¿Logrará la nueva reforma judicial en México evitar que la policía siga arrancando confesiones bajo tortura?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Amnistía Internacional

¿Logrará la nueva reforma judicial en México evitar que la policía siga arrancando confesiones bajo tortura?

En este mecanismo los policías y fiscales son claves, pues ahora están obligados a presentar pruebas científicas y reales para demostrar la culpabilidad de los acusados.
Amnistía Internacional
Por Alberto Nájar // BBC Mundo
19 de junio, 2016
Comparte

A Yecenia Armenta la policía de Sinaloa la acusó de contratar a un sicario para asesinar a su marido, y desde 2012 permaneció en una prisión del estado, en el noroeste de México.

La única prueba para su encarcelamiento fue su presunta confesión escrita en un papel que le obligaron a firmar tras 15 horas de tortura.

Cuatro años después fue liberada. Un juez determinó que su captura se realizó de forma irregular, y que fue “forzada brutalmente” a inculparse.

El caso de Yecenia es uno más de los que ocurren con frecuencia en México, donde según organizaciones como Amnistía Internacional el 64% de los habitantes temen ser víctimas de tortura.

La mayor parte de los juicios que se realizan en el país se basan sobre todo en la confesión de los inculpados.

Pero muchas de éstas se obtienen bajo tortura o presiones indebidas de militares, policías y fiscales, según denuncias de organizaciones de derechos humanos.

Se trata de uno de los principales retos del nuevo sistema de justicia penal acusatorio, que a partir de este 18 de junio se aplica en todo el país.

Incluso en casos como Ayotzinapa las investigaciones independientes muestran que la supuesta verdad probablemente se construye a partir de declaraciones fabricadas o bajo tortura[/animalp-quote-highlight]

Stephanie Erin Brewer, coordinadora del área internacional del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro.

En este mecanismo los policías y fiscales son claves, pues ahora están obligados a presentar pruebas científicas y reales para demostrar la culpabilidad de los acusados.

Hay quienes creen que estos no están preparados para el nuevo escenario, donde la confesión de sus detenidos ya no será lo más importante.

Los crímenes de lesa humanidad, una práctica generalizada por la lucha contra el narco: ONG

Capacitación

El estudio Hallazgos de 2015 del Centro de Investigación para el Desarrollo (CIDAC) señala que el 83% de los más de 350 mil policías de todos los niveles no están capacitados para adaptarse al nuevo sistema de justicia.

Los problemas más comunes entre ellos es que no preservan de forma adecuada las escenas de los crímenes, no resguardan evidencias potencialmente útiles y no saben cómo acercarse y cuidar a las víctimas.

Por el contrario, se concentran en detener a quienes consideran sospechosos y obtener de ellos alguna confesión.

Eso ya se corrigió, asegura María de los Ángeles Fromow, responsable de la Secretaría Técnica del consejo de Coordinación para la Implementación del Sistema de Justicia Penal.

Desde el año pasado se estableció una estrategia especial para capacitar a los policías y agentes del Ministerio Público.

Se trata de un curso práctico de 40 horas donde se les enseña a preservar las escenas del crimen, acercarse de manera adecuada a las víctimas y recabar evidencias.

“Estamos arriba del 95% de los policías a nivel nacional capacitados en los que son operativos y que requerían esa formación”, le dice Fromow a BBC Mundo.

“Es el inicio, tendrá que reforzarse esa formación profesional. Debemos trabajar todos los días para que esos conocimientos se apliquen”.

El reto

¿Las nuevas reglas son suficientes para erradicar la tortura policíaca en México?

“Es un hecho”, responde Fromow, y por una razón: “La confesión pierde hoy toda la fuerza, es una prueba que tendrá que hacerse ante un juez y además vinculada con otros elementos”.

“Además un juez de control va a calificar la detención de legal o ilegal, le preguntará y se cerciorará de que esa persona no haya sido torturada y sólo ante él podrá haber una confesión válida”.

Pero otros creen que no será tan sencillo, como Stephanie Erin Brewer, coordinadora del área internacional del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro.

“Seguimos registrando casos de detención arbitraria, tortura, o fabricación de declaraciones“, le dice a BBC Mundo.

“Incluso en casos de muy alto perfil como Ayotzinapa las investigaciones de expertos independientes muestran que la supuesta verdad histórica probablemente se construye a partir de declaraciones fabricadas o posiblemente obtenidas bajo tortura“.

Brewer se refiere a la desaparición de 43 estudiantes de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa en Iguala, Guerrero, el 26 de julio de 2014.

El Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), que investigó el caso, asegura que el 70% de los detenidos por el hecho fueron torturados.

