10 ganadores y perdedores de la economía mundial en 2015
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Cuartoscuro

10 ganadores y perdedores de la economía mundial en 2015

El petróleo se desplomó y Estados Unidos repuntó. Un refresco peruano conquistó Asia y Ecuador se apuntó un golazo publicitario en el Super Bowl. Repasamos los altibajos de la economía en 2015.
Foto: Cuartoscuro
1 de enero, 2016
Comparte

En la economía mundial hubo muchos ganadores y perdedores en 2015.

No alcanzaría este espacio ni otros mucho más amplios para presentarlos todos.

Pero algunos de ellos despertaron de manera particular el interés de nuestros lectores.

En BBC Mundo te presentamos cinco éxitos y cinco fracasos que ocuparon nuestros titulares a lo largo del año.

Cinco ganadores

1. La economía estadounidense fue un remanso de estabilidad

La crisis financiera global empezó en Estados Unidos en 2008 y no tardó mucho en propagarse por todo el mundo.

Pero es en el mismo EE.UU. donde la economía parece haberse recuperado más rápido. La eurozona no ha podido despegar y China parece haber dejado atrás sus años de mayor crecimiento.

En cambio, Washington crece a ritmo saludable, baja el desempleo y la inflación sigue estando a un nivel razonable. El gran interrogante: ¿dañará el buen ritmo el aumento de las tasas de interés decretado por la Reserva Federal el 16 de diciembre?

2. Los refrescos peruanos siguieron su conquista del mercado asiático

En un mercado dominado globalmente por multinacionales estadounidenses, la marca peruana de bebidas gaseosas Big Cola se expande por mercados inéditos para firmas latinoamericanas.

Encabezan las ventas en varios países del sudeste asiático y ahora buscan entrar a India, con sus más de 1.000 millones de consumidores.

Una historia de éxito empresarial por cuenta de una familia que empezó en los andes peruanos y ahora tiene ambiciones globales.

3. Los anuncios ecuatorianos llegaron al Super Bowl

En un “hit” publicitario sin antecedentes, las autoridades de Ecuador se convirtieron en el primer país en colocar un aviso promocionando el turismo hacia esa nación en el evento cumbre de la televisión estadounidense: el Super Bowl.

Los 30 segundos de transmisión costaron cerca de US$4 millones.

Pero con 115 millones de estadounidenses como audiencia cautiva, las autoridades ecuatorianas están seguras que la inversión se recuperará con creces.

4. Los Santo Domingo estuvieron en medio del negocio del año

La dinastía colombiana Santo Domingo jugó un papel protagónico en el meganegocio del año.

En un año caracterizado por una oleada de fusiones entre corporaciones, sobresalió el anuncio de la unión entre dos gigantes del mundo cervecero: SAB Miller y AB InBev, en un negocio de más de US$100.000 millones, que crea un coloso responsable por una de cada tres cervezas tomadas en el mundo.

Los Santo Domingo son accionistas clave en SABMiller y su cuantiosa fortuna va en aumento.

5. A los habitantes de Alaska, como todos los años, les llegó dinero gratis del gobierno

En todo el mundo estamos acostumbrados a que el gobierno nos pida dinero para los impuestos.

Pero en el estado de Alaska, todos los años el gobierno reparte dinero proveniente de regalías petroleras entre los residentes.

Este año fueron US$2.072 en efectivo a cada ciudadano.

Cinco perdedores

1. Un año desastroso para los productores de petróleo

El precio del crudo se desplomó de US$100 a menos de US$40 a lo largo del año. Las consecuencias fueron calamitosas para los productores.

Venezuela, que depende del crudo para más de 95% de sus exportaciones, enfrenta una crisis fiscal y la amenaza de hiperinflación por cuenta del derrumbe del precio del crudo.

Un fenómeno que agrava una dura situación que el gobierno atribuye a una “guerra económica” contra la Revolución Bolivariana, y que la oposición considera el resultado de políticas equivocadas.

Pero no es el único país que sufre las consecuencias. Otros productores petroleros latinoamericanos como Colombia y Ecuador han tenido que apretar con austeridad en el gasto estatal.

Y en Estados Unidos, si bien los consumidores se benefician de los menores precios por la gasolina, la industria del “fracking” está de capa caída.

2. El milagro económico brasileño se enfrió

Después de una década en que Brasil -junto con India, China y Rusia- era visto como una potencia emergente en la economía mundial, su crecimiento se estancó.

Brasil está en recesión. Su empresa estatal bandera Petrobras, está sacudida por los escándalos.

Y la incertidumbre política por los intentos de impeachment contra la presidenta Dilma Rousseff enturbia aún más el panorama de negocios.

3. Varoufakis no pudo mantener su estrategia rebelde en Grecia

 

En el primer semestre de 2015 el entonces ministro de Finanzas griego Yanis Varoufakis acaparó la atención de los medios mundiales por su insistencia en resistirse a la aplicación de medidas de austeridad en la crisis de la deuda de su país.

Luego de semanas en las que Grecia parecía dirigirse al default y a su salida de la eurozona, se llegó a un acuerdo en el que Atenas aceptó buena parte de las exigencias de sus acreedores.

Varoufakis salió del gobierno pero mantiene sus agudas críticas frente a la estrategia de austeridad.

4. Gap pasó de moda

El imperio estadounidense de la ropa informal tuvo grandes dificultades en 2015, reflejadas en cierres de almacenes, ganancias reducidas y una sensación de ya no estar a la vanguardia la moda.

En la década de 1990 fue parte integral de la cultura popular estadounidense y su atracción se extendió por el mundo.

