Reducir el consumo de carne, una de las claves en la lucha contra el cambio climático
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Cuartoscuro

Reducir el consumo de carne, una de las claves en la lucha contra el cambio climático

Las emisiones contaminantes de la ganadería son equivalentes a las emitidas por todos los autos del mundo; pues contribuye con 15% de los gases de efecto invernadero.
Foto: Cuartoscuro
Por Tania L. Montalvo
12 de diciembre, 2015
Comparte
Las emisiones anuales del sector ganadero son equivalentes a las emisiones por quema de combustible fósiles de todos los autos que actualmente circulan en el mundo. //Foto: Cuartoscuro

Las emisiones anuales del sector ganadero son equivalentes a las emisiones por quema de combustible fósiles de todos los autos que actualmente circulan en el mundo. //Foto: Cuartoscuro

Si la comunidad internacional quiere acabar con el cambio climático, una de las  cosas que debe hacer es… reducir el consumo de carne, advirtieron en París, Francia, científicos y centros de estudio.

Las emisiones anuales del sector ganadero —incluyendo ganado vacuno y ovino; pollos y cerdos— son equivalentes a las emisiones por quema de combustible fósiles de todos los autos que actualmente circulan en el mundo.

Tanto ganado como vehículos en movimiento equivalen, cada uno, a 15% de todas las emisiones de gases de efecto invernadero, según los cálculos del centro de estudios de políticas públicas Chatham House, realizados con datos del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC por sus siglas en inglés).

El instituto urgió a los ministros reunidos en París, Francia con motivo de la vigésimo primera Conferencia de las Partes (COP 21) de la Convención Marco de las Naciones Unidas contra el Cambio Climático a incluir en el debate climático el tema de patrones de consumo de carne en el mundo, pues estudios apoyados también por la Universidad de Estocolmo muestran que seguir la dieta actual es incompatible con la meta de mantener la temperatura del planeta por debajo de los 2 grados centígrados.

“Si vamos a evitar el peligroso cambio climático, las emisiones globales de cada año deben disminuir rápidamente desde los niveles actuales de 49 giga toneladas de dióxido de carbono a 23 para el año 2050. Si nuestro consumo de carne continúa como hasta ahora y mantiene los niveles actuales de crecimiento, ese sector por sí mismo implicará 20 de las 23 giga toneladas de dióxido de carbono que podremos emitir por año. Sólo quedarán 3 para el resto de las actividades de la economía global”, explicó Antony Froggatt, investigador del departamento de Energía y Medioambiente de Chatham House.

Altas cantidades de metano, óxido nitroso y dióxido de carbono se emiten a lo largo de toda la cadena de valor vinculada al consumo de carne: desde la producción de cultivos y la preparación de tierras para satisfacer la creciente demanda de alimento para los animales; hasta la calefacción y refrigeración que se usa en las áreas para procesamiento del producto.

Pero también por lo emitido en los procesos digestivos de los animales, el estiércol y por el transporte para llevar el producto final al consumidor.

Las emisiones vinculadas a vacas, ovejas y cabras son más altas que las de pollos o cerdos; pero en general, los gases de efecto invernadero generados “son considerablemente más altos” que los asociados a los de una dieta basada en frutas, vegetales, tubérculos, granos y legumbres.

Por la producción de carne de res se emite, en promedio, hasta ocho veces más gases que por la de pollo y siete veces más que las legumbres y frutas.

“Tenemos que empezar a pensar en qué le estamos haciendo al planeta con nuestros hábitos de consumo. No sólo hay que hacerlo por una cuestión de salud también para reducir el impacto ambiental y proteger nuestros ecosistemas”, dijo Johan Rockström, profesor de Ciencia Ambiental de la Universidad de Estocolmo.

El excesivo consumo de carne y el daño al planeta también está vinculado al uso de suelo, pues dos tercios de las tierras agrícolas del mundo se utilizan para cultivos destinados a alimentar al ganado, marginando la producción de cultivos para consumo humano.

Aunque los científicos no sugieren que el planeta entero está obligado a tener una dieta cien por ciento vegetariana para evitar el cambio climático, sí insisten en que debe crearse una regulación sobre la producción y consumo de animales.

