close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Los disfraces más políticamente incorrectos de este Halloween

Para este Halloween hay opciones de disfraces que han generado polémica en redes sociales, aquí hacemos un recorrido por las propuestas más controversiales.
Cuartoscuro
Por BBC Mundo
31 de octubre, 2015
Comparte
La máscara que asemeja la cara de Joaquín el 'Chapo' Guzmán Loera es una de las más vendidas en México. // Foto: Cuartoscuro.

La máscara que asemeja la cara de Joaquín el ‘Chapo’ Guzmán Loera es una de las más vendidas en México. // Foto: Cuartoscuro.

¿De dónde sacas ideas para tu disfraz en la Noche de las Brujas? ¿Las redes sociales, los almacenes de fantasía o los temas de actualidad?

Mientras los niños salen a pedir caramelos la noche de Halloween vestidos de superhéroes, fantasmas o personajes de tiras cómicas, los adultos buscan disfraces más conceptuales para los bailes y fiestas de máscaras.

Pero a veces la “originalidad” raya en lo políticamente incorrecto, el racismo o, simplemente, el mal gusto.

Obviamente, lo que determina el impacto de un disfraz tiene mucho que ver con el contexto, el entorno cultural y la época.

Pero este año han salido al mercado unas cuantas opciones que han generado comentarios airados en las redes sociales.

Aquí un recorrido por algunos de los más controversiales que podrías encontarte este Halloween.

Figuras públicas

Muchos han manifestado su descontento con el disfraz de Caitlyn Jenner, el otrora campeón olímpico Bruce Jenner que se cambió de sexo, basado en la portada de julio de la famosa revista Vanity Fair.

Los comentarios no solo tildaron el disfraz de una mala idea sino de repugnante y como un insulto a la lucha personal de Jenner con su identidad sexual.

Y se abrió incluso una solicitud online para que los fabricantes descontinúen el atuendo.

Aunque uno de los almacenes que lo vende, Spirit Halloween, no dudó en defender el producto.

“Creamos una amplia gama de disfraces que suelen estar basados en celebridades, figuras públicas, héroes y superhéroes. Estimamos que Caitlyn Jenner es todo lo anterior y que ella debe ser celebrada”, se justificó.

El caso Jenner es especial por lo complejo y porque también implica a una minoría. Pero, en general, las figuras públicas son consideradas blanco justo.

Es por eso que las máscaras del candidato republicano a la presidencia de EE.UU. Donald Trump, se están vendiendo como “pan caliente” en México, donde muchos quieren cobrarse con un poco de burla las expresiones insultantes del multimillonario.

Lea también: El ataque a los mexicanos del excéntrico multimillonario Donald Trump

Y es posible que el empresario y político estadounidense se sienta complacido de que su imagen esté generando tan buen negocio.

Pero tal vez no con que la competencia venga de otro multimillonario –de los “malos”, como diría Trump– y mexicano, para peor de colmos: Joaquín “El Chapo” Guzmán.

La insólita y escandalosa fuga del líder del cartel de las drogas de Sinaloa, de una cárcel de máxima seguridad, le ha dado a este delincuente un aura digna de ser reproducida en una muy popular máscara de Halloween.

Es cierto que hay ambigüedad en torno al significado de El Chapo, pero hay quienes critican que se esté celebrando más al héroe que condenando al villano.

¿Celebración u oportunismo?

Otro evento que causó conmoción internacional fue la matanza de un dentista cazador estadounidense del león Cecil en Zimbabue, el 1 de julio.

Y la empresa Costumeish sacó al mercado para este Halloween un disfraz que incluye una cabeza de felpa de león acompañada de una bata de dentista y guantes de cirugía salpicados en sangre.

La explicación que dan los productores es que la idea está basada en lo que la gente busca en internet.

Pero la organización defensora de los derechos de los animales, Born Free, se quejó de que el disfraz “trivializa” la matanza de un animal que podría pronto estar en extinción.

Mucho tiene que ver con las tendencias o el “trending” en las redes.

Basados en esas tendencias, otros disfraces han sido ideados, como el llamado uniforme antiséptico contra el ébola para enfermera “sexy”.

O si uno se fija en el otro lado del espectro médico, también está la polémica por el disfraz de “Anna Rexia”.

Este es un sexy vestido negro cubierto con dibujos de huesos. Y fue, duramente criticado por una joven que padece anorexia.

“Sé que se supone que es divertido y lo entiendo, pero en serio, no es gracioso. La anorexia es real, es mortal, y no debe ser comercializada como un traje de zorra”, dijo Jessi Davin.

Prejuicios y estereotipos

Es prácticamente imposible no insultar a un individuo o algún grupo o colectivo con la selección de disfraz. Pero varias comunidades se han quejado de un prevalente prejuicio histórico.

En ese sentido, en años recientes se ha vuelto poco recomendable optar por disfraces de etnias o nacionalidades, especialmente las que promueven los estereotipos.

Es por eso que el disfraz de indígena con sus flechas y adornos de plumas o del mexicano con poncho, sombrero y bigotazo están empezando a desaparecer de las fiestas de Halloween en Estados Unidos.

