Muere Rubén Aguirre, el Profesor Jirafales, el maestro más famoso de América Latina
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
BBC Mundo

Muere Rubén Aguirre, el Profesor Jirafales, el maestro más famoso de América Latina

Este viernes murió a los 82 años de edad Rubén Aguirre, conocido como 'El Profesor Jirafales', quien en los últimos días su estado de salud se vio deteriorado por complicaciones de neumonía.
BBC Mundo
Por Alberto Nájar / BBC Mundo
17 de junio, 2016
Comparte

Rubén Aguirre, el famoso maestro de educación primaria que interpretó al profesor Jirafales en El Chavo del 8 murió este viernes a los 82 años.

“Es verdad que ya no está con nosotros. Lamentablemene murió a las 4:10 de esta mañana por complicaciones de neumonía. Ya estaba en su casa, estuvo en mayo en el hospital porque estuvo un poco delicado, pero salió de allí”, le dijo a BBC Mundo su hija Verónica.

Las exequias serán en el balneario de Puerto Vallarta Jalisco, donde residía y falleció. “Vivió muy feliz aquí sus últimos años”, afirmó.

Aguirre estaba muy enfermo en las últimas semanas, incluso se mencionó que durante su última hospitalización prácticamente no podía moverse por complicaciones de la diabetes.

Una de las primeras personas en reaccionar fue el actor Edgar Vivar, que encarnaba al Señor Barriga y a su hijo Ñoño, quien escribió en su cuenta de Twitter:

“Mi profesor favorito descansa en paz…Hoy mi gran amigo Rubén Aguirre parte de este plano. Te extrañaré mucho”.

De nada a todo

El profesor Jirafales fue uno de los personajes más entrañables de la vecindad del Chavo.

Su romance televisivo con Doña Florinda fue un clásico para miles de niños y su característico ta-ta-ta repetido una y otra vez en su México y el resto de América Latina.

“Yo era poco menos que nadie, pero cuando decía que era primo del Profesor Jirafales me convertía en poco más que todo”.

Así recordaba el columnista mexicano Armando Fuentes Aguirre, conocido como Catón, sus viajes por la región, incluso cuando era invitado a ofrecer conferencias.

La suya es una de las muchas historias que se tejieron alrededor de Aguirre, quien siempre dijo que ese personaje lo ayudó a dejar de ser un “actor mediocre” y convertirse en una de las figuras más conocidas de la región.

Lo consideraba un triunfo para alguien que no había estudiado actuación, sino agronomía, una profesión que nunca llegó a ejercer.

Cronista taurino

Rubén Aguirre nació en 1934 en Saltillo, Coahuila, en el noreste de México, aunque su carrera artística la inició en la ciudad vecina de Monterrey, Nuevo León.

Desde muy joven incursionó en radio, primero, y luego en televisión, donde tuvo pequeños papeles y encarnó al payaso Pipo.

También fue cronista taurino y transmitió por primera vez en la historia de su país la narración vía satélite de una corrida de toros realizada en Madrid, España.

Tras esa transmisión fue contratado para trabajar en la capital mexicana, donde participó en un programa infantil de concursos llamado El Club de los Millonarios y formó parte del elenco de El Club de Shory, donde se ofrecían consejos escolares.

Fue ahí donde conoció a dos actores con quienes compartió escena en El Chavo del 8: Carlos Villagrán, quien luego interpretó a Quico, y a María Antonieta de las Nieves, La Chilindrina.

Fue en este espacio donde se acercó a Chespirito, quien a partir de ese momento lo incluyó en prácticamente todas sus obras, desde la serie El Chapulín Colorado hasta Los Chifladitos, donde Aguirre hacía de Lucas Tañeda y Gómez Bolaños de Chaparrón Bonaparte, una pareja de locos inofensivos.

Pero el papel que realmente le dio fama fue el Profesor Jirafales, el maestro que cortejaba Doña Florinda, mamá de su alumno Quico.

Crisis

Videos de la serie El Chavo del 8. Foto: BBC
La serie de El Chavo del 8 dejó de transmitirse en 1992

Con su estatura de 1 metro 90 y siempre dispuesto a atender a todos los fanáticos que se le acercaban para pedirle autógrafos o tomarse una foto, Rubén Aguirre hizo de Jirafales un personaje imponente y accesible.

Pero no era su favorito.

El prefería a Lucas Tañeda y cuando se reunía con Chespirito lo saludaba con la misma frase del programa: “¿Sabías que la gente sigue diciendo que tú y yo estamos locos?”

La serie El Chavo del 8 terminó en 1980, pero durante 12 años más se mantuvo como parte del programa Chespirito, donde Gómez Bolaños incluyó a varios de sus bocetos como el Doctor Chapatín, Los Caquitos o El Chapulín Colorado, por ejemplo.