“El sobreconsumo global traerá altos costos para la sociedad y el ambiente. El mercado está fallando y sin intervención gubernamental la población no reducirá su consumo. Tampoco existen suficientes incentivos para las empresas para reducir la oferta”.

Una encuesta que Chatham House aplicó en Brasil, China, Estados Unidos y el Reino Unido sobre el consumo de carne y sus vínculo con el cambio climático mostró que la gente “generalmente” no tiene idea de que la producción de alimentos de origen animal implica altos niveles de emisiones contaminantes.

Entre la comunidad internacional no ha trascendido el tema, denunció el centro de estudios, por lo que pidió que tras la COP 21 de París, se incluya en la agenda de la Convención Marco de las Naciones Unidas contra el Cambio Climático como una de las claves para frenar el calentamiento global.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

La brutal muerte del sanador maya al que acusaron de brujería y quemaron vivo en Guatemala

La muerte de Domingo Choc, quien practicaba técnicas de sanación ancestrales, fue calificada por el presidente de Guatemala como un "terrible asesinato".
10 de junio, 2020
Comparte

Guatemala está consternada con la violenta muerte de Domingo Choc, un sanador naturista a quien una turba le prendió fuego tras acusarlo de brujería.

Los hechos ocurrieron el sábado 6 de junio en el municipio de San Luis, en el departamento de Petén, a 377 kilómetros al noreste de Ciudad de Guatemala..

Choc, de 56 años, practicaba la medicina tradicional maya y trabajaba junto a grupos de investigación internacionales.

El presidente de Guatemala, Alejandro Giammattei, se refirió al suceso como un “terrible asesinato” y un hecho “cobarde”, al tiempo que envió sus condolencias a la familia de Choc.

El Ministerio Público de Guatemala informó que el mismo sábado capturaron a cuatro personas, a quienes considera presuntos responsables de la muerte de Choc.

¿Qué ocurrió?

Choc pertencía a la comunidad Q’eqchi’.

Varios miembros de esa comunidad acusaron al sanador de practicar brujería y de haberle causado la muerte a un vecino del lugar que había muerto días antes en un hospital local, según la agencia Reuters.

Los medios locales reportan que una turba le prendió fuego a Choc.

Reuters menciona un video que circula por internet en el que se ve a Choc corriendo prendido en llamas, mientras varias personas, incluyendo niños, observan la escena.

Map

Quién era Domingo Choc

Choc era una sanador que practicaba la medicina naturista.

Era miembro de Releb’aal Saq’e’, una asociación espiritual conformada por sanadores maya.

José Che, uno de los líderes de Releb’aal Saq’e’, afirmó en entrevista con Reuters que su organización trabaja para mantener la espiritualidad maya y que no tienen nada que ver con la brujería.

Choc también colaboraba con grupos de investigación de la Universidad Del Valle de Guatemala, la Universidad de Zúrich, el University College London y National Geographic.

Jordán Rodas, procurador de los Derechos Humanos de Guatemala, publicó un comunicado en el que se refirió a Choc como alguien “reconocido y apreciado por la comunidad científica” y “comprometido con preservar y transmitir su conocimiento ancestral”.

Ministerio Público de Guatemala.

Miniserio Público
Las autoridades investigan la muerte de Domingo Choc.

Reacciones

“Queremos que se haga justicia”, dijo Che, de la organización Releb’aal Saq’e’. “Esto no es normal, es un acto inhumano”, agregó.

Che también hizo un llamado a poner fin a lo que él considera una persecución a los sanadores indígenas que practican sus creencias tradicionales.

El presidente Giammattei, por su parte, llamó a que los responsables sean llevados “ante la justicia”.

El procurador Jordán lamentó que el Estado aún no haya incorporado dentro de sus políticas públicas “estrategias para la prevención y persecución de los linchamientos”.

La Organización de Derechos Humanos UDEFEGUA calificó la muerte de Choc como un “crimen de odio y fanatismo”.

Según un informe de la organización humanitaria Grupo de Apoyo Mutuo, citado por la agencia EFE, los linchamientos en Guatemala causaron al menos 348 muertos entre 2008 y 2018.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=GlC2empuaB4

https://www.youtube.com/watch?v=XBfltfjAEZk

https://www.youtube.com/watch?v=6hsbyQAQcWw

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.