Pero en épocas recientes Gap no parece poder reencontrar la magia que alguna vez tuvo.

5. Los tacaños con las propinas enfrentaron la estigmatización en Estados Unidos

¿Acostumbrado a dejar el 10% de propina en los restaurantes? En EE.UU. es cada vez peor visto.

Este año los expertos recomendaron que la propina debe estar alrededor del 20%. Y la discusión se mezcló con la controversia por los bajos sueldos a los trabajadores del sector de servicios.

A los que solo dejan centavos al final de la cena, probablemente les llegarán aún más reproches en 2016.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

"Debemos poner fin a esta guerra", y otras frases del primer discurso del nuevo presidente de EU

En su primer discurso como presidente de Estados Unidos, Joe Biden llamó a la unidad y a cerrar heridas. "La democracia ha prevalecido", subrayó.
20 de enero, 2021
Comparte

Unidad, cerrar heridas y mirar al futuro con esperanza.

El primer discurso de Joe Biden como presidente de Estados Unidos siguió la línea de lo que fue su mensaje central de campaña y lo que ha repetido en distintas ocasiones desde su victoria electoral el pasado 3 de noviembre.

Sin olvidar los retos que se le presentan entre los que destacó la grave crisis sanitaria y económica por el coronavirus y el ambiente de polarización política que vive el país, Biden ofreció palabras de optimismo y subrayó la fortaleza del sistema democrático.

En BBC Mundo te presentamos algunas de las ideas fundamentales.

1. “Es el día de la democracia”

Hablando frente al mismo Capitolio que fue asaltado por una turba de violentos seguidores del ya expresidente Donald Trump, Biden comenzó su intervención con un reconocimiento a la supervivencia del sistema democrático.

Joe Biden en su primer discurso como presidente de Estados Unidos

EPA
El nuevo presidente de Estados Unidos insistió en su mensaje de unidad y sanación en el que basó su campaña.

“Este es el día de Estados Unidos. Es el día de la democracia. Un día de historia y esperanza”.

“Estados Unidos ha sido puesto a prueba y ha respondido al desafío. Hoy celebramos el triunfo no de un candidato sino de una causa, la causa de la democracia”.

“Volvimos a aprender que la democracia es preciada. La democracia es frágil y en este momento, amigos, la democracia ha prevalecido”.

2. “Las fuerzas que nos dividen son reales”

Sin embargo, el presidente no ignoró los problemas de división que enfrenta el país, en una toma de posesión a la que no acudió su predecesor, algo que no ocurría desde hace 150 años.

Soldados de la Guardia NAcional y un crítico de Biden

EPA
Las medidas de seguridad tuvieron que reforzarse tras los violentos disturbios de hace dos semanas en el Capitolio.

“Sé que hablar de unidad puede sonarle a algunos como una tonta fantasía estos días. Las fuerzas que nos dividen son profundas y reales, pero no son nuevas”, indicó.

“Nuestra historia ha sido una pelea constante entre el ideal estadounidense de que todos fuimos creados iguales y la fea y dura realidad de que el racismo, el nacionalismo, el miedo y la demonización nos han separado desde hace tiempo. La batalla es perenne y la victoria no está garantizada”, advirtió.

3. “El virus se ha llevado tantas vidas en un año como las que perdió EU en la II Guerra Mundial”

Entre los grandes desafíos que enfrenta su gobierno, Biden destacó la pandemia de coronavirus, aunque le dedicó más tiempo a hablar del enrarecimiento de la vida política en el país.

“Pocas personas en la historia de nuestra nación han sido más desafiadas o se han encontrado ante un momento más desafiante o difícil que el momento en el que estamos ahora. Un virus no visto en un siglo que silenciosamente acosa al país se ha llevado tantas vidas en un año como Estados Unidos perdió en toda la Segunda Guerra Mundial”, clamó.

“Se han perdido millones de empleos. Cientos de miles de negocios han cerrado. El grito por una justicia racial que se espera desde hace 400 años nos conmueve. El sueño de la justicia para todos no será aplazado más”.

4. “Fin a esta guerra incivil”

En uno de los momentos más aplaudidos del discurso, Biden calificó la situación actual como una “guerra incivil”.

Joe Biden con su familia

Reuters
Biden estuvo arropado por su familia durante la investidura.

“Debemos poner fin a esta guerra incivil que pone a rojos contra azules, el mundo rural contra el mundo urbano, conservadores contra progresistas”, exclamó.

“Podemos hacerlo si abrimos nuestras almas en lugar de endurecer nuestros corazones, si mostramos un poco de tolerancia y humildad y si estamos dispuestos a ponernos en el lugar del otro, como decía mi madre, al menos por un momento ponte en el lugar del otro, porque eso es lo que pasa con la vida, no se sabe lo que el destino tiene preparado para ti”.

5. “Hay verdades y mentiras”

Sin mencionarlo explícitamente, Biden aludió a las dudas que se han vertido en los últimos meses sobre su victoria electoral, iniciadas por el propio Trump, que no reconoció su derrota y se fue del poder sin felicitar a su sucesor.

“Las últimas semanas y meses nos han enseñado una dolorosa lección. Está la verdad y hay mentiras, mentiras que se dicen para conseguir poder y beneficios. Y cada uno de nosotros tiene un deber y una responsabilidad como ciudadanos, como estadounidenses y especialmente como líderes -líderes que han jurado honrar la Constitución y proteger nuestro país- de defender la verdad y derrotar las mentiras”.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=pYJwidxW4-E

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.