Pero aun así, algunas cadenas de almacenes siguen con ofertas desatinadas que, eventualmente tienen que sacar de circulación.

Tal es el caso de la empresa Walmart, una de las cadenas más grandes de EE.UU., que se vio obligada a retirar del mercado los disfraces de un niño soldado israelí con metralleta Uzi en mano y de un árabe completo con kuffiya (pañuelo tradicional) y nariz prostética encorvada.

El sitio web de Walmart describió la nariz de látex como “perfecta para un jeque árabe”.

Pero el Comité Antidiscriminación Árabe-Estadounidense (ADC, por sus siglas en inglés) catalogó las vestimentas como “disfraces racistas antiárabes”.

El presidente del ADC dijo que “la venta de mercancía que se burla de árabes, o de cualquier raza o etnia, no puede ser tolerada“.

Tristemente, esas denuncias no han frenado la producción ni popularidad en el pasado de algunos disfraces como, por ejemplo, el del árabe con un cinturón de dinamita amarrado al vientre.

Libre expresión y mal gusto

La constitución de Estados Unidos defiende la libertad de expresión, así que ese tipo de disfraces, por insultantes que sean, continuarán estando en los escaparates y vitrinas, siempre y cuando vendan.

En el ámbito comercial parece que no hay límite en los extremos que se pueden alcanzar. Si bien no se es racista o políticamente incorrecto, hay mucho margen para lo desagradable.

Disfraz de árabe y niño israelíImage copyrightTwitter
Image captionLos disfraces de Walmart fueron tan criticados en las redes que la cadena los retiró del mercado.

Para suplir este mercado, una empresa de trajes de fantasía online en Reino Unido ha sacado su línea de “disfraces de mal gusto”.

Joker’s Maquarade anuncia y despliega, sin pelos en la lengua, sus oferta “chocante”, que incluye el traje condón, el pene gigante, el tampón manchado, la plasta de excremento o el oso pedófilo.

¿Qué pasó con el tradicional disfraz de bruja de piel verde, verrugas en el mentón, sombrero de pico y escoba de millo?

Es posible que, en su última convención, se hayan quejado de estar injustamente representadas en la Noche de Brujas… ¡perdón! Noche de Halloween.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

25 años de 'Friends': quién es el verdadero protagonista de la famosa serie (según la ciencia)

A 25 años del estreno de la serie, la ciencia da pistas para definir qué tanto de verdad hay en esa aclamada igualdad de protagonismo.
21 de septiembre, 2019
Comparte

Te propongo un experimento: la próxima vez que estés en alguna reunión con amigos, familiares o colegas, pregúntales quién es el mejor personaje de Friends.

Estoy segura de que, estés donde estés, la respuesta será diversa y el debate posterior, intenso.

Decidir entre Rachel Green (Jennifer Aniston), Mónica Geller (Courteney Cox), Phoebe Buffay (Lisa Kudrow), Joey Tribbiani (Matt LeBlanc), Chandler Bing (Matthew Perry) y Ross Geller (David Schwimmer), tal como es su orden de aparición en la introducción de la serie, es muy personal.

A lo largo de los 236 episodios emitidos entre 1994 y 2004, cada uno de los seis cultivó su propio estilo de humor y evolucionó como personaje.

Y para ello contaron con algo excepcional: igual cantidad de tiempo en pantalla y peso en la historia.

De hecho, se suele decir que Friends fue la primera serie concebida y ejecutada con un reparto coral.

“Nadie había hecho una verdadera (serie) coral”, dijo David Crane, cocreador de la serie junto a Marta Kauffman, al diario estadounidense The Baltimore Sun en 2004.

Cheers tenía a (los personajes de) Sam y Diane, y Seinfeld tenía el nombre de Jerry en el título”, agregó Crane, citando dos exitosas comedias televisivas de aquel entonces.

De hecho, en un principio Phoebe y Chandler habían sido pensados como “un poco más secundarios”, como personajes que “proveerían de humor cuando se precisara”, contó Kauffman en la misma entrevista.

“Nos dieron mucho más que eso”, confesó. “Se volvieron centrales en el grupo”.

Este próximo 22 de septiembre, se cumplen 25 años de su estreno y Friends sigue siendo citada como el máximo ejemplo de reparto coral en televisión.

Rachel, Chandler y Mónica en Central Perk

Getty Images
La locación más recurrente de “Friends” no es el Central Perk, sino el apartamento de Mónica (y Rachel, y Chandler y Joey, y Phoebe, y Chandler de nuevo).

Pero como bien dijo Phoebe, “ellos no saben que sabemos que saben que sabemos” la verdad: los seis no tienen igual peso en la historia y guion, y la ciencia lo ha demostrado.

El de Ross y Rachel como protagonistas

Hace dos años, el científico de datos Yashu Seth se propuso determinar quién es el verdadero protagonista de Friendsanalizando los guiones de los 10 años de programa en base a cinco parámetros.

Tanto en las variables de cantidad de líneas habladas como de palabras pronunciadas, Ross y Rachel tienen “una diferencia insignificante entre ellos”, escribió Seth.

