¿Qué tipo de pájaro eres en las redes sociales?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Yorokobu

¿Qué tipo de pájaro eres en las redes sociales?

Un 'Aviario' de Mario y Javier Tascón muestra distintos tipos de personas en función de lo que dicen en internet
Yorokobu
Por Yorokobu
7 de febrero, 2016
Comparte
¿Qué tipo de pájaro eres en las redes sociales? // Imágenes: Yorokobu

¿Qué tipo de pájaro eres en las redes sociales? // Imágenes: Yorokobu

Por las redes sociales sobrevuelan cada día todo tipo de personajes. Buitres, tórtolos, Doctores Peste… Antes podían pasar desapercibidos pero ahora es fácil reconocerlos. Un Aviario de Mario y Javier Tascón muestra y cataloga esas raras aves que pueblan Twitter, Facebook, Instagram y todo el bosque digital de internet.

Hacía tiempo que Mario se fijaba en las nuevas formas de escribir en internet y eso lo contó en su libro Twittergrafía. Ahora quería descubrir qué especies poblaban ese mundo y entonces aprovechó la luz de las pantallas de su móvil y su computadora para salir a hacer avistamientos en Twitter. Él también era pájaro: un águila, entre muchas otras especies, como más tarde se descubriría.

El fundador de Prodigioso Volcán se afanó en su labor de ornitólogo digital. Estudiaba y diseccionaba los tuits hasta que empezó a reconocer en los humanos el comportamiento de algunas aves. El de la alondra, por ejemplo. Esas que «despliegan toda su energía desde primera hora de la mañana» y «reflejan la alegría de vivir», las que avisan de los peligros, como hizo una de ellas, para advertir a Romeo y Julieta que podían ser descubiertos. El ave cantó por ellos. Para anunciarles que se levantaba la luz del día que alumbra los escondites.

Alondra, quienes despliegan toda su energía desde primera hora de la mañana

Alondra, quienes despliegan toda su energía desde primera hora de la mañana

El experto en medios digitales empezó a clasificarlos. Llevaba apenas unas notas cuando se alió con otro investigador, Javier Tascón. El ilustrador, y a la vez hermano, construiría la apariencia humana de estas especies. Ambos estudiaban cómo eran los pájaros y después veían a qué tipo de humanos se asemejaban.

Mario Tascón llevaba años al acecho. Mirar la pajarera digital era como observar un foro político español a principios del siglo XX. Muchos hablaban a la vez, otros vociferaban, algunos vitoreaban. Y a ese ruido, que hoy se compara con el de un gallinero, se llamó greguería: «algarabía, gritería confusa, piar desordenado de los pájaros en un bosque». Aquello era una versión física del piar incesante de Twitter. Todos a un tiempo, como el griterío actual de bits que suena, cada instante, en las redes sociales.

«En los años 20, antes de que Ramón Gómez de la Serna se apropiara de la palabra ‘greguería’ para describir un género literario, en la prensa usaban ese término para referirse al ruido de las conversaciones en el Parlamento», relata Mario Tascón, en su oficina de Madrid, España. «Hoy vuelve a producirse otra greguería, la de las redes sociales. Tenemos que recuperar ese término».

El aviario de las redes sociales // Imagen: Yorokobu

El aviario de las redes sociales // Imagen: Yorokobu

El vapor es el fantasma del agua.

La escalera de caracol es el ascensor a pie.

En su investigación encontraron que en este «bosque social plagado de vídeos, instantáneas, bits, mensajes, megustas, ceros y unos» hay, al menos, 40 tipos de pobladores. Ellos saben que hay más pero pararon ahí, por el momento, para llevar sus primeras observaciones a un libro artesanal tan cuidado como si las mejores máquinas que existieran en el mundo fueran las manos.

