Isinbayeva llora por la exclusión de atletas rusos de los Olímpicos tras dopajes
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AFP

Isinbayeva llora por la exclusión de atletas rusos de los Olímpicos tras dopajes

Un informe que señaló la existencia de un sistema de dopaje de Estado en Rusia dejó fuera de los Juegos Olímpicos a deportistas como la doble campeona olímpica de salto con pértiga.
AFP
Por AFP
28 de julio, 2016
Comparte

La sombra del dopaje deja fuera de los Juegos de Río 2016 a atletas rusos como Yelena Isinbayeva, doble campeona olímpica de salto con pértiga o garrocha. 

El miércoles pasado, la atleta lloró en un evento ante el presidente ruso, Vladimir Putin, reclamando que había sido eliminada “groseramente” de los Juegos Olímpicos.

Desde el lujoso palacio del Kremlin, el presidente ruso denunció las exclusiones de atletas rusos, exigidas por el Comité Olímpico Internacional (COI).

Desde su perspectiva, esa determinación sobrepasa el entendimiento, y provocará que los Juegos de Río sean menos espectaculares.

Esas “injustas” exclusiones dieron “una puñalada al deporte mundial en su conjunto”, dijo.

El domingo pasado, atendiendo un estudio sobre dopaje denominado ‘informe McLaren’, el Comité Olímpico Internacional (COI) determinó que no sería suspendido todo el Comité Olímpico ruso (ROC)

Sin embargo, determinó que las distintas federaciones internacionales decidan caso por caso sobre la participación de deportistas rusos, mediante una serie de criterios estrictos.

En el caso de la disciplina de atletismo, sí se determinó que 67 atletas rusos queden fuera, después de que el Tribunal Arbitral del Deporte (TAS) diera la razón a la Federación Internacional de Atletismo (IAAF) sobre la suspensión de la Federación Rusa de ese deporte.

Eso dejó fuera de los juegos a emblemas como la ‘zarina de la pértiga’, Yelena Isinbayeva.

El informe independiente ‘McLaren’, del jurista canadiense Richard McLaren y encargado por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA), puso en evidencia un sistema de dopaje de Estado en el deporte ruso entre 2011 y 2015.

Para que un deportista ruso sea autorizado a participar en los Juegos, el COI fijó tres criterios ineludibles: no haber sido nunca sancionado por dopaje, aunque haya cumplido la pena, no aparecer en el informe McLaren, y poder presentar exámenes antidopaje negativos y creíbles realizados por laboratorios extranjeros.

Más de una decena de federaciones internacionales aún no se han pronunciado, mientras que de los 387 nombres presentados inicialmente por el Comité Olímpico Ruso para Rio, por el momento sólo 279 tienen billete para Brasil.

Otro de los atletas que no podrán competir es el campeón del mundo de 110 metros con vallas, Sergey Shubenkov.

Cinco miembros del equipo de canoa-kayak en línea, entre ellos Alexander Dyachenko, vigente campeón olímpico en K2 200 m, fueron suspendidos. Tres en el pentatlón, entre ellos Ilia Frolov, triple campeón del mundo.

Los campeones olímpicos de voleibol deberán prescindir de Alexander Markine.

Siete nadadores, dos halteras, un luchador y un especialista en vela también fueron privados de Rio.

Pero algunos de los deportistas sancionados quieren recuperar su pasaporte a Rio en el campo judicial. Es el caso de Yulia Efimova, especialista de natación a braza, cuatro veces campeona del mundo. Ella fue la primera en anunciar un recurso ante el Tribunal Arbitral del Deporte (TAS) de Lausana, en Suiza.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Por qué una calle en Carolina del Norte se llenó de banderas mexicanas

La familia Zambrano, de Wilmington, Carolina del Norte, obtuvo una inesperada muestra de solidaridad de sus vecinos después de recibir una nota amenazante contra la bandera mexicana en su porche.
12 de octubre, 2020
Comparte
Casas de Wilmington con banderas mexicanas

Familia Zambrano
Los vecinos de la familia Zambrano se solidarizaron con un emotivo gesto.

La carta estaba dirigida al “jefe del hogar” y en cuatro líneas (cargadas de insultos) expresaba su propósito.

“Cuando hijos de p*** como ustedes izan su m***** de bandera mexicana, eso significa guerra. La segunda enmienda da el derecho y el deber de usar armas para eliminar de mi país a personas como tú y tu familia”.

BAJEN LA BANDERA O SENTIRÁN MI IRA“.