Los detalles

La base del nuevo sistema de justicia es que a los inculpados se les considera inocentes hasta que la autoridad compruebe lo contrario.

Esto, que en el resto del mundo se considera como básico, no sucedía en México, reconoce Fromow.

México fue uno de los últimos países que transforma su sistema judicial a uno acusatorio“, explica.

“Significa dejar atrás 100 años de tradición de un derecho poco transparente, escrito, sin el rostro humano de un juez que no respetaba la presunción de inocencia. Se les consideraba presunto culpable”.

En el sistema tradicional, por ejemplo, el plazo para que se realice un juicio es de un año aunque son pocos los que cumplen con ello.

Son pocos los inculpados que enfrentan el proceso en libertad, pues la mayoría son sujetos de “prisión preventiva”.

El resultado es un sobrecupo de 28% en promedio de las cárceles en el país, aunque algunas llegan incluso al 100%.

Con el nuevo mecanismo el encarcelamiento se aplicará sólo en casos de delitos graves, y los juicios serán más cortos, incluso de algunas semanas.

La crisis en las cárceles de México: 10 problemas urgentes sin atención

“Estamos en problemas”

Pero el reto más importante es cambiar la cultura de justicia en el país, advierten especialistas.

Y en eso están involucrados los jueces, agentes del Ministerio Público, médicos legistas, abogados defensores… Y los policías, que tienen un papel fundamental.

Ellos pueden hacer que el nuevo sistema funcione como se espera o provocar su fracaso, afirma Patricia González Rodríguez, del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Y es que se ve difícil cambiar en las corporaciones policíacas una forma de trabajo de varias décadas.

Si deseamos investigaciones científicas de una policía que no tiene capacidad institucional para preservar evidencias en el lugar de los hechos, estamos en problemas“, advierte.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Alcaldía Cuauhtémoc

¿Habrá nueva elección en la Cuauhtémoc? Esto es lo que sigue tras la vinculación a proceso contra Sandra Cuevas

La alcaldesa quedó suspendida del cargo por 60 días, lo que abre la puerta a que su ausencia pueda considerarse como definitiva y a que deba convocarse a una elección extraordinaria.
Alcaldía Cuauhtémoc
Comparte

Sandra Cuevas, alcaldesa de Cuauhtémoc, fue vinculada a proceso este jueves por su posible participación en los delitos de abuso de autoridad, robo y discriminación en contra de dos mandos policiacos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC). 

La jueza de control fijó dos meses de plazo para el cierre de la investigación complementaria, 60 días, tiempo en el que la funcionaria permanecerá suspendida de su cargo como alcaldesa, no podrá salir del país y tampoco podrá acercarse a las víctimas.

Entonces, ¿durante este tiempo quién gobernará la alcaldía? ¿Habrá nuevas elecciones? ¿Qué dice la ley? Aquí te explicamos.

¿Qué dice la ley? 

Los alcaldes de la CDMX pueden ausentarse de su cargo hasta por 15 días naturales sin solicitar autorización al Congreso capitalino. Basta con que informen al Legislativo que no estarán al frente de sus puestos y hagan de su conocimiento quién quedará como encargado del despacho.

De acuerdo con el artículo 66 de la Ley Orgánica de Alcaldías de la CDMX, si la ausencia es mayor a 15 días, los alcaldes deben solicitar licencia ante el Congreso local, para que ahí los diputados voten si les permiten ausentarse o no. Si les conceden licencia, la persona titular del área de Asuntos Jurídicos y Gobierno es quien queda a cargo.

Ahora bien, si los alcaldes se ausentan por más de 60 días naturales —es decir, contando los fines de semana—, se considera como una ausencia definitiva, según el artículo 66 del referido ordenamiento.

Esto es importante tenerlo en cuenta porque la jueza de control fijó un plazo de dos meses —60 días que se cumplirán el 17 de mayo— para el cierre de la investigación complementaria en contra de la alcaldesa. Es decir, si el proceso se alarga hasta el límite de este tiempo, la suspensión de Cuevas como alcaldesa de Cuauhtémoc podría considerarse una ausencia definitiva.

Además, desde el lunes 14, durante la primera audiencia judicial que se llevó a cabo, la jueza ordenó que la alcaldesa quedara suspendida temporalmente del cargo, es decir, ya tiene cuatro días suspendida y podría sumar otros 60.

Según se detalla en artículo 67 de la Ley Orgánica de Alcaldías de la CDMX, si la licencia es definitiva o hay ausencia total, y esto ocurre en los primeros dos años de su gobierno —lo cual se aplicaría en este caso, ya que Cuevas tomó protesta el 1 de octubre de 2021—, se debe convocar a una elección extraordinaria. ¿Cómo? 