El Aviario describe al ave fénix (que resurge de sus cenizas y lo hace de forma majestuosa), al búho (el más reclamado por su sabiduría), al buitre (que busca camorra), al cóndor (que porta mensajes de los poderosos), a la cotorra (habla, habla y habla sin esperar respuesta), al Doctor Peste (cada vez que aparece en un debate, preludia el apocalipsis), al pavo real (cuenta sus hazañas, sus conciertos y no suele conversar con los demás) o a los tórtolos (muestran sus mensajes de amor de manera pública y, de vez en cuando, ostentosa).

Estudiaron la biología de los pájaros, investigaron qué cuenta de ellos la cultura pop y rebuscaron el rastro de su vuelo en leyendas antiguas. Su intención no era ir más allá de la pura observación, la mirada empírica, esa que le gustaba tanto al filósofo británico David Hume. Pero puede que sin quererlo, los dos hermanos llegaran a un conocimiento profundo de la especie humana. Un profesor de filosofía del Colegio Brains, en Madrid, vio elAviario y desde hace unos días lo usan en su clase para hablar de los distintos tipos de personalidad.

Acotorra, los que no paran de hablar en las redes sociales // Imagen: Yorokobu

Acotorra, los que no paran de hablar en las redes sociales // Imagen: Yorokobu

El Aviario empezó a despertar la curiosidad desde el momento en que comenzaron a escribirlo. A Mario le gusta trabajar en documentos abiertos, con las persianas arriba, para que se asome quien quiera. Mientras escribía sobre estas especies, publicaba tuits que invitaban a entrar en su Google Doc y contemplar los relatos. En la parte superior del documento empezaban a aparecer los iconos de los visitantes. Eran desconocidos, que desde ahí arriba, desde la prudencia de la distancia, posaban como lo hacen las aves en lo alto de un palomar. «Muchas personas hacían comentarios y sugerencias. Tomamos nota, y después añadimos y cambiamos algunas cosas porque nos parecían buenas ideas», relata Tascón.

El Aviario no solo recuerda a los libros de otro siglo por su tacto y su aspecto. También porque están contados. Solo hay 500 ejemplares, seriados y numerados con un sello artesanal. Los Tascón lo decidieron así porque querían que fuera un regalo. Aunque unos días después, ante la insistencia, empezó a venderse en una librería de Madrid.

Mario y Javier siguen al acecho. Eso significa que en el futuro podría aparecer un nuevo libro. Son pájaros de altos vuelos y, en su clasificación, como ya se descubrió, águilas: los que «siempre están ojo avizor», los que «aterrizan sobre lo mejor de la Red y lo muestran al mundo»

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

La Federación Internacional de Natación refuerza restricciones para las nadadoras transgénero en torneos de élite femeninos

Las nadadoras transgénero no podrán participar en competiciones femeninas de élite si han pasado por cualquier etapa del proceso de pubertad masculina.
19 de junio, 2022
Comparte

La Federación Internacional de Natación (FINA) prohibió que nadadoras transgénero compitan en las pruebas élite de mujeres si han pasado por cualquier etapa del proceso de pubertad masculina.

La nueva política requiere que las competidoras transgénero hayan completado su transición antes de los 12 años para poder participar en competencias femeninas.

Además, la organización buscará establecer una categoría “abierta” para las competencias de natación de participantes cuyas identidades de género son diferentes a las que se les asignó al nacer.

La medida, que fue aprobada por un 71% de los votos de los 152 miembros de FINA, fue descrita como “solo un primer paso hacia la completa inclusión” de atletas transgénero.

La decisión se tomó durante un congreso general extraordinario en el marco del Campeonato Mundial en Budapest, Hungría.

Con anterioridad, los miembros de FINA escucharon el informe de un grupo de trabajo compuesto por figuras del mundo de la medicina, la ley y el deporte.

“La testosterona durante la pubertad masculina altera los factores fisiológicos determinantes del rendimiento humano y explica las diferencias de rendimiento humano basadas en el sexo, que se consideran claramente evidentes a la edad de 12 años”, dijo el doctor Michael Joyner, fisiólogo y experto en rendimiento humano y miembro del panel.

