicas” sobre Pincher.

Esa fue la misma línea que mantuvieron en los días siguientes varios miembros del gabinete.

Sin embargo, el 4 de julio, el portavoz del mandatario dijo que Johnson conocía sobre “acusaciones que fueron resueltas o no progresaron hasta la fase de queja formal” y que no se había considerado apropiado detener el nombramiento de Pincher debido a “acusaciones no sustentadas”.

Esa misma tarde, sin embargo, la BBC reveló que Johnson había sido informado sobre una queja formal sobre el “comportamiento inapropiado” de Pincher, mientras este trabajó en el ministerio de Exteriores entre 2019-2020.

Esta queja llevó a un proceso disciplinario que confirmó que sí hubo un comportamiento inapropiado.

Posteriormente en una entrevista con la BBC, Johnson dijo: “Hubo una queja que me hicieron llegar a mí específicamente… fue hace mucho tiempo y me la presentaron de forma oral. Pero eso no es excusa, yo debí haber actuado a partir de ella”.

El primer ministro calificó como “un error” haber nombrado a Pincher, de quien dijo que se había comportado “muy, muy mal”, por lo que pidió disculpas a las personas afectadas.

3. ¿Por qué cuestionan al primer ministro?

“Todo esto se trata de una cosa: la verdad”, señala Chris Mason, editor de Política de la BBC al analizar la crisis en marcha en el gobierno británico.

Manifestación contra Boris Johnson.

Getty Images
El llamado “Partygate” dañó la credibilidad del gobierno de Johnson.

“Al margen de la marejada de detalles y acusaciones, todo se reduce a si la gente puede creer lo que dice el número 10 (como se llama coloquialmente al Ejecutivo británico)”, agrega.

Y es que la respuesta del Ejecutivo al escándalo de Pincher ha ido cambiando progresivamente a medida que han ido surgiendo otros elementos, como ocurrió durante el llamado “Partygate”, el caso sobre las fiestas realizadas en la sede del gobierno durante el confinamiento por el coronavirus, en el cual finalmente se comprobó que incluso Johnson había asistido a alguna de estas reuniones sociales.

“Las preguntas se refieren a lo que Boris Johnson sabía y cuándo lo supo. Y las respuestas siguen cambiando, a menudo en respuesta a hechos incómodos que demuestran que su anterior defensa era una basura, o al menos no tan sincera como podría haber sido”, señala Manson.

4. ¿Qué puede ocurrir ahora?

En teoría, tras haber sobrevivido a la moción de censura en su contra hace apenas un mes, Boris Johnson está protegido de otra iniciativa semejante durante un año.

Esto se debe a que así lo establecen las reglas actuales del Comité 1922, el grupo que agrupa a los legisladores comunes del Partido Conservador británico. Estas señalan que ese es el periodo que debe transcurrir para poder volver a someter a cuestionamiento al líder del partido.

Sin embargo, los críticos de Johnson quieren aprovechar la convocatoria para renovar a la directiva de ese comité para intentar tomar el control del mismo y cambiar esa regla para hacer posible una nueva moción de censura.

Reino Unido

PA
Johnson flanqueado por los dos ministros salientest, Rishi Sunak (dcha) y Sajid Javid.

El legislador conservador Andrew Bridgen, uno de los más críticos con Johnson, le dijo a Sky News que espera que la nueva directiva esté a favor del cambio de esa regla y que así se pueda eliminar esta limitación antes de las vacaciones de verano.

Consultado por la BBC sobre la viabilidad de este cambio en la normativa, Sir Graham Brady, actual jefe del Comité 1922, dijo que “técnicamente es posible”.

En la votación ocurrida hace un mes, Johnson obtuvo 211 votos a favor y 148 en contra.

Sin embargo, su situación política se ha deteriorado más en los últimos días con el escándalo de Pincher, primero, y ahora con las renuncias en su gobierno.

Otro mecanismo que podría llevar a la salida de Johnson es que se convoque un voto de censura en el Parlamento, en el cual los legisladores de todos los partidos puedan participar.

Esa iniciativa ya ha sido propuesta por los Liberales Demócratas, pero para que pueda prosperar necesitaría ser presentada por el Partido Laborista y el gobierno tendría que estar de acuerdo en que se incluyera en la agenda del Legislativo.

Nadine Dorries

Getty Images
La ministra de Cultura, Nadine Dorries, ratificó que está 100% junto a Johnson.

También es posible que sigan produciéndose renuncias dentro del gabinete que aumenten la presión política sobre Johnson para que renuncie.

Pero hay varios ministros que ya han ratificado su confianza en Johnson. Entre estos se incluye la ministra de Cultura, Nadine Dorries; la ministra de Interior, Priti Patel, y el ministro para la oportunidades del Brexit, Jacob Rees-Mogg.

Finalmente, existe la posibilidad de que el mandatario británico logre capear el temporal adverso como ha hecho en crisis anteriores que ha enfrentado su gobierno, aunque los analistas coinciden en que se le está acabando el tiempo.


Los leales a Johnson enfrentan un desafío incómodo

Análisis de Ione Wells, Corresponsal en Westminster, BBC News

Los parlamentarios y ministros conservadores están hartos de que no se les diga la verdad y, como resultado, se les haga quedar como tontos en la televisión y la radio.

Will Quince, cuando tuvo que defender al gobierno por el nombramiento de Chris Pincher, dijo a los medios que recibió una “garantía categórica” ​​de que el primer ministro no estaba al tanto de ninguna “acusación seria y específica” cuando nombró a Pincher.

Esto resultó no ser cierto.

El primer ministro admitió más tarde que estaba al tanto de una denuncia formal sobre Pincher cuando era ministro del Ministerio de Relaciones Exteriores en 2019.

Quince renunció este miércoles y dijo que “aceptó y repitió las garantías el lunes a los medios de comunicación que ahora se ha descubierto que son inexactas”.

A él se unieron el ministro junior Robin Walker y Laura Trott, anteriormente secretaria privada parlamentaria de transporte, quien también dijo que renunciaría porque se había perdido la confianza en la política.

Aquellos que se mantienen leales al primer ministro ahora enfrentan un desafío incómodo.

Deben defender por qué sienten que es aceptable que el gobierno de Johnson ordenara a sus ministros que dijeran una cosa, antes de cambiar de posición días o incluso horas después.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=-s2KMg099A4

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.