Primero se debe elegir a un alcalde interino. Para ello, la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, debe enviar al Congreso capitalino una terna para que el Legislativo elija a quien ocupe el cargo.

Después, el Congreso debe solicitar al Instituto Electoral capitalino (IECM) que, dentro de los siguientes 10 días posteriores al nombramiento, emita una convocatoria para elecciones extraordinarias y que los habitantes de la demarcación elijan a un nuevo gobernante. Esto debe suceder en un plazo no menor de dos meses ni mayor a cuatro.

“Hasta este momento, desde que se hacen elecciones a nivel local desde 1997, que elegimos al primer jefe de gobierno, y del año 2000, cuando se elige a los jefes delegaciones, no nos hemos encontrado en un caso (similar). No ha habido necesidad (de convocar a elecciones extraordinarias)”, dijo el consejero electoral Bernardo Valle Monroy, presidente de la Comisión de Asociaciones Políticas del IECM. 

“Las elecciones extraordinarias que en su caso se hubieran podido realizar son derivadas de una orden jurisdiccional electoral por algún vicio en la elección, y en este caso no sería así, sino sería suplir una ausencia”, expuso en entrevista.

El consejero explicó que de momento el instituto se encuentra ajeno a lo que está sucediendo, pero está atento al momento de que se cumplan las hipótesis contenidas en la ley para intervenir y llevar a cabo las acciones en el marco de su competencia.

En tanto se resuelve la indagatoria, José Medina, quien ocupaba el cargo de director de Gobierno, es quien está supliendo temporalmente a Sandra Cuevas.

El Congreso de la CDMX alista Comisión Jurisdiccional

Temístocles Villanueva, presidente de la Comisión de Asuntos Político-Electorales del Congreso capitalino, explicó a Animal Político que, luego de la audiencia celebrada este jueves, en la que se determinó que Sandra Cuevas permanecerá separada temporalmente del cargo como alcaldesa de Cuauhtémoc, el Legislativo instalará una Comisión Jurisdiccional para dar seguimiento puntual al caso.

“El tema de las fechas sí requiere una revisión muy cuidadosa porque la ley establece que un alcalde o alcaldesa puede ausentarse de su puesto en un plazo de hasta 60 días y lo que está determinando el Poder Judicial es un plazo mayor a 60 días, es decir, tendríamos que ir a un proceso para determinar un alcalde sustituto”, dijo el diputado.

“Lo primero que debe ocurrir es que el Congreso cree la Comisión Jurisdiccional para resolver el procedimiento a llevarse a cabo para determinar la sustitución de la persona titular de la alcaldía”, añadió.

Será la Junta de Coordinación Política del Congreso local la que ordene crear esta comisión, que permitirá atender y resolver el proceso de gobernabilidad que atraviesa la alcaldía Cuauhtémoc, así como aclarar dudas. Una de ellas, ejemplificó Villanueva, es “¿Qué va a ocurrir si después del plazo el Poder Judicial resuelve la inocencia de la alcaldesa o basta que la ley establezca que el plazo máximo de separación son 60 días?”.

Para entender mejor el caso

¿Por qué la alcaldesa de Cuauhtémoc ha sido vinculada a proceso? 

El sábado 12 de febrero, la Fiscalía General de Justicia capitalina (FGJCDMX) informó que había abierto una investigación contra Sandra Cuevas luego de que dos mandos de la Policía Auxiliar de la SSC la señalaran por el delito de privación de la libertad, abuso de autoridad, robo y lo que resultase.

Esta indagatoria se inició luego de que se presentara un diferendo de competencia entre la alcaldía y el gobierno capitalino respecto del ordenamiento del comercio en vía pública en el Centro de la CDMX.

Para resolver este diferendo, señaló la FGJ, ya se había acordado una reunión entre ambos órdenes de gobierno. Sin embargo, Cuevas convocó a su oficina a los dos mandos de la SSC, donde presumiblemente —y según la indagatoria— la alcaldesa y otros hombres que la acompañaban agredieron física y verbalmente a los policías.

En una audiencia judicial que se llevó a cabo el lunes 14 de marzo, la jueza de control ordenó que la alcaldesa quedara suspendida temporalmente del cargo, por lo que Cuevas confirmó que, en tanto se resuelve la indagatoria, será el director de Gobierno, José Medina, quien la supla temporalmente.

Este jueves 17 de marzo, durante la audiencia celebrada en el Reclusorio Norte y a la que Cuevas acudió para rendir su declaración, se le vinculó a proceso y la jueza de control fijó dos meses de plazo para el cierre de la investigación complementaria, tiempo en el que seguirá suspendida para ejercer su cargo como alcaldesa de Cuauhtémoc.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.