“Aun si la testosterona se suprime, los efectos que alteran el rendimiento se retienen”.

La doctora Sandra Hunter, una especialista en las diferencias de sexo y edad en el rendimiento atlético, coincidió, indicando que esas ventajas son de origen estructural, como la altura, longitud de extremidades, tamaño del corazón, tamaño de los pulmones y son retenidos.

“El enfoque de FINA en la formulación de esta política fue amplio, basado en la ciencia e inclusivo, y, muy importante, el enfoque de FINA hizo énfasis en competitividad justa”, alegó Brent Nowicki, director ejecutivo del ente regulador.

La decisión de FINA viene después de la medida tomada en jueves por la UCI, que regula el ciclismo, de duplicar el período de tiempo antes de que una ciclista haciendo su transición pueda competir en carreras femeninas.

Lia Thomas compitiendo para la Universidad de Pennsylvania

Getty Images
La nadadora Lia Thomas compitió como hombre durante tres temporadas antes de iniciar su transición. Su caso ha sido central en el debate del derecho de mujeres transgénero de competir.

El tema en la natación se convirtió en el centro de atención por las experiencias de la nadadora estadounidense Lia Thomas.

En marzo, Thomas se convirtió en la primera nadadora transgénero -de quien se sabe- en ganar el principal título universitario nacional en EE.UU. con su victoria en las 500 yardas (457,2 metros) femeninas estilo libre.

Thomas había nadado para el equipo masculino de Pennsylvania durante tres temporadas antes de iniciar un tratamiento de reemplazo de hormonas en la primavera de 2019.

Desde entonces ha roto varios récords para su equipo universitario de natación.

Más de 300 nadadores universitarios, del equipo nacional y de equipos olímpicos firmaron una carta abierta en apoyo a Thomas y todas las nadadoras y nadadores transgénero y no binarios, pero otros atletas y organizaciones han manifestado dudas sobre la inclusión trans.

Algunas de las compañeras de equipo de Thomas y sus padres escribieron cartas anónimas apoyando su derecho a la transición, pero señalaron que era injusto que compitiera en las categorías femeninas.

La federación de natación de Estados Unidos actualizó su política para nadadores élite en febrero, para permitir a atletas transgénero competir en eventos élite pero con miras a reducir cualquier ventaja injusta, incluyendo la imposición de pruebas de testosterona 36 meses antes de competencia.

Uno de los debates más acalorados en el deporte

La discusión sobre la inclusión de mujeres transgénero en los deportes femeninos ha dividido las opiniones tanto dentro como por fuera de los círculos deportivos.

Muchos alegan que las mujeres transgénero no deberían competir en deportes femeninos por las supuestas ventajas que podrían retener -pero otros insisten en que el deporte debería ser más inclusivo.

El presidente de World Athletics (el ente de atletismo internacional) Sebastian Coe dijo que la “integridad” y el “futuro” de los deportes femeninos quedarían muy “frágiles” si las organizaciones deportivas no atinan bien con sus regulaciones para atletas transgénero.

El meollo del debate sobre si las atletas transgénero deberían o no competir en deportes femeninos involucra un complejo equilibrio de inclusión, justicia deportiva y seguridad -en esencia, si las mujeres trans pueden competir en categorías femeninas sin tener una ventaja injusta o presentando una amenaza de lesión a sus competidoras.

Las mujeres trans tienen que seguir una serie de reglas para competir en deportes específicos, incluyendo en muchos casos bajar sus niveles de testosterona por cierta cantidad, durante un período establecido de tiempo, antes de competir.

Hay preocupación, sin embargo, como lo resalta la decisión de FINA, que las atletas retienen una ventaja al pasar por la pubertad masculina sin que se hayan bajado los niveles de testosterona.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=bjntTyBEu24

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.