Este programa concluyó en 1992 y entonces Rubén Aguirre fundó un circo que fue durante décadas su principal ingreso, aunque su situación económica empeoró después que en 2007 sufrió un accidente automovilístico en el que su esposa resultó gravemente herida.

La recuperación de la pareja consumió todos sus ahorros y obligó al actor a posponer su retiro.

En los últimos años el dinero escaseó todavía más, al extremo que en una ocasión tuvo que abandonar el hospital porque su familia no tenía recursos para pagar la cuenta.

Fue un período amargo para El Profesor Jirafales. “Mis fuerzas se acabaron”, confesó.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Cómo miles de millones de rayos pudieron ser el origen de la vida en la Tierra

Cómo se formó la vida en la Tierra es una de las grandes preguntas de la ciencia. Ahora un equipo de Universidad de Yale y la Universidad de Leeds proponen una respuesta.
17 de marzo, 2021
Comparte

Hay una nueva pieza en el rompecabezas del origen de la vida en la Tierra.

Miles de millones de rayos que bombardearon la Tierra durante un largo periodo pudieron ser la chispa que permitió que la vida comenzara a formarse en nuestro planeta.

Esa es la conclusión a la que llegó una reciente investigación de la Universidad de Yale en Estados Unidos y la Universidad de Leeds, en Reino Unido.

El estudio sostiene que durante millones de años los rayos que impactaban la Tierra fueron liberando el fósforo necesario para la creación de las biomoléculas que fueron la base de la vida en el planeta.

Los autores de la investigación afirman que su hallazgo ayuda a comprender cómo se pudo haber formado la vida en la Tierra y cómo podría estar formándose en otros planetas.

La clave es el fósforo

El fósforo es esencial para que se produzca vida.

Este elemento quimico, sin embargo, no estaba fácilmente disponible en la Tierra primitiva, ya que estaba bloqueado dentro de minerales insolubles en la superficie del planeta.

Durante mucho tiempo, los científicos se han preguntado cómo el fósforo de la Tierra se hizo accesible para ayudar en la formación del ADN y otras biomoléculas necesarias para la vida.

ADN

Getty
El fósforo es clave para la formación de biomoléculas.

Este nuevo estudio sugiere que ese fósforo se volvió disponible gracias a los rayos que impactaban la Tierra.

Cuando un rayo golpea el suelo puede crear fulguritos, una formación vítrea que contiene schreibersita, un mineral que a su vez contiene fósforo.

Los fulguritos contienen algo del fósforo de la superficie del suelo, pero en forma soluble.

Con base en modelos computacionales, los investigadores calcularon que hace entre tres mil quinientos y cuatro mil quinientos millones de años, cuando la vida comenzaba a formarse, la tierra firme del planeta era impactada por cerca de entre cien y mil millones de rayos cada año.

Eso, en un periódo de mil millones de años, equivaldría a un total de entre 0,1 y 1 quintillón de rayos (1 seguido de 30 ceros) ayudando a la formación de fósforo en el planeta.

fulgurito

Benjamin Hess/Yale
Los fulguritos se forman cuando un rayo impacta la Tierra.

Bombardeo constante

Anteriormente, otras investigaciones habían sugerido que la fuente de la schreibersita eran los meteoritos.

Este nuevo estudio sin embargo, afirma que la cantidad de meteoritos no hubiera sido suficiente, y tampoco hubiera sido constante, como sí lo fueron los rayos.

Además, es probable que los rayos fueran más frecuentes en regiones tropicales, proporcionando áreas más concentradas de fósforo utilizable, según el estudio.

Los investigadores calcularon que durante la etapa de formación de vida en el planeta, los rayos pudieron ser el origen de entre 110 y 11.000 kilos de fósforo cada año.

planta

Getty
El origen de la vida en la Tierra es una de las grandes preguntas de la ciencia.

Esa cantidad pudo haber sido suficiente para ayudar a la formación de vida, según le dice al portal Live Science Benjamin Hess, estudiante de posgrado en el Departamento de Ciencias de la Tierra y Planetarias de Yale, coautor del estudio.

“Para que se forme vida, solo es necesario que haya un lugar que tenga los ingredientes adecuados“, dijo Hess a WordsSideKick.com, citado en un reportaje de Live Sicence.

“Si de fósforo al año se concentraran en un solo arco de islas tropicales, entonces sí, bien podría haber sido suficiente. Pero es más probable que eso suceda si hay muchos de esos lugares”.

Según Hess, estos hallazgos convierten a los rayos en buenos candidatos para ayudar a entender el origen de la vida en la Tierra.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=PdtPAfO8A2o

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.