Sin embargo, cuando se trata de cantidad de apariciones en pantalla con diálogo es Chandler quien toma la delantera, aunque el paleontólogo y la mesera devenida en ejecutiva de Ralph Lauren le siguen de cerca.

La pareja que supo estar junta, separada, casada, divorciada y “en una pausa” también encabezó los parámetros de escenas individuales y menciones en los títulos de episodios.

Ross y Rachel

Getty Images
El romance de Ross y Rachel dio algunos de los momentos más románticos y divertidos de las 10 temporadas.

“Ross y Rachel están muy cerca”, afirmó Seth. “Pero Ross le gana a Rachel por un margen significativo en las apariciones en escenas individuales. Además, había muy poca diferencia entre ellos en los otros parámetros”.

Por lo tanto, según sus cálculos, Ross es la verdadera estrella de Friends.

El de Mónica en el centro y Joey intermediando

El año pasado Anna Bazzan, docente del Instituto de Ciencias Computacionales de la Universidad Federal de Rio Grande do Sul, Brasil, buscó responder la misma pregunta pero usando el llamado análisis de redes.

Se trata de una teoría matemática que estudia sistemas de interacción complejos utilizando gráficos, en este caso, los vínculos entre cada uno de los personajes (nodos) a lo largo de las 10 temporadas de Friends.

Uno de los conceptos es el grado de centralidad, es decir, el número de vínculos que establece cada nodo.

Phoebe y Mónica como novias.

Getty Images
Phoebe embarazada de los trillizos y Mónica en el capítulo “El de los vestidos de novias”.

Si bien Bazzan encontró que “hay poca diferencia respecto a los valores de grado de los seis amigos”, Mónica es la que tiene más.

En definitiva, cuando la serie comienza, ella es el factor común: una fue su compañera de estudios (Rachel) y otra, de apartamento (Phoebe); uno es su hermano (Ross) y los restantes dos, sus vecinos (Chandler y Joey).

Además, contrario a lo que se suele creer, la locación más repetida de la serie no es el Central Perk (16% de las escenas), sino el departamento de Mónica (26%), según el análisis de Seth.

Incluso en la novena y penúltima temporada Ross le dice a Mónica que no puede irse de Nueva York porque es “el pegamento que une al grupo”.

De acuerdo a Bazaan, “el grado de (centralidad de) Mónica normalmente está entre lo más alto, pero su intermediación está entre la más baja en la mayoría de las temporadas”.

El concepto de intermediación en análisis de redes hace referencia a la cantidad de veces que un nodo funciona como puente, acercando otros nodos dentro de una red.

Capítulo "Lo que podría haber sido" de Friends

Getty Images
¿Qué hubiese pasado si cada uno hubiese tomado decisiones distintas? Phoebe sería ejecutiva y Joey un actor famoso, Rachel y Ross estarían casados (no entre ellos), Mónica seguiría con sobrepeso y Chandler… bueno, nadie nunca sabe cuál es su trabajo.

Por ser la “reina del apartamento”, escribió la investigadora, Mónica suele ser el punto de unión de los personajes, pero no interactua tanto por estar, por ejemplo, cocinando para el resto, algo que es particularmente evidente en los episodios que transcurren durante las celebraciones de Acción de Gracias.

Según Bazaan, Joey es el de mayor intermediación.

El de los premios

La dificultad de determinar los protagonistas de Friends puede verse también en las categorías donde los actores fueron premiados o nominados.

Si se tienen en cuenta los Globos de Oro y los Emmy, las dos ceremonias de premiación más importantes para la televisión estadounidense, LeBlanc (Joey) y Perry (Chandler) fueron los únicos que solo compitieron en categorías de personajes principales.

No obstante, LeBlanc acumuló cinco nominaciones entre los dos premios, mientras que Perry apenas tuvo una mención en los Emmy.

Joey y Rachel

Getty Images
LeBlanc y Aniston fueron los que recibieron más reconocimientos de renombre por sus personajes, Joey y Rachel, en “Friends”.

Por el contrario, Kudrow (Phoebe) y Schwimmer (Ross) solo compitieron en categorías como secundarios, mientras que Cox (Mónica) jamás fue considerada por estas dos premiaciones, una enorme ironía dada la alta competitividad de su personaje.

Aniston (Rachel) es la que acumuló más victorias y nominaciones de los seis. Lo hizo a veces siendo considerada protagonista y, otras veces, actriz de reparto.

En concreto ganó un Emmy como mejor actriz principal y obtuvo dos nominaciones en esta categoría más otras dos como secundaria.

En cuanto a los Globos de Oro, ganó una estatuilla como protagonista y una nominación en la categoría de reparto.

Cualquiera sea el criterio de medición y el resultado, para los verdaderos fanáticos de Friends la discusión sobre quién es el verdadero protagonista es un “argumento muuu”, como una vez dijo Joey.

Es como la opinión de una vaca. No importa. Es muuu“.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=16AhQaStWxg&t=

https://www.youtube.com/watch?v=KD1_rWvZnzg&t=

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.