Jessica Zambrano dijo que tuvo que releerla para “no malinterpretar el propósito” de lo que decía.

Pero la carta era muy clara: alguien no estaba de acuerdo con que hubiera una bandera mexicana izada al lado de una estadounidense en la entrada de su casa en Wilmington, Carolina del Norte.

En esa ciudad del sureste de Estados Unidos, donde más del 75% de la población es blanca, menos del 10% de sus habitantes son latinos. El estado ha sido un bastión conservador desde la década de 1960.

La casa de la familia Zambrano.

Familia Zambrano
Jessica Zambrano dice que las banderas frente a su casa están para honrar el origen binacional de su familia.

Los Zambrano son mexicano-estadounidenses y, orgullosos de ello, decidieron mostrarlo en su porche.

Tras conocerse la amenaza, sus vecinos dieron una muestra de solidaridad que llamó la atención en redes sociales y en medios locales y nacionales de EE.UU.

La calle se llenó de banderas mexicanas.

Una casa en Wilmington con una bandera mexicana

Familia Zambrano
Una casa en Wilmington con una bandera mexicana

Familia Zambrano

“Vecinos solidarios, haciéndole saber a esta persona que sus creencias no son bienvenidas aquí. Nos lo expresaron en un momento de necesidad y estamos eternamente agradecidos“, escribió Jessica Zambrano en Facebook.

Investigación en marcha

La estadounidense Jessica Zambrano está casada con Gustavo Zambrano, un hombre originario de Michoacán, México, que tiene la doble nacionalidad.

“Aunque también es ciudadano estadounidense, eso no borra de dónde viene”, explica la mujer en un mensaje con miles de reacciones en Facebook.

“Tenemos una bandera mexicana en nuestro porche. Bueno, a la persona que envió esta carta claramente no le gustó eso. Y sintió que era su ‘deber’ informárnoslo”, añade.

Una casa en Wilmington con una bandera mexicana

Familia Zambrano
Una casa en Wilmington con una bandera mexicana

Familia Zambrano

La Oficina del Alguacil del condado de New Hanover le dijo a BBC Mundo que, tras recibir la denuncia de la amenaza, se inició una investigación junto al Buró Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés) y el Servicio Postal de EE.UU.

Jessica Zambrano le contó a BBC Mundo que la semana pasada habló con un detective: “Todavía están investigando”.

El derecho a tener armas

La Segunda Enmienda de la Constitución de EE.UU., a la que hace referencia la carta, garantiza el derecho de los estadounidenses a poseer y portar armas, pero su significado ha sido motivo de debate durante décadas.

Trump con simpatizantes en Wilmington

Reuters
El presidente Trump estuvo en Wilmington, Carolina del Norte, en septiembre, donde encabezó un mitin. El estado es clave para su reelección.

“Siendo necesaria una milicia bien ordenada para la seguridad de un Estado libre, no se violará el derecho del pueblo a poseer y portar armas“, dice el texto constitucional.

El sentido de “milicia bien ordenada” que procure la “seguridad de un Estado libre” ha sido debatido históricamente entre quienes consideran que es un deber personal cuidar la soberanía de EE.UU., y otros que opinan que eso era reflejo de una época que ha quedado superada.

Una casa en Wilmington con una bandera mexicana

Familia Zambrano

“Debemos exponerlo y enfrentarlo”

Para Zambrano, las “acciones y comentarios” de líderes de EE.UU. en los últimos tiempos han sido “gasolina” para “grupos extremistas que se sienten validados en sus creencias”.

“El racismo y la xenofobia corren por las venas de este país. Están incrustados profundamente en nuestros vecindarios, escuelas, lugares de trabajo, en todas partes. Debemos exponerlo y enfrentarlo”, agregó Zambrano, que considera que el remitente de la carta “no representa a la mayoría de los verdaderos estadounidenses“.

Una casa en Wilmington con una bandera mexicana

Familia Zambrano

Unos días después de su publicación, a comienzos de octubre, la calle donde vive la familia Zambrano se llenó de banderas mexicanas.

“El gran apoyo que recibimos de nuestros amigos y familiares nos dio paz. Nos dio la esperanza de que algún día haya un lugar donde no exista un comportamiento como este. Donde nuestros niños no se sentirán amenazados por el color de su piel, de dónde vienen, el idioma que eligen hablar en público o simplemente por quiénes son”, expresó Zambrano.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=FqPEZGKchE4

https://www.youtube.com/watch?v=CX5AgQ5